¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

El juicio “espía” en contra de periodista macedonio se posterga en medio de demandas que exigen su liberación

The Macedonian Association of Journalist organized a protest in front of the Criminal Court to demand the immediate release of journalist Zoran Bozinovski (Photo: Meta.mk)

La Asociación de Periodistas de Macedonia organizó una protesta frente al Tribunal Penal para exigir la inmediata liberación del periodista Zoran Bozinovski. Imagen: Meta.mk, utilizada con permiso.

El Tribunal Penal de Macedonia postergó la primera audiencia en el juicio del periodista Zoran Bozinovski por varias horas después de que sus colegas de la Asociación de Periodistas de Macedonia protestaran por su liberación enfrente del lugar.

Božinovski es acusado por los delitos de conspiración criminal, espionaje y chantaje. Es uno de los 18 acusados en el caso denominado “Espía”, en el que sindican a un grupo de personas – entre estos, exfuncionarios de inteligencia y de la policía, el exdirector de la Oficina para combatir el lavado de dinero y el exjefe de gabinete del presidente del Parlamento – por espiar en nombre de Grecia y Hungría. Tres años atrás, él fue arrestado en Serbia, país donde buscó asilo político, y en abril de este año lo extraditaron a Macedonia.

Los simpatizantes de Božinovski afirman que el caso en su contra es una represalia debido a la labor que realizó en el portal de internet Burevesnik.org, el cual, en el pasado, ha publicado información filtrada que implicó a políticos macedonios en corrupción.

El presidente de la APM, Naser Selmani, afirmó que habían organizado la protesta como una muestra de solidaridad con Božinovski:

„Ги потсетуваме судиите дека Македонија е втора земја во Европа, во која има новинар во затвор. Прво беше осуден Томислав Кежаровски, а сега и Божиновски. Гласно прашуваме кој ќе биде следниот. Во земјата каде што новинарите се затвораат, таму е заробена и слободата на говорот и слободата на медиумите. Таквите судски постапки имаат цел да ги казнуваат непослушните новинари и да ги застрашуваат и дисциплинираат другите“, рече Селмани.

Le recordamos a los jueces que en Europa solo Macedonia y otro país tienen a los reporteros en prisión. Primero, Tomislav Kezarovski fue condenado, y ahora Božinovski. Nos preguntamos quién será el siguiente. En un país donde los periodistas son encarcelados, la libertad de expresión y la libertad de prensa están bajo ataque. Esos casos tienen por objetivo castigar a los periodistas desobedientes, y amedrentar y disciplinar a los demás.

En el 2013, Tomislav Kezarovski fue sentenciado a cuatro años y medio en prisión por presuntamente publicar el nombre de un testigo protegido en un caso de asesinato que ocurrió en el 2005. Tras la ola de protestas y el apoyo de las asociaciones de periodistas y demás organizaciones internacionales, Kezarovski fue liberado a principios del 2015. Pasó siete meses en prisión y el resto de su condena, bajo arresto domiciliario.

De manera similar, la asociación exigió que Božinovski fuera inmediatamente liberado bajo fianza, aludiendo a recientes ejemplos, en los cuales a algunos exfuncionarios les permitieron esperar su juicio desde sus hogares, en lugar de la prisión. También insistieron en que la Fiscalía entregara el caso de Božinovski a una Fiscalía especial independiente, argumentando que no realizarlo es una señal de que los cargos imputados en su contra constituyen una venganza por publicar evidencia de los abusos de poder.

Still image of Zoran Bozinovski from an interview with Croatian Nova TV.

Imagen de Zoran Bozinovski obtenida de una entrevista para la televisión croata, Nova TV.

El juicio de Božinovski se separó de los otros que son acusados en el caso “Espía”. Los otros 17 sindicados fueron hallados culpables en el 2014 y sentenciados de uno a 15 años en prisión. No obstante, sus condenas ahora están siendo discutidas en el Tribunal de Apelaciones. Después de que se conformara la Fiscalía especial como parte de un trato para finalizar la crisis política del país, esta exigió tomar su caso, acción que el Tribunal de Apelaciones autorizó.

Varias horas después de la protesta de la asociación, el Tribunal Penal postergó el inicio del juicio, según el canal local Nova. Este citó a la jueza Aleksandra Krstic, quien explicó que aunque ella le solicitó al Tribunal de Apelaciones que presentara toda la evidencia relacionada con el caso, ellos todavía no lo habían realizado.

El caso “Espía”

El caso comenzó en el año 2012, cuando las autoridades acusaron a un grupo de personas, entre estos, críticos y denunciantes de ilegalidades dentro del gobierno, por espiar en nombre de Grecia y Hungría. Ambas naciones son miembros de la Unión Europea, mientras que Macedonia no lo es. Se postuló para obtener la membresía desde el 2005, sin embargo, las conversaciones no han prosperado. Esto se debe en parte a las objeciones de Grecia por una antigua disputa acerca del nombre de Macedonia y por su falta de progreso para erradicar la corrupción y el fraude electoral.

Macedonia no emitió ninguna nota diplomática dirigida a esos países en la cual los condenara por espionaje. De hecho, tres meses después, el presidente de Macedonia, Gjorge Ivanov, elogió a su contraparte húngara Viktor Orbán por ser “un buen amigo y simpatizante” de Macedonia.

Para octubre del 2014, el sistema judicial ya había condenado a 17 de los acusados. Božinovski, sin embargo, había emigrado anteriormente a Serbia, pues temía por su seguridad. Las autoridades de Serbia lo arrestaron en el año 2013 basándose en una orden internacional, y tras esperar casi un año en prisión fue trasladado a Macedonia.

Grupos de derechos humanos y defensores de la libertad de expresión condenaron su extradición y advirtieron que Božinovski podría ser vulnerable a la tortura una vez llegara al país.

El Comité contra la tortura del Consejo de Europa publicó un informe en marzo del 2016, en el cual expresó profundas inquietudes acerca del sistema penal de Macedonia, debido a los “numerosos y consistentes alegatos de maltrato hacia los detenidos por parte del personal de vigilancia”.

Las escuchas que publicó la oposición de Macedonia en el 2015 revelaron una conversación entre Martin Protuger, la mano derecha del entonces primer ministro de Macedonia Nikola Gruevski y la entonces ministra del interior Gordana Jankuloska, en la cual discutían la manera de torturar a Bozinovski una vez este estuviera bajo su poder. Protuger solicita realizarle una visita “con una cámara de CCTV apagada en el transcurso de la misma”. Además, discutieron los arreglos para la violación de Božinovski por parte de otros reos, como si fuera algo “natural”.

Estas escuchas captaron a la élite de Macedonia hablando sobre una amplia variedad de fechorías, y esto provocó una crisis política en el país. Un acuerdo negociado entre la UE y EE. UU. intentó paralizarla, al estipular, entre otras cosas, que se creara una Fiscalía Especial independiente a fin de que se investigaran las revelaciones contenidas en las conversaciones filtradas. No obstante, el presidente Ivanov anunció el 12 de abril del 2016, que estaba otorgando un perdón a más de 50 políticos de alto nivel y a sus asociados que estuvieran bajo investigación.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.