¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

El largo camino de un elefante, símbolo esperanzador para Somalia, herida por la guerra

An African Bush Elephant. Photo released under GNU Free Documentation License by Wikipedia user Muhammad Mahdi Karim.

Un elefante africano de sabana. Imagen publicada bajo la Licencia de Documentación Libre de GNU por el usuario de Wikipedia Muhammad Mahdi Karim.

Un solitario elefante macho llamado Morgan ha sorprendido a los conservacionistas tras recorrer 220 kilómetros (137 millas) desde Kenia hasta Somalia. En raras ocasiones han visto a estos animales en Somalia durante los últimos 20 años debido a la guerra civil del país.

Morgan, con sus 30 años, llevaba un collar de seguimiento, que permitía a los conservacionistas seguir sus tres semanas de trayecto en dirección norte. Algunos informes lo describían como el primer elefante confirmado que se había observado en Somalia desde que estalló la guerra en 1980. No obstante,  Al Jazeera citaba que las autoridades locales somalíes en setiembre de 2015 dijeron que los elefantes ya habían cruzado la frontera en ese momento junto a leones, leopardos, jirafas, búfalos y avestruces.

“De todos los recorridos que hemos llevado a cabo en África, estos movimientos (y estas circunstancias) son excepcionales,” decía Douglas-Hamilton de la organización Save the Elephants. “Lo preocupante del extenso recorrido del distrito de Lamu, desde el río Tana hasta la frontera somalí, es que nadie ha visto nada igual antes”.

Morgan abandonó el delta del río Tana a mediados de febrero y llegó a Somalia a principios de mes. El elefante pasó menos de 24 horas en Somalia antes de regresar.

¿Por qué los elefantes se fueron de Somalia hace 20 años?

La Guerra civil somalí, una guerra civil que persiste desde el año 1980, no solo ha obligado a desplazarse a miles de personas del país, sino también a la fauna. Mientras la gente partía hacia campamentos de refugiados de Kenia, Etiopía y otros lugares, muchos animales salvajes, especialmente los Big Five (el león africano, el elefante africano, el búfalo cafre, el leopardo africano, y el rinoceronte blanco o negro), emigraron a las grandes reservas naturales de Kenia.

Además del conflicto, los animales de Somalia como los elefantes están amenazados por la caza furtiva, que la usaban los militantes como fuente de ingresos.

El sur de Somalia era un santuario para los Big Five con anterioridad al colapso del gobierno central de Somalia de 1991. La región es cultivable, en comparación con el resto de Somalia que es árida y semiárida, y los dos ríos más largos de Somalia, el Jubba y el Shabelle, atraviesan la zona.

Pero esa misma zona fue una de las más ingobernables. Estaba bajo el control del grupo militante Al Shabaab antes de que las fuerzas gubernamentales somalíes apoyadas por Kenia los echaran. El breve retorno de Morgan es, probablemente, un indicio del regreso de la estabilidad al país.

Como se esperaba, mucha gente ha recibido la noticia con alegría y entusiasmo. En Twitter, la Wildlife Conservation Society escribe:

#elephant‘s epic walk, Lamu to Somalia, shows importance of conserving habitat & corridors. https://t.co/VAUf398zDL pic.twitter.com/cPAqjRQFZ7

— WCS Congo (@wcs_congo) March 10, 2016

‘Por favor, no hables’

Al publicar la historia de Morgan en la página de Facebook de Save the Elephants algunos lectores defendieron que la historía debía mantenerse en secreto por la seguridad del animal. Alegaban que los cazadores furtivos podrían usar la publicidad para encontrar a Morgan, aunque la ubicación actual de Morgan no se haya mostrado y lo único que se haya dicho sea el hecho de que el elefante caminara tres kilómetros en el interior de Somalia antes de regresar.

Adrienne Hesford escribe:

the very best thing for Morgan, would have been to keep silent about his existence and whereabouts. I now fear for the safety of him and any other elephants in his area.

Lo mejor para Morgan, sería mantener en silencio su existencia y su paradero. Ahora temo por su seguridad y por la del resto de elefantes de la zona.

Julie Goodison advierte:

the BEST thing you can do for Morgan is to please SHUT UP about his whereabouts for heavens sake!!!! and dye his tusks of course

Lo mejor para Morgan es no hablar sobre su paradero, ¡por el amor de Dios!  y luchar por la defensa de sus colmillos, por supuesto.

Christie Haskins se pregunta por la lógica de la publicidad en torno al largo camino de Morgan hacia Somalia:

This post and publicity is bad because it places this magnificent elephant at unnecessary risk. I'm very worried about him.

Este artículo y la publicidad son malos, porque pone en peligro de forma innecesaria a este magnífico elefante. Estoy realmente preocupada por él.

Los elefantes africanos son considerados especies vulnerables, de acuerdo a la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN, en la que la caza furtiva y la destrucción del hábitat son las dos amenazas principales.

‘Los milagros ocurren’

Reflexionando sobre la historia, Barbara Thomson subraya:

Miracles happen, now we must keep an eye on this elephant, and the Somalis should be encouraged toward conservation and not killing.

Los milagros ocurren, ahora debemos vigilar a este elefante, y los somalíes deberían promover su conservación y no su muerte.

Julius Mbuyi cree que Kenia es el mejor lugar para Morgan:

That elephant need to be returned to Kenya at the earnest time possible!

¡Ese elefante necesita volver a Kenia lo antes posible!

Nilmini Lekamge sugiere que custodien al elefante:

Can they put a guard for him? He is tagged after all. If there is only one, it shouldn't be hard. I hope!!

¿No pueden ponerle bajo custodia? Al fin y al cabo tiene un identificador. Si solo hay uno, no debería suponer ningún problema. ¡Eso espero!

Un usuario somalí de Facebook, Young Ak, aprovechó la oportunidad pide a Kenia que devuelvan los elefantes somalíes del país:

Sweet home sweet welcome back home civil war is over! Kenya should return the remaining Somali Elephants or share 10% of Tourist revenues for 200 years with Somalia.

Hogar dulce hogar. ¡Bienvenidos de nuevo! ¡La guerra civil ha terminado! Kenia debería devolver los elefantes somalíes restantes o compartir el 10% de los ingresos turísticos durante 200 años con Somalia.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.