¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

La voz de Salvador Adame se suma a aquellas que han sido silenciadas por la violencia impune en México

Salvador Adame. Imagen circulada ampliamente en Twitter.

Salvador Adame. Imagen circulada ampliamente en Twitter.

El cuerpo sin vida y calcinado del comunicador y fundador del canal local 6TV, Salvador Adame, fue encontrado en Michoacán −en el oeste de México− según reportaron las autoridades locales ayer 26 de junio de 2017:

Después de realizar la toma y cotejo de muestras que marca la ley en estos procedimientos, por parte de especialistas de la Dirección de Genética, las pruebas de ADN permitieron comprobar que estos restos corresponden a quien en vida se llamó a Salvador Adame Pardo.

El hallazgo del cadáver de Salvador Adame se efectuó en una región conocida popularmente como Tierra Caliente, una de las más violentas en Michoacán, entidad que ha destacado en los últimos años por un desmedido aumento en hechos criminales y señalamientos de colusión del gobierno local con la delincuencia organizada.

Adame había sido privado de la libertad por un grupo armado hace casi un mes, de acuerdo a lo reportado por el periódico de circulación nacional La Jornada.

El medio Animal Político mencionó en la nota que daba a conocer su secuestro, que el periodista ya había recibido amenazas en varias ocasiones, advirtiéndole que detuviera su trabajo informativo. Gerardo Romo describió así la labor de su colega Salvador Adame, en este mismo medio cuando todavía no se sabía de su ejecución, pero sí de su secuestro:

A través de su trabajo, Salvador Adame dio voz a quienes no eran escuchados y se convirtió en un crítico de las arbitrariedades cometidas por autoridades municipales, estatales y federales.

Una nota publicada por el propio Canal 6TV describió así a Salvador Adame:

El periodista, quien hace pocos más de un año fue sujeto de vejaciones policiales, mantuvo una directriz activa, crítica, sagaz, atrevida, desafiante, al escenario delictivo que prevalece en la zona, también conocida como Cuatro Caminos, corazón de la entidad y epicentro de interminables disputas gansteriles.

Su propia esposa, Frida Urtiz había denunciado ser objeto de presiones con motivo de la labor que ella y Adame desempeñaban:

Mi esposo y yo somos los dueños del canal, teníamos convenios de publicidad con el municipio de Múgica de difundir la labor que todas las administraciones tienen la obligación de hacerle saber a la ciudadanía y desistimos de ello ante la presión que recibíamos.

Se trata del séptimo homicidio cometido en agravio de periodistas que se registra en el país tan sólo en la primera mitad del año 2017. Una cifra que contrasta con las declaraciones de un alto mando de la Secretaría de Gobernación −Roberto Campa− quien ha manifestado que no es el peor momento de la violencia contra reporteros en México y que la situación ha sido peor en pasadas administraciones.

El impacto de los ataques contra periodistas en México va más allá de los propios comunicadores. Por ejemplo, la misma Frida Urtiz tuvo severos problemas de salud tras enterarse del secuestro de su marido.

La violencia contra quienes ejercen el periodismo en México ciertamente no es algo novedoso y se ha convertido en una constante durante los últimos años. Conviene recordar que desde el año 2015, la periodista Isabel Uribe escribió:

En el periodismo mexicano la tinta segrega un constante olor a muerte, nueve periodistas asesinados en lo que va de 2015 confirman que México es uno de los lugares más peligrosos en todo el planeta para ejercer la profesión, una caja de pandora que esconde las más terribles atrocidades: agresiones, intimidaciones, tortura, desaparición, autocensura y muerte.

Luis De Tlacuilo, usuario de Twitter, lanzó el siguiente comentario:

Al haberse dado a conocer la noticia, el también periodista Jenaro Villamil reprochó al gobierno local por resultar incapaz de contener la violencia por la presencia de grupos armados en la región:

La oficina encargada de proteger los derechos humanos en México hizo este llamado a otras instancias gubernamentales:

Salvador Adame se suma a la lista de periodistas que han sido privados de la vida en México en 2017, entre ellos Miroslava Breach y Javier Valdez.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.