¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Inundaciones arrastran escasa planificación y deficientes prácticas ambientales en Jamaica

Inuindación en Jamaica, agosto de 2007. Foto de Christina Xu, CC BY-SA 2.0.

Tres días de fuertes lluvias asociadas con baja presión causaron caos y desastre en muchas partes de Jamaica entre el 14 y el 17 de mayo, lo que planteó agobiantes preguntas sobre escasa planificación y urbanización, sistemas de drenaje mal diseñados e inadecuados, y las continuas prácticas despreocupadas de eliminación de residuos sólidos de los jamaicanos.

Mientras los jamaicanos recogen los destrozos, el Gobierno tiene mucho trabajo que hacer en contar el costo de los daños –incluido un resumen de los acuerdos de la isla con la Fondo de Seguro de Riesgo de Catástrofe del Caribe, el primer grupo de riesgo de varios países del mundo, diseñado como un “fondo regional de catástrofes para que los Gobiernos caribeños limiten el impacto financiero de devastadores huracanes y terremotos con rápida entrega de liquidez financiera cuando se inicia una póliza”. Jamaica no se ha beneficiado de esto en los últimos diez años, porque los desastres naturales que ha tenido no han calificado para desembolsos.

Sin embargo, el daño a la infraestructura por las lluvias ha sido considerable. En zonas rurales, muchas vías quedaron bloqueadas por inundaciones y deslizamientos de tierra, las comunidades quedaron a la deriva y varios puentes fueron arrasados. Hubo un deslizamiento de tierra (el segundo a la fecha) en una sección de la carretera norte-sur, hecha por chinos, que enlaza la capital, Kingston, con Bay.

El clima extremo no estuvo relacionado con ningún sistema de tormentas. pero la oficina meteorológica local expresó:

Jefe de la División Meteorológica de Jamaica, Evan Thompson, dice que las precipitaciones del último día han excedido la cantidad habitual de todo el mes de mayo.

La oficina meteorológica de Antigua tuiteó:

Interesante animación satelital de la extrema precipitación, inundación, en todo el oeste del Caribe la semana pasada.

Los medios locales dieron buenos informes desde las zonas rurales:

FOTO: Este madre en St Catherine al noreste se aseguró de que su hija de quinto grado fuera a la escuela hoy a rendir sus exámenes.

De otro lado, el alcalde de Kingston, Delroy Williams, hizo un revelador recorrido en una comunidad donde una gran zanja, llena de residuos, se abrió en el mar:

Parada 6: la fuente de la inundación en la escuela. No podemos continuar vertiendo en drenajes y zanjas. Al final, quedamos afectados.

El primer ministro Andrew Holness interrumpió una visita oficial a República Dominicana y fue al lugar en cuanto llegó a la isla:

Me reuní con Nordia Lewin de Sunnyside, que me contó su odisea durante las fuertes lluvias donde quedó atrapada con sus mellizos.

Otros políticos se acercaron a sus circunscripciones para ver los daños, y se quejaron o dieron excusas por los drenajes bloqueados y para asegurarse de que su presencia quedara registrada a través de los medios sociales:

Parlamentario y portavoz del Gobierno local, Noel Arscott, evalúa la situación en Osborne Clarendon.

Evalué la situación en St. Catherine después de las fuertes lluvias de hoy. Estamos trabajando con Food For The Poor para ayudar a las personas cuyas casas quedaron inundadas.

Las lluvias afectaron a la mayoría de distritos. Llegaron informes de personas en el terreno por los medios sociales. En el este, Ann-Marie Vaz publicó fotos:

Terrible daño a los caminos en Portland Lawks. ¡Es demasiado!😭 🙏🏼

El distrito de Clarendon (que ha sufrido de sequías en años recientes) fue golpeado con especial dureza:

Otro puente en Green River, Clarendon en riesgo. Es el principal vínculo entre Frankfield y parte del sur, como May Pen.

Muchos ríos se desbordaron:

Ahora en la zona de Flat Bridge, el agua llega hasta el semáforo.
Tengan mucho cuidado.

Mientras algunos expertos técnicos sugerian que parte de la responsabilidad era por un inadecuado sistema de drenaje, los observadores en Twitter dijeron:

Llovía mucho más cuando era chica. Es gracioso que nunca hayamos tenido estas inundaciones.
———–
Permitimos que la “urbanización” significara reemplazar “arbusto” con concreto; maltratamos a los ambientalistas e ignoramos sus advertencias.

El alcalde de Kingston también tuiteó sus preocupaciones de que las cosas no mejorarán si las consecuencias del clima extremo se vuleven más frecuentes:

No fue una “simple precipitación” como muchos dicen. Cantidades sin precedentes de lluvia registradas por el servicio metrológico lo confirman.
——–
Debemos evaluar nuestra capacidad de drenaje y planificación de la ciudad para ver si esta lluvia sin precedentes será la norma por el calentamiento global.

Muchas escuelas cerraron al menos por un día, y los estudiantes sufrieron para llegar a los centros de exámenes para sus exámentes externos. El ministro de Educación tuiteó:

Las escuelas, excepto las de Westmoreland, Hanover y St James, estarán cerradas hoy. Trataremos de hospedar solamente a los estudiantes que van a dar sus exámenes.

Mientras los servicios de emergencia trabajaron para regresar todo a la normalidad, la agencia gubernamental Comisión Nacional del Agua, celebró con música alegre:

¡Qué vista!
La represa Hermitage está al 100% de su capacidad.

Los proyectos inmobiliarios y las carreteras mal planificadas fueron mencionados como principales causas de las devastadoras inundaciones, y un geólogo observó que aunque se han hecho muchos estudios útiles y se han identificado los problemas, no se están usando los datos para informar de las decisiones y corregir los problemas.

También se mencionó falta de mantenimiento apropiado.

El líder opositor, Peter Phillips, admitió una mala planificación y regulación, incluidos “asentamientos informales” a lo largo de los años.

Otro factor que contribuyó ha sido las malas prácticas de desecho de basura –como el poco saludable hábito de tirar basura en zanjas que llegan al mar. que se rebalsaron y contaminaron todo el recorrido. En Twitter, muchos coincidieron con el comentario de la activista Carol Narcisse:

Nunca tendremos suficiente dinero para limpiar drenajes y zanjas al ritmo que tiran la basura ahí. Se necesita un programa masivo de cambio de comportamiento.

El catedrético Damien King agregó:

Creemos que las inundaciones son un “acto de Dios”, e ignoramos los actos anteriores del hombre que las causan por eludir conscientmente las buenas prácticas ambientales.

Por su parte, el Fondo Ambiental de Jamaica aprovechó la oportunidad de reforzar sus actual campaña “Nuh Dutty Up Jamaica” (No ensucies Jamaica) con esta canción pegadiza y astuto video.

El vicepresidente ejecutivo del Fondo Ambiental de Jamaica resumió las preocupaciones en una carta a The Gleaner:

Global climate change is expected to increase the frequency of extreme weather events like this one. Unless we change our daily habits and development practices, we can expect high financial and social costs to life, livelihoods and property to continue. Accepting individual responsibility for the garbage we produce is one way for every Jamaican citizen to do this.

The lack of bins or infrequent garbage collection is no excuse for dumping our waste in the streets or in gullies.

At the same time, the state must also take a lead role in improving the way our towns and cities are managed, with better solid waste infrastructure, preservation of green spaces and enforcement of planning laws and regulations. We must also take the protection of our forests much more seriously at the individual and state level if we are to have any hope of mitigating the threat of Climate Change.

Se espera que el cambio climático global aumente la frecuencia de estos sucesos de clima extremo, como este. A menos que cambiemos nuestros hábitos diarios y prácticas de urbanización, podemos esperar que los altos costos financieros y sociales a la vida, medios de vida y propiedad continúen. Aceptar responsabilidad individual por la basura que producimos es una manera de que cada ciudadano jamaicano lo haga.

La falta de basureros o poco frecuente recolección de basura no es excusa para arrojar la basura en la calle o en zanjas.

Al mismo tiempo, el Estado también debe asumir su liderazgo y mejorar la manera en que se administran nuestras ciudades, con mejor infraestructura para residuos sólidos, preservación de espacios verdes y aplicación de leyes y regulaciones. También debemos proteger nuestros bosques más seriamente a nivel individual y estatal si queremos mitigar la ameanza del cambio climático.

Mientras los ciudadanos limpian, culpando en varias direcciones, los funcionarios cuentan los daños, incluido el preocupante impacto en el presupuesto nacional. El Gobierno y el  pueblo de Jamaica están unidos en estos cambios, mientras el cambio climático sigue afectando a las frágiles naciones insulares de la región, y planteando decisiones difíciles.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.