¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La política del ‘wining’ en Trinidad y Tobago

Dr. Keith Rowley, Leader of the Opposition in Trinidad & Tobago, wines on a female masquerader during the country's 2015 Carnival celebrations. Photo taken from Dr. Rowley's public Facebook page.

El Dr. Keith Rowley, líder de la oposición en Trinidad y Tobago, hace un “wining” a una bailarina durante las celebraciones del carnaval nacional de 2015. Fotografía tomada desde la página pública de Facebook del Dr. Rowley.

A pesar de que el Carnaval de Trinidad y Tobago llegó a su fin, sus controversias siguen en el ojo público.

El año pasado hubo problemas con el proceso de acreditación en línea para los fotógrafos y otros profesionales que cubrían el festival. Este año el escándalo se armó en torno a la pobre cobertura televisiva de los eventos claves del carnaval.

Eso — además de algunas noticias policiales — parece haber bastado para satisfacer el apetito público de chismorreo en años anteriores. Sin embargo, el 2015 es un año de elecciones en la república bi-insular, por lo que el destacado evento no podía escapar a la sequía noticiosa de la política. Gracias a la presencia del Dr. Keith Rowley, líder de la oposición, en el Carnaval, los medios de comunicación, tanto aquellos establecidos como los sociales, tendrán suficiente controversia para sacar material durante las próximas semanas.

¿Qué hizo Rowley para encender el debate?

Wired 868, un sitio web conocido por su sátira política, describió así la situación:

There are several shots of the 65-year-old Diego Martin West MP [Rowley] dancing closely with a supposedly 17-year-old Ravina Rampersad and standing side-by-side with arms around each other’s waist during San Fernando’s Carnival celebrations.

UNC [the party of governmnent] supporters almost passed out with righteous indignation. […] According to UNC followers, Rowley embarrassed his wife and his post as Opposition Leader and displayed scandalous behaviour for a wanna-be Prime Minister.

PNM [People's National Movement, the opposition party] supporters suggested Rowley had a civic duty to wine on any bumper that presented itself without prejudice and called Rampersad a poster-girl for racial harmony.

Hay varias imágenes del miembro del parlamento Diego Martin West [Keith Rowley] de 65 años bailando de cerca con Ravina Rampersad, una joven supuestamente de 17 años, y tomándose de la cintura durante las celebraciones del Carnaval de San Fernando.

Los partidarios del CNU [partido oficialista] casi se desmayaron de indignación. […] Según los seguidores del CNU, Rowley avergonzó a su esposa y a su cargo como Líder de la Oposición, y mostró una conducta escandalosa para un precandidato a Primer Ministro.

Los partidarios del MNP [Movimiento Nacional Popular, el partido de oposición] sugirieron que Rowley tenía el deber cívico de practicar el ‘wining’ con cualquier parachoques que se presentase sin discriminación y llamó a Rampersad una paladina de la armonía racial.

En otras palabras, un prominente político participó en la mas’ (mascarada) en un espacio público y realizó un ‘wine’ — el característico meneo de caderas que le da su fama al Carnaval — con una joven (adolescente, dicen algunos) que, al ver las imágenes, parece estar participando por voluntad propia o estar instigando el baile.

Por de pronto, el debate público se vuelca a los más diversos tópicos, desde la idoneidad de Rowley para ejercer el supremo cargo republicano, al estado actual de la política tribal en el país:

rowley meme

“¿Un aspirante a Primer Ministro? ¿Es en serio?” Meme de Rowley y Rampersad. De amplia circulación.

El sexo y el Caribe

No hace mucho, la blogósfera jamaiquina se enfrascó en un debate similar en torno a la pertinencia de expresar la sexualidad mientras se ejercen cargos públicos. Esto a raíz del impacto que causó que Lisa Hanna, Ministra de Juventud y Cultura de Jamaica, publicara una foto suya usando bikini en la playa.

El portal satírico The Wired 868 pensó que era “ridículo sugerir que su comportamiento en el Carnaval afectará a las Elecciones 2015″ pero, en tono de broma, señaló que la esposa de Rowley podría preguntarse por qué su marido “pasaba tanto tiempo haciendo campaña con una mujer que aún no tiene edad suficiente para votar.”

El propio Rowley desechó los rumores con algunas publicaciones en su página de Facebook que lo mostraban “pasándolo excelente junto a los bailarines sureños”. En tanto, Rampersad, que no ha confirmado su edad, se vio obligada a eliminar su cuenta de Twitter debido a la atención mediática en torno al baile.

Muchos comentarios en la publicación defendían a Dr. Rowley. Donna-Marie De Bellot dijo:

Nobody pelts behind a mango tree that not bearing!! If they wasn't quaking…who Dr. Rowley wine on in the season of wine and jam wouldn't be a problem. Such petty and poor politics from this government it is simply shameful.

¡Nadie se arrima a un árbol de mango que no resiste! Si no estaban temblando… A quien el Dr. Rowley le haga un ‘wine’ en temporada de ‘wine’ y mermelada no debería ser un problema. La política pobre y de bajo nivel de este gobierno simplemente da vergüenza.

Jugando la ‘carta de la raza’

Como si la diferencia de edad de los participantes del #bumpergate no fuese suficiente para mantener las imprentas andando y las mandíbulas batiendo, la raza india de la joven fue otro problema latente en un país en el que los indotrinitarios superan ligeramente en número a los afrotrinitarios.

Satnarayan ‘Sat’ Maharaj, divisiva figura religiosa y política de Trinidad y Tobago, y líder de la mayor y más activa organización hindú del país, se integró al debate diciendo que estaba “conmocionado” con la conducta de Rowley con una “adolescente”. El mismo día en que el hombre de la oposición estaba haciendo “wining”, apuntó´Sat, el Primer Ministro Kamla Persad-Bissessar, hinduísta practicante, “visitó diez templos en compañía de su hijo.”

Los estereotipos étnicos inherentes gatillados por la controversia no pasaron desapercibidos para los cibernautas. Rhoda Bharath se enfureció:

Demonising black male sexuality is nothing new here….but if you want to vex with a black man for wining on an Indian woman and not appear racist, you have to criminalise his sexuality….so the conversation shifts from him wining on an Indian woman to him wining on an underage Indian girl….without information to support your argument.

La demonización de la sexualidad negra masculina no es nada nuevo… pero si quiere provocar a un hombre negro por hacer ‘wining’ con una mujer india y no parecer racista, se debe criminalizar su sexualidad… así la conversación cambia de un ‘wine’ con una mujer india a un ‘wine’ con una chica india menor de edad… sin información que sustente su argumento.

En una columna titulada ‘Mi cuerpo, mi templo’, Vie Maharaj, una nueva bloguera que además es hindú, vapuleó a Sat por “jugar la carta de la raza”:

For the umpteenth time, this religious leader is relying on the quietly prevailing Aryan Hindu Patriarchy’s ideologies to make his argument. If she is too young to be danced with, then by all means […] let us revise the Marriage Act, which allows 14 year old Hindu girls to be married off! For if she is too young to ‘wine’ at 17, why are our girls old enough to be married at 14? Further, she is dancing with a man who is not of Indian descent! And of course the Bhagwat Geeta says you must marry within your caste and creed, but in this day and age have we not advanced enough to understand that a man/woman is more than the color of their skin or the texture of their hair? […]

These points will not be accepted until we, as Indo-Hindu Trinidadian people, begin to understand that we are Caribbean people.

Por enésima vez, este líder religioso se refugia en las ideologías silenciosamente imperantes del Patriarcado Ario Hindú para justificar sus dichos. Si ella es muy joven para que alguien baile con ella, ¡entonces […] revisemos la Ley de Matrimonio, que permite casar a las niñas hindúes de 14 años! Si ella es muy joven para hacer un ‘wine’ a los 17, ¿por qué a los 14 años ya se les deja casarse? Es más, ¡está bailando con un hombre no hindú! Y, por supuesto, el Bhagavad-guitá dice que una debe casarse con alguien de su casta y credo, pero a estas alturas, ¿acaso no hemos avanzado lo suficiente como para entender que un hombre o una mujer son más que el color de su piel o la textura de su pelo? […]

Nadie admitirá esto hasta que nosotros, como indotrinitarios hindúes, comencemos a entender que somos caribeños.

Demoliendo el patriarcado

La publicación de Vie Maharaj también tocó el tema del patriarcado y su importancia para los jóvenes hindúes que viven en el Caribe. Continúa:

It is a downfall of our dharma that we continue to police the female body by Aryan Hindu Patriarchal suppositions. We have set ways in which the woman is defined, her roles and functions, her limits and borders. We as a society have tested many of these and proven them to be outdated, allowing our women to be educated, have careers and take public positions. However, the woman’s body continues to be policed.

Es una perdición de nuestro dharma el que sigamos controlando el cuerpo femenino a través de supuestos patriarcales ario-hindúes. Hemos instaurado maneras de definir a la mujer, sus roles y funciones, sus límites y fronteras. Como sociedad hemos probado muchos de estos supuestos y hemos demostrado que están obsoletos, permitiendo que nuestras mujeres estudien, sigan carreras y tengan cargos públicos. Sin embargo, el cuerpo de la mujer sigue bajo control.

Otro bloguero, Amilcar Sanatan, manifestó su molestia con el hecho de que, en tanto la modelo hiphopera estadounidense Amber Rose, a quien el bloguero describe como una “sketel extranjera”, fue celebrada por participar en el Carnaval de Trinidad este año, las “sketel locales” son humilladas y tildadas de putas:

Ravina Rampersad is the local sketel Trinidad and Tobago loves to hate. In a country that glosses over its racial divisions and subscribes to class pretensions Dr. Keith Rowley was guilty of being an African (‘black’) man dancing with Ravina Rampersad, an Indian woman. Bringing up her age, as bloggers did, only explained the gender ideologies that confine women’s sexuality and young women’s sexuality and Indo-Trinidadian women sexuality. So, the local sketel knew that de ole talk was more than just a politicized affair; it in fact was racialised and gendered. Bringing up a functionalist interpretation of family and trying to locate the picture with Dr. Rowley and ‘de way his wife must be feel’ further tells us how much we are alien to the peculiarities of Caribbean culture. Thank you Mr. Ivan Kalicharan for speaking up and the rest of Facebookers with a conscience who knew that that beating up on a 17 year-old in cyber space was more evidence of our collective schizophrenia and politics of the day than declining moral values in Trinidad and Tobago.

The truth of the matter is that you have the right to wine, look sexy, bruk out half naked, and take pictures regardless if you choose not carry yourself that way as an individual. On the contrary, we do not have the right to shame, send hate mail, and divide our people against each other because of our prejudice. 

Ravina Rampersad es la sketel [casquivana] local que Trinidad y Tobago odia. En un país que disimula sus divisiones raciales y suscribe las pretensiones de clase, el Dr. Keith Rowley fue culpable de ser un hombre africano (‘negro’) que bailó con Ravina Rampersad, una mujer india. El traer su edad a colación, como lo hicieron los blogueros, solo puso en evidencia las ideologías de género que constriñen la sexualidad de la mujer, la sexualidad de las jóvenes y la sexualidad de la mujer indotrinitaria. Así, la sketel local sabía que el chismorreo era algo más que un mero escándalo politizado; de hecho, estaba racializado y generizado. El traer a colación una interpretación funcionalista de la familia e intentar resaltar la imagen del Dr. Rowley y el ‘cómo debe sentirse su esposa’, dice mucho sobre cuán ajenos somos a las particularidades de la cultura caribeña. Gracias, Sr. Ivan Kalicharan por hablar sin reservas y al resto de los usuarios concientes de Facebook que sabían que apalear a una joven de 17 años en el ciberespacio era una evidencia más bien de nuestra esquizofrenia colectiva y política cotidiana que del declive de los valores morales en Trinidad y Tobago.

Lo cierto del caso es que tienes todo el derecho de hacer ‘wining’, lucir sensual, alborotarte semidesnuda y tomarte fotos, aun si decides no comportarte así individualmente. Al contrario, nosotros no tenemos derecho a humillarte, a enviarte mensajes de odio o a dividir a nuestro pueblo por culpa de nuestros prejuicios.

Regodeándose en el ridículo

Mientras continuaba la atención mediática sobre el ‘wine’ de Rowley y Rampersad, las teorías conspirativas volaban: algunos usuarios de Twitter sugirieron que en realidad a Rampersad la ‘mandaron’ a hacerle un ‘wine’ a Rowley para así generar mala prensa para el líder de la oposición. El usuario de Facebook Robin Foster compartió otra versión que había oído en una estación de radio local:

On a talk show on 90.5 last night. I heard a caller say that what happened carnival Tuesday is a good indication of what Keith Rowley would do to people south of the caroni river [where people of Indo-ethnic descent mostly live] if he ever gets into power.

I know it's racist bullshit but still had to laugh. Sorry.

En un programa de debate en la 90.5 anoche. Oí que alguien llamó y dijo que lo que pasó el martes de carnaval es un buen indicador de lo que Keith Rowley le haría a la gente del sur del río Caroni [donde vive la mayoría de la población de ascendencia india] en caso de llegar al poder.

Sé que son idioteces racistas pero tuve que reírme. Lo siento.

De hecho, la risa ha sido la reacción predominante frente al escándalo.

El artista Darren Cheewah publicó una serie de peculiares ilustraciones que han sido compartidas a través de las redes sociales. A continuación se puede ver un boceto donde Rowley le pregunta a Ramperstad por quién va a votar y si sabe cocinar sada, un roti hecho de harina blanca y elemento popular de los desayunos en Trinidad y Tobago.

sada

El sitio de noticias falsas The Late O'Clock News publicó una parodia sobre la renuncia de Rowley debido a su escandaloso comportamiento:

The Late O’Clock News texted the tarnished Dr Rowley to find out why he did not ask for ID from [Ravina Rampersad]. Rowley said:

‘I don’t know how it happened. One moment, I was behind my office desk drafting policies for the future of Trinidad and Tobago, then a truck passed outside playing Party Done and I blinked. When I reopened my eyes, there was a can [of] Stag [beer] in my hand, a bumper on my fender, and a feeling of jubilation in my heart. Looking back now, I am ashamed of myself, so I have decided to done my own party.’

The Late O'Clock News se comunicó con el vapuleado Dr. Rowley para averiguar por qué no le pidió una identificación a [Ravina Ramperstad]. Rowley respondió:

‘No sé cómo ocurrió. En un momento, yo estaba en el escritorio de mi oficina redactando políticas para el futuro de Trinidad y Tobago, entonces afuera pasó un camión tocando Party Done y yo parpadeé. Cuando abrí los ojos, había una lata de [cerveza] Stag en mi mano, un parachoques en mi guardafangos y un sentimiento de júbilo en mi corazón. Mirándolo en perspectiva, hoy me avergüenzo de mí mismo, por lo que he decidido renunciar a mi propio partido.’

La usuaria de Facebook Natasha Ramnauth resumió todo el escándalo:

If all we can find to talk about is Amber Rose's wining skills, what [Kamla Persad-Bissessar, the Prime Minister] wore to a fete and who Keith Rowley wined on; then clearly this country is the model of efficiency and we have nothing pressing to worry about. Life in the Republic de Lacatan is good.

Si de lo único que podemos hablar es de la habilidad de Amber Rose para el wining, de lo que [la primera ministra Kamla Persad-Bissessar] usó en una fiesta y de a quién le hizo un wine Keith Rowley, entonces está claro que este país es un modelo de eficiencia y que no hay nada apremiante que nos preocupe. La vida es buena en la Republic de Lacatan.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.