¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

¡Rusos, alégrense! ¡El largamente esperado portal de noticias ‘Meduza’ ha llegado!

Mosaic floor in a tepidarium of the Roman era. Museum of Sousse, Tunisia. Photo by Ad Meskens, CC 3.0.

Piso de mosaico en un tepidarium de la era romana. Museo de Sousse, Túnez. Fotografía por Ad Meskens, CC 3.0.

Un cruce entre un agregador de noticias y la información independiente, Meduza es de lo mejor que ha llegado al periodismo ruso en línea en los últimos tiempos. El interés de este sitio web proviene también del hecho de que ni siquiera tiene base en Rusia: la sede de Meduza está en Riga, Letonia, donde 18 expatriados de Lenta.ru están ahora instalados, luego de haber abandonado sus vidas cosmopolitas en Moscú. El proyecto es creación de Galina Timchenko, ex editor en jefe de Lenta.ru, que perdió su trabajo a principios de este año, luego de publicar demasiadas historias sobre los eventos en Kiev desde la perspectiva de los nacionalistas ucranianos.  

Debido al diseño híbrido de Meduza (agregador y productor de contenidos), la metodología del sitio web ha sido motivo de curiosidad. El cofundador de Meduza, Ivan Kolapkov, habló con RuNet Echo acerca de cómo Meduza produce contenido.

«Медуза» будет агрегировать новости и лучшие тексты на русском языке из самых разных источников — от государственных информагентств и газет до сайтов некоммерческих организаций и блогов (мы будем производить и свой собственный контент). Понятно, что прямой агрегации твитов быть не может — их сложнее всего проверять, они не обладают достаточной полнотой, но не мониторить их нельзя. А вот посты из фейсбука и «Вконтакте» нам, конечно, очень интересны — сами по себе. В некоторых ситуациях это уже готовый продукт.

Статус источника для «Медузы» совершенно неважен. Важны качество и достоверность. В этом, собственно, идея — искать и находить в русском интернете must reads: новости и тексты, без которых нельзя понять, что происходит сегодня в стране и мире.

Meduza agregará noticias y los mejores textos en ruso de todo tipo de fuentes diferentes—desde agencias de noticias y diarios del estado hasta sitios web de organizaciones sin fines de lucro y blogs. (Y produciremos nuestro propio contenido.) Naturalmente, el agregado directo de tuits no es posible; son muy difíciles de verificar y no tienen suficiente contenido en sí mismos, aunque tendremos que monitorearlos también, por supuesto. Y nos interesan especialmente los posts en Facebook y Vkontakte. En algunos casos, estos posts están listos para ser republicados directamente.

La fuente del contenido es absolutamente irrelevante para Meduza. Todo lo que importa es la calidad y la precisión. La idea es buscar y encontrar las “lecturas obligatorias” en la Internet rusa: noticias y textos, sin los que sería imposible entender lo que está sucediendo hoy en Rusia y en el mundo.

Ivan Kolpakov, foto de Facebook.

Identificar las “lecturas obligatorias” es más arte que ciencia y diferencia a Meduza de otros proyectos existentes en RuNet como MediaMetrics.ru y el servicio agregador de tuits de TJournal.ru, que usa algoritmos automáticos para seleccionar los artículos y tuits “más discutidos y compartidos” de la Internet rusa. Kolapkov dice que la metodología de Meduza es brindarle a los lectores un “salario mínimo de información” (una frase que no suena tan bien en inglés como en ruso). 

Это правда должны быть лучшие тексты — эксклюзивы, расследования, аналитика и репортажи, связанные с текущей повесткой; тексты-события, сами формирующие повестку; выдающаяся публицистика. Посмотрели «Медузу» — и знаете, о чем все говорят, и ничего не пропустили.

Esto está limitado a los mejores textos: exclusivas, investigaciones, análisis y reportes ligados a las noticias del día; textos-sucesos que le dan forma a la noticia; y toda pieza periodística extraordinaria. Dele un vistazo a Meduza y se enterará de lo que todos están hablando, sin perderse nada. 

En las primeras 24 horas de existencia Meduza ya tenía su pequeño grupo de seguidores. El proyecto y muchos de los miembros del equipo son extremadamente activos en los medios sociales, especialmente en Instagram, donde publican fotografías de sus oficinas en Riga, ocupadas por un grupo de intrépidos y jóvenes periodistas. A principios de octubre, Sultan Suleimanov, uno de los siete editores de contenido del sitio, publicó un reportaje fotográfico acerca de las nuevas instalaciones de Meduza, donde todos trabajan en computadoras recién desempacadas y brillantes paredes de vidrio separan las oficinas. 

“Estamos tratando de construir una ‘pequeña Moscú aquí,” nos dijo Kolapkov. Hasta ahora, parece que está funcionando. “El equipo ha aceptado el traslado a Riga,” dice. “Si hubiera sido necesario mudarse a, digamos Uzbekistán, creo que tampoco hubiera sido un problema insalvable.”

Letonia se encuentra a más de 500 millas, pero los detractores de Medusa en Moscú ya han comenzado con las descalificaciones. A principios de octubre, el portal de noticias amigo del régimen, Ridus.ru, publicó una historia en la que ataca al proyecto, insinuando que es pro-nazi y que está financiado por el ex oligarca Mikhail Khodorkosvky (que al principio fue un inversor, pero luego se retiró, según Meduza). El artículo de Ridus incluso ha reciclado una broma del bloguero pro-Kremlin Konstantin Rykov, en la que se burla del nombre “Meduza,” que significa “Medusa”, y puede referirse tanto al personaje de la mitología griega o a un animal marino, y según algunos en Internet, designa en el argot ruso las partes íntimas femeninas.

Kolapkov dice que su equipo está preparado para esta clase de acoso, que describe como la llovizna antes de la “tormenta de excremento.” Con fuentes de financiamiento secretas y oficinas fuera de Rusia, Meduza cuenta con una tercera arma para luchar contra la represión que destruyó la independencia de Lenta.ru: está diseñada para aplicaciones móviles en iOS y Android.

En los dos últimos años, el Kremlin ha desarrollado mecanismos cada vez más sofisticados para armar listas negras con los sitios web considerados extremistas o ilegales. Hasta ahora, la lista de sitios de noticias prohibidos es breve, pero Meduza podría quedar en la mira de las autoridades si se convierte en un gran éxito o consigue una exclusiva especialmente trascendental. 

Meduza.io, now up and running.

Meduza.io, ahora en pleno funcionamiento.

Andrei Soldatov, un periodista de investigación ruso y experto en servicios de seguridad, le dijo a RuNet Echo que él no está familiarizado con opciones técnicas para prohibir las aplicaciones móviles en Rusia. “El problema podría solucionarse sólo por ‘medios administrativos,’” dice, “esto significa presión directa en empresas como Apple.”

Pero el Kremlin no necesita enfrentarse directamente a Silicon Valley, agrega Soldatov. Meduza sigue siendo vulnerable a la censura por Inspección profunda de paquete (DPI), que puede afectar a las aplicaciones móviles sin necesidad de actuar contra los administradores de la tiendas de Apple o Google. Interceptar los datos de esta manera, sin embargo, requiere equipos costosos que muchos proveedores de servicios de internet rusos no pueden permitirse actualmente. Incluso si el gobierno ruso decide obligar a los proveedores de internet rusos a invertir en recursos de DPI, existen herramientas especiales, como Psiphon, “desarrollados específicamente para países con régimenes represivos para que aplicaciones móviles, como BBC y Radio Free Europe, estén disponibles,” explica.

Los esfuerzos de los censores rusos para controlar el acceso a Meduza probablemente aumentarán a medida que crezca el interés del público en el proyecto. Por ahora, al menos, el sitio web marcha bien, está bien diseñado para los lectores, aislado de las formas usuales de censura y preparado para hacer olas. 

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.