¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Kenianos temen un posible apagón de Internet durante las elecciones presidenciales del 2017

Kenyans using the Internet in the capital Nairobi. Creative Commons image by Flickr user krosinsky.

Kenianos utilizando Internet en la capital de Nairobi. Imagen de Creative Commons por el usuario de Flickr krosinsky.

Los kenianos en la red han empezado a expresar sus miedos de un posible apagón de los medios sociales por el gobierno en el arranque de las elecciones presidenciales del 2017, establecidas para celebrarse en el mes de agosto.

No soy un sádico pero puedo asegurar tres cosas en el 2017: El cierre de Internet, el PEV en Kenia, y la Tercera Guerra Mundial.

En junio del año pasado, el fotógrafo keniano y activista Boniface Mwangi compartió un tuit a sus seguidores con detalles de un artículo en un diario keniano. El artículo afirmaba que el gobierno estaba preparando un proyecto de ley para regular el uso de los medios sociales en Kenia. Esto siguió a comentarios similares hechos por el director de la Casa Estatal de Comunicaciones Digitales Dennis Itumbi.

El cierre de Internet en Kenia está próximo.

Cuando se le preguntó a Itumbi acerca del proyecto de ley en el programa Press Pass de la National TV, el negó la existencia de dicho proyecto. Aún así también criticó a la Asociación de Blogueros de Kenia por fallar en ‘tomar las riendas’ de los blogueros.  (Nota del editor: el autor apareció en el mismo programa, como parte de un panel de discusión con Itumbi.)

A mediados de diciembre del 2016, el personal de seguridad apagó Internet así como los equipos de telecomunicaciones alrededor del edificio parlamentario de Kenia mientras los parlamentarios de la oposición y pro-gobierno se enfrentaban por la enmienda de leyes en relación a las próximas elecciones.

Solamente en el 2016 se arrestaron a 60 ciudadanos y periodistas kenianos, muchos de ellos por publicar en los medios sociales lo que fue clasificado como “discurso del odio”, o que contravenían secciones de la ley relacionadas con socavar la autoridad de un oficial público y mal uso de los equipos de telecomunicaciones.

El doce de diciembre del 2016, un periodista que trabajaba para uno de los periódicos locales tuiteó lo siguiente:

Esta es la razón por que la se apagarán los medios sociales. Demasiadas publicaciones irresponsables.

El periodista justificaba el apagón del gobierno de los medios sociales debido a ‘demasiada irresponsabilidad en las publicaciones’. La respuesta de los kenianos en Twitter fue inmediata:

Irresponsable es decir que las “publicaciones irresponsables” son la causa del cierre de internet en lugar de arrestar a cualquiera implicado en actividades ilegales.

Osman quedó impactado por el llamamiento al cierre de Internet por un periodista cuyo trabajo existe gracias a la libertad de expresión y de prensa:

Un periodista por el cierre de Internet y la censura masiva. Solo en Kenia.

Kenia no sería el primer país en África en intentar apagar su red durante las elecciones, países como Uganda y Gambia han bloqueado los medios sociales e incluso el acceso completo a Internet durante las elecciones.

En un artículo aparecido en Democracy Works, William Gumede explica que esos gobiernos africanos están tomando medidas drásticas en Internet, especialmente los medios sociales, así como también las aplicaciones de mensajería, lo que a menudo suma en un esfuerzo para silenciar a la oposición democrática, la sociedad civil y los activistas que se están movilizando contra el mal gobierno.

En su artículo, William documenta casos de cierres de Internet en países como Etiopía, Zimbabwe, Egipto, Uganda, Mozambique y Sudán. También ha habido atentados en Nigeria y Sudáfrica para restringir el libre discurso online introduciendo una nueva legislación en forma de ley del cibercrimen y regulación del contenido, lo que fue confrontado por la sociedad civil en los dos países.

Los kenianos están entre los usuarios más activos de los medios sociales en el África Subsahariana, solo por detrás de los sudafricanos. El colectivo de kenianos online es a menudo referido como kenianos en Twitter (Kenians On Twitter en inglés, KOT) debido a su reunión tras una particular etiqueta para expresar sus pensamientos y opiniones sobre temas relacionados con problemas cuestiones sociales, políticas y culturales.

La cuestión de si el gobierno keniano debería monitorizar y/o regular los medios sociales ha sido muy controvertida. Más aún debido a la aparición de noticias falsas – un reto que ha inspirado a muchos titulares desde las elecciones de Estados Unidos.

Recientemente, una noticia falsa involucrando a Raila Odinga – un eterno aspirante a presidente y un formidable contendiente en las próximas elecciones en Kenia – con el conflicto de Sudán del Sur, se convirtió en tema de tendencia en los medios sociales de Kenia hasta que la identidad del propietario de la web fue revelada y el artículo expuesto como falso.

Los kenianos online se encuentran divididos respecto a los aspectos morales y legales de un Internet regulado por el gobierno.

Pero los kenianos no están totalmente unidos en este asunto. Existen aquellos que, como AnnShelly Peters, no les importaría un cierre del servicio para contener al odio:

No me importaría un cierre de los servicios de internet teniendo en cuenta que los actos de odio, rumores falsos y la agenda del tribalismo circulan hoy día a través de los medios sociales.

James Thagana piensa que los kenianos han ido más allá de los límites de la libertad de expresión, y que dicho cierre por parte del gobierno debería haberse aplicado hace tiempo:

@bonifacemwangi @mutuku1969 es un deber, los kenianos han ido más allá del límite de su libertad.

Durante las elecciones del 2007, el gobierno de Kenia ordenó el corte de todas las señales de transmisión de los medios de comunicación durante la votación, lo que sumado a unas elecciones cuyos resultados fueron altamente disputados, derivaron en una violencia postelectoral que se saldó con miles de vidas. Pero los medios sociales y los servicios de comunicación de Internet han recorrido un largo camino desde entonces. Aún está por verse qué impacto tendría un cierre de esta magnitud llevado a cabo hoy en día.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.