¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Indignación en Pakistán por anuncio de lavadoras que resta importancia a violencia de género

Captura de video de una filtración del anuncio que relativiza la violencia doméstica.

Un anuncio filtrado que ha estado circulando por las redes sociales pakistaníes ha desatado la indignación por su enfoque trivial de la violencia de género, lo que ha llevado a la compañía electrónica responsable del video a ofrecer una disculpa.

En el anuncio promocional de la marca de lavadoras Kenwood se muestra a un grupo de amigos que ríen de la historia que cuenta el personaje principal sobre una pelea que tuvo con su esposa. El hombre se jacta de no tolerar la “actitud” de su mujer y de tener que recurrir a “dhulayi”, que literalmente significa “lavar”, pero que coloquialmente se traduce como “dar una paliza”.

El anuncio no se emitió oficialmente, pero un grupo de Facebook llamado “Whatsapp Videos” publicó una filtración, y las primeras críticas no se hicieron esperar. En Facebook, la usuaria Wafa Zafar, lo calificó como:

Disgusting ad….giving concept that a man should be proud among his friends on beating his wife

Repugnante… dar a entender que un hombre debería sentirse orgulloso de alardear entre sus amigos de pegarle a su mujer.

Otro comentario en Facebook realizado por el usuario Kookie Malik, detalla una queja presentada a la empresa matriz de la compañía en Estados Unidos:

I have made an effort to speak to Kenwood USA and Kenwood Japan and have asked a simple question: Why is it OK to use such crass and potentially violence inciting crap to make money and promote your company or your brand?? Our women and ALL women for that matter are scared and any of you that find this funny should consider a man beating your mother, sister or daughter …and you laughing and thinking it is OK. Shame on Kenwood and its Executives that allowed this to take place – Their Disclaimer is also another eyewash and stinks of the same corporate nonsense that Delta Airlines demonstrated recently. This is not over yet.

He intentado ponerme en contacto con Kenwood USA y Kenwood Japan para plantearles una pregunta sencilla: “¿¿Por qué es aceptable usar estupideces de mal gusto y que promueven la violencia para ganar dinero y promocionar su empresa y su marca?? Debido a ello, nuestras mujeres y TODAS las mujeres tienen miedo. Si cualquiera de ustedes lo encuentra gracioso, deberían plantearse la situación de que le ocurriese a su madre, a su hermana o a su hija…, y que ustedes se riesen y pensasen que no pasa nada”. ¡Qué vergüenza que Kenwood y su dirección ejecutiva permitan algo así! —Su exoneración de responsabilidad es otro de sus fraudes y apesta a la misma basura corporativa que Delta Airlines ha desmostrado recientemente. Esto aún no ha acabado.

Hurmat Riaz, que trabaja para Mangobaaz, página web de entretenimiento para los pakistaníes de la Generación Y, comentó que el anuncio es el último de una serie producida por la compañía en cuestión en la que se muestra cómo el marido es intimidado por su mujer:

Domestic violence, whether the wife is the victim, or the husband, is not a matter to be joked about. It is a serious problem, one that many people in Pakistan, and beyond, are victims. Not only is making a joke about such a thing insensitive to them, it perpetuates the idea that it’s apparently okay to not only make jokes about hitting your spouse but also doing it in practice.

La violencia doméstica, tanto si la mujer es la víctima, como si lo es el hombre, no ha de ser motivo de broma. Es un problema serio, del que mucha gente, tanto en Pakistán como en otros lugares, es víctima. Que se bromee sobre este asunto no solo hace patente su insensibilidad, sino que perpetúa la idea de que no pasa nada por hacer chistes sobre pegar a tu esposa, e incluso llevarlo a la práctica.

La Comisión de Derechos Humanos de Pakistán informó de 1843 casos de violencia doméstica en Pakistán entre 2004 y 2016; sin incluir otros ejemplos de violencia, como crímenes de honor, secuestros, violaciones o ataques con ácido. Las cifras representan solamente el número de casos denunciados, que suele ser mucho menor que el número real de incidentes.

La compañía se disculpó por el anuncio filtrado, admitió que su “criterio fue erróneo”, y pidió a las redes sociales que “eliminaran el anuncio, ya que no ha sido emitido o respaldado oficialmente por Kenwood”. Después de todo, visto lo visto, la indignación desencadenada tras el anuncio deja claro que las empresas tendrán que pensárselo más de dos veces antes de hacer uso de la misoginia a la hora de vender sus productos.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.