¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

China legaliza el gran contrafuegos: Nueva ley de seguridad informática codificará la censura y los bloqueos

China released the draft of cyber security law on 6 July. Remix image.

El 6 de julio, China publicó el borrador de la ley de seguridad informática. Imagen mezclada.

Muchos usuarios de internet de todo el mundo están al tanto del régimen de censura del gobierno chino: no es el secreto mejor guardado. Sin embargo, los funcionarios chinos han negado en muchas ocasiones el rol del gobierno en el filtrado y bloqueo de contenidos de las plataformas web extranjeras como Twitter y Facebook. Esto significa, entre otras cosas, que no existe en efecto un canal por el cual los ciudadanos y las empresas puedan desafiar la censura del gobierno en internet. Uno puede tomar medidas legales contra los proveedores de servicios de internet, como en el proceso judicial contra China Unicom, por la falta de acceso de su servicio a la plataforma de Google, pero no contra el gobierno mismo.

Un nuevo proyecto de ley de seguridad informática puede cambiar esto. La ley legitimaría el uso por parte de China del gran contrafuegos para bloquear el acceso a la información que, según afirman las autoridades, viola la ley local, como parte de un esfuerzo para hacer del ciberespacio un lugar más “seguro y armonioso” para los ciudadanos chinos y su gobierno.

Se racionalizan las políticas de control de internet

China ha reclamado activamente la “soberanía de internet” desde el Décimo Octavo Congreso del Partido Comunista de China, donde el control sobre internet dominó la agenda de la dirección central. Pero el proyecto de ley codificaría las regulaciones de internet antes dispersas y consolidaría el estatus de la Administración del Ciberespacio como el principal organismo para elaborar e imponer las políticas sobre internet.

El artículo 43 del proyecto estipula que la Administración del Ciberespacio y las oficinas competentes requerirán a las “organizaciones pertinentes” que adopten medidas tecnológicas, entre otras necesarias, para bloquear la transmisión de información prohibida por la ley china. Sin embargo, el proyecto de ley no especifica un canal para que los ciudadanos apelen a las decisiones de las autoridades en materia de bloqueo de contenidos.

Se legalizan los bloqueos de internet

El proyecto además racionaliza las tácticas de corte de internet que se desplegaron durante los disturbios de Sinkiang del 2009. El artículo 50 del proyecto estipula que, a fin de resguardar la seguridad nacional y el orden público, y responder a importantes incidentes de seguridad social, el Consejo de Estado, o los gobiernos de las provincias, regiones autónomas y municipalidades con la aprobación del Consejo de Estado, pueden adoptar medidas temporales sobre la comunicación por internet dentro de ciertas regiones, como restringirla.

La ley obligaría a los proveedores y plataformas de servicios de internet a vigilar activamente toda actividad de los usuarios y borrar los contenidos que estén prohibidos por ley a fin de prevenir que se difunda tal información (Artículo 40). Bajo la práctica actual, tanto a los proveedores de servicios de internet como a los proveedores de contenidos se les exige que destinen personal para ocuparse de los avisos de censura emitidos por el gobierno y las autoridades del partido, y aplicar estos requerimientos a toda hora. El proyecto de ley establece de manera explícita que el no prevenir la difusión de información ilegal será sancionado con advertencias, multas e, incluso, órdenes de clausura (Artículo 57). Las autoridades pueden, además, obtener la ayuda de operadores de red con motivo de la seguridad nacional y la detección de delitos (Artículo 23).

Sin nombre real no hay servicio

Según Clement Chen, becario posgraduado de la Facultad de Derecho de la Universidad de Hong Kong, el proyecto también duplica los estrictos requisitos sobre el sistema de registro del nombre real de acuerdo a la decisión de 2012 sobre el fortalecimiento de la seguridad de la información en la red del  NPCSC. El artículo 20 del proyecto establece que los operadores de red deberán solicitar a los usuarios que brinden la información real de su identidad al firmar acuerdos de servicios para asegurar la rastreabilidad de sus actividades y contenidos de internet. Si los usuarios no brindan los datos reales, los operadores de red deberán negarles los servicios solicitados. Chen agrega que, aunque el proyecto contempla obligaciones para proteger la privacidad dentro de los ISP, no impone obligaciones de igual amplitud a las autoridades públicas con respecto a la recopilación y procesamiento de datos personales dentro del amplio espectro del ‘mantenimiento de la seguridad en internet’.

Expanden la autoridad de la Administración del Ciberespacio

La Administración del Ciberespacio, o la Oficina del Grupo de Dirección Central para los Asuntos del Ciberespacio, se estableció en 2013 con el fin de mejorar las estrategias de seguridad informática e informatización de China. Desde entonces, el presidente chino Xi Jinping la ha encabezado y, en muchas oportunidades, la seguridad informática y la informatización reforzadas representan problemas estratégicos importantes que resultan críticos para la seguridad nacional y el desarrollo.

El proyecto de ley puede consolidar el poder de la dirección central de la Administración del Ciberespacio para administrar, coordinar y supervisar los asuntos del ciberespacio, desde vigilar y censurar los contenidos web hasta evaluar y autorizar el almacenamiento y transferencia al exterior de la información personal de los ciudadanos chinos (Artículo 31). Sin embargo, con la mejora y la ampliación del rol de la Administración del Ciberespacio, no queda claro si ésta será objeto de supervisión y auditoría judicial.

La ley de seguridad informática puede ser interpretada como la respuesta oficial de China ante las críticas tanto locales como extranjeras al actual mecanismo caótico e ineficaz de control de la red. Al codificar las políticas de control de internet y concentrar el poder en un solo organismo, es muy probable que China aplique con mayor eficacia una postura más agresiva para gobernar el ciberespacio nacional.

Jennifer Zhang es una investigadora de internet del Centro de Periodismo y Estudio de los Medios de la Universidad de Hong Kong.

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.