¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Australia: Niegan a los parlamentarios el voto libre sobre la ley de matrimonio entre personas del mismo sexo

Marriage Equality Rally unites Equal Love in Melbourne City

Marcha por el matrimonio igualitario en Melbourne. Foto de Paul Fry copyright © Demotix (25 de julio de 2015)

Las redes sociales estallaban el 11 de agosto de 2015 mientras Australia esperaba la decisión de los partidos políticos de su gobierno sobre si darían a sus parlamentarios el voto libre sobre un proyecto de ley para legalizar el matrimonio de parejas del mismo sexo. La temperatura de la red aumentó considerablemente cuando la decisión fue en contra de aquellos que luchaban por un cambio.

La etiqueta de Twitter #marriageequality (matrimonio igualitario) tuvo muchos miles de tuits durante la tarde y la noche. El Primer Ministro Tony Abbott fue la figura central y objetivo principal. Decidió no llevar primero el asunto a su gabinete, que está dividido a la mitad con respecto a este tema. Tampoco permitió que decidiera su propio partido Liberal. Pasó por encima de sus oponentes al enviarlo al partido de la Coalición conjunta. Esto incluye al Partido Nacional, que tiene una base predominantemente rural y conservadora. Finalmente, la votación fue de 66 contra 33 en favor de mantener la política actual.

Muchos tuiteros seguían tratando de influenciar a sus parlamentarios con anticipación. Melissa B. compartió un link a un sitio web donde el público puede conocer la postura de su representante en el parlamento:

¿Cuál es la postura de tu MP? Tu MP te representa A TI. ¡Dile a tu MP cuál es TU postura!

Los miembros del parlamento fueron recibidos por un arco iris y un montaje de la etiqueta #wecandothis (podemos hacer esto) en el aeropuerto de Canberra a su regreso del receso de invierno.

El aeropuerto de Canberra apoya el matrimonio igualitario con un arco iris de luces que saludan a los políticos a su llegada.

Jack Crow apeló fuertemente a las creencias religiosas en muchos de sus tuits:

El matrimonio sodomita es una abominación ante los ojos de Dios.

Hasta hubo algo de humor:

Matrimonio igualitario. Si no se aprueba, ¡me caso con mi pez dorado!

¿Por qué soy el único que ve al matrimonio igualitario como un gran impulsor de la economía? ¡Más bodas, más eventos, más trabajo, más regalos!

Sally Rugg parecía albergar cierta esperanza, mezclada con una advertencia:

Que los australianos liberales permitan el voto libre sobre el matrimonio igualitario puede fortalecerlos o desbaratarlos. Su oportunidad de demostrar que no están completamente desconectados.

Hubo suficiente tiempo para la reflexión pues el debate del partido duró seis horas. Cuando se conoció la noticia, el actor Dan Ewing habló por muchos:

Mi corazón está con las parejas homosexuales y lesbianas australianas. No nos juzguen al resto de nosotros en base a nuestros poco inteligentes gobernantes. Los amamos a todos.

Estos puntos de vista caracterizaron la abrumadora reacción negativa:

Bochornoso. Una vergüenza para los Liberales y los Nacionales por tratar de negar la igualdad.

Tony Abbott: del lado equivocado de la opinión pública; del lado equivocado de la historia.

Este problema tan personal se volvió aun más personal al recordar que la hermana lesbiana del Primer Ministro apoya el matrimonio entre personas del mismo sexo:

Quisiera que el Primer Ministro apoyara los derechos civiles de su hermana tanto como yo.

Tara Vern compartió su cinismo, nacido de la experiencia:

Mejor me voy ya a trabajar, a ganarme la vida divorciando a las parejas heterosexuales.

Muchos otros han sido igualmente desdeñosos ante la propuesta de Abbott de un plebiscito en algún punto del camino:

Un plebiscito sobre el matrimonio gay es como un referéndum sobre la homofobia. Es divisorio. Hará surgir a los aborrecedores. Australia necesita LIDERAZGO.

Un tema secundario interesante fue la popularidad de la etiqueta mal escrita #marriageequaility. Ni los profesionales se salvaron:

Me siento muy triste, por todos nosotros. Cuando digo la palabra “Australia” el latido de mi corazón va en contra de esta decisión.

Richard fue sólo uno de los muchos medios masivos que cayeron en la trampa:

Caricatura del día: Ron Tanberg con Abbott “No he cambiado mi postura”.

Esperemos que no cometan el mismo error cuando el matrimonio igualitario se vuelva pronto una tendencia en Australia, como inevitablemente pasará.

[Foto miniatura de Michael Miller copyright © Demotix (10 de agosto de 2015)]

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.