¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Crece descontento público después que Guatemala designara a polémico vicepresidente

17270241492_8aff1f185d_k-2

Protestas en Guatemala contra la corrupción del gobierno, el 25 de abril de 2015. Foto del usuario de Flickr Surizar publicada bajo licencia de atribución no comercial de Creative Commons.

Menos de una semana después de la renuncia de la vicepresidenta guatemalteca Roxana Baldetti en medio de una investigación por corrupción, el Congreso de Guatemala eligió a Alejandro Maldonado Aguirre, antiguo jurista y político de la derecha conservadora del país, como nuevo vicepresidente.

Estará en el cargo hasta el 14 de enero de 2016.

Su elección ocurrida el jueves 14 de mayo de 2015, desencadenó una enorme controversia entre diferentes sectores, sobre todo los que trabajan en justicia transicional. Maldonado Aguirre fue el juez que encabezó los intentos de salvar al exdictador Efrain Ríos Montt de la sentencia de genocidio. Fue uno de los que declaró inválido el juicio por el genocidio guatemalteco.

Ríos Montt y el que fuera su jefe de inteligencia militar, Mauricio Rodríguez Sánchez, fueron acusados de genocidio y de crímenes contra la humanidad por masacres cometidas en 1982 y 1983. Los fiscales sostuvieron que Ríos Montt fue responsable por la muerte de 1,771 indígenas mayas, el desplazamiento de 29,000 personas y la violación y tortura de otros a lo largo de 15 masacres. A Ríos Montt lo volverán a enjuiciar, pero no es seguro cuándo vayan a comenzar esos procedimientos.

La designación de Maldonado Aguirre provocó agitadas reacciones en línea.

La impunidad está viva y coleando en Guatemala. El nuevo vicepresidente fue uno de los jueces que torpedeó la condena por genocidio de RiosMontt.

La exvicepresidenta Roxana Baldetti renunció el 8 de mayo después de que su aliado más cercano fuera vinculado a un gran conspiración de corrupción del gobierno, conocida como La Linea. La investigación sigue en curso, con Baldetti ya despojada de su inmunidad y dos jueces posiblemente involucrados.

Mientras se elegía al nuevo vicepresidente, buenas noticias llegaron de Suiza, donde el exjefe de policía de Guatemala, Erwin Sperisen recibía cadena perpetua por muertes extrajudiciales de ciudadanos guatemaltecos. El juicio se llevó a cabo en Suiza (Sperisen tiene doble nacionalidad, suiza y guatemalteca), lo que prueba lo difícil que es lograr justicia cuando el Poder Judicial es tan cercano a los poderosos.

Philip Grant, director de TRIAL (Track Impunity Always), cuyo objetivo es poner la ley al servicio de las víctimas de crímenes internacionales (genocidio, crímenes contra la humanidad, crímenes de guerra, tortura y desapariciones forzadas), mencionó el rol que tuvo la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) en este caso:

La sentencia de hoy en el caso Sperisen, poderosos reconocimiento del mandato y lucha de la CICIG en contra de la impunidad en Guatemala.

Mientras los ciudadanos asimilan la noticia de la designación, es probable que las protestas continúen en línea y en las calles en las próximas semanas y meses. El pueblo sigue exigiendo más justicia y responsabilidad, una investigación al presidente por presuntos crímenes contra la humanidad durante la década de los 80 y la renuncia del presidente. El sentimiento popular es que ningún partido político significa un cambio real, por lo que los ciudadanos no pueden confiar en sus representantes elegidos y deben tomar las calles, tomar un cartel y megáfono y gritar: “Ya basta”.

La Comisión de Derechos Humanos de Guatemala llamó la atención a un plan de protesta a nivel nacional para los próximos días:

A pesar de la renuncia de Baldetti, los ciudadanos en Guatemala irán por una protesta a nivel nacional fijada para el 16 de mayo.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.