¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Atentados de Bruselas: el horror, la dignidad, la solidaridad

Varios heridos en el atentado de la estación de Maalbeek reciben asistencia de los transeúntes mientras esperan a los servicios de urgencias. Foto de la autora.

Varios heridos en el atentado de la estación de Maalbeek reciben asistencia de los transeúntes mientras esperan a los servicios de urgencias. Foto de la autora.

El martes 22 de marzo, a las 8.00 de la mañana, dos explosiones han sacudido la terminal de salidas del aeropuerto de Zaventen, cercano a Bruselas, capital de Bélgica y sede de las instituciones administrativas de la Unión Europea. Las explosiones, causadas según las primeras investigaciones por dos yihadistas que se han inmolado, y otro que ha sido detenido horas después, han provocado la muerte de al menos 14 personas y casi un centenar de heridos. Una tercera bomba sin estallar ha sido desactivada por los artificieros de la policía.

En la terminal se han vivido escenas de pánico, a una hora en que el aeropuerto se encuentra en una de sus momentos de mayor actividad. Las autoridades han iniciado inmediatamente el desalojo de las instalaciones, al tiempo que se suspendían las comunicaciones por tren con el centro de Bruselas y se cortaban los accesos por carretera, lo que ha provocado que los viajeros hayan tenido que caminar varios kilómetros hasta la ciudad. Los aviones que esperaban en la pista de despegue han sido obligados a volver a las terminales, y por motivos de seguridad se ha alojado a los viajeros en un hangar hasta que las autoridades les han permitido salir de las instalaciones. El aeropuerto ha quedado clausurado en principio hasta el jueves.

Vídeo grabado desde el aparcamiento del aeropuerto poco después de las explosiones, subido a YouTube por el usuario Fulliste

Una hora y media después, pasadas las 9.00 de la mañana, se ha producido otra explosión en la estación de metro de Maalbeek, en pleno corazón de las instituciones europeas, que en un primer balance ha causado 20 muertos y 130 heridos, según los servicios de urgencias que han acudido al lugar. La policía ha acordonado la zona y ha clausurado los edificios de oficinas, impidiendo salir a los trabajadores que se encontraban en ellos hasta primeras horas de la tarde. El metro de Bruselas se ha paralizado, así como los trenes de cercanías, lo que ha dejado a miles de personas bloqueadas en el centro de Bruselas sin posibilidad de volver a sus casas. La Dirección General Centro de Crisis ha publicado varios consejos para que los ciudadanos tomaran las medidas de seguridad necesarias:

Consejos de las autoridades. Imagen del Centro de Crisis, libre de derechos.

Consejos de las autoridades. Imagen del Centro de Crisis, libre de derechos.

Aunque ya se daba por hecho, Daesh ha reivindicado los atentados en un comunicado emitido por la agencia Amaq a las 16h, en el que se acusa a Bélgica de ser «un país que participa en la coalición internacional contra el Estado Islámico». Tras los atentados de París en noviembre de 2015, Daesh había amenazado con atentar en varias ciudades europeas, entre ellas Bruselas.

Poco después, la policía federal ha hecho pública una foto de los supuestos terroristas captada por una cámara de seguridad del aeropuerto:

Foto de los supuestos autores del atentado captada por las cámaras de seguridad del aeropuerto. Imagen distribuida por la policía y publicada por Atlántico.net con licencia Creative Commons

Foto de los supuestos autores del atentado captada por las cámaras de seguridad del aeropuerto. Imagen distribuida por la policía y publicada por Atlántico.net con licencia Creative Commons.

Según las investigaciones preliminares, los dos jóvenes de la izquierda serían los terroristas suicidas, mientras que el de la derecha se encuentra en paradero desconocido. La policía federal ha hecho un llamamiento a la población con el fin de identificar y obtener información sobre el sospechoso huido.

Los internautas se han apresurado a volcar sus opiniones en las redes sociales. En Twitter, varias etiquetas relativas a los atentados han sido trending topic mundial durante todo el día. Tintín, el popular personaje belga de cómic ha aparecido en innumerables tuits:

El terrorismo es terrorismo en cualquier parte

Aguanta, mi bella Bruselas. Mi corazón está con todos los afectados, sed fuertes.

Algunos han recurrido al plato típico belga por antonomasia, las patatas fritas, para expresar su opinión sobre el terrorismo:

Todos mis pensamientos de apoyo a Bruselas. Para los terroristas, he aquí mi opinión en patatas fritas.

Muchos tuiteros han aprovechado para recordar que los refugiados sirios huyen de un horror peor que el que se ha vivido hoy en Bruselas:

La tuitera Dee Dee, desde Bélgica, ha agradecido el homenaje que ciudades de todo el mundo han querido rendir a la bandera belga:

¡Gracias por apoyar a mi país! ¡¡Esto es precioso!!

Dentro de la tragedia, la solidaridad ha hecho acto de presencia: poco después de que las autoridades sanitarias hicieran un llamamiento para donar sangre, las colas en los centros de donaciones alcanzaban las dos horas de espera.

En el momento de escribir este artículo, la policía lleva a cabo varias operaciones con unidades antiterroristas en Bruselas. En una vivienda del barrio de Schaerbeek se han encontrado un artefacto explosivo y una bandera de Daesh, así como diversos productos químicos. Numerosos vecinos se han visto imposibilitados de acceder a sus viviendas a causa de las operaciones en marcha, por lo que se ha habilitado un centro de crisis para acogerlos.

Bruselas vuelve a estar en alerta 4, el nivel máximo de alerta por terrorismo. Los colegios permanecerán cerrados de momento, adelantando unos días las vacaciones de primavera, el metro funcionará solo parcialmente a partir del miércoles y las zonas de aglomeración ciudadana, como centros comerciales y salas de espectáculos volverán a estar estrechamente vigilados por la policía y el ejército. El gobierno ha decidido recuperar la vida normal tan pronto como sea posible y los belgas han vuelto a sus quehaceres habituales con una enorme tristeza y una dignidad aún mayor.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.