¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Quejas por acoso sexual durante la reciente campaña electoral de Trinidad y Tobago

Además de los extraños sucesos durante la campaña previa a las Elecciones generales en Trinidad y Tobago, una reportera de un diario local renunció a su trabajo alegando haber sufrido múltiples incidentes de acoso sexual por parte del Dr. Keith Rowley, líder de la oposición y principal rival de la Primera Ministra en las elecciones generales del 7 de setiembre. Rowley negó “rotundamente” los cargos.

Los ataques a Rowley fueron un elemento fundamental de la campaña electoral de la administración liderada por Kamla Persad-Bissessar. Y en febrero, durante las celebraciones del carnaval, causó furor el baile de Rowley con una mujer india aparentemente menor de edad. En ese entonces, el satírico blog Wired868 analizó minuciosamente el incidente desde las perspectivas opuestas de los dos bandos políticos (el partido de la Primera Ministra, Congreso Nacional Unido [UNC, por sus siglas en inglés], y el partido del líder opositor, el Movimiento Nacional del Pueblo [PNM, por sus siglas en inglés]):

UNC supporters almost passed out with righteous indignation. […] According to UNC followers, Rowley embarrassed his wife and his post as Opposition Leader and displayed scandalous behaviour for a wanna-be Prime Minister.

PNM supporters suggested Rowley had a civic duty to wine on any bumper [Trinidadian slang for the female rear end] that presented itself without prejudice and called Rampersad [the young lady in question] a poster-girl for racial harmony.

Los partidarios del UNC casi se desmayaron con indignación justificada. […] De acuerdo con los seguidores del UNC, Rowley avergonzó a su esposa y a su investidura como Líder de la oposición y mostró un comportamiento escandaloso impropio de un candidato a Primer Ministro.

Los partidarios del PNM sugirieron que Rowley tenía el deber cívico de halagar cualquier parachoques [jerga trinitense para la parte de atrás femenina] que se presentara sin prejuicios, y llamó a Rampersad [la jovencita en cuestión] una chica de calendario para promover la armonía entre las razas.

Muchos sintieron que el intento de difamar a Rowley por hacer lo que todo el mundo hace en Carnaval fue racista: un intento de mostrarlo como un hombre negro agresivo. Y finalmente la renuncia de la periodista de investigación Anika Gumbs, que se refiere a un incidente de abril del 2015 como el motivo por el que ella se desvinculó del periódico Trinidad Express.

Los cibernautas se mostraron escépticos acerca de los alegatos, teniendo en cuenta los episodios previos, el incidente del Carnaval y el intento del gobierno en marzo de este año para aprobar una moción de censura contra Rowley en el parlamento, basada en que su concepción habría sido resultado de una violación. También algunos encontraron curiosa la elección del momento para la denuncia (un mes antes de las elecciones generales). Mr. Live Wire de Wired869 narró la cronología:

Well, some time in January, Rowley allegedly told Gumbs that she was ‘looking rosy.’ Three months later, he enquired about a tattoo on her back and removed a bee from her dress with the line: ‘Even honey bees landing on you.’

And, two weeks later on April 21, Rowley was allegedly bareback when Gumbs turned up for a pre-arranged interview, which was done in his kitchen. During the meeting, Rowley supposedly offered to work as a bodyguard outside her bedroom door.

Eh… that’s it. According to columnist Anthony Deyal, it was a case of ‘all Gumbs and no teeth.’

Bueno, en el mes de enero, Rowley presuntamente le habría dicho a Gumbs que parecía «prometedora». Tres meses después, él le preguntó acerca de un tatuaje que ella tenía en su espalda y removió una abeja de su vestido diciendo: «incluso las abejas aterrizan sobre ti».

Y, dos semanas más tarde, el 21 de abril, Rowley presuntamente apareció sin ropa cuando Gumbs se presentó a una entrevista previamente convenida, que tuvo lugar en la cocina de él. Durante este encuentro, Rowley supuestamente se ofreció para trabajar como guardaespaldas en la puerta de la habitación de ella.

Eh… Eso es todo. De acuerdo al columnista Anthony Deyal, fue un caso de “todo Gumbs y ningún diente” [derivada de la expresión “la serpiente sonríe pero no muestra los dientes”].

El artículo también sugirió que algunas de las demás actividades e intereses de Gumbs podrían estar en conflicto con su trabajo como reportera:

On September 2013, the Sunshine Newspaper reported that Gumbs landed two contracts valued at close to $1 million, which fell under the portfolios of Minister of Works and Infrastructure Suruj Rambachan and Minister of Food Production Devant Maharaj.

Gumbs allegedly confirmed her interest in the relevant companies and declared her dream was ‘to become (a) successful business woman.’

Yet, the Trinidad Express newspapers hired her anyway and allowed her to write investigative pieces on various political figures.

En setiembre del 2013, el Sunshine Newspaper reportó que Gumbs consiguió dos contratos valuados en cerca de US$1 millón, bajo los portafolios del Ministro de Trabajo e Infraestructura Suruj Rambachan y del Ministro de Producción de Alimentos Devant Maharaj.

Gumbs, según se dice, confirmó su interés en las compañías pertinentes y declaró que su sueño era “llegar a ser una mujer de negocios exitosa”.

Sin embargo, el periódico Trinidad Express la contrató de todas maneras y le permitió escribir artículos de investigación sobre varias figuras políticas.

Posteriormente, la Asociación de Medios de Comunicación de Trinidad y Tobago [MATT] emitió una declaración diciendo que el Express debería haber intervenido en el posible conflicto de intereses:

This issue has emerged at the politically sensitive period of a general election campaign and would naturally be of concern to media practitioners, political aspirants and the public seeking clarity on the matter.

[…]

Under the headline ‘A figure of controversies’ on August 8, 2015, the Express Newspaper references a possible conflict of interest involving its staff reporter. Ms Gumbs was simultaneously a full-time member of staff at the Express and the recipient of two government contracts.

Este tema ha surgido en el período políticamente sensible de una campaña para las elecciones generales y naturalmente ha sido de interés para los medios de comunicación, candidatos políticos y para el público que busca claridad en el asunto.

[…]

Bajo el encabezado «Una figura controversial», el 8 de agosto de 2015 el diario Express hizo referencia a un posible conflicto de intereses que involucra a su reportera. La señora Gumbs simultáneamente fue empleada a tiempo completo del Express y adjudicataria de dos contratos del gobierno.

Además la declaración dejó claro que «el tema también generó un intercambio crítico de ideas acerca del acoso sexual al que están expuestos los periodistas, especialmente mujeres», señalando:

MATT has received numerous accounts of sexual harassment episodes from journalists who continue to suffer disturbing effects years after the experience.

MATT recibió numerosos informes sobre episodios de acoso sexual de los que fueron víctimas periodistas que continúan sufriendo efectos perturbadores aún años después de lo sucedido.

A pesar de que el gobierno negó haber conspirado con Gumbs en contra de Rowley, Wired868 consideró que había más preguntas que respuestas:

Gumbs said: ‘I now feel unable to communicate with Dr Rowley any longer because he betrayed my trust and expectations.’

What does that have to do with the Express? She is not a political reporter. Did someone other than the Express editor-in-chief assign Gumbs to Rowley?

If so, what was Gumbs’ assignment with Rowley exactly? And why did she decide, 15 weeks after her last house call but five weeks before the General Election, that she had enough?

[…]

Did Gumbs quit her job? Or just the cover for her real job?

Gumbs dijo: «Me siento incapaz de seguir comunicándome con el Dr. Rowley porque él traicionó mi confianza y mis expectativas».

¿Tiene alguna relación eso con el Express? Ella no es una reportera política. ¿Acaso fue alguien más y no el propio jefe de redacción del Express, el que asignó a Gumbs la tarea de entrevistar a Rowley?

Si fue así, ¿cuál fue exactamente la tarea que le asignaron a Gumbs respecto a Rowley? Y, ¿por qué ella decidió que ya había tenido suficiente, sólo después de 15 semanas de la última llamada a su casa y justamente a tan sólo cinco semanas de las elecciones generales?

[…]

¿Renunció Gumbs a su trabajo, o simplemente a lo que hacía para encubrir su verdadero trabajo?

Un usuario de Twitter defendió a Gumbs, diciendo que muchas personas le restan importancia al acoso sexual:

La gente siempre le resta importancia a las historias de mujeres sobre acoso sexual y agresiones. Las mujeres a menudo se toman tiempo para procesar lo sucedido.

Pero fue precisamente tomando el acoso sexual con seriedad que la usuaria de Facebook Rhoda Bharath dijo:

If this story is as fake as it sounds…it will hurt all women more than one man. Trust and believe that.

Si esta historia es tan falsa como suena… lastimará a todas las mujeres más que a un solo hombre. Confien y crean en eso.

En otra actualización de estado, Bharath dio una mini-lección de historia sobre la correlación entre raza, sexo y política en Trinidad y Tobago:

Circa the 1961 or 1962 general elections a wave of hysteria swept through St Joseph's Convent one day with the cry that black men were coming to rape girls at the school. Where it originated from, no one knows.
We have the infamous stance of Hulsi (sic) Bhaggan [a former minister of parliament], claiming back in the late 1980s that black men were raping IndoTrini women. That turned out to be a hoax as well. One Hulsi Bhaggan never apologised for.
During the period of the NAR regime fear of rape by black men was also used as reasons to seek asylum in North America.
Carnival 2015 there was the demonisation of Dr Rowley as a sexual predator because young Ravina chose to dance with him during the annual parade.
Then there was Vernella Toppin's debate contribution, claiming that Dr Rowley is a product of rape and so must be hate filled and a rapist himself.
Now…we have Anicka's story. Weeks before an election. In the midst of new found wealth. Herself the beneficiary of govt contracts and state housing. And a close ally of Roodal Moonilal.
The tropes and trends are too clear. Far too clear.
Black male sexuality has historically and contemporarily been demonised and attacked here. For no other reason than blackness.
We sinking ever lower.
‪#‎BeatOut2015‬

Cerca de las elecciones generales de 1961 o 1962, una ola de histeria se extendió a través del Convento de St. Joseph con la queja de que hombres negros habían ido a violar niñas en la escuela. ¿De dónde se originó esto? Nadie sabe.

Tenemos la tristemente célebre declaración de Hulsi (sic) Bhaggan [un exministro del parlamento], denunciando nuevamente a fines de la década de 1980 que hombres negros habían violado mujeres indotrinitenses. Eso también resultó ser un engaño. Hulsi Bhaggan nunca se disculpó.

Durante el período del régimen NAR [Alianza Nacional para la Reconstrucción, por sus siglas en inglés], el miedo a la violación por parte de hombres negros fue también usado como una razón para buscar asilo en América del Norte.

El Carnaval del 2015 fue la demonización del Dr. Rowley como un depredador sexual porque la joven Ravina escogió bailar con él durante el desfile anual.

Entonces vino la contribución al debate por parte de Vernella Toppin, con la acusación acerca de que el Dr. Rowley era producto de una violación y que entonces debería estar lleno de odio y ser él mismo un violador.

Ahora… tenemos la historia de Anika. Semanas antes de una elección. En medio de fortunas recién descubiertas. Siendo ella misma beneficiaria de contratos con el gobierno y adjudicataria de una vivienda social. Y una cercana aliada de Roodal Moonilal.

Las tendencias están muy claras. Demasiado claras.

La sexualidad del hombre negro ha sido demonizada histórica y contemporáneamente y atacada aquí. Por ninguna otra razón que la negrura.

Nos hundimos aún más.

‪Victoria 2015.

La polémica fue denominada #Butterflygate [juego de palabras que hacen alusión al escándalo Watergate que tuvo lugar en EE UU.], haciendo referencia al tatuaje de mariposa de Gumbs, sobre el cual Rowley fue acusado de haber comentado. Etiquetas como #BarebackMountain fueron utilizadas en las redes sociales. Incluso aparecieron memes, como éste que muestra al exejecutivo de la FIFA Jack Warner durante una caminata política.

Meme being widely shared on Facebook.

«Esté atento socio. Anika Gumbs se acerca» Meme ampliamente compartido en Facebook.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.