¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La policía de Hong Kong quiere que insultar a sus agentes sea ilegal

Protestas policiales de Hong Kong en 1997 y 2017. Foto de Stand News. Permitido el uso no comercial.

Una multitud de más de 30.000 personas se congregó en Hong Kong para protestar por la sentencia de cárcel de siete agentes de policía condenados por atacar a Ken Tsang, manifestante del movimiento de Ocupación (u Occupy) a favor democracia en 2015. Los policías y quienes los apoyan expresaron su indignación con respecto al veredicto, pidiendo que el gobierno declare ilegales los insultos contra las fuerzas de la ley. El gran gentío reunido recordó manifestaciones masivas similares  de la policía en Hong Kong en los años 70, cuando los manifestantes exigieron la amnistía para unos oficiales acusados de corrupción.

Con el apoyo de legisladores afines a Pekín, cuatro importantes sindicatos policiales están exigiendo una nueva legislación que prohíba los insultos contra las fuerzas de la ley, que dicen, es necesaria para que los agentes “reclamen su dignidad”.

En un discurso durante la marcha, un oficial de policía comparó los insultos que enfrentan los agentes de la ley en Hong Kong con la persecución que los judíos tuvieron que soportar en la Alemania Nazi durante el Holocausto.

How I would describe it is: it’s like in the second world war. We are Jews, and we are being persecuted. We are like the Jews being persecuted by the Nazi armies. Am I right?

Yo lo describiría así: es como en la Segunda Guerra Mundial. Nosotros somos judíos, y nos persiguen. Somos como los judíos perseguidos por los ejércitos nazis. ¿Tengo razón?

Esta comparación realmente se ganó el aplauso de muchos presentes y miles de sus compañeros respondieron a gritos de “¡Sí!” al unísono. Sin embargo, otros estuvieron sorprendidos por lo que sintieron que era una espectacular distorsión de la historia.

Tanto el Consulado General de Israel como el de Alemania han emitidos sendos comunicados expresando su “tristeza” sobre la referencia al Holocausto. El comunicado alemán decía:

The reported reference to the Holocaust shows a regrettably insufficient knowledge of historical facts. The Jewish population in Germany was persecuted by the State and all its organs during the Nazi dictatorship and millions lost their lives. Therefore the comparison between the Jewish victims of the Holocaust and police officers convicted for an abuse of power is utterly inappropriate.

La referida referencia al Holocausto muestra un triste e insuficiente conocimiento de los hechos históricos. La población judía de Alemania fue perseguida por el Estado y todos sus órganos durante la dictadura nazi y millones perdieron la vida. Por lo tanto, la comparación entre víctimas judías del Holocausto y agentes de policía condenados por abuso de poder es totalmente inapropiada.

Luego en la manifestación, otro policía anunció que estaba harto de los límites del profesionalismo, y le gritó a la muchedumbre: “¡Su p**a madre!”, explicando que quería darle a la gente un ejemplo de lo que él y sus compañeros se encuentran a diario. Miles de policías más se le unieron en seguida, coreando la obscenidad una y otra vez.

Esta reunión de masas se parecía a otra manifestación policial que tuvo lugar hace 40 años, cuando la policía protestó contra una campaña anticorrupción. La manifestación de 1997 se volvió violenta, y resultó en el ataque de cinco agentes de la Comisión Independiente Contra la Corrupción (ICAC por su nombre en inglés). Finalmente, el entonces gobernador MacLehose cedió ante la policía y concedió amnistía a todos los agentes que aún no habían sido investigados para el 1 de enero de 1997. También fue en este momento en que el gobierno de Hong Kong empezó a reconstruir su fuerza policial como un servicio civil con nuevos estándares de práctica profesional.

Mientras la policía y sus apoyos tomaban las calles, los usuarios de internet compartían fotos comparando los hechos de 1997 y 2017, expresando con frecuencia su miedo a que la policía sacrificase su profesionalismo por impunidad de la ley. El bloguero Kursk Edward escribió:

77年的警察集會,姑且可以理解為要求重新開始的機會。最後,政府說服了社會接受警隊重新做人,往後的日子,政府大幅度改革警隊--提升待遇、改善管理及訓練、嚴厲打擊貪污,還有一系列形象工程。[…]

四十年過去,2017年2月22日,過千警察集會。這次他們要求什麼呢?
是支持「七警」。[…]

警察支持同袍,看似十分正常,可是再想深一層,這場集會其實反映了一個很令人不安的想法--就是他們認為七警這樣濫用私刑是情有可原的。

他們認為濫用私刑入罪這件事可以當著全香港人面前,自覺理直氣地集會聲援。本來法庭判濫用私刑的警察罪成,正常的警隊要得到市民尊重,最應該做的就是表現出承擔和反省。[…]那些警察為什麼覺得自己這麼理直氣壯?從警隊管理層的言論到兩個警察工會的組織動員手法,不難感覺到這是一場政權把警隊改造成鎮壓機器的大龍鳳。

和應這場大龍鳳的,還有一堆面目猙獰的愛港力中老年藍絲,以及全港也認識的向氏家族,這可謂對於警隊的最大諷刺。

La manifestación policial de 1997 puede ser entendida como compromiso de un nuevo comienzo. Al final, el gobierno persuadió al pueblo de que le diese a la policía la oportunidad de autorreformarse. Más tarde, el gobierno introdujo la reforma –mejoró sus sueldos, su administración y entrenamiento, luchó contra la corrupción y mejoró la imagen de la policía […]

Han pasado 40 años. El 22 de febrero del 2017, miles de agentes de policía han protestado. ¿Cuáles son sus exigencias? Apoyar a siete compañeros condenados.

Es normal apoyar a un compañero, pero esta reunión envía un preocupante mensaje: la policía cree que el abuso de poder de sus siete compañeros puede ser indultado.

Creen que pueden manifestarse delante de la gente en defensa del abuso de poder de siete policías. Si quieren ganarse el respeto de la gente deberían aceptar la decisión del tribunal y reflexionar sobre su actuación. […] ¿De dónde viene su sentido de la justicia? A juzgar por la movilización de los sindicatos y el discurso público que ha dado la administración policial, esto es probablemente un espectáculo para transformar el [servicio público del] equipo policial en un aparato del estado para dar un golpe político.

La mayor de las ironías es que también vemos a los grupos políticos pro Pekín y a miembros de la tríada apoyando a la policía.

Otros señalaron que la propuesta ley que prohíbe los “insultos a los agentes de policía” es un movimiento para ‘afilar las garras’ de la policía y reforzar sus privilegios. Un periodista escribió a la plataforma de noticias independiente Stand News:

令人嗤之以鼻的是,竟說自己工作辛苦,經常被市民辱罵。那我想問,雨傘運動時的新聞工作者被你們、藍絲團體辱罵時,他們也能像你們利用權力去胡作非為嗎?辛勞工作、經常被問候父母的行業,數之不盡,但他們沒你們那麼well paid,亦沒有政府的「細心呵護」。到了現在,因七警受到法律的制裁,就開著所謂集會在訴說自己的工作有多麼的辛苦,多麼的痛苦。但一個問題已能打破你們的荒謬言詞:辛苦、有壓力時就可以胡亂打人了嗎?

Lo más ridículo de todo es que siguen quejándose de sus duras condiciones de trabajo –en referencia a los insultos que a veces oyen. Aun así, durante la Revolución de los Paraguas, muchísimos medios fueron insultados por los manifestantes progobierno, ¿y replicaron alguna vez? Tantas profesiones en nuestra sociedad tienen que lidiar con insultos que no están tan bien pagadas como la policía ni tan “dedicadamente protegidas” por el gobierno. Pero tan pronto como siete policías son castigados por la ley, la policía acoge una reunión multitudinaria para quejarse de su duro trabajo y su sufrimiento. Y sin embargo no pueden contestar una simple pregunta: ¿puedes golpear aleatoriamente a la gente cuando tu trabajo es duro y estás bajo presión?

El abogado Thomas Tse abordó la cuestión desde un punto de vista legal, argumentando que la policía de Hong Kong ya tiene ahora más que suficiente protección legal:

「阻差」、「拒捕」和「襲警」這類只有警員充當唯一証人罪行,一直被警察在無罪可告下,被警方用來對付態度傲慢「得罪阿Sir」的當事人,已是臭名遠播的罪行。
因此訂立「辱警」罪,市民將會永無寧日,每次遇上警察,只能立即按著手機進行拍攝,以防被屈,但這樣做往往會引起更大的敵對情緒,一發不可收拾,因此,「辱警」罪是一項進一步破壞警民關係的最佳罪行 […]

“Obstruir el deber de un agente de policía”, “resistirse al arresto”, y “agresión a un policía” –todos esos cargos están basados en los testimonios de agentes de policía. Es costumbre que, cuando la policía no puede encontrar otra ley con la que acusar a un infractor arrogante, acabe usando lo que está por encima de la ley.

Entonces, si esta ley de “insultar a un agente de policía” se aprobase, los ciudadanos ordinarios no tendrían paz. Siempre que se les acercase un policía tan solo podrían encender la cámara del móvil para evitar una historia con una sola versión. Pero tal comportamiento agravaría el antagonismo entre ambas partes. He ahí por qué [la ley concerniente a] “los insultos a agentes de policía” destruiría aun más la relación entre la policía y la ciudadanía.

En respuesta a la manifestación de la policía, Civil Human Right Fronts, coalición de ONG locales, protestó delante de la sede de la policía, exigiendo que el comisario respete el veredicto y la sentencia del tribunal, y que incluso pida disculpas al pueblo por el mal comportamiento de los agentes con el activista Ken Tsang.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.