¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La teoría conspirativa que culpa a fuerzas extranjeras de la caída de la bolsa china encuentra apoyo en la red

Image from Twitter user @StockCats on Chinese government's intervention of the stock market.

“Mantenga las existencias con confianza. Gane la gloria para el país incluso si pierde el último centavo”. Imagen del usuario de Twitter @StockCats sobre la intervención del gobierno chino en la bolsa.

La empinada caída del mercado de valores chino a principios de julio conllevó la perdida de una cantidad de yuanes equivalente a tres billones de dólares de los bolsillos de los inversores. Más de la mitad de las compañías registradas suspendieron temporalmente sus actividades comerciales y el gobierno chino adoptó diversas medidas para intentar que todo volviera a la normalidad.

Poco después de la caída, comenzaron a circular algunos rumores que culpaban a fuerzas extranjeras hostiles de “maliciosa” venta al descubierto. Aún así, en un mercado que consiste en un 99% de inversores nacionales, hasta los medios de comunicación controlados por el estado tuvieron que aclarar que esta teoría conspirativa no podía explicar el desplome. Aunque el Ministerio de Seguridad Pública declaró que ayudaría a la Comisión Reguladora del Mercado de Valores de China a buscar pruebas de venta al descubierto “maliciosa” de bienes e índice, de momento no se ha publicado ningún informe oficial.

Pero esta teoría conspirativa de manipulación extranjera volvió a surgir con la acusación que hizo Lin Zuoming, presidente de una compañía del estado de industria aeroespacial y defensa llamada China Aviation Industry Corp.

Las declaraciones de Lin aparecieron en primera plana en Weibo, la red social más popular de China, el 19 de julio:

中航工业董事长林左鸣:6月18日香港政改方案搁浅当天A股进入暴跌通道,6月29日亚投行签字当天A股仍遭暴力砸盘。时间上的惊人巧合并非偶然,而是有预谋的恶意做空。目的是诱导人民对政府不信任,最终破坏改革,直至击溃整个经济。在A股打响这场经济战争,是冲着五星红旗来的。

Lin Zuoming, presidente de China Aviation Industry Corp., afirmó en una entrevista con un periódico nacional que la caída del mercado de valores chino fue resultado de una maliciosa venta al descubierto deliberada que buscaba romper la confianza de la gente en el gobierno, dañando en última instancia la reforma china y quebrando la economía. “Es una guerra económica para cambiar la bandera nacional roja de cinco estrellas”.

Mas tarde, Lin desarrolló su argumento el 21 de julio en un artículo de opinión para Huanqui.com, un portal de noticias nacionalista:

这一次的矛头明确针对中国了,直接挑战中国共产党的执政地位,考验我党驾驭经济的能力。做空势力想通过一连串事情导致经济滑坡,社会不稳定,甚至可能借机策动颜色革命。如今这个世界,经济、政治和军事是难以分割的,是一场立体战争。

Esta venta al descubierto ha desafiado directamente la posición dominante del Partido Comunista de China, ya que ha puesto a prueba su capacidad para gestionar la economía. Las fuerzas detrás de la venta al descubierto han intentado usar esta caída para hacer que la economía de China se hunda y que su sociedad se convierta en inestable, hasta el punto de que llegue a movilizar una “Revolución de Colores”.

Su declaración, a pesar de no estar basada en la realidad, ha conseguido un gran apoyo online, pero mucho expertos en economía y finanzas han criticado la teoría conspirativa nacionalista. Liu Shengjun, un conocido economista, se burló del ejecutivo en Weibo por su opinión:

微臣以为,像林“左鸣”同志这样政治觉悟高、对敌人动向嗅觉极佳、口才好、既有股市谋略又有操作经验的同志,担任一家公司董事长太屈才了。我承认辩论不过他…臣力荐他担任《环球时报》总编辑

Su majestad, la opinión de vuestro humilde siervo es que camaradas como Lin “Zuoming” [el nombre de Lin significa literalmente “voz de la izquierda”] son muy conscientes de las peleas políticas y se les da muy bien reconocer a los enemigos. Con su excelente talento para debatir y con su conocimiento de las estrategias de inversión en bolsa, es un desperdicio que esté como presidente de una compañía. He de admitir que no podría ganar contra él en un debate… vuestro humilde siervo quiere nombrarle jefe de redacción del Global Times [periódico nacionalista de China]…

¿Quién cargará con la culpa?

Desde finales de junio, el gobierno chino ha introducido una serie de medidas para reactivar el mercado de valores:

  • En junio el banco central redujo las tasas de interés e inyectó liquidez para ayudar al mercado.
  • La Corporación de Financiación del Mercado de Valores de China, creada en 2011 para ayudar a la financiación de márgenes de compañías de valores, guardó 260 mil millones de yuanes ($41.8 mil millones) para prestar para los corretajes con el objetivo de financiar la compra de acciones.
  • Las autoridades han limitado las ofertas públicas iniciales, al pedir a los fundadores de las compañías que no vendan acciones y mediante la apertura de una investigación sobre la presunta venta al descubierto “maliciosa”.
  • Las autoridades también permitieron una suspensión de las actividades bursátiles en más de 1.400 acciones mientras el regulador de seguros dejó que los aseguradores usarán más de sus ingresos por primas para comprar acciones. Mientras, se pusieron más impedimentos para la venta al descubierto de futuros números índice.

Tenga o no sentido esta teoría conspirativa, sí que es verdad que el sistema financiero se ha convertido en una parte importante de la seguridad nacional china, como se puede ver en la Ley de Seguridad Nacional recientemente aprobada. No es de extrañar ver al periódico oficial del partido, el People's Daily, afirmar que el apoyo oficial era necesario para impedir un desastre en el mercado de valores y argumentar que los reguladores en otras ciudades han adoptado medidas similares para prevenir catástrofes bursátiles similares.

No obstante el artículo no habló de por qué los reguladores se mantuvieron aparte y miraron mientras el crédito entraba en la bolsa, estimulando un avance prolongado que al final no llegó a suceder. El periódico tampoco explicó por qué aclamaban el mercado en alza antes de su caída.

El mercado colapsó básicamente porque las acciones estaban sobrevaloradas y el comercio de margen fue excesivo. Los reguladores no actuaron con la suficiente rapidez para controlar el comercio de margen sin supervisión. Los inversores se pillaron los dedos por creer que el gobierno podía impedir que el precio de las acciones cayeran, pero vieron que se equivocaban; el predecible desplome afectó a los bienes de la clase baja.

Durante meses, el gobierno animó a todas las familias a que invirtieran en la bolsa para generar más capital con la intención de que las compañías del estado dejaran de depender de los préstamos bancarios, y para que las noticias de los medios de comunicación controlados por el estado pudieran aplaudir la subida de los índices. La alabanza al mercado alcanzó su punto más alto en abril, cuando un artículo del People's Daily contaba que los 4.000 puntos alcanzados por la Bolsa de Shanghai era “solo el principio del mercado en alza.”

Si hay que buscar algún culpable, ese es el gobierno central, los medios de comunicación del estado y los reguladores, no “fuerzas extranjeras hostiles”.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.