¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La desaparición del activista social y literario Wahid Baloch

Photo of Wahid Baloch by Artist Khuda Buksh Abro.

Foto de Wahid Baloch por el artista Khuda Buksh Abro.

Wahid Baloch, un activista social y literario baluchi, fue secuestrado el 26 de julio cuando volvía del funeral de un amigo desde Umar Khot en Sindh. Baloch se encontraba en un autobús cuando el vehículo fue interceptado, y él fue llevado en contra de su voluntad hasta el interior de un coche. Más conocido por su justicia social y por su producción literaria, Baloch trabaja como operador de telefonía en el Civil Hospital y es una voz activa contra las desapariciones forzadas en Baluchistán, una de las provincias más grandes de Pakistán.

Baloch también se encarga de la biblioteca de referencias Sayyad Hashumi de Karachi, en la cual se conserva todo el material publicado y no publicado sobre el pueblo baluchi, la lengua baluchi y la provincia de Baluchistán. El fundador de la biblioteca Sayyad Hashumi, el profesor Sabah Dashtyar, fue asesinado a tiros en el 2011.

Las desapariciones forzadas no son un fenómeno nuevo en Baluchistán, donde los nacionalistas baluchis están involucrados en un movimiento de resistencia armado contra el estado paquistaní. Sin embargo, un número considerable elige como objetivos a civiles desarmados, en su mayoría poetas, escritores y activistas que constituyen una parte activa del movimiento de resistencia.

Según datos oficiales obtenidos por la agencia de noticias The News, casi mil cadáveres llenos de balas han sido recuperados de distintos lugares de Baluchistán en los últimos seis años, y se ha identificado más de la mitad de los cuerpos mutilados como pertenecientes a la etnia baluchi. El informe también reveló que más de 112 lugareños siguen desaparecidos. En el 2014, Farzana Majeed se manifestó marchando miles de kilómetros a lo largo de Pakistán por su hermano desaparecido y por las personas desaparecidas de Baluchistán. La familia de Majeed, como muchas otras, culpa a las agencias de seguridad de Pakistán de estas desapariciones.

Las agencias de seguridad han negado de forma rutinaria su implicación en dichas desapariciones, pero los grupos de derechos humanos afirman que se trata de una mentira y sostienen que el gobierno elige como objetivos específicamente a individuos involucrados en los movimientos separatistas baluchis y a figuras literarias que escriben o hablan sobre la lucha baluchi por la libertad. Tras la desaparición de Baloch, Amnistía Internacional emitió un comunicado en el que acusaba a las agencias de seguridad de Pakistán de estar implicadas y expresaba su preocupación por la seguridad y el bienestar de Baloch. La Comisión de Derechos Humanos ha formado un equipo para investigar su desaparición.

En un texto titulado “Who was Comrade Wahid?” (¿Quién era el Camarada Wahid?) que se publicó en el sitio web Baluch Samachar (el cual comparte nuevas historias de Baluchistán sobre las cuales hay poca información y que a menudo son suprimidas), Imtiaz Baloch recuerda el activismo de Baloch y su amor por la comunidad:

Wahid Baloch has been determined and passionate about his humanitarian work. He organized several press conferences, protests, gatherings and marches against enforced disappearances of Baloch people. Residents of Lyari use to say: “Wahid bleeds for others”. This passion of dedicating his time for others earned him the nickname of “Comrade”. No one knows Wahid in Lyari, if you don’t add Comrade to his name(..) The Gadap police registered an informal report of his kidnapping but declined to file a First Investigation Report (FIR).

Wahid Baloch ha sido decidido y apasionado en cuanto a la labor humanitaria. Organizó varias conferencias de prensa, protestas, reuniones y marchas contra las desapariciones forzadas del pueblo baluchi. Los habitantes de Lyari suelen decir: “Wahid se compadece mucho de los demás”. Esta pasión de dedicar su tiempo a la gente le ganó el apodo de “Comrade” (Camarada). Nadie conoce a Wahid en Lyari, si no añades “Camarada” a su nombre (…) La policía de Gadap registró un informe oficioso de su secuestro, pero se negó a aceptar un Informe de Primera Investigación.

El gobierno paquistaní bloquea y suprime historias nuevas de Baluchistán de forma rutinaria, incluidos los sitios web que informan sobre el Movimiento Nacional Baluchi. Los activistas baluchis a menudo dependen de Twitter y de Facebook para compartir artículos acerca de secuestros y torturas. Están utilizando la etiqueta #SaveWahidBaloch [Salven a Wahid Baloch] para llamar la atención hacia esta desaparición forzada más reciente:

“Salven a Wahid Baloch”

“Salven a Wahid Baloch”. Casi han pasado dos semanas desde que Wahid Baloch fue desaparecido ilegalmente. No hay noticias de él y su familia sufre.

La desaparición forzada de Wahid Baloch es la continuación de la política estatal paquistaní de perseguir a los baluchis cultos.

Ha pasado bastante más de una semana desde que Baloch fue secuestrado. Su paradero aún se desconoce y los miembros de la comunidad, sus amigos y sus familiares temen por su vida. Como dice Imtiaz Baloch, “Un hombre que luchó para erradicar la amenaza de las desapariciones forzadas se convirtió en víctima de ese mismo crimen”.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.