¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Sobrevivientes cuentan sus historias sobre los peligros de migrar a través del desierto del Sahara

Migrantes rescatados de un bote inflable. Foto de dominio público de la Marina de Estados Unidos.

Aware Migrants (Migrantes conscientes) es una campaña de medios sociales que tiene el objetivo de informar a los migrantes de 15 países africanos sobre los peligros de migrar a través del desierto del Sahara, Libia y el mar Mediterráneo.

Durante años, miles de migrantes y refugiados de África y el Medio Oriente han estado tratando de cruzar el mar Mediterráneo hacia Europa para escapar de la pobreza y la persecución política.

El proyecto fue creado por la Organización Internacional para la Migración (IOM por su nombre en inglés), con el apoyo técnico y creativo de la agencia de comunicaciones Horace, y está financiada por el Ministerio del Interior de Italia, el Departamento de Libertades Civiles e Inmigración.

IOM informó en marzo de 2017 que 19,567 migrantes llegaron por mar a Italia, pero que 521 murieron en el mar, que son 50 más comparados con el mismo periodo de 2016. La mayoría de migrantes eran de Costa de Marfil, Nigeria, Guinea, Senegal y Gambia.

Algunos migrantes contaron a IOM que su travesía fue mucho más peligrosa de lo que esperaban:

Many are unaware of the dangers and risks of migrating with the assistance of smugglers, not only at sea or in the desert, but also in transit countries like Libya. Recalling the life-threatening risks along their journey is often very distressing and in many instances, most migrants wish to forget and move forward with their lives and therefore tend not to share their experience with peers who are still back home.

Muchos no saben los peligros y riesgos de migrar con la ayuda de contrabandistas, no solamente en el mar o en el desierto, sino también en países de paso como Libia. Recordar los riesgos donde a menudo su vida se pone en riesgo es a menudo muy perturbador y en muchos casos, la mayoría de migrantes quieren olvidar y avanzar con sus vidas y por lo tanto no tienden a contar su experiencia a sus pares que siguen en casa.

La campaña usa Facebook, YouTube, Instagram y Twitter para brindar plataformas de medios sociales a los migrantes para que intercambien opiniones y testimonios a través de fotos y videos reunidos a lo largo del viaje.

La campaña ya ha producido 31 videos con testimonios. A continuación, la historia de Trika, que viajó de Sebha a Trípoli:

La historia que van a escuchar es real.
Trika, 21 años.
Lo peor que recuerdo es cuando viajaba de Sebha a Trípoli. Éramos tantos que era muy difícil para algunos respirar. Cargaban al menos a 30 personas, 35 en la parte de atrás de un camión. Cuando alguien conduce y cae en un hueco y alguien se cae, el conductor sigue, no para. Esa vez creí que estaba muerto. No sé dónde estamos, no sé dónde estoy. No les importa tu vida. Que mueras o sobrevivas no es su problema. Así tratan a otras personas ahí.
Casi todos los migrantes entrevistados han presenciado muerte por deshidratación, hambre y accidentes.
Tenlo en cuenta, hermano.

Paco contó su pesadilla de un año en prisión:

La historia que van a escuchar es real.
Paco, 25 años.
Pasé un año en prisión. Me golpeaban todas las mañanas. Nos torturaban. Nos llevaron así a prisión. Debíamos llamar a nuestros padres para que nos enviaran dinero. Mil dinares, 200 francos CFA (unos 325 dólares). Gracias a Dios que no pagué. Un año en prisión no es fácil.
La mayoría de migrantes que llegan de Libia denuncian haber sido sujetos de persecución, daño, maltrato y amenazas.
Tenlo en cuenta, hermano.

Lamin perdió a sus seres queridos durante la travesía desde Libia:

La historia que van a escuchar es real.
Lamin, 18 años.
Es un viaje desesperado. Me capturaron, me golpearon. Vi gente morir con mis propios ojos, con mis propios ojos. Nunca había visto eso en mi vida. Hay algunos que tienen casas, las usan como prisión. Te dicen “llama a tu casa para que te envíen dinero, y si no, te matamos”. Y mataron a algunos. Algunos quedaron paralizados por los disparos. Es de locos. Perdí a todos mis seres queridos en la travesía. Muchos. Lo más triste es que vine con un muchacho, debíamos ir en un bote, el bote estaba lleno, partieron delante de nosotros, el bote se hundió, todos murieron. No nos volvimos a ver.
La mayoría de migrantes que llegan de Libia denuncian haber sido sujetos de persecución, daño, maltrato y amenazas.
Tenlo en cuenta, hermano.

A Ebrima le dijeron que fuera por mar o lo matarían en Libia o Túnez:

La historia que van a escuchar es real.
Daniel, 18 años.
Pagas con tu dinero y te tienen como prisionero. No como. Te pegan y todo lo demás. El día que abordas, te suben a un camión. Como animales. Te muestran un bote inflable de nueve metros, que debería llevar como máximo de 30 personas, pero metían de 200 a 300 personas. Cuando los 200 partieron al día siguiente, no llamaron ni nada. Y cuando hay personas que mueren así, los contrabandistas no les dicen a los otros pasajeros que los demás han muerto. Dicen que ya llegaron, que están en Italia. Vemos los cuerpos de los muertos en el mar, pero… no es nada fácil.
En 2016, 5079 personas murieron en el mar tratando de llegar a Europa, cercade 34% más que en 2015 y cerca de 54% más que en 2014.
Tenlo en cuenta, hermano.

Blessing dice que la violaban y golpeaban todos los días:

La historia que van a escuchar es real.
Blessing, 20 años.
Solamente tenía 16 años. Fui violada y golpeada todos los días. Cada vez que necesitaban una mujer, venían a escoger a alguien. Nos obligaban a acostarnos con hombres, algunos incluso con edad para ser nuestros padres, para ser nuestros hermanos mayores. Nos obligaban a acostarnos con ellos.
Cada año, miles de mujeres son víctimas de violencia sexual en su camino para llegar a Europa.
Tenlo en cuenta, hermana.

Imasuen vio morir a algunos hombres de hambre en el desierto:

La historia que van a escuchar es real.
Imasuen, 29 años.
Es un camino muy riesgoso. Es una zona peligrosa. Es una zona muerta. Muchos africanos pierden la vida en el camino. En el camino, dos hombres murieron en mi presencia, porque no había agua para beber ni comida y el sol quemaba en el desierto. Murieron en el desierto.
Muchasde las muertes en el desierto se deben a enfermedades, inanición, accidentes, deshidratación y violencia.
Tenlo en cuenta, hermano.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.