¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Cuba y Estados Unidos: “un día feliz ha llegado”

Cuba y Estados Unidos restablecieron sus relaciones diplomáticas el pasado 17 de diciembre (Tomado del blog Letra Nueva)

Cuba y Estados Unidos restablecieron sus relaciones diplomáticas el pasado 17 de diciembre. Imagen tomada con permiso del blog Letra Nueva.

 

El pasado 17 de diciembre, cuando los presidentes de Cuba y Estados Unidos anunciaron simultáneamente el inicio del restablecimiento de las relaciones entre ambos países, muchos usuarios cubanos en las redes sociales compartieron la letra de “El día feliz que está llegando”. En 1974, más de diez años después de la ruptura de las relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos, el trovador cubano Silvio Rodríguez escribió: “Se está arrimando un día de sol/ un día de duendes en añejo/ se acerca un pájaro feroz/ zumbando al goce de tu olor/ se acerca un tiempo de conejos”. 

A pesar del antagonismo político entre ambas naciones, el “tiempo de conejos” vaticinado por Silvio Rodríguez resumía de una manera inexplicable las emociones de un importante sector de los once millones de cubanos residentes en la isla y de los casi dos millones dispersos por motivos políticos y económicos en diferentes ciudades del mundo.

En abril de 2011, una joven bloguera, periodista y profesora de la Universidad de La Habana compartía en su blog “El aguacero”: “un amigo de los mejores se va de Cuba”. Su amigo le había dicho un día, “hace muchos años, que la gente que se va, se muere...”. Esta sensación de pérdida, de desgarramiento provocado por la emigración, ha sido un tópico recurrente en la blogosfera cubana: “Con el tiempo voy entendiendo cómo se van rompiendo lazos y la vida sigue irrespetuosa, y la gente se aleja y se aleja y se aleja…”, explica la autora.

Sin embargo, este 17 de diciembre provocó también sensaciones de euforia y cercanía que algunos agrupan tras la frase: “después de hoy, ya nada volverá a ser igual”.

Mucho antes de que hayan sido implementadas las primeras medidas de la nueva hoja de ruta trazada desde la Casa Blanca para “confraternizar y empoderar al pueblo cubano”, la principal transformación ha ocurrido, a juicio del periodista cubano Carlos Manuel Álvarez, “en nuestra psique”. “No estamos ante un hecho que redireccionará solo nuestra realidad económica o cultural o social, que ya es bastante, sino ante un hecho que nos obligará a renovar nuestro lenguaje, las palabras que solemos usar, los conceptos en que nos fuimos acomodando como pueblo”, apunta Álvarez.

Memes publicados en las redes sociales que apuntan a la transformación del discurso oficial cubano (Tomado del blog Negra cubana tenía que ser)

Memes publicados en las redes sociales que apuntan a la transformación del discurso oficial cubano. Tomado con permiso del blog Negra cubana tenía que ser.

Esta renovación viene también acompañada de cierto desconcierto, que se expresa, en algunos casos, en graciosos memes que inundan las redes sociales y, en otros casos, en preguntas que apuntan hacia el camino futuro. “¿Qué pasa cuando toda una vida has tenido un ‘enemigo’ al que enfrentarte y este de pronto deja de ser ‘enemigo'?”, cuestiona Sabdiel Batista. 

De acuerdo con Álvarez, en primer lugar, “tendremos que seguir gestionando nuestra independencia, pero ahora con los estadounidenses en el tablero (lo cual, además de ineludible, vuelve la empresa más compleja e interesante y conlleva a la única cuestión que verdaderamente nos puede medir como pueblo y es si, a pesar de todo, estamos preparados para ello)”.

En la transformación de la realidad cubana que ocurrirá en lo adelante, Rafael González añade que “los ciudadanos cubanos tendremos que tomar parte (…) no como meros espectadores, sino como los (…) que van a estar aquí sufriendo y gozando una realidad que en este minuto no me atrevo ni a sospechar”.

Dentro de este grupo de ciudadanos, Cuba deberá comenzar a incluir de una manera más activa su emigración, cuyas remesas constituyen la segunda fuente de ingreso más importante del país. Desde Alta Gracia, en Argentina, Alberto Manuel Pacheco refiere la necesidad de aumentar los niveles de tolerancia e inclusión políticas. “Queremos ver una patria feliz, próspera y donde quepamos todos aunque vivamos en 200 países”, señala. Y añade:

Sé que puedo sonar ingenuo pero al menos este (…) cubano se cansó de leer sobre escorias, castristas, gusanos, disidentes y de ofensas mutuas. De ahora en adelante solo serán cubanos. No importa si son extrema derecha o izquierda o si son anarquistas, todos tenemos nuestro papel y nuestro lugar por derecho natural en eso que llamamos nación. Será muy duro lograrlo pero con el primer paso se hace más cercano el futuro, añade.

La actitud de diálogo entre ambos gobiernos sienta las bases para que “podamos vivir en paz como los vecinos que somos, y que siempre pesen más el respeto mutuo y las admiraciones de pueblo a pueblo, que las diferencias que sin dudas también tenemos (…) Un día feliz ha llegado”, concluye Silvio Rodríguez desde su blog.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.