¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

El proceso de paz en Colombia sigue vivo

El pasado 15 de abril una columna de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) atacó a miembros del Batallón Terrestre de Combate nº 110 del Ejército colombiano en el departamento del Cauca, rompiendo el cese del fuego que ellos mismos declararon unilateralmente en diciembre de 2014.

En el ataque perdieron las vida 11 militares y dos guerrilleros y resultaron heridos otros 20 militares. Ha sido el ataque que más víctimas ha producido desde que se iniciaron las negociaciones para la paz en 2012.

Las Farc argumentan que ataque no fue ofensivo, sino defensivo, ya que sufrían un asedio militar, como lo reporta la agencia Anncol.

En respuesta, el presidente colombiano Juan Manuel Santos ordenó la reanudación de los bombardeos de los campamentos de las FARC, que estaban suspendidos desde el pasado 10 de marzo.

A pesar de ello las Farc anunciaron este lunes desde La Habana, Cuba, donde se llevan a cabos los diálogos de paz, que mantienen el cese el fuego unilateral declarado en diciembre e insistieron en que el proceso de paz con el gobierno colombiano deben continuar.

El exvicepresidente colombiano Humberto de la Calle, negociador jefe del Gobierno, aseguró por su parte que la  guerrilla de las FARC “ha incumplido” su palabra al matar a 11 militares colombianos en un ataque, pero Bogotá seguirá dialogando para intentar acabar con el conflicto armado.

Tica Font, directora del Instituto Catalán Internacional por la Paz y miembro del Centre Delàs d’Estudis per la Pau, escribe en el blog Crónicas Insumisas lo siguiente:

La sociedad colombiana no puede permitir que hechos como éste rompan las esperanzas de un futuro en paz, no pueden permitir que aquellos que no quieren la paz se salgan con la suya.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.