¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Conozca a dos activistas y realizadores saharauis que se atreven a documentar abusos de derechos humanos

WITNESS video advocacy workshop in the Tindouf camps in February, 2016. Photo by Madeleine Bair.

Taller de videoactivismo WITNESS en los campamentos de Tinduf en febrero, 2016. Foto por Madeleine Bair.

Por Habibulah Mohamed Lamin

Nota del editor de Witness: En un viaje reciente a los campamentos de refugiados saharauis en Tinduf, Algeria, WITNESS conoció al periodista local Habibulah Mohamed Lamin. Este despacho de Lamin forma parte de Watching Western Sahara, una iniciativa de WITNESS Media Lab que revisa y contextualiza los vídeos de derechos humanos de los activistas de los medios sociales saharauis. Este post fue originalmente publicado en el blog Witness

Los campamentos de refugiados saharauis son mayormente tiendas de campaña desperdigadas y casas de barro que se extienden por el vasto desierto del Sáhara en Argelia occidental. Fueron creados cuando Marruecos se anexionó el Sahara Occidental en 1975, y el número estimado de 100 mil personas que viven allí, ahora dependen de la ayuda humanitaria para cumplir las necesidades básicas como alimento, agua y ropa.

Los saharauis fundaron un Estado en 1976 denominado República Árabe Saharaui Democrática (RASD) y opera en el exilio en los campamentos y en la parte bajo el control del Frente Polisario del Sahara Occidental. Tras el alto al fuego negociado con las Naciones Unidas en 1991, los saharauis han explorado los caminos pacíficos para pedir su derecho a la autodeterminación. El acuerdo de paz prometía un referéndum que permitiese a los saharauis votar por su independencia, pero esto todavía no ha ocurrido

Brahim Dahani

Brahim Dahani

Brahim Dahani tiene 31 años y creció en la capital del territorio ocupado marroquí del Sahara Occidental, El Aaiún. Dahani posee un máster en periodismo, y es un activista de los derechos humanos. Trabaja con la Asociación Saharaui de Víctimas de Graves Violaciones de Derechos Humanos Cometidas por el Estado Marroquí (ASVDH) para documentar los abusos de la región y organizar manifestaciones pacíficas.

Dahani vino a los campamentos para participar en un taller organizado por la Unión de Estudiantes Saharauis (UES). Los 16 estudiantes reunidos en una gran sala estaban deseosos de aprender. Tan pronto como el profesor les pidió identificar tomas cinematográficas, ellos preguntaron: “¿de plano general?”, “no, de plano largo”. La sala bullía de entusiasmo.

“Vine para aprender habilidades cinematográficas para poder ponerlas en práctica en mi país”, comentó Dahani, quien también afirma que es duro protestar en el Sahara Occidental debido a que Marruecos prohíbe las reuniones de manifestantes.

La represión de manifestaciones de Marruecos es un problema que grupos internacionales de defensa de los derechos humanos y funcionarios de la ONU llevan documentando desde hace tiempo. En una audiencia congresal sobre el Sahara Occidental convocada el pasado mes por la Comisión de Derechos Humanos Tom Lantos, Eric Goldstein de Human Rights Watch, resaltó las preocupaciones de la organización, entre las cuales se encontraban “las violaciones del derecho de expresión, asociación, reunión, y el derecho a un juicio justo, la tortura durante los interrogatorios, y la violencia policial contra los manifestantes”.

Dahani me confesó que “pones en peligro tu vida desde que sales del aeropuerto de El Aaiún”. Explicó que la represión mediática a la que está sujeto por las autoridades marroquíes es un proceso de fuerte escrutinio y añadió: “De vuelta a casa me imagino todo tipo de inspecciones inmorales, como los cacheos al desnudo y más”.

mZafrMariem Zafri tiene 33 años y vive en la ciudad ocupada de Smara, Marruecos. Finalizó recientemente un taller de videoactivismo por los derechos humanos que organizó FiSahara y WITNESS.

De vuelta a su casa desde el campamento de refugiados, se le confiscó su libreta de los defensores de derechos humanos. “Experimenté un trato diferente por motivos raciales, ya que me metieron en otra sala de interrogatorios”. Describió el activismo de los medios en el territorio como un espejo que refleja “la grave situación de los derechos humanos en la región”. Para ilustrarlo, Zafri comentó el juicio militar de 2013 de los detenidos de Gdeim Izik, que acabó con cadena perpetua para nueve civiles saharauis. Los prisioneros políticos estuvieron recientemente en huelga de hambre durante 36 días. Cuando se les denegó las visitas a sus familiares, estos se manifestaron en Rabat con el cántico “No hay legitimidad para el tribunal militar”.

Zafri coincide con muchos saharauis y con organizaciones internacionales en que desearían ver como la vigilancia de los derechos humanos se añade al mandato de MINURSO, la misión de mantenimiento de la paz de la ONU en el Sahara Occidental. Zafri añadió que dicha vigilancia “permitirá a los saharauis tomar las calles y reclamar sus derechos”. En la actualidad, los defensores o periodistas internacionales rara vez dan cobertura a los derechos humanos en el Sahara Occidental. A principios de este mes, un grupo de europeos que intentaron visitar a los prisioneros de Gdeim Izik fueron expulsados de Rabat por las autoridades marroquíes. A Human Rights Watch se le ha prohibido visitar el territorio.

No obstante, cuando el Consejo de Seguridad votó en el día por ampliar la misión MINURSO, no se produjo ningún cambio

Vídeo de familiares de prisioneros políticos saharauis protestando en Rabat, Marruecos.
Las pocas personas que acaban documentando los abusos en el Sáhara Occidental, son activistas locales de los medios como Zafri y Dihani. Tal y como Zafri me comentó, su capacidad de realizar esa labor corre peligro: “Siempre estoy en peligro, incluso cuando no estoy grabando”.

Habibulah Mohamed Lamin es un periodista que ejerce en los campamentos de refugiados del Sahara Occidental. Ha trabajado como intérprete y traductor para los visitantes de los campamentos, incluyendo WITNESS, y es el director de Equipe Media en Tinduf, un grupo de activistas de medios de comunicación activo en el Sahara Occidental.

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.