¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Ayudando a los migrantes atascados en Calais, Francia

Calais Jungle

La valla que separa la autopista de la jungla en las afueras de Calais, construida para prevenir que la gente se meta en los camiones destinados al Reino Unido, por el usuario de Flickr malachybrowne. Attribution 2.0 Generic (CC BY 2.0).

El siguiente es un reportaje de primera mano, realizado por dos colaboradoras de Global Voices, Suzanne Lehn y Marie Bohner, quienes fueron voluntarias con una ONG británica en el campamento de migrantes de Calais, Francia.

La Jungla de Calais, como la llaman estos días, ilustra perfectamente la crisis migratoria en Europa. Muchos refugiados y migrantes quieren llegar desesperadamente al Reino Unido por razones reales o imaginarias: una lengua común, comunidades existentes de parientes y posibilidades de trabajo. Su llegada a Calais es una antesala que da esperanza para entrar en el Reino Unido.

Sin embargo, el gobierno del Reino Unido y una gran parte de su población no quieren que ellos entren, lo cual significa que los gobiernos de Francia y el Reino Unido cooperan para construir altas cercas alambradas y desplegar fuerzas de policía antidisturbios en puntos estratégicos para prevenir cruces ilegales al Reino Unido.

Un buen número de organizaciones benéficas fueron creadas para ayudar en Calais, impulsadas por una ola de voluntarios, en su mayoría procedentes del Reino Unido e Irlanda, motivados tanto por la antipatía hacia la política anti-migratoria en Europa, como por su propio deseo de ofrecer su ayuda a migrantes y refugiados quienes soportan condiciones de vida terribles.

Calais, bellamente situado en la Costa de Ópalo, es la ciudad francesa más cercana a Inglaterra y por eso es un gran puerto de transbordadores, unido con el puerto dritánico Dover.

Desde 1994 el Túnel del Canal ha unido los dos países por medio de un ferrocarril.

Para gran disgusto de algunos residentes de Calais (población 126,774), la ciudad adquirió una triste fama internacional por su enorme campamento provisional de unos 6 000 habitantes, donde una mezcla de refugiados, solicitantes de asilo y migrantes económicos de muchas áreas problemáticas o destrozadas por la guerra de todo el mundo, tratan de sobrevivir mientras intentan entrar en el Reino Unido, escondidos en grandes camiones, transbordadores, coches o trenes.

#HelpRefugees en Calais

Queríamos unirnos al esfuerzo para ayudar y también ver más de cerca esta gran comunidad no oficial de quienes viven y trabajan discretamente en Calais y sus alrededores, ayudando y apoyando a la población de refugiados y migrantes.

La siguiente información, entrevistas y fotos pretenden resumir nuestra experiencia de una semana extremadamente enriquecedora que pasamos con la gente de Help Refugees, una asociación británica sin fines de lucro y una asociación local francesa L'Auberge des Migrants.

Help Refugees declara en su página web:

We help the most vulnerable people currently reaching Europe's shore by supporting local groups, charities and volunteers who are at the front lines, carrying out life changing work in difficult circumstances. We are working everywhere where Governments and NGOs cannot be. Unconstrained by red tape, politics and bureaucracy, we act fast to change lives. Your donations go directly to the people who need it most.

Ayudamos a la gente más vulnerable que actualmente llega a la costa europea, ayudando a grupos locales, instituciones caritativas y voluntarios, que se encuentran a la vanguardia, realizando trababajo que cambia vidas en circunstancias difíciles. Trabajamos en todas partes donde gobiernos y ONG no llegan. Libres de papeleo, política y burocracia, actuamos rápido para cambiar vidas. Sus donaciones van directamente a la gente que más las necesita.

Calais Jungle One ticket to hope

Foto del álbum Jungla de Calais, 2016-01-17 13.02.06, por el usuario de Flickr malachybrowne, CC Attribution 2.0 Generic (CC BY 2.0).

Esta labor intensa se lleva a cabo en un gran almacén, discretamente ubicado dentro de un centro de negocios de Calais.

Cada día de 100 a 150 voluntarios de distintas edades y orígenes, sea durante varios días, sea durante semanas y meses, clasifican donaciones de ropa y artículos de higiene, empacan paquetes de comida y leña para que los residentes de la jungla de Calais puedan preparar su comida, cargan y descargan camiones y furgonetas.

Ellos participan en la limpieza del campamento, distribuyen comida y otros artículos, enseñan francés e inglés entre otras cosas.

La gestión es fluida y eficiente, el ambiente amistoso y respetuoso. La dignidad y seguridad de la gente que vive en el campamento son las prioridades principales.

¿Cómo funciona todo esto en la práctica?: una entrevista

Hettie, una inglesa de 24 años de Help Refugees, se alterna con su compañera Cecile para recibir a los voluntarios y organizar su trabajo diario en el lugar

Global Voices tenía innumerables preguntas para ella:

Hetty

Hettie, miembro del equipo de administración de la operación Help Refugees en Calais. Julio 2016. Foto: Marie Bohner.

Global Voices (GV): Por favor podrías presentar la actividad en unas pocas palabras.

Hettie (H): Here French Auberge des migrants and British Help Refugees come under one roof and work together. When Help Refugees first came to Calais, they were looking to work with groups and organizations on the ground, that's how the relationship came to be.

Hettie (H): Aquí el francés Auberge des migrants y el Help Refugees británico se juntan bajo el mismo techo y colaboran. Cuando Help Refugees vino a Calais por primera vez,  buscaba trabajar con grupos y organizaciones en la práctica, así es como nació la relación.

GV: ¿Cómo explicas el hecho de que haya tantos voluntarios del Reino Unido y poca gente de Francia?

H: I think it's just a different way of doing it. When you are here for a while, you notice that, from the French side, there's often volunteers that having volunteered for ten years, come once a week, or once a month, that's total commitment, whereas in Britain, we like to do this, “Tadaa, I'm here for a week” so it's very visible that we are all here. And as well, there's a lot of frustration, and anger, in the U.K. about what's going on, and here is an opportunity do what the government is failing to do.

H: Creo que es simplemente otro modo de hacerlo. Al pasar aquí un tiempo, uno se da cuenta de que, por la parte francesa, suele haber voluntarios con diez años de experiencia, quienes vienen una vez por semana o al mes, comprometiéndose totalmente, mientras que a los británicos nos gusta hacer lo siguiente: “Tadaa, estoy aquí por una semana”, y se nota mucho que todos estamos aquí. Además, hay mucha frustración y rabia en el Reino Unido con respecto a lo que está pasando, y aquí se presenta una oportunidad de hacer lo que el gobierno incumple.

GV: ¿Cuánto tiempo llevas aquí? ¿y cuánto más planeas quedarte?

H: I have been here for ten months. Actually I was supposed to leave a month ago (she laughs), to head to Greece with Help Refugees, to follow a grassroots group particularly in northern Greece. I set up the first ground team of this charity. But I came back, because it's very hard to hand over, to find people who will take on this responsibility.

H: Llevo aquí diez meses. En realidad, se suponía que me iba hace un mes (se ríe), para dirigirme a Grecia con Help Refugees, siguiendo un grupo de base en el norte de Grecia en particular. Yo instalé el primer grupo pionero de esta entidad benéfica. Pero regresé porque cuesta mucho traspasar la responsabilidad, encontrar gente que la asuma.

GV: ¿Hay muchos voluntarios británicos que también quieren irse a Grecia?

H: Oh yes, quite a few whom I know. There are a lot from Switzerland, Americans, Canadians, people from New Zealand, Australia. The relationship with Greece is different.

H: Oh, sí, conozco bastantes. Hay muchos suizos, estadounidenses, canadienses, gente de Nueva Zelanda, Australia. La relación con Grecia es diferente.

Calais Ferry Beach

Un ferri se va del puerto Calais, visto desde la playa por la tarde. Foto: Suzanne Lehn.

GV: ¿Cómo sustituyen a los voluntarios que se van a Grecia?

H: We are recruiting. We changed our management system. We have coordinators for the various tasks, we have a coordinator in Dunkirk as well. As we are dividing the roles, growing, the needs also increase, and also for the responsibilities, we need to hire more people. “Come and volunteer!” People can commit to a role, be supported and develop in that role.
If volunteers commit for a month or more, this is very, very valuable. For a week as well. We are flexible and will fit them in where the need is at the moment.

H: Estamos reclutando gente. Cambiamos nuestro sistema de gestión. Tenemos coordinadores para diferentes tareas, también tenemos un coordinador en Dunkirk. Ya que dividimos los papeles, creciendo, también incrementan las necesidades y las responsabilidades, necesitamos contratar más gente. “¡Ven a hacer voluntariado! La gente puede comprometerse con una responsabilidad, ser apoyada y desarrollarse en este papel.

Cuando  los voluntarios se comprometen por un mes o más, es muy, muy valioso. También si es por una semana. Somos flexibles y los integramos en el área de más necesidad.

GV: ¿Cómo se mantienen a sí mismos, si hacen voluntariado por un tiempo tan largo, un mes o un año?

H: It depends on your personal background. We give accommodations the best we can for people staying for a month or more. Obviously we can't do it for everybody, because we are limited, so if you can support yourself please do as much as you can. For the everyday lunch of volunteers we often use donations which cannot go to the camp because of not being halal. With the support of Auberge for basic necessities, we can help, if necessary.

H: Eso depende de tus antecedentes personales. Damos acomodo lo mejor que podemos para la gente que se queda por un mes o más. Obviamente, no lo podemos hacer para todos, porque estamos limitados, por eso si te puedes sustentar, por favor, haz lo más que puedas. Para la comida diaria de los voluntarios a menudo usamos donaciones que no pueden dirigirse al campamento por no ser halal. Podemos ayudar con el apoyo de Auberge para las necesidades básicas, si es necesario.

Inside the warehouse

Preparando raciones de comida para ser empaquetadas. Foto Suzanne Lehn.

GV: ¿Existe alguna posibilidad de conflicto con las autoridades francesas?

H: We make volunteers here aware that their actions, and how they behave in the evening when they go out, reflects on the camp residents. If, when going to pubs they are loud, shouting, or aggressive, then it becomes another reason for the [Calais residents] to resent the camp. It is very, very important that we are all very well-behaved and very respectful, because we are here to help people and not to make it worse for them. As for the CRS, they are a military-trained force, and, absolutely, there are difficult instances whenever there is a verbal aggression, physical aggression, they take your ID, the car's number, and there are a lot of cases we were not able to take forward because we haven't got the information that we really need. And there is the fascist element as well, which poses a risk, but if you follow our rules and listen to our advice, you will be OK. You have a supportive background.

H: Aquí informamos a los voluntarios de que sus acciones y su comportamiento, cuando salen por la noche, se refleja en los residentes del campamento. Si hablan en voz muy alta o se ponen agresivos eso les da motivo a los [residentes de Calais] para odiar el campamento. Es muy, muy importante que todos nos comportemos bien y respetuosamente, porque estamos aquí para ayudar a la gente y no hacerles la vida más difícil. En cuanto al CRS, es una fuerza militar entrenada y realmente hay casos difíciles siempre que hay agresión verbal, física, ellos toman tu identificación, número de placa y hay muchos casos cuando no podíamos avanzar por no obtener la información que realmente necesitábamos. Y también hay un elemento fascista que supone un riesgo, pero siguiendo todas las reglas y nuestros consejos, estarás bien. Cuentas con un apoyo básico.

GV: ¿Sientes que ustedes son aceptados por el CRS?

H: It depends. Sometimes it is ok. There are good people [among them], not so good people, people who are just doing their job, and they have been given a mandate to do things. What is scary is that they don't even have to think about what is right. The authorities are not made accountable for the actions of these people.

H: Depende. A veces todo está bien. [Entre ellos] hay buenas personas, no tan buenas y personas que solo hacen su trabajo y están cumpliendo una orden que les dieron. Lo que asusta es que ni siquiera tienen que pensar si es correcto o no. Las autoridades no se hacen responsables de las acciones de esta gente.

GV: ¿Cuál es el papel de los medios sociales, qué relación tienen ustedes con ellos?

H: This whole thing probably happened because of social media! The catch angle has existed for 20+years, in some form or other, but because of social media things get spread quite quickly, people can get involved and know how to come here, [it enlarges] the scale and numbers of people. Last week we had an average outreach of 150 or more people a day here, volunteering, not including the long-term volunteers… so we do rely on it.
[On the other hand], we do [deal] with a lot of people wanting to achieve something when they first come, so we had to crack down on this and say it's not appropriate, what are your priorities? To help people or feel satisfied from your doing good? It's totally ok to feel good [for helping] but that should not be your reason of doing it.
But social media is very, very useful.

H: ¡Todo esto se dio probablemente gracias a los medios sociales! El punto de reclutamiento de voluntarios ha existido por más de 20 años de una forma u otra, pero gracias a los medios sociales la información se divulga bastante rápido, la gente se involucra y sabe cómo llegar, [esto aumenta] la escala y cantidad de gente. La semana pasada tuvimos un promedio de 150 personas o más al día, haciendo su voluntariado aquí sin contar a los voluntarios de largo plazo… por eso sí confiamos en los medios. [Por otro lado], también enfrentamos personas que quieren obtener algo, cuando llegan por primera vez, entonces tuvimos que detener estas conductas y decir que no es lo apropiado, ¿cuáles son sus prioridades? ¿Ayudar a la gente o sentirse satisfechos por hacer el bien? No hay nada de malo en sentirse satisfechos [por ayudar], pero esto no tiene que ser el motivo para hacerlo.

Pero los medios sociales son muy, muy útiles.

GV: ¿Y no comprometen ellos la seguridad de su organización?

H: Yes, we have to be very careful about location, or features on the warehouse, about photos taken by volunteers and fascist groups   sighting them. We had volunteers attacked, we had cars attacked. It has gone better, they have cracked down on this kind of things. We are very cautious and wary about refugees’ images not being taken, for their own security or that of their relatives. We insist that we have a lot of unaccompanied minors at risk from traffickers, and this is also an issue for children with their mothers, and family back in Afghanistán for instance.

H: Sí, debemos tener mucho cuidado con la ubicación o características del almacén, con fotos tomadas por voluntarios y vistas por grupos fascistas. Nuestros voluntarios fueron atacados, nuestros coches fueron atacados. Últimamente nos va mejor, se han tomado medidas contra ese tipo de cosas. Somos muy prudentes y cuidamos que no se tomen fotos de refugiados por su propia seguridad o la de sus parientes. Insistimos en que tenemos muchos menores de edad sin acompañantes, quienes están en riesgo por parte de traficantes, y también es un problema para los niños con sus madres y la familia que se ha quedado en Afganistán, por ejemplo.

GV: ¿Qué mensaje te gustaría transmitir a nuestros lectores?

H: I had some journalist contact me, and he wanted to film me and refugees, and said, “we want to capture the gratitude.” I have a massive issue about that. I'm not here for somebody to be thankful, I'm not here because somebody is a refugee or an economic migrant. I'm here because I disagree with the way people are being treated. As a fellow human being, I realise it's in my power to do something that betters another life, and if I was in their situation, I would hope that would [also] be the case. But even if it isn't, I vote with my feet, I build the world that I want to be a part of. Every potentiality that is in front of you, it is yours to make. Do things you feel are good and you know do not harm others. That's it and it's totally possible. You come here. You can find possibilities in yourself that you had no idea could exist.

H: Me contactó un periodista, quería filmarme a mí y a los refugiados y dijo “queremos capturar la gratitud”. Es un tema difícil para mí. No estoy aquí para que alguien se sienta agradecido, no estoy aquí porque alguien sea un refugiado o un migrante económico. Estoy aquí porque no estoy de acuerdo con la forma en que tratan a las personas. Como ser humano me doy cuenta de que está en mis manos hacer algo que mejore otra vida y, si yo estuviera en tal situación, esperaría que [también] fuera el caso. Pero aun si no fuera así, yo voto con mis pies, yo construyo el mundo del que quiero formar parte. Cada posibilidad que está frente a ustedes es suya. Hagan cosas que sientan que son buenas y sepan que no les causan daño a otros. De eso se trata y es totalmente alcanzable. Vengan aquí. Pueden encontrar posibilidades en sí mismos de las que ni tenían idea que existían.

GV: ¡Muchas gracias!

Testimonios de voluntarios

Hicimos dos preguntas a unos compañeros voluntarios:

Volunteers Calais

Algunos voluntarios, de acuerdo a las manecillas del reloj desde arriba a la izquierda: Tom, Chohee, Nieves, Renke. Fotos: Marie Bohner y Suzanne Lehn

1) ¿Por qué has decidido venir a Calais y ayudar?

2) ¿Qué aprendiste de esta experiencia?

Tom, de Irlanda, 25 años:

I decided to come because I felt helpless, I didn't know what's going on, should we open borders?
I learned that I can help personally. I set up a bike repair workshop, so that unaccompanied boys in the camp can graduate as bike mechanics who will be able to work for cash.

Decidí venir porque me sentía impotente, no sabía qué estaba pasando, ¿deberíamos abrir fronteras? Supe que puedo ayudar personalmente, preparé un taller de reparación de bicicletas para que los chicos que no van acompañados puedan llegar a ser mecánicos de bicicletas y cobrar por su trabajo.

Chohee de Corea del Sur, haciendo un viaje mochilero alrededor del mundo:

I want to help and serve refugees. I already helped Palestinian refugees in Jordan, so I had experience.
Here there are so many people and nationalities, even though I did not yet go to the camp, I expect to understand the life of refugees, and want to share some hope.

Quiero ayudar y servir a refugiados. Ya estuve ayudando a los refugiados palestinos en Jordania, así que tengo experiencia.

Aquí hay tanta gente de tantas nacionalidades, aunque todavía no he ido al campamento, espero comprender la vida de los refugiados y quiero compartirles esperanza.

Renke, de los Países Bajos, 34 años, supervisor:

I have a Quaker background. I used to volunteer for homeless people and in a kitchen for an elderly community. One year ago, I went to a meeting, and the question was, if we believe, why not be in Greece and help people? I knew about Calais being a town too small to manage its refugee situation.
My life changed, I am here definitively. I used to come a few times, and after four trips, I thought, of course, I'll be back! After a year here I will reassess my priorities. My aim is to think positive and make the world positive.

Tengo experiencia de cuáquero. Solía hacer voluntariado para la gente sin hogar y en la cocina para la comunidad de edad avanzada. Hace un año asistí a un encuentro y la pregunta era, si somos creyentes, ¿por qué no ir a Grecia y ayudar a la gente? Sabía que Calais era una ciudad demasiado pequeña para afrontar su situación migratoria.

Mi vida cambió. Estoy aquí definitivamente. Vine varias veces y después de cuatro viajes pensé que ¡por supuesto regresaré! Después de estar un año aquí voy a revaluar mis prioridades. Mi propósito es pensar positivo y hacer positivo al mundo.

Nieves, de México, actualmente vive en el Reino Unido, 33 años, entrenada para inaugurar una tienda que entregará productos de higiene en el campamento:

I was worried about the refugee crisis and wanted to do something to help, but didn't know how. So I researched Help Refugees UK and the Auberge des Migrants. I started reading and saw stories about other volunteers.
I discovered that it is much easier to help than I thought. There are so many things anyone can do, just get started! And I love the environment, so many people, organized and getting things done!

Me preocupaba por la crisis de refugiados y quería hacer algo para ayudar, pero no sabía cómo. Entonces di con Help Refugees UK y Auberge des Migrants. Empecé a leer y vi historias sobre otros voluntarios.

Descubrí que es mucho más fácil ayudar de lo que había imaginado. ¡Hay tantas cosas que cualquiera puede hacer, es sólo cuestión de empezar! Y me encanta el entorno, ¡tanta gente bien organizada haciendo que las cosas se lleven a cabo!

Evening walk on the beach

Residentes de la jungla dan un paseo por la tarde en la playa de Calais. Foto por Suzanne Lehn.

Recargando mentes al final del día

Los días con Help Refugees y Auberge des Migrants son realmente ajetreados. También ofrecen hermosos encuentros y pláticas, amistades durante la colaboración que terminan por la noche con algo de risa y comida.

Relaxing at dinner with our new friends. Photos Marie Bohner and Suzanne Lehn

Cenando con amigos. Fotos Marie Bohner y Suzanne Lehn.

Para más información:

Un blog: Passeurs d'hospitalité (significa “Traficantes de hospitalidad”)

En Twitter: etiqueta #helprefugees; más fotos.
En Facebook: La página de Facebook Help Refugees; la página de Facebook l'Auberge des Migrants.

Marie Bohner contribuyó con entrevistas y fotos.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.