¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Ugandeses condenan decisión gubernamental de dar prioridad al detector de porno, luego que se estropeara el único aparato de radioterapia del país

A photo of a radiotherapy machine by Prof Seegensmiedt. Released under Creative Commons.

Una foto de una máquina de radioterapia, de Prof Seegensmiedt. Bajo licencia de Creative Commons.

Hay un escándalo en las redes sociales de Uganda, causado por la descompostura del único aparato  de radioterapia en el país para curar cáncer en el Mulago National Referral Hospital. El aparato de segunda mano fue donado en 1995. De acuerdo con el Instituto de Cáncer de Uganda, él solía ayudar a más de 27,000 pacientes al año, pero ahora requiere reparación. Los pacientes pueden tener que esperar dos años para recibir tratamiento.

El periódico Daily Monitor divulgó la mala noticia sobre el aparato de radioterapia estropeado en el National Referral Hospital:

El único aparato de radioterapia en las instalaciones para el tratamiento de cáncer en Uganda se estropea. La única oportunidad que queda para Nairobi.

El 9 de abril usuarios de Twitter en Uganda iniciaron la etiqueta #SaveMulago.

Muchos ugandeses censuraban lo que veían como prioridades gubernamentales equivocadas y el sistema de salud quebrado. Recientemente el Ministro de Ética e Integridad dijo que el gobierno de Uganda planeaba adquirir un caro detector para bloquear a aquellos que visitan páginas web pornográficas. The Red Pepper, un tabloide ugandés, reportó que:

The detector is intended to be installed on cell phones, television sets as well as computers. “We want telecom companies to have ‘software filters’ which can track and block public access to ‘pornographic material’. In countries like China, Korea and Rwanda, this software is successful.

Hay intención de instalar el detector en teléfonos celulares, televisores y también en computadoras. “Queremos que las compañías de telecomunicaciones tengan ‘filtros de software‘ que puedan detectar y bloquear el acceso público a ‘material pornográfico‘. En países como China, Corea y Ruanda este software funciona con éxito.

Una parte de los ugandeses argumentó que sería más ético comprar un aparato de radioterapia que un detector pornográfico.

Abed Bwanika, ex-candidato a la presidencia en las elecciones de 2016, dijo:

Para qué comprar una máquina de detección pornográfica de dos billones, mientras que @WhatsApp llevó a cabo el cifrado máximo, no gasten nuestro dinero.

WhatsApp introdujo recientemente un cifrado máximo en su plataforma, que asegura la comunicación de los usuarios de tal manera que sólo quien envía y quien recibe puedan ver el contenido del mensaje. Esto significa que los empleados de WhatsApp no pueden leer el contenido de los mensajes que los usuarios envían a través de su servicio, impidiendo a la companía revelar esta información al gobierno.

A Oguttu Daudi le resultó insoportable el sólo pensarlo:

Esos 2.6 billones por una máquina pornográfica, tal vez  puedan comprar una jodida máquina para el cáncer. Lokodo, es lo más ético.

En un principio, algunos usuarios de Twitter intentaron movilizar la recaudación de fondos para el aparato. Sin embargo, algunos no estaban de acuerdo con la idea, ya que esto le quitaría la responsabilidad financiera al gobierno.

Rosebell Kagumire, una periodista ugandesa, propuso en cambio que la campaña fuera dirigida al parlamento para pasar un presupuesto adicional, destinado a reemplazar el aparato:

Queridos ugandeses, los donativos no salvarán a mulago, el problema está más allá del instituto de cáncer, ¡vamos a pedirle al parlamento que de un presupuesto adicional!

Henry Nickson Ogwal coincidió con Rosebell:

@RosebellK estaba de acuerdo. La responsabilidad pública va acompañada de la responsabilidad financiera. Nuestros impuestos pagan por los servicios de salud. ¡Parlamento salve a Mulago ya!

Pero según Jackie Kemigisa, una periodista ugandesa, el presupuesto adicional ya fue asignado:

El presupuesto adicional fue asignado, el Ministerio de Salud recibió 11 billones de chelines ugandeses para la Hepatitis B. La oposición propuso asignar más dinero, el Ministro dijo que no.

Otros querían enfocarse más allá de un hospital de remisión:

Aparte del hospital de Mulago, Uganda necesita aparatos de radioterapia para curar cáncer en todos los hospitales de remisión en todas las regiones.

Y Anne Whitehead, una consultora de comunicación en Kampala, animó a los tuiteros ugandeses:

Acabo de hablar con el director del Instituto de Cáncer de Uganda, el  Dr. Orem. UCI +Ministerio de Salud van a responder para salvar a Mulago
¡Mantengan la presión! ¡Sí funciona!

El 10 de abril el Instituto ugandés de Cáncer, lanzó la siguiente afirmación, sugiriendo que había un aparato nuevo, pero no había donde guardarlo:

Fellow Ugandans, let's try to get facts right. The Cobalt-60 machine was bought. It is awaiting construction of the bunker(the room to house it). Earlier statements that there are no funds to purchase the machine did not come from us. What is at stake now is the construction of the bunker. You may wonder why this machine cannot be housed in the current space. This space was assessed by IAEA [International Atomic Energy Agency] and found that it is not suitable to house the machine. However fundraising for another machine is a good idea. The procurement process for the bunker construction has already started. In the meantime, other machines such as HDR bracytherapy machine are under use and other services are still on going.

Compañeros ugandeses, procuremos poner las cosas en claro. El aparato Cobalt-60 fue adquirido. Espera la construcción del búnker (el espacio para guardarlo). Las afirmaciones anteriores de que no hay fondos para comprar el aparato, no provenían de nosotros. Lo que está en juego ahora es la construcción del búnker. Ustedes se pueden preguntar por qué este aparato no puede ser guardado en el lugar actual. Este lugar fue evaluado por la  AIEA [Agencia Internacional de la Energía Atómica] que determinó que no era adecuado para guardarlo. Sin embargo, la recaudación de fondos para  adquirir otro aparato es una buena idea. El proceso de recaudación de fondos para el búnker ya empezó. Mientras tanto, otras máquinas, tales como la máquina para braquiterapia HDR está en uso y otros servicios siguen funcionando.

Después de atender una conferencia de prensa, convocada por el Instituto de Cáncer de Uganda, Albert Mucunguzi pasó su veredicto:

El veredicto sobre #SaveMulago: no habrá radioterapia por lo menos durante un año. Fondos, instrucciones, seguimiento se requieren con urgencia.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.