¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La diplomacia digital de EE. UU. en Rusia después de Michael McFaul

Michael McFaul, left, and Vladimir Putin, right. Images edited by Kevin Rothrock.

A la izquierda, Michael McFaul. A la derecha, Vladimir Putin. Imágenes editadas por Kevin Rothrock.

El embajador estadounidense en Rusia, Michael McFaul, se la ha jugado en Internet. A lo largo de sus dos años como el norteamericano más importante de Moscú, McFaul solía tuitear, publicar en Facebook y bloguear en LiveJournal.

Sus comentarios abarcaban tanto su vida profesional como personal y no perdía una oportunidad de interactuar con su público en la red, ni siquiera cuando esto significaba una guerra en Twitter con el Ministro ruso de Asuntos Exteriores o discutir su vida personal y cultura norteamericana con seguidores de Siberia.

De una forma u otra, McFaul se convirtió en la cara que representó los intentos de la Secretaria de Estado Hillary Clinton para actualizar el sistema de gobierno al siglo XXI adquiriendo estrategias de diplomacia digital.

Foreign Policy incluyó a McFaul entre los “100 Twitterati” del 2013, Medialogia lo calificó como el décimo bloguero más citado en RuNet en 2012 y la revista oficial que el Departamento de Estado publica una vez al mes escribió un artículo sobre su actividad en las redes sociales que ocupó la portada.

Sin embargo, en febrero de 2014, McFaul renunció a su puesto debido al empeoramiento las tensiones entre EE. UU. y Rusia y volvió a Stanford, donde continuó con su carrera docente y con sus estudios.

Washington lo sustituyó por John Tefft, un diplomático de carrera que anteriormente había trabajado como embajador en Ucrania, Georgia y Lituania.

Tras la llegada de Tefft a Moscú en setiembre de 2014, la presencia de Spaso House en Internet ha sufrido un cambio para reflejar la personalidad de su nuevo jefe.

A diferencia de McFaul, el embajador Tefft no tiene cuenta ni en Twitter ni en Facebook.

En su lugar, la representación de la embajada en estas redes sociales se lleva a cabo principalmente en cuentas estándares de la organización: @USEmbRu en Twitter y la página de la embajada estadounidense en Moscú de Facebook.

En ambas cuentas se publica contenido de forma regular con un alcance más diplomático, como este tuit, y solo interactúa con sus seguidores de forma ocasional.

Feliz año nuevo a Rusia de parte del embajador de EE. UU. John Tefft.

A pesar del cambio de tono después de la salida de McFaul, la embajada estadounidense ha hecho algún que otro despliegue de diversión, como cuando respondió a los “Me gusta” de Konstantin Rykov y Anton Korobkov, dos blogueros partidarios del Kremlin; o como en diciembre de 2014, por ejemplo, cuando @USEmbRu se burló de la decisión de Rykov cuando este le bloqueó en Twitter.

Rykov cambió de idea rápidamente y @USEmbRu también hizo una broma al respecto.

¡Bien!

También en diciembre @USEmbRu retuiteó varias publicaciones (incluyendo la que se muestra a continuación) satirizando la campaña de Korobkov para que restablecieran su cuenta de Twitter, que fue cerrada por publicar amenazas de muerte contra un político ucraniano. (Al final, Twitter cedió y reabrió la cuenta de Korobkov).

Ese momento en el que tienes 100.000 seguidores, pero solo hay ocho personas que te apoyan porque todos los demás son bots.

@USEmbRu a veces retuitea publicaciones de temas políticos que suelen crear polémica en las redes sociales. Como era de esperar, en los últimos meses estos retuits han estado a menudo relacionados con lo ocurrido en Ucrania.

@WBStevens, el portavoz de la embajada, también se suma a la presencia en Twitter aportando su toque personal, interactuando con los seguidores y publicando contenido político más provocador y bromista, como este tuit:

En [el mercado de] Izmailovo. 2.000 rublos ($30). No tengo palabras. Sin comentarios.

A pesar de parecerse a McFaul en algunas cosas, @WBStevens solo tiene 1.500 seguidores (@McFaul se acerca a los 100.000). Steven no es el embajador, al fin y al cabo.

La embajada actualiza varias cuentas en otras redes sociales además de las de Twitter y Facebook.

El blog “Embassy Voices” de LiveJournal muestra entradas que abarcan desde un artículo de un becario de la embajada sobre fútbol americano hasta la promoción de un grupo de pop/rock norteamericano de gira en Rusia o una publicación del Cónsul General de Vladivostok sobre las ciudades del siglo XXI.

La página de la embajada en VKontakte se parece bastante a la página de Facebook. En algunas publicaciones de Instagram comparten fotos como las de las decoraciones navideñas en Spaso House.

Sin embargo, el embajador Tefft sí que utiliza una plataforma de forma personal: bloguea en LiveJournal.

Desde que llegó a Moscú en setiembre de 2014, Tefft ha hecho diez publiaciones que muestran un comedido estilo diplomático.

En varias entradas, Tefft cuenta como ayudó a traer unas estatuas de bronce con forma de pato al parque de Moscú, comparte reflexiones sobre la tradición norteamericana del día de Acción de Gracias, así como la receta de su mujer para la cena, y publica opiniones sobre asuntos de interés mundial como la lucha contra el VIH y el sida y la corrupción.

En un artículo publicado en noviembre, Tefft relata una visita al Teatro Bolshoi y habla de cómo la cultura y el ballet ayudaron a construir un puente entre el pueblo norteamericano y el pueblo ruso durante la Guerra Fría, antes de concluir lo siguiente:

Независимо от того, какие проблемы разделяют наши правительства, я думаю, что русские и американцы едины в своей любви к красоте балета, которая отражает наши общие человеческие переживания языком танца и музыки.

Independientemente de los problemas que separan a nuestros gobiernos, creo que los rusos y los norteamericanos están unidos por su admiración por la belleza del ballet, que refleja las experiencias humanas compartidas a través del lenguaje de la danza y la música.

En resumen, mientras que Spaso House no rechaza la diplomacia digital bajo el mando del embajador Tefft, el revuelo surgido en Internet en Rusia por el embajador McFaul parece haberse disipado en gran medida.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.