¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

El Caribe se plantea un mundo donde Donald Trump es presidente

Donald Trump, speaking at the First In Nation Republican Leadership Summit in Nashua, New Hampshire. Photo by Michael Vadon, CC BY-SA 2.0.

Donald Trump, hablando en la Cumbre de la Dirigencia Republicana en Nashua, New Hampshire. Foto de Michael Vadon, CC BY-SA 2.0.

Es oficial: Donald Trump será el 45° presidente de Estados Unidos. Al sur de la frontera, donde un dicho dice que si Estados Unidos estornuda, la región entera se resfría, los cibernautas caribeños han estado publicando sus reacciones al resultado de las elecciones presidenciales 2016 de Estados Unidos.

Dada la retórica del ahora presidento electo en la ruta de la campaña –desde su descripción de los mexicanos a su actitud hacia los musulmanes– es justo decir que la mayoría de cibernautas caribeños percibían a Trump como prejuicioso, xenófobo, misógino y causante de divisiones. Abrumadoramente, al menos para la gente de la región, parecía que esta campaña electoral fue principalmente sobre raza (aunque hubo algunos argumentos de que fue más sobre clase). Por consiguiente, la victoria de Trump fue confusa y perturbadora para muchos usuarios de medios sociales radicados en el Caribe, que no podían entender cómo Estados Unidos pudo haber votado por alguien que difundía tan abiertamente tanta intolerancia.

Brigette Joseph, usuaria trinitense de Facebook, se preguntó si estaba soñando, y dijo: “Lo que me exaspera por encima de todo, es que Trump ha validado todos los sentimientos y opiniones de misóginos, racistas, xenófobos y matones en todas partes”.

Para Karen Martinez, caribeña que vive en Londres, la victoria de Trump fue una declaración demasiado aislacionista para su estómago, sobre todo luego del reciente Brexit del Reino Unido para salir de la Unión Europea:

Sad sad sad and ANGRY! As someone else mentioned, when Trump said he wants to make America great again he really meant he wants to make America WHITE again! So very scary. He and his supporters forget (or don't give a shit) that the original people were Native Americans. Whites are the immigrants. This place doesn't ‘belong’ to anyone we are all here to look after this planet and our fellow human beings. This result threatens our humanity. That is all.

¡Triste triste triste y MOLESTA! Como alguien mencionó, cuando Trump dice que quiere hacer a Estados Unidos grande de nuevo ¡en realidad quiso decir que quiere hacer a Estados Unidos BLANCO de nuevo! Da mucho miedo. Él y sus partidarios olvidan (o les importa un bledo) que el pueblo original eran los nativos americanos. Los blancos son los inmigrantes. Este lugar no ‘le pertenece’ a nadie, todos estamos aquí para cuidar este planeta y al prójimo. Este resultado amenaza nuestra humanidad. Eso es todo.

Cietamente, Rubadiri Victor, activista radicado en Trinidad, se refirió el resultado como “Brexit al cuadrado” y no tuvo problema en llamar la elección de Trump como un saludo a la supremacía blanca. También predijo que una presidencia de Trump estaría marcada por “deportaciones, fraude en inmigración, encarcelamientos y represión de electores […] anulación sistemática de victorias civiles y demolición de todos los beneficios”, y reprendió a los demócratas por elegir a Hillary Clinton como su candidata por encima de Bernie Sanders, de quien se cree tenía más opciones de derrotar a Trump.

‘Es tiempo de opresión, oscuridad y lágrimas’

Muchos otros usuarios de medios sociales compartieron esa opinión. Victor sugirió que la respuesta del Caribe debía ser “crear una República Cimarrona autosostenible aunque interdependiente donde vemos nuestras instituciones centrales como Educación, Cultura, Memoria, Sanación, Agricultura, Vivienda y Tecnología, etc… Se va a poner OSCURO. ¡Es momento de ocuparnos de la LUZ!”

Victor no fue el único en ver nubes de tormenta que se juntaban. El actor Michael Cherrie publicó un extracto de un verso del poeta guyanés Martin Carter:

This is the dark time, my love,
It is the season of oppression, dark metal, and tears.
It is the festival of guns, the carnival of misery
Everywhere the faces of men are strained and anxious […]

Estos son tiempos oscuros, mi amor,
Es tiempo de opresión, oscuridad y lágrimas.
Es el festival de las pistolas, el carnaval de la miseria
En todas partes, las caras de los hombres están fatigadas y ansiosas […]

Dion Boucaud, usuaria de Facebook, dijo:

I'm finding it difficult to string coherent sentences together. I am in deep fear. I lived through the uncertainty of the Cold War where as a student you felt ‘what's the point’ as it was believed the world was heading to war. Apart from that is his antagonistic stance on NAFTA and Climate Change. I fear there is another financial tsunami coming. I fear …

Se me está haciendo difícil conectar oraciones coherentes. Tengo profundo miedo. Viví la incertidumbre de la Guerra Fría, donde como estudiante se sentía ‘qué sentido tiene’ pues se creía que el mundo iba hacia la guerra. Además de eso, está su postura opuesta al TLCAN y el cambio climático. Temo que se venga otro tsunami financiero. Temo…

Lesley-Ann Noel, catedrática de la Universidad de las Indias Occidentales y becaria Fulbright que estudia en Carolina del Norte, Estados Unidos, no podía desentrañar “cómo se supone que debemos seguir adelante como si nada”. Es parte de un grupo en línea de madres liberales que ahora están preocupadas en explicar esta nueva realidad a sus hijos, y cómo navegar, como gente de color, la marca de Trump de Estados Unidos. Noel agregó que algunos de sus amigos negros eligieron no ir a clases al día siguente de las elecciones –simplemente, no tenían ganas.

Por su parte, Keith Francis, admitió que le preocupa más el compañero de fórmula de Trump que el propio Trump y se preguntó qué efectos –si es que los había– tendría su victoria en los “procesos penales y civiles que se supone que Trump debe enfrentar”.

‘Hillary perdió porque es una miserable política corrupta’

Pero otros caribeños estaban igual de preocupados con las controversias en torno a Hillary Clinton. El haitiano-estadounidense Pascal Robert explicó:

Clintonian ‘Third Way’ Politics and triangulation started with Bill Clinton in 92 and continued with Obama through both his terms was completely rejected by the American people last night. The most horrid and damaging political world view this country had ever seen, which YES did more damage to this nation than Ronald Reagan, was killed last night, and for that reason alone I am content.

Nothing Donald Trump has said was worse than the nations Hillary Clinton actually destroyed. Trump was a mis-handler of words, Hillary was a mis-handler of national power. If you thought Trump was more dangerous than Hillary you know little to nothing about world events and politics and shouldn't even be talking. Hillary Clinton caused the greatest refugee crisis in modern history because of her and Obama's policies in Libya and Syria.

Clinton and her husband ran a criminal slush fund called the Clinton Global Initiative that peddled influence for money and used their influence to rob countries like Haiti while Hillary also supported a coup in Honduras. The e-mail scandal alone should have put Hillary Clinton in prison. Bottom line. Hillary lost because she is a wretched corrupt politician who was running in a year where people were tired of the status quo after eight years of the Bank protecting con game called the Obama presidency. For that reason I am content.

La política clintoniana de ‘Tercera Vía’ y la triangulación que empezó con Bill Clinton en 1992 y continuó en los dos mandatos de Obama fue completamente rechazada por los estadounidenses anoche. La visión política del mundo más horrenda y perjudicial que este país haya visto, que SÍ hizo más daño a este país que Ronald Reagan, la mataron anoche, y solamente por esa razón estoy satisfecho.

Nada que Donald Trump haya dicho es peor que las naciones que Hillary Clinton realmente destruyó. Trump manejó mal las palabras, Hillary manejó mal el poder nacional. Si pensabas que Trump era más peligroso que Hillary, sabes poco o nada de los acontecimientos del mundo y de política y no deberías ni hablar. Hillary Clinton causó la mayor crisis de refugiados en la historia moderna por sus políticas y las de Obama en Libia y Siria.

Clinton y su esposo manejaron un fondo con fines ilegales llamado Iniciativa Global Clinton que traficaba influencia por dinero y usaba su influencia para robarla a países como Haití, mientras Hillary también apoyó un golpe en Honduras. Solamente el escándalo de los correos electrónicos debió haber puesto a Hillary Clinton en prisión. En resumen: Hillary perdió porque es una miserable política corrupta que postuló en un año en que la gente está cansada del statu quo después de ocho años de la estafa protectora de bancos llamada presidencia de Obama. Por esa razón, estoy satisfecho.

Una compatriota de Robert, Alice Backer, fundadora y exdirectora de GV Lingua que ahora trabaja como abogada en Nueva York, estuvo de acuerdo. Aunque Backer era partidaria de Jill Stein, candidata del Partido Verde en estas elecciones presidenciales, dijo a Global Voices:

Right now people are in a panic and that's understandable. Remember, however, that the Wikileaks themselves revealed that Hillary's campaign preferred to run against Trump as they thought he was the great foil to their ‘lesser evilism’ strategy. And yes, Trump is the embodiment and mascot of the disgruntled, rust belt, de-industrialized male. But what Trump did right, it must be said, is that he actually reached out to the Haitian community in Florida where 300 votes or less separated Bush and Gore in 2000. He visited Little Haiti and echoed the Haitians’ rightful anger at the Clintons. In Little Haiti, he said: ‘I will be your voice.’ He then followed up with a mention of the Clinton Foundation's misdeeds in Haiti at the last presidential debate — something even Bernie Sanders never did. And the alt right and libertarian media went along with him and echoed the Haiti story in a way the liberal mainstream media — which leaked emails show was in the tank for Hillary — would not. So he not only tapped into the anger of the white disgruntled male, but also into that of other victims of Clintonian neoliberalism and vulturism, Haitians included.

Ahora la gente está en pánico y eso es entendible. Sin embargo, recuerden que los propios Wikileaks revelaron que la campaña de Hillary prefirió postular contra Trump pues pensaban que era el gran contraste a su estrategia de ‘mal menor’. Y sí, Trump es la encarnación y mascota de los hombres insatisfechos, oxidados y desindustrializados. Pero lo que Trump hizo bien, hay que decirlo, es que llegó a la comunidad haitiana en Florida donde 300 votos o menos separaron a Bush y Gore en el 2000. Visitó el Pequeño Haití y adoptó el legítimo fastidio de los haitianos con los Clinton. En el Pequeño Haití dijo: ‘Yo seré su voz’. Luego siguió con una mención a las fechorías de la Fundación Clinton en Haití en el último debate presidencial —algo que ni Bernie Sanders hizo nunca. Y todos los medios de derecha y libertarios avanzaron con él y repitieron la historia de Haití de una manera en que los medios liberales convencionales —cuyo espectáculo de los correos electrónicos filtrados estaba en a favor de Hillary— no hicieron. Así que no solamente accedió a la rabia de los hombres blancos insatisfechos, sino también a la otras víctimas del neoliberalismo y la rapiña clintonianos, incluidos los haitianos.

Los haitianos tenían muchas razones para desconfiar de Hillary Clinton: su esposo había admitido haber destruido la agricultura haitiana de arroz, gracias a sus políticas neoliberales de comercio de dumping de arroz de Arkansas en los años 90. Esto fue un golpe enorme para la agricultura haitiana, que nunca se recuperó. Incluso después de la disculpa del expresidente Clinton, la práctica no solamente continuó, sino que se amplió al dumping del maní. Igualmente perturbador, Ricardo Seitenfus de la Organización de Estados Americanos (OEA), que fue destituido de su puesto luego de exponer la verdad sobre la ayuda de las ONG, así como la fuente del brote de cólera en Haití después del terremoto del 2010, dijo que el departamento de estado de Hillary Clinton manipuló las elecciones presidenciales haitianas del 2010 a favor de Michel Martelly. Su departamento de estado volvió a intervenir con políticos haitianos, y los convenció de dejar de lado un plan para aumentar el salario mínimo haitiano a 62 centavos la hora.

En cuanto a los que puedan sentir que la retórica racista de Trump debió bastar para mantenerlo fuera de la Casa Blanca, Backer sostuvo:

Neither president was going to solve issues of white supremacy for black people. Only we can do that through our advocacy and movements. Black people — not a US president — brought us the civil rights movement.

Both Clintons championed the 1994 Crime Bill which catapulted the incarceration of blacks in US into the stratosphere. We now have a larger prison population than China, predominantly black and Latino. The Clintons also gutted the safety net of poor black families during that same period. Imagine the dislocation these policies wrought into black families. It's simply delusion to think that Clinton cared for black lives as much as she cared for black votes.

Ningún presidente iba a solucionar los problemas de supremacía blanca para los negros. Solamente lo podemos hacer a través de nuestra defensa y acciones. Los negros –no un presidente de Estados Unidos– nos dieron el movimiento de derechos civiles.

Los dos Clinton defendieron la Ley Criminal de 1994 que catapultó el encarcelamiento de negros en Estados Unidos a la estratósfera. Ahora tenemos una población carcelaria mayor que China, predominantemente de negros y latinos. Los Clinton también destriparon la red de seguridad de las familias negras pobres en ese mismo periodo. Imaginen el distanciamiento que estas políticas causaron en las familias negras. Es simplemente delirante pensar que a Clinton le importaron las vidas negras tanto como le importaron los votos negros.

Humor, resignación e indiferencia

Pero para muchos, Clinton parecía ser la opción más sensata. El sitio Wired868, desde Trinidad, que siempre brinda comentarios inteligentes y bastante satíricos sobre política y deporte, trató de analizar minuciosamente el triunfo de Trump:

Pointing the finger of blame at the judgment of millions of Americans—or questioning the racial tolerance of more than half of the country—might also be short-sighted. This is, after all, a country that recently voted for Barack Obama. Twice! […]

Obama, as he stumped for Hillary, insisted that his Democratic successor was the most qualified candidate ever for the job of US president. Clearly, that was a double-edged sword. At a time when distrust of politicians is at an all-time low, promoting her credentials as the ‘supreme politician’ might have been an own goal.

The public would rather trust a buffoon than a politician at the moment. And they proved it.

Culpar al razonamiento de millones de estadounidenses —o cuestionar la tolerancia racial de más de la mitad del país— también puede ser miope. Después de todo, este es un país que recientemente votó por Barack Obama. ¡Dos veces! […]

Obama, en su apoyo a Hillary, insistió en que su sucesora demócrata era la candidata más calificada para el trabajo de presidenta de Estados Unidos. Claramente, era un arma de doble filo. En un momento en que la desconfianza a los políticos está más baja que nunca, promover sus credenciales como la ‘suprema política’ puede haber sido un autogol.

El público preferiría confiar en un bufón que en un político ahora. Y lo ha demostrado.

Para otros usuarios de medios sociales, el humor era la única manera de lidiar con el resultado electoral. Algunos publicaron memes, como este de una desesperanzada Estatua de la Libertad:

Meme of Lady Liberty's reaction to the outcome of the US presidential election; widely shared on Facebook.

Meme de la reacción de la Dama de la Libertad al resultado de las elecciones presidenciales de Estados Unidos. Ampliamente difundido en Facebook.

El artista trinitense Darren Trinity Cheewah creó y publicó esta imagen donde Obama le muestra el dedo al presidente electo:

Illustration by Darren Trinity Cheewah, shared on Facebook.

“Naranja es el nuevo Barack”. Ilustración de Darren Trinity Cheewah, publicado en Facebook.

También garabateó otra imagen donde se burla de la insistencia de Trump en que no era portavoz del presidente ruso, Vladimir Putin:

Illustration by Darren Trinity Cheewah, used with permission.

Ilustración de Darren Trinity Cheewah, usada con autorización.

En Facebook, el diseñador de moda Robert Young se burló, e hizo referencia a un audio filtrado en el que Trump dice: “Cuando eres una estrella, te dejan hacerlo. Puedes hacer cualquier cosa. Agárralas por el coño. Puedes hacer cualquier cosa”:

Look out for your pussy!

¡Cuidado con tu coño!

Desde Jamaica, la bloguera Annie Paul no estaba nada sorprendida, y recordó a sus seguidores:

I’ve said from the get go, from long before he won the Republican nomination, that this man would be President #Trump

Desde el comienzo lo dije, desde antes de que ganara la nominación republicana, este hombre sería el presidente.

Por último, la periodista Franka Philip, que vio el crecimiento de Trump como una señal de que los medios convencionales –y las encuestadoras– estaban fuera de la realidad con el nivel de insatisfacción de la ciudadanía, tuvo un sentido saludable de desinterés:

I'm not getting my pressure up over a Trump win. I live in Trinidad and Tobago and there is enough here for me to worry about. Let us do our thing for sweet T&T.

No me está subiendo la presión por una victoria de Trump. Vivo en Trinidad y Tobago y acá hay suficiente para que yo me preocupe. Hagamos lo nuestro por la dulce Trinidad y Tobago.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.