¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

En su camino a las elecciones, Jamaica no tuvo debates políticos

Supporters of Jamaica's governing People's National Party in 2007; photo by Christina Xu, used under a CC BY-SA 2.0 license.

Simpatizantes del partido de gobierno de Jamaica, Partido Nacional Popular en 2007. Foto de Christina Xu, usada con licencia CC BY-SA 2.0.

Cuando faltaban apenas días para las elecciones generales en su país, que se llevaron a cabo el 25 de febrero, muchos jamaiquinos debieron tragar su decepción ante la cancelación de debates políticos televisados y estar atentos a los manifiestos partidarios antes de las elecciones.

La esperanza de tener aunque sea uno o dos debates televisados quedaron frustrados al final cuando el gobernante Partido Nacional Popular (PNP) confirmó en una carta a la Comisión de Debates de Jamaica que no participaría en ningún debate, alegando que, además de otros asuntos, había problemas no resueltos relacionados con la construcción de la casa del líder opositor Andrew Holness.

Algunos profesionales de los medios de comunicación expresaron privadamente su deseo de ver un final a la campaña electoral, para que pudieran informar sobre otros asuntos –pero la bloguera local Kate Chappell comentó públicamente sobre la decisión final del PNP:

To borrow a term coined with regards to feminist theory, this is truly making the personal political.

The refusal is being regarded as an act of fear, with people speculating that the Prime Minister is too scared to debate the Opposition Leader. She has long defended herself from the stigma of being from a poor and uneducated background. But she last week dismissed those claims, stating that she has participated in the National Political Debate before.

In any case, this seems like petty politics. The people have a right to be as well-informed as possible. They have a right to know where their leaders stand. They have a right to see how their leaders perform under pressure. They have a right to see them think on their feet. They also have an obligation to participate in and encourage a healthy democracy by exercising their right to vote. This is all a Platonic ideal, of course. In fact, only about half of Jamaica’s population votes in national elections, despite what you see on the streets during rallies.

Tomando prestado un término acuñado con respecto a la teoría feminista, esto realmente está haciendo político lo personal.

La negativa se está viendo como un acto de temor, con gente especulando que la primera ministra está demasiado asustada para debatir con el líder de la oposición. Se ha defendido durante mucho tiempo del estigma de un pasado de pobreza y sin educación. Pero a comienzos de febrero descartó esas afirmaciones, y afirmó que ha participado antes en el Debate Político Nacional.

De todas maneras, esto parece política menor. El pueblo tiene el derecho de estar tan bien informado como sea posible. Tiene el derecho de saber dónde están sus líderes. Tiene el derecho de ver cómo se desempeñan sus líderes bajo presión. Tienen el derecho de verlos pensar por sí mismos. También tienen la obligación de participar y animar una democracia saludable ejerciendo su derecho al voto. Esto es todo platónicamente ideal, por supuesto. Es más, solamente cerca de la mitad de la población de Jamaica vota en las elecciones nacionales, a pesar de lo que se ve en las calles durante las manifestaciones.

El 17 de febrero, fallaron dos últimos esfuerzos desesperados de revivir un diálogo político público.

Primero, el Grupo RJR, la casa de medios más grande de Jamaica, trató de encontrar un sustituto para los debates y propuso un “foro de noticias” en televisión de Jamaica, a través del cual cada partido sería interrogado por separado en sus propuestas y políticas.

Aunque el PNP pareció satisfecho con esta sugerencia, dos destacados periodistas de RJR se negaron a participar por principios. La jefa de la Asociación de Prensa de Jamaica, Dionne Jackson Miller, y Emily Shields, presentadora de un programa de radio (ambas panelistas en debates televisados anteriores) fueron firmes:

Divididos caemos. Dionne Jackson Miller.

La propuesta del RJR duró menos de un día antes de que se tomara una decisión.

Jackson Miller tuiteó:

ÚLTIMAS NOTICIAS: RJR cancela foro. El Partido Laborista de Jamaica se niega a participar diciendo que lo han colocado como alternativo a los debates.

Ese mismo día, el grupo UWI Leads en el Campus Mona de la Universidad de las Antillas Occidentales, en asociación con el Movimiento de Acción Ética (IAM por su nombre en inglés) para Estudiantes, iba a llevar a cabo una reunión Encuentro Nacional de Electores Jóvenes en el ayuntamiento en la Residencia Rex Nettleford Hall.

Representantes de todos los partidos políticos estaban listo para asistir, incluido el tercer partido más pequeño (Movimiento Democrático Nacional) y un candidato independiente, que viajó de la zona rural de Jamaica para la reunión.

El ayuntamiento recibió gran publicidad en medios sociales, con el líder opositor Andrew Holness programado para hablar y el senador del PNP Mark Golding, añadido a última hora, representando a la primera ministra:

Salida de UWI Leads y del Movimiento de Acción Ética para Estudiantes hacia el Ayuntamiento del Elector Juvenil en Rex, UWI a las 5:30p. m.
———-
¡Acabamos de llegar! El honorable senador Mark Golding representará al PNP en la reunión del ayuntamiento juvenil!
———-
(La imagen de abajo muestra la confirmación del PNP de su asistencia a la reunión).

Para la hora de almuerzo el día de la reunión, funcionarios de la universidad la habían cancelado y los organizadores estaban peleándose para encontrar un lugar alterno. Aunque los organizadores de los estudiantes insistieron en que habían cumplido con el protocolo, UWI fue firme en que no se habían seguido las reglas:

Comunicado oficial de la cancelada reunión en el ayuntamiento del Electorado Nacional Juvenil.

UWI también notó problemas de seguridad y su desaprobación de reuniones políticas en la universidad. Sin embargo, irónicamente se vio a los candidatos políticos recorriendo el campus y haciendo campaña activa por sus partidos más tarde esa misma noche.

Al final del día, la líder juvenil Sujae Boswell tuiteó:

Como activista juvenil, duele en lo profundo que se evite que los estudiantes participen en el proceso político.

Marcia Forbes, empresaria, gurú de medios sociales y filántropa, suspiró en un tuit:

Hoy se siente como si fueran tres días apretados en uno. Jamaica ha regresado a un tiempo de política vulgar, repugnante con chanchullos y calumnias.

Igualmente decepcionada, la comentarista política y líder feminista en el campus de UWI, Nadeen Spence observó sin rodeos:

Todo el país necesita tomarse un descanso.

Recién llegada de una temporada en el extranjero, la asidua bloguera Negril Stories volvió a tomar su teclado y expuso algunos puntos convincentes:

However entertaining this debacle might have been, we cannot afford for a situation of pure chicanery to dominate another election. Jamaica deserves stringent rules and timelines for electoral events: fixed election dates, mandatory debates with fixed dates and the allowance of empty chairs, pre-scheduled campaign events, deadlines for the release of manifestos and penalties for politicians who seek to resolve their conflicts in the media, overlooking the important mediatory role of the Political Ombudsman.

Even more importantly, comprehensive financial reports and background checks on all sitting members of state and local government should be made available through the Access to Information Act. A public declaration like the one Andrew was forced to make on Monday should only be necessary in the case of a suspected discrepancy in what had been submitted to the Integrity Commission. If the media, ergo the people, have access to these documents we have the opportunity to research and the freedom to create our own concerns and are not left to rely on politicians soundbites and their lawyers’ ultimatums to form the basis of our ‘news’ reports.

Por más entretenida que esta debacle pueda ser, no podemos darnos el lujo de que una situación de puras artimañas domine otra elección. Jamaica se merece reglas estrictas y cronogramas para las actividades electorales: fechas fijas de elecciones, debates obligatorios con fechas fijas y un margen de sillas vacías, actividades de campaña previamente programadas, fechas límites para dar a conocer manifiestos y sanciones para los políticos que buscan resolver sus conflictos en los medios, dejando de lado el importante rol mediador del Defensor del Pueblo político.

Más importante aun, informes financieros completos y revisión de antecedentes de todos los miembros de turno del estado y gobiernos locales deberían estar disponibles a través de la Ley de Acceso a la Información. Una declaración pública como la que Andrew se vio obligado a hacer el lunes solamente debería ser necesaria en caso de sospecha de una discrepancia en lo que se remitió a la Comisión de Ética. Si los medios, y por tanto, el pueblo, tuvieran acceso a esos documentos tendríamos la oportunidad de investigar y la libertad de crear nuestras preocupaciones y no dejados a depender de los extractos de los políticos y los ultimátums de sus abogados para formar la base de nuestros informes de ‘noticias’.

Algunos jamaiquinos y también los medios tradicionales y sociales recurrieron a examinar los manifiestos que el Partido Laborista de Jamaica y el Partido Nacional Popular dieron a conocer hacia mediados de febrero.

El plan económico de diez puntos de la oposición, ya publicado, encendió una considerable discusión. Susan Goffe, comentarista de derechos humanos, publicó los resultados de su encuesta en Twitter:

Este es el resultado de mi encuesta: 53% tiene la intención de leer ambos manifiestos; 14% de leer uno y 33% no leer ninguno.

Mientras tanto, persisten los problemas de seguridad.

La Defensora del Pueblo política y abogada Donna Parchment Brown afirma que “apenas algunas” de las 63 circunscripciones han mostrado ser problemáticas, donde ocurren “escaramuzas menores”.

Sin embargo, no está contenta con la proliferación de “banderas” con colores políticos levantados por simpatizantes de partidos en algunas zonas (específicamente en el distrito rural de St. Thomas), violando el Código Político de Conducta firmado por la mayoria de los candidatos, no todos.

El Partido Nacional Popular presentó y tuiteó un gráfico con información de su manifiesto para jamaiquinos poco educados:

Tía Portia Simpson Miller, el manifiesto nos molesta. ¿No hay una versión resumida para los jóvenes a los que NO NOS GUSTA LEER?
—————
Infografía del manifiesto 2016.

Aun así, los jamaiquinos siempre tratan de encontrar algo de humor en todas las situaciones aunque sean desalentadoras. El joven profesional Sean Bennett tuiteó este video que cree refleja la naturaleza de la “carrera” electoral del 2016:

Las elecciones de Jamaica 2016 son como…

El bloguero frecuente Dennis Jones, economista retirado con un sentido del humor muy desarrollado, incluyó a la letra “D” en su “Lexicografía para las próximas elecciones de Jamaica”:

D is for debates. Well, we might as well take that word out of our vocabulary for a while, as the children did not want to play in the same sandbox, so now they’ve taken their toys away and gone off to sulk in some dark corner. I’ve said before, that Jamaica does not have a culture of mature political discussion. I would be happy to see politicians mud wrestling, and I know that betting on the outcomes would be a major revenue earner for the gaming companies and the ministry of finance.

D es de debates. Bien, podríamos sacar esa palabra de nuestro vocabulario un tiempo, pues los niños no quieren jugar en la misma caja de arena, así que ahora se llevan sus juguetes y se van enfurruñados a un rincón oscuro. Lo he dicho antes, que Jamaica no tiene cultura de discusión política madura. Estaría contento de ver a los políticos luchando en el barro, y sé que apostar en los resultados sería una gran ganancia para las empresas de apuestas y el Ministerio de Finanzas.

Por su parte, muchos jamaiquinos que no simpatizan con ningún partido en particular probablemente se sentirían como esta joven jamaiquina en Twitter:

Esta fiebre electoral tiene mi cabeza en picada. Cualquiera sea el resultado, rezo para que estemos unidos como UNA Jamaica, no divididos por una línea partidaria.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.