- Global Voices en Español - https://es.globalvoices.org -

Drones sobrevuelan centrales nucleares en Francia generando preocupación

Categorías: Europa Occidental, Francia, Activismo digital, Ciencia, Economía y negocios, Gobernabilidad, Medio ambiente, Medios ciudadanos
La carte de France du nucléaire - via Greenpeace [1]

Mapa de plantas nucleares francesas. Greenpeace.

Al menos 19 drones [2] han sido vistos en los últimos meses sobrevolando plantas nucleares en Francia. Hasta ahora, nadie se ha adjudicado responsabilidad por esos vuelos. La empresa de electricidad francesa EDF afirma [3] que los drones no implican riesgo para el equipo ni para el funcionamiento de la planta pero muchos en la nación continúan preocupados.

Con 58 reactores nucleares repartidos en más de 19 centrales [4], Francia es el principal usuario de energía nuclear en Europa [5] y el segundo a nivel mundial, después de EE. UU. 

En un post publicado en el sitio web Géneration NT, Jérôme G. brinda algunos detalles [6] sobre el asunto:  

Les drones de loisir permettent de prendre des images saisissantes à basse altitude [7]. C'est un spectacle de nature bien différente lorsque des drones survolent des centrales nucléaires, d'autant qu'il pose la question de la sécurité. Avec la peur ambiante du terrorisme, la crainte que des drones porteurs de charges explosives survolent de tels sites sensibles n'est pas loin.
Depuis le début du mois d'octobre, les équipes de surveillance de EDF ont repéré les survols de sept centrales nucléaires par des engins dits assimilables à des drones. La France compte 58 réacteurs nucléaires répartis sur 19 centrales [8].

Parfois le même jour, les centrales survolées ont été celles du Blayais (Gironde), Bugey (Ain), Cattenom (Moselle), Chooz (Ardennes), Gravelines (Nord), Nogent-sur-Seine (Aube), ainsi que la centrale en déconstruction de Creys-Malville (Isère).

Los drones recreativos permiten a los usuarios tomar imágenes espectaculares a baja altura [7]. Es otra historia, sin embargo, cuando los drones vuelan sobre centrales nucleares, especialmente porque surgen preguntas acerca de la seguridad. Con las preocupaciones acerca del terrorismo siempre presentes, el temor de que drones con artefactos explosivos podrían sobrevolar tales sitios no está lejos.

Desde principios de octubre, los equipos de vigilancia de EDF han observado artefactos que parecen drones sobrevolando siete plantas nucleares. Francia tiene 58 reactores nucleares distribuidos en 19 centrales [8]

Las plantas que los drones sobrevolaron son: Blayais (en el departamento de Gironde), Bugey (en Ain), Cattenom (en Moselle), Chooz (en Ardennes), Gravelines (en Nord), y Nogent-sur-Seine (en Aube), así como también la planta que está siendo desmantelada en Creys-Malville (en Isère). En ocasiones los incidentes ocurrieron el mismo día.

Los drones han eludido con éxito todas las defensas de las centrales de energía. EDF también informa una cantidad de vuelos de drones que difiere de la reportada por Greenpeace. Pascal Riché, co-fundador de rue89.nouvelobs.com [9], señala:

EDF cite sept centrales survolées:

  • Creys-Malville (Isère) ;
  • Gravelines (Nord) ;
  • Cattenom (Moselle) ;
  • Blayais (Gironde) ;
  • Bugey (Ain) ;
  • Chooz (Ardennes) ;
  • Nogent-sur-Seine (Aube).

Selon Greenpeace, trois autres sites sont impliqués :

  • le CEA à Saclay (Essonne) ;
  • la centrale nucléaire de Fessenheim (Haut-Rhin) ;
  • le site d’Areva de Pierrelatte, dans le complexe de Tricastin (Drôme).

EDF enumera las siete centrales que los drones sobrevolaron:

  • Creys-Malville (Isère)
  • Gravelines (Nord)
  • Cattenom (Moselle)
  • Blayais (Gironde)
  • Bugey (Ain)
  • Chooz (Ardennes)
  • Nogent-sur-Seine (Aube)

Greenpeace informa que estas tres también han estado involucradas: 

  • CEA en Saclay (Essonne)
  • la central nuclear en Fessenheim (Haut-Rhin) 
  • la planta en Areva de Pierrelatte, sita en el complejo Tricastin (Drôme)
La centrale de Fessenheim CC BY 20 [10]

Central nuclear de Fessenheim en Francia – vía Wikipedia – CC BY 20

Greenpeace ha protestado en Europa en numerosas ocasiones en el pasado. En 2012, la organización hizo que un dron sobrevolara una central nuclear en La Haya y un paramotor tripulado la central nuclear de Bugey en Francia, con la intención de desacreditar [11] las afirmaciones públicas de EDF y de las autoridades francesas acerca de que las plantas no son una amenaza para los seres humanos.

Greenpeace niega haber tenido participación en el más reciente incidente con drones, no obstante, le recordó al público en numerosos comunicados de prensa [12] que siempre actúa abiertamente y asume responsabilidad por sus actos.

El 24 de noviembre de 2014, Greenpeace le encargó a una empresa británica un informe confidencial [13] acerca de las vulnerabilidades de las centrales nucleares francesas— a los ataques e incursiones de drones. Greenpeace afirma haber enviado copias del informe a las autoridades estatales de Alemania, Bélgica y Luxemburgo.

Audrey Oeillet, una periodista que se autodescribe ante todo como una “geekette”, escribió [13] acerca del informe para clubic.com, donde los lectores dejaron numerosos comentarios. Un lector, “ManuKey,” felicitó [13] a Greenpeace:

Une fois de plus, bravo à Greenpeace pour avoir soulevé cette question!

¡Una vez más, bravo Greenpeace por haber planteado esta pregunta!

Otro lector, Lotre09, no ocultó su desagrado por Greenpeace, diciendo con ironía [13]:

Greenpeace une bande de cons qui grace au nucleaire peuvent se rechauffer et avoir de la lumiere et qui peuvent dire merci aux sociétés petroliere pour mettre de l'essence dans les bateaux et zodiac… me feront toujours rigoler les ecolos par l'hypocrisie qu'ils possedent

Greenpeace una banda de tontos que—gracias a la energía nuclear—puede tener luz y calefacción. Ellos tienen que agradecer a las empresas petroleras por el combustible para sus barcos y sus lanchas zodiac… esos fanáticos ecologistas siempre me hacen reír con su hipocresía.

Un post en generation-nt.com también generó numerosos comentarios de los lectores. Karine, una lectora de resistanceauthentique.wordpress.com, se sorprendió [14] de que pese al poder militar y tecnológico del país, drones anónimos fueran capaces de burlarse de las centrales nucleares francesas:

Cela étonne qu’avec nos moyens actuels les forces militaires ne puissent détecter ces drones ? Moi pas, les budgets de ces corps de métier sont en baisses et pas qu’un peu, chaque peloton exécute des ordres et même si l’ordre de tirer à été donné cela reste à vérifier.

Pas sûr non plus qu’il y ait beaucoup de détecteurs de drônes. Alors des gendarmes qui patrouillent quotidiennement pour la surveillance de ces sites nucléaires, oui, mais maintenant je ne vois pas trop en quoi cela va permettre de partir à leur chasse que ce soit de ces objets volants ou des propriétaires.

¿No es sorprendente que, con todos los medios modernos, nuestras fuerzas militares no pueden rastrear esos drones? El presupuesto para estos cuerpos de defensa está disminuyendo—y no sólo un poco. También hay un exceso de burocracia incluso con las maniobras de rutina. 

Tampoco está claro si hay muchos detectores de drones. Seguro, tenemos policías que patrullan todos los días como parte de las medidas de vigilancia en las centrales nucleares, pero realmente no puedo ver cómo eso va a permitir que ellos puedan cazar esos objetos voladores—o a sus dueños.  

HARFANG Drone in France via Calips on wikipmedia commons - CC-BY-3.0 [15]

Dron HARFANG en Francia vía Calips en wikipmedia commons – CC-BY-3.0

El 5 de noviembre, Rémi Barroux [16] y Audrey Garric [17] publicaron como co-autores un artículo [18] en Le Monde, “¿Qué amenazas plantean los drones para las centrales nucleares?”.

Los lectores dejaron comentarios interesantes, algunos de los cuales fueron bastante alarmantes. Uno de los comentarios dice [18]:

Je travail dans la sécurité informatique. Un drone peu très bien avoir été envoyé dans l'unique but de déposer au sol une clé usb dans laquelle se trouve un virus. Quiconque trouvera la clé peut la prendre et potentiellement infecter la central.

Trabajo en seguridad informática. Un dron puede muy bien haber sido enviado con el único propósito de lanzar una llave USB con un virus. Cualquiera que encuentre esa llave podría tomarla y posiblemente infectar la central.

Otro lector, Pierre Guillemot, describe su experiencia personal [18] que es mucho menos divertida:

Témoignage personnel: je suis entré en voiture dans la centrale de Saint-Laurent-des Eaux près d'Orléans, au mois de juin vers 20h (de jour). J'ai franchi 3 postes de garde déserts, barrière relevée. Arrivé près des réacteurs, j'ai garé ma voiture. Un agent en uniforme m'a demandé de la déplacer car elle était sur un emplacement réservé. Je me suis promené à pied. Comme l'heure s'avançait, je suis ressorti. Personne ne m'a posé de questions. Certes, c'était l'été 2001. Sécurité ?

Testimonio personal: un día en junio alrededor de las 8 pm ingresé en la central de Saint-Laurent-des Eaux cerca de Orleans. Pasé por 3 puestos de vigilancia desiertos con las barreras levantadas. Me acerqué a los reactores y estacioné mi auto. Un agente de uniforme me pidió que lo moviera porque era un estacionamiento reservado. Di varias vueltas caminando. Se hizo tarde por eso me fui. Nadie me hizo preguntas. Fue en el verano de 2001…¿Cuál seguridad?

En un comunicado de prensa, con fecha del 3 de noviembre de 2014 [19], la Secretaría General de Defensa y Seguridad Nacional, un servicio que reporta directamente al Primer ministro, anunció que el gobierno no emitirá ninguna declaración detallada acerca de los dispositivos de vigilancia, detección o medidas de protección vigentes en las centrales de energía nuclear debido a su carácter confidencial. Sin embargo, un activista de Greenpeace recientemente pudo fotografiar [20] un radar de alta tecnología ubicado en las cercanías de dos centrales de energía nuclear en Francia. Este artefacto, según los expertos, es la única clase de equipo capaz de detectar drones.