¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Los hinchas del equipo de fútbol egipcio Zamalek y la reciente tragedia en el estadio

This photograph showing police shooting at a crowd outside the football stadium went viral in the hours following the carnage. Source: Twitter

Esta fotografía, que muestra a la policía disparando contra una muchedumbre fuera del estadio de fútbol, se volvió viral en las horas posteriores a la matanza. Es una instantánea de este vídeo, que muestra cómo la policía atacó a los aficionados. Fuente: Twitter

Al menos 25 hinchas del equipo de fútbol egipcio Zamalek murieron de forma violenta frente al Estadio de la Defensa Aérea en el distrito de Ciudad Nasr, en El Cairo, donde estaba comenzando un partido de fútbol entre los equipos Zamalek y ENPPI.

Los “Caballeros Blancos Ultras”, un grupo de hinchas del Zamalek, y el Ministerio del Interior egipcio se lanzaron a Facebook para publicar versiones opuestas de los acontecimientos.

En Facebook, la página oficial de los Caballeros Blancos Ultras comenzó a publicar actualizaciones sobre los eventos a las 5:56 p.m. con un mensaje que decía: “Última hora/El ministerio de interior comienza a disparar gas frente al Estadio de la Defensa Aérea y hay muchos casos de desmayos y asfixia”.

Aproximadamente 40 minutos más tarde, los Ultras anunciaban que habían recibido informes de “la muerte de mártires”.

A las 6.53 p.m., la página oficial de Facebook del Ministerio del Interior publicó un comunicado afirmando que un gran número de hinchas del Zamalek llegó al Estadio de Defensa Aérea sin entradas para el partido e intentó asaltar las puertas por la fuerza, y se llamó a las fuerzas de seguridad para evitar que los aficionados dañasen la propiedad del estadio. El Ministerio luego hizo un llamamiento a los aficionados a seguir las reglas y normas para asistir a los partidos.

A las 7.19 p.m., se publicó en la página una fotografía del pasillo en forma de jaula de acero por el que los aficionados tenían que pasar, antes de que se derrumbara. Minutos más tarde, también se publicaron fotos de lo que parecían ser víctimas mortales de los acontecimientos.

A las 7.45 p.m., los Ultras informaron que el número de muertos había llegado a cinco. Momentos más tarde, las fotografías de portada y perfil de la página se cambiaron a negro liso.

Los Ultras publicaron dos fotografías de una lista con 22 nombres de personas que se afirmaba habían sido asesinadas hasta las 09:52 p.m. A las 12.07a.m., el número de muertos había llegado a 28

A las 10.16 p.m., el Ministerio del Interior publicó otro comunicado en su página de Facebook afirmando que el número de aficionados sin entradas que se había reunido a las puertas era superior a 10.000, y que intentaron abrirse paso y saltar la valla. Decenas de ellos resultaron heridos, y los heridos fueron trasladados a hospitales cercanos, según el comunicado. La declaración continuaba:

“The forces dispersed them. They [the fans] then moved to the road leading to the stadium and blocked both ways of the traffic, forced the vehicle that was carrying the Zamalek Sports Club players to stop, prevented it from reaching the stadium, and set fire to one of the police cars. They have been dispersed, and the players’ and the coaching staff's arrival at the field has been secured. We have heard reports of cases of fatalities among the injured due to the stampede; the public prosecution has been informed and the completion of the investigation process is underway.”

“Las fuerzas los dispersaron. Ellos [los hinchas] luego fueron hacia la carretera que conduce al estadio y bloquearon ambos sentidos del tráfico, obligaron al vehículo que transportaba a los jugadores del Zamalek Sports Club a parar, impidiendo que llegase al estadio, e incendiaron uno de los coches de la policía. Han sido dispersados y se ha asegurado la llegada al campo de los jugadores y del cuerpo técnico. Hemos recibido informes de casos de muertes entre los heridos debido a la estampida; la fiscalía ha sido informada y se ha puesto en marcha el proceso de investigación”.

La página de aficionados del Zamalek calificó el suceso de “masacre planificada”, señalando que la “jaula de acero” ─en referencia a un estrecho corredor de acero que la muchedumbre tenía que atravesar para entrar al estadio─ se instaló un día antes del partido. La página también afirmaba que Mortada Mansour, el presidente del Zamalek Sports Club, había comprado todas las entradas para el partido en cooperación con el Ministerio del Interior.

Un vídeo que se ha difundido entre los usuarios de medios sociales egipcios muestra los primeros momentos del incidente. Se puede ver una gran multitud de aficionados esperando entrar al estadio. Un grupo de fuerzas de seguridad bloquea la entrada al estadio. Se pueden oír voces entre la multitud gritando: “¡La gente está muriendo!”. Las fuerzas de seguridad no se mueven. Después de aproximadamente un minuto y medio, una voz cerca de la cámara grita : “¡La gente está muriendo! ¡Abran! ¡La gente está muriendo!” Momentos más tarde, el enjaulado corredor de acero se derrumba sobre los que estaban dentro bajo el peso de un número de personas que se habían subido encima. Entonces se ve a las fuerzas de seguridad retroceder ligeramente y levantar sus porras cuando parte del público comienza a extenderse. El vídeo luego muestra un vehículo blindado acercándose a la zona y lanzando gases lacrimógenos contra la multitud.

En otro vídeo publicado en YouTube, se ve a la policía disparar lo que parece ser una ronda de perdigones contra la multitud:

Los Caballeros Blancos Ultras

El grupo de ultras del Zamalek Sports Club, los “Caballeros Blancos Ultras”, se estableció el 17 de marzo 2007, según su página oficial de Facebook. Las declaraciones del grupo sobre el deporte, los anuncios de ropa deportiva para los hinchas y los graffiti componían la mayoría de las actualizaciones de la página. El grupo anunció en numerosas declaraciones que no tiene nada que ver con la política y permite a sus miembros participar en actividades políticas, siempre que no utilicen el nombre del grupo al hacerlo. Sin embargo, algunas de sus mercancías y graffitis muestran la convicción propalestina y panárabe del grupo. Los temas en su página de SoundCloud incluyen canciones de temática panárabe, antipolicía y prorevolucionaria que han producido ellos mismos.

A pesar de la oficial postura neutral del grupo en política, dos de sus miembros fueron asesinados durante la revolución del 25 de enero que derrocó al expresidente Hosni Mubarak en 2011.

Mortada Mansour

El actual presidente de la junta directiva del Zamalek Sports Club, Mortada Mansour, ha sido una figura polémica en el ámbito político y la industria del deporte en Egipto. Exjuez y miembro del Parlamento durante el mandato del expresidente Hosni Mubarak, ha sido considerado por muchos partidario del régimen de Mubarak y uno de sus vestigios. Durante la revolución, se unió a los manifestantes proMubarak en la plaza Moustafa Mahmoud de El Cairo, donde elogió al expresidente.

Durante las últimas elecciones presidenciales en Egipto, Mortada Mansour anunció que no iba a presentarse como candidato después de haber dicho previamente a sus partidarios que tenía previsto hacer campaña. Durante una rueda de prensa, afirmó que había tenido un sueño en el que aparecían dos oficiales militares y esto lo llevó a cancelar su candidatura.

En agosto del año pasado, Mortada Mansour sobrevivió a un intento de asesinato. Posteriormente declaró que miembros de los Caballeros Blancos Ultras fueron los responsables, además del hijo del derrocado presidente Mohamed Morsi.

En octubre, los Caballeros Blancos Ultras publicaron un vídeo en su página de YouTube que muestra a uno de sus miembros acercándose a Mortada Mansour por detrás y dándole una palmada en la nuca ─ un insulto en la cultura egipcia. Otro miembro del grupo se acerca por delante y le arroja lo que el grupo afirmó ser una bolsa de orina.

Los medios sociales y la “masacre del Estadio de la Defensa Aérea”

Muchas personalidades egipcias se lanzaron a Twitter para expresar su indignación. Cuando el número de muertos había llegado a 20, el redactor jefe del periódico egipcio ElMasryoon, Gamal Soltan, escribió:

La sangre sagrada que es más sagrada que la Santa Kaaba se ha vuelto, en Egipto, más barata que una entrada de fútbol. Ay del país en el que la sangre se vuelve así de barata. – 20 muertos.

El Dr. Saif Abdel Fattah, profesor de ciencias políticas en la Universidad de El Cairo, escribió:

En todos los países del mundo, quien no posee una entrada no asiste al partido…excepto en Egipto, ¡donde lo matan!

En respuesta al comunicado del Ministerio del Interior, el activista de derechos humanos egipcio Sherif Azer escribió:

Disparan gases [lacrimógenos] y perdigones y la gente, mientras huye, se pisotean unos a otros, así que te dirán que “no hay indicios de perdigones o asfixia”. Esto es un crimen perfecto.

En un tuit sarcástico escribió:

El que comete un crimen horrible e inhumano, como entrar a un partido sin entrada, debe ser castigado inmediatamente con la ejecución sumaria.

El activista político y poeta Abdul Rahman Yusuf tuiteó:

Juro por Dios Todopoderoso que nos vengaremos de todos ustedes…no importa cuánto tiempo sea necesario…y no importa cómo intenten escapar, su destino es la represalia, ¡asesinos!

El político egipcio y excandidato a la presidencia Abdel Meniem Abolfotoh dijo que el ministro del Interior, Mohamed Ibrahim, es directamente responsable de lo ocurrido, y que el presidente egipcio Abdelfattá al Sisi tiene una responsabilidad política por las muertes.

Mi más sentido pésame a las familias de los mártires de los hinchas del Zamalek en su gran aflicción. El presidente al Sisi es políticamente responsable y el ministro del Interior es responsable directo. La rendición de cuentas es un imperativo.

Gamal Eid, abogado egipcio y defensor de la libertad de expresión, comparó el comunicado oficial del Ministerio del Interior con comunicados de otros países con respecto a eventos similares.

En todos los países del mundo, siempre que se produce un crimen, la declaración es:
La policía realizó esfuerzos para proteger a las víctimas.
En Egipto: La policía no mató.

Posteriormente sugirió que el incidente pudo haberse preparado para encubrir una reciente presunta filtración en la que el presidente egipcio al Sisi se burlaba de los países del Golfo.

Encubrir un escándalo con un crimen [Filtraciones de la oficina de el Sisi] [masacre del Estadio de la Defensa Aérea]
Y encubrir el crimen con un escándalo,
Y encubrir el escándalo con un crimen,
Y encubrir el crimen con un escándalo.

Con anterioridad, Egipto había sido testigo de un incidente similar relacionado con el fútbol en febrero de 2012, cuando la violencia entre hinchas de dos equipos de fútbol resultó en la muerte de 74 personas.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.