¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Netizen Report: Erdogan lucha por controlar la conversación en Turquía, en línea y en medios impresos

Demonstrators bound for Taksim Square in June 2013. Photo by Mstyslav Chernov via Wikimedia Commons (CC BY-SA 3.0)

Manifestantes rumbo a la plaza Taksim, junio de 2013. Foto de Mstyslav Chernov vía Wikimedia Commons (CC BY-SA 3.0)

El Netizen Report de Global Voices Advocacy ofrece una instantánea internacional de los retos, victorias y nuevas tendencias en materia de derechos de internet en todo el mundo.

El lunes 6 de abril, el gobierno turco bloqueó Twitter, YouTube y Facebook junto con otras 166 URL para frenar la circulación de fotos de una crisis de rehenes que terminó con la muerte de un fiscal del estado. Este tipo de censura se ha convertido en algo habitual en Turquía, ya que el gobierno del presidente Recep Tayyip Erdogan sigue luchando contra la libre expresión crítica y la circulación de pruebas de la corrupción en los medios sociales.

Desde las elecciones de agosto, más de 70 personas han sido procesadas por “insultar” a Erdogan, en muchos casos en los medios sociales. Durante el mandato de Erdogan como primer ministro, hubo centenares de casos de este tipo. Justo antes de la crisis de los rehenes, dos destacados caricaturistas de la revista satírica semanal Penguen fueron condenados a once meses de prisión por “insultar” al presidente. Y habrá muchos más casos: una ley de seguridad, que pronto será aprobada, permitirá a las autoridades llevar a cabo censura y vigilancia a gran escala sin supervisión judicial previa.

En respuesta a la última oleada de cierres de sitios web, los expertos locales sugieren que el gobierno podría no estar intentando reprimir la actividad de los medios sociales en su totalidad, sino más bien demonizar ciertas plataformas sociales, en un intento de desviar la atención del público lejos de las redes abiertas y hacia los medios de comunicación controlados por el Estado. Mientras tanto, usuarios de Internet y defensores de la libertad de expresión debaten si las plataformas de medios sociales estadounidenses están tomando la decisión correcta cuando acatan las solicitudes de censura gubernamentales. Como señalaba el defensor de derechos digitales turco y autor de Global Voices Ahmet Sabanci, “Actualmente parece que Twitter, Facebook y Google, lejos de dañar la imagen del Estado turco, están haciendo todo lo posible por pulirla”.

Estos debates no pueden aislarse del actual panorama general de censura al periodismo en Turquía. Mientras las principales plataformas de medios sociales estadounidenses se enfrentan a la censura en Internet debido a las polémicas fotografías, siete de los principales diarios y sitios web en Turquía están ahora bajo investigación criminal por publicar las mismas imágenes. Algunos de estos sitios de noticias juegan un papel fundamental al informar sobre las actividades políticas y la corrupción a nivel local y nacional, pero cuentan con presupuestos limitados y tienen limitados recursos para defenderse en los tribunales. Mientras es poco probable que el bloqueo de Facebook o Twitter en Turquía sea una pesada carga para estas empresas multimillonarias, el destino de los pequeños medios de comunicación independientes dentro del país es mucho menos cierto.

¿Se acerca la regulación de los medios sociales en Venezuela?

Venezuela podría dirigirse a regular las redes sociales, según declaraciones de la fiscal general Luisa Ortega Díaz y el presidente Nicolás Maduro. Maduro ha reforzado gradualmente la regulación de la libre expresión en línea durante su presidencia, arrestando a ciudadanos por comentarios hechos en las plataformas de medios sociales y haciendo redadas para localizar a periodistas.

Caricaturista malasio acusado de sedición

El caricaturista malasio Zulkiflee Anwar Haque, conocido popularmente como Zunar, fue acusado de nueve delitos de sedición por publicar tuits sobre la condena del líder de la oposición política Anwar Ibrahim, acusado de sodomía, que es ilegal en Malasia. Anwar podría cumplir una condena de hasta 43 años de cárcel como resultado del caso, que continúa abierto y que los expertos legales locales y muchos miembros del público creen ha tenido motivaciones políticas. Tras ser puesto en libertad bajo fianza, Zunar publicó una viñeta en la que se mostraba a sí mismo encadenado, pero con un pincel en la boca, y prometiendo “dibujar hasta agotar la última gota de tinta”.

Activista de derechos humanos bahreiní graba vídeo momentos antes de su detención

Nabeel Rajab fue arrestado por escribir tuits sobre el uso de la tortura en la cárcel Jaw del país. Rajab ha apelado una pena de cárcel de seis meses a la que fue condenado por comentarios que hizo sobre ISIS en Twitter, y fue encarcelado durante dos años por “alterar el orden público” tras haber investigado las violaciones de derechos humanos que tuvieron lugar en 2011. En esta ocasión, Rajab hizo un breve vídeo de sí mismo para explicar su posición política mientras esperaba frente a la puerta de su casa a que las autoridades se lo llevaran detenido.

Snapchat se hace transparente

Snapchat publicó su segundo informe de transparencia y prometió publicar futuros informes con periodicidad semestral. El informe muestra que acató el 92% de las 375 solicitudes legales penales que recibió de Estados Unidos, incluyendo detalles sobre las condiciones jurídicas bajo las cuales se presentó cada orden. Acató el 21% de las 28 solicitudes de información recibidas de gobiernos a nivel internacional.

Detalles turbios sobre el decreto de Obama contra hackers maliciosos

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, firmó un decreto que autoriza las sanciones económicas contra aquellos individuos que se dedican a “importantes actividades cibernéticas maliciosas”. Las sanciones podrían incluir prohibiciones de viaje y el embargo de activos. La orden tiene como objetivo los ataques maliciosos desde el extranjero y permite a Estados Unidos identificar a los autores de ciberataques que tengan activos en Estados Unidos y congelar dichos activos. No queda claro cómo se pondra en práctica esta política, ya que en este tipo de ataques es a menudo imposible identificar a las personas implicadas.

Ellery Roberts Biddle, Marianne Diaz Hernandez, Arzu Geybullayeva, Hae-in Lim, Ahmet A. Sabancı y Sarah Myers West colaboraron con este informe.

Suscríbase al Netizen Report por correo electrónico.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.