¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Vietnamitas continúan pidiendo justicia a un año de derrame de desechos tóxicos que causó muerte de peces

Manifestantes protestan en el río con un cartel que reza “Destruir el medio ambiente es un crimen”. Fuente: página de Facebook de Cọt's Hiếu

Este artículo de Đôn Lê es de Loa, portal de noticias y proyecto de radio en línea de Viet Tan que difunde noticias de Vietnam. Se reproduce en Global Voices como parte de un acuerdo de intercambio de contenidos.

Durante la primera semana de abril de 2017, miles de vietnamitas se manifestaron en las playas de varias ciudades de Vietnam Central y recurrieron a las redes sociales para protestar contra una planta siderúrgica taiwanesa, tras un año del derrame tóxico que ocasionó una muerte masiva de peces, cuyos efectos aún persisten.

Los manifestantes acusan a la planta siderúrgica de Formosa Hà Tĩnh y al gobierno vietnamita de ser responsables del que se considera el peor desastre medioambiental del país.

El derrame tóxico provocó la muerte de más de 70 toneladas de peces y otros organismos marinos en las costas centrales de Vietnam. También afectó el medio de subsistencia de cuatro provincias –Hà Tĩnh, Quảng Bình, Quảng Trị y Thừa Thiên-Huế. El director adjunto del medio ambiente local en Quảng Trị contó a Reuters que alrededor de 3,000 botes se vieron afectados sólo en esa provincia, y muchos pescadores y sus familias han tenido que abandonar sus botes.

El enojo y la frustración por la respuesta lenta del gobierno y su ineficacia a la hora de tomar medidas contra la planta se ha extendido a todo el país. Las protestas continuaron a lo largo del año pasado, a pesar de un acuerdo de 500 millones de dólares entre Formosa y el gobierno vietnamita. Los pescadores argumentan que la compensación es inadecuada y no ha ayudado a la gente más afectada de la región.

Los habitantes de la ciudad de Kỳ Anh, donde se encuentra la planta siderúrgica de Formosa, se manifestaron en la playa con camisetas blancas con la imagen de un esqueleto de pescado para marcar el aniversario. También llevaron carteles donde exigían a Formosa el cese de operaciones.

Manifestantes marchan en la playa de Kỳ Anh, provincia de Hà Tĩnh. Fuente: página de Facebook de Bạch Hồng Quyền.

El reverendo Trần Đình Lai, uno de los sacerdotes católicos que lideran la protesta, dijo:

Formosa must accept full responsibility and make efforts in returning the clean environment to our country, our people and central Vietnam before leaving Vietnam.

Formosa debe aceptar total responsabilidad y tomar acciones para devolver un ecosistema limpio a nuestro país, a nuestro pueblo y a Vietnam central antes de abandonar Vietnam.

En la vecina provincia de Nghệ An, los lugareños llevaron su manifestación al mar. La flota de botes protestó en las aguas blandiendo banderas negras con esqueletos de peces y banderas tradicionales de cinco colores.

Por otro lado, más de 8,000 personas acudieron al Edificio del Comité Popular en el distrito de Lộc Hà, en la provincia de Hà Tĩnh.

Manifestantes congregados en el Edificio del Comité Popular en Lộc Hà. Fuente: página de Facebook de Bạch Hồng Quyền.

A comienzos de abril, los pescadores sacaron redes de pesca y detuvieron el tráfico en la Ruta Nacional 1A en la provincia de Hà Tĩnh para exigir una compensación mayor.

Pescadores vietnamitas sacan redes de pesca en la ruta 1A para protestar contra Formosa y demandar indemnización. Ver el cartel de los niños.

Mientras tanto, los cibernautas vietnamitas organizaron una petición en línea con el objetivo de instar a la comunidad internacional a expresarse contra este desastre ambiental. La petición citó a figuras prominentes en la comunidad activista y religiosa que piden una resolución apropiada al desastre de Formosa. En menos de dos semanas desde su lanzamiento, la petición recolectó más de 100,000 firmas.

Un extracto de la petición apela al apoyo internacional:

We hope the United Nations, EU, World Bank, Asian Development Bank and international environmental organizations urge the Vietnamese government to take up responsibility to rebuild our environment and the lives of the victims.

Esperamos que las Naciones Unidas, la Unión Europea, el Banco Mundial, el Banco Asiático de Desarrollo y las organizaciones medioambientales internacionales exhorten al gobierno vietnamita a responsabilizarse por la reconstrucción de nuestro ecosistema y de las vidas de las víctimas.

Gente de todo el país expresó su solidaridad a las víctimas del desastre medioambiental con Facebook fotos de ellos cerca del agua.

Activistas en Vietnam del norte apoyan a las víctimas de Formosa. Fuente: página de Facebook del Club de Hoàng Sa.

Luân Lê, abogado de Hà Nội, escribió en Facebook:

Power at the wrong time, in the hands of the wrong people can ignite waves of rage. (Officials must) become a responsible government, professional, and brave when confronted with the people’s resentment.

El poder en el momento incorrecto, en manos de la gente incorrecta, puede despertar olas de furia. (Los funcionarios deben) comportarse como un gobierno responsable, profesional y valiente cuando enfrentan el resentimiento del pueblo.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.