¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

En muchos lugares del mundo los apagones son parte de la vida cotidiana

A birthday party by candlelight in Tanzania. Photo by Pernille Baerendsten, used with permission.

Fiesta de cumpleaños en una parte del pueblo en Njombe, al sur de Tanzania. El pueblo carece de suministro eléctrico estable. Fotografía de Pernille Baerendsten, tomada con permiso.

Esta historia fue compilada y editada por Georgia Popplewell, Ellery Roberts Biddle, y la comunidad de Global Voices.

Los cortes de energía son acontecimientos tan raros en las grandes ciudades, que cuando el suministro de energía permaneció interrumpido durante 13 horas en 1965 en Nueva York se convirtió en tema de una película de Hollywood. El 27 de marzo, la estación de radio NPR estadounidense junto con historias de los ataques aéreos de Yemen, los bloqueos relacionados con el Ébola en Sierra Leona y la política de salud en los EE.UU., dedicó 30 segundos de su noticiero matutino al corte de energía que ocurrió en Amsterdam. 

Para ser justos con la NPR y Amsterdam, el corte de luz, que duró 90 minutos, fue altamente perjudicial y obligó al desvío de los vuelos del cuarto aeropuerto más grande de Europa. Sin embargo, en muchos países alrededor del mundo, los cortes de energía caen en la categoría conocida como “perro muerde a un hombre” o sucesos ordinarios: Esos que difícilmente se conviertan en noticia. Se producen con tanta frecuencia que la vida diaria se ha terminado adaptando.

Las luces se apagan, las bombas hidráulicas dejan de funcionar y el sistema de control de la temperatura también. Y si eres como nosotros, si estás helándote en Ucrania o hirviendo en Bangladés, tu Internet probablemente también deje de funcionar.

En respuesta a la historia de Amsterdam, los miembros de la  comunidad de Global Voices compartieron sus anécdotas (y algunas risas) sobre la situación de suministro de energía eléctrica en sus países. Más de la mitad de los que intervinieron habían experimentado un corte de luz 48 horas antes de nuestra conversación.

Un autor  de Egipto con picardía señaló que su ciudad de Minya, Egipto estaba en medio de un corte cuando el mensaje llegó: “¡Estamos atravesando uno en estos momentos!” escribió: “Estoy sentado en la oscuridad ahora, esto es realmente divertido”.

El mapa de arriba creado por el director de Rising Voices, Eddie Avila, muestra la lista completa de las respuestas de todo el mundo. Aquí están algunos ejemplos: 

A friend in Tanzania presses a garment with a hot coal iron, in lieu of an electric one. Photo by Pernille.

Planchado de ropa en el Sur de Tanzania con plancha a carbón, más barato y confiable que un motor eléctrico. Fotografía de Pernille Baerendtsen.

Editor del Sur de Asia, Rezwan,
Ubicación: Dhaka, Bangladés
Habitantes: 15 millones
Último corte de luz: Hoy a las 3:00 pm hora de Bangladés (hace aproximadamente 4 horas y media)
Frecuencia de cortes eléctricos: Dos  o más veces por semana. 
Efectos en la vida cotidiana:
“Permanecer adentro se vuelve insoportable debido al clima cálido.” 

Autor, Nihan Guneli
Ubicación: Estambul, Turquía
Habitantes: Más de 18 millones
Último corte de luz: Ayer
Frecuencia: Casi diariamente
Efectos en la vida cotidiana:
“Si no tienes un generador, básicamente no puedes trabajar.”

Autor, Islam Sayed Abdul Wahab
Ubicación: Minya, Egipto
Habitantes: 4 millones
Último corte de luz: Hoy –¡Estamos atravesando uno ahora!
Frecuencia de cortes eléctricos: 2-3 horas por día.
Efectos en la vida cotidiana: “También nos quedamos sin agua, ya que aquí muchas casas y departamentos dependen de la bomba hidráulica para tener agua. También los hospitales y las redes móviles a veces pierden potencia. 

Quiosco que ofrece bebidas frías en Jinja, Uganda. Esto es común en toda la región donde no hay acceso regular a electricidad o refrigeración. Fotografía de Pernille Bærendtsen.

Autora, Annie Zaman
Ubicación: Faisalabad, Pakistan
Habitantes: 3-4 millones
Último corte de luz: Hoy a las 5:15 pm 
Frecuencia: La electricidad va y vuelve 12 horas al día.
Efectos en la vida cotidiana: “Esto afecta a todo, desde el suministro de agua hasta los cargadores de la cámara y el teléfono.

Algunas  familias  pueden costear el  uso de UPS o generadores de combustible (sobre todo a base de gas natural), que suma contaminación acústica. Ya  siento que he empezado a hablar más alto (desde que volví a Pakistán)”.

Autora, Marie Bohner
Ubicación: Estrasburgo, Francia
Habitantes: 276,750
El último corte de luz: Parece que el último “grande”. (“grande” significa que mereció un pequeño artículo en la prensa local) afectó a un barrio específico de Estrasburgo en setiembre de 2014. Duró 3 minutos y no tuvo gran impacto ya que la mayoría de los edificios tienen un sistema de energía de emergencia en caso de corte de luz. Tengo que admitir que según recuerdo nunca tuve que sufrir un corte de luz en  Estrasburgo.
Frecuencia: Casi nunca
Efectos en la vida cotidiana: “No puedo decir que soy afectada de alguna manera por verdaderos cortes de energía en Estrasburgo.

Casi todos los que escribieron se lamentaron por los efectos en el trabajo y en la tecnología, de los costos de mantener un suministro de energía de respaldo y de los regulares desafíos de almacenar y calentar agua para uso diario. La autora y traductora Thalia Rahme, que vive en Beirut, escribió:

As a Lebanese person, I do not remember a day without an electrical shortage. All Lebanese pay for electricity twice. First, you pay the state, and then you have to pay for a generator. We pay per 5 ampere. This bill alone can cost up to 100 USD for the 5 amps. Lucky are the rich ones who can afford 10 amps or more. In summer, 5 amps is barely enough to turn on a few lights and keep your fridge on so food isn't spoiled. Forget about hot water to shower.

Imagine in summer when power goes off in the middle of the night and you can't turn the AC on. After a certain number of hours generator providers don't give you power. Mosquitoes, sweating, insomnia — how romantic!

And yes, it happens every day in Beirut, at a somewhat predictable rate. So we schedule when to iron and when to shower based on that. Now it's 6:15, so it just went off. 

That is in a way the story of my life. If you want, add to it water shortage. I can tell you in that regard that what I like most when I travel is showers in hotels. I have no one yelling after me that there other people in the house who need to shower as well. With my thick and curly hair, I can keep the water flowing as much as I want without yelling because suddenly there is no more hot water.

Como libanesa, no recuerdo un día sin escasez eléctrica. Todos los libaneses pagan dos veces por la electricidad. En primer lugar, le pagas al estado, y luego tienes que pagar por un generador. Nosotros pagamos por 5 amperios. Esta factura puede llegar a costar hasta 100 dólares por 5 amperios. Los afortunados son los ricos que pueden pagar 10 amperios o más. En verano, 5 amperios apenas alcanzan para encender algunas luces y mantener el refrigerador para que los alimentos no se echen a perder. Olvídate del agua caliente en la ducha.

 Imagínate en verano, cuando la luz se apaga en el medio de la noche y no se puede encender el aire acondicionado. Después de un cierto número de horas los proveedores del servicio de electricidad no te dan luz. Mosquitos, sudoración, insomnio – ¡qué romántico!

Y así, sucede todos los días en Beirut, a un ritmo algo predecible. Así que nos organizamos para planchar y bañarnos, entre otras cosas. Ahora son las 06:15, y se acaba de cortar la luz.

Esta es de alguna manera la historia de mi vida. Si quieres puedes sumarle a eso la escasez de agua. En cuanto a esto puedo decirles que lo que más me gusta de viajar son las duchas de los hoteles. No tengo a nadie que me grite que hay más personas en la casa que necesiten la ducha también. Con mi cabello grueso y rizado, puedo dejar correr el agua fluir tanto como quiera sin gritar porque de repente no hay más agua caliente.

La editora de RuNet EchoTanya Lokot, describió los cortes de energía diarios en su casa en la ciudad de Lugansk, Ucrania, en los años 90:

The planned power cuts were called “fan shutdowns”, because they were fanned out across cities over time. So my city would have power cut in different parts of the city for a couple of hours at different times, one after the other, to ease the load on the city systems. So we always knew when power would go out in the evening and prepared as best we could in terms of cooking, washing clothes and doing school work. ACs were not an issue because no one had them:)

Los cortes de electricidad planificados, fueron llamados “cortes distribuidos”, porque se desplegaban en distintas ciudades a lo largo del tiempo. Así que en mi ciudad los cortes de energía sucedían en diferentes partes durante un par de horas en diferentes momentos, uno después de otro, para aliviar la carga de los sistemas de la ciudad. Así que siempre supimos cuando la energía se iría por las noches y nos preparábamos lo mejor que podíamos para cocinar, lavar la ropa y hacer las tareas de la escuela. El aire acondicionado no fueron problemas porque nadie los tenía :) 

Pernille Bærendtsen, una autora de Dinamarca, quien pasó muchos años trabajando como periodista en el este de África,  recordó los apagones en Dar es Salaam:

In Tanzania, I would plan my day in a completely different way. After works days, I remember how I would look for all signs of electricity when I turned down my street in the evening in Dar es Salaam: Would I hear the buzz from generators and would the kerosene lanterns be lit in the small shops, or would the power be on? Power outages in Tanzania are a huge thing — often one of the most debated issues on social media (also linked to corruption scandals etc.)

En Tanzania, planearía mi día de una manera completamente diferente. Después de los días de trabajo, recuerdo cómo buscaba señales de electricidad cuando bajaba por mi calle en la noche en Dar es Salaam: ¿Se podía escuchar el zumbido de los generadores, estarían prendidas las lámparas de queroseno en las tiendas o habría energía ? Los cortes de energía eléctrica en Tanzania son un tema importante – a menudo uno de los asuntos más debatidos en los medios sociales (también vinculados a escándalos de corrupción, etc.)

Nwachukwu Egbunike, colaborador de Global Voices y escritor de Ibadan, Nigeria, aportó esta reflexión final:

Frankly, I could not resist laughing out loudly when I read this. When it comes to power outages in Nigeria, I was born into it and the way things are going, I'll die without seeing an uninterrupted 24 hours supply of electricity.

Francamente, no pude evitar reírme en voz alta cuando leí esto. Cuando se trata de cortes de energía en Nigeria, cuando yo nací ya existían y por cómo marchan las cosas, moriré sin ver 24 horas de suministro ininterrumpido de electricidad.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.