¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Periodistas de Myanmar se unen contra la ley de difamación en línea

Imagen de la página de Facebook del Comité para la protección de los periodistas – Myanmar.

Más de una centena de periodistas en Myanmar se reunieron el 6 de junio del presente año en Rangún, la capital del país, para planificar su campaña contra la sección 66(d) de la Ley de Telecomunicaciones.

La ley fue aprobada en 2013 cuando el gobierno del país todavía tenía respaldo del ejército. Tiene 86 secciones pero su parte más infame es la Sección 66(d), que se refiere a la difamación en línea. Los oficiales del Ejército utilizaron frecuentemente esta sección para acusar a activistas, periodistas y otros detractores de difamación.

La sección 66(d) declara que cualquiera que utilice una “red de telecomunicaciones para extorsionar, amenazar, obstruir, difamar, perturbar, ejercer influencia inapropiada o intimidar” puede ser “sancionado con cárcel por un plazo no mayor de tres años y estar sujeto a una multa o a ambos”.

Para muchos activistas y periodistas, la redacción de esa norma es imprecisa y puede ser interpretada de manera estricta para acusar a cualquiera de difamar a otra persona.

Cuando la Liga Nacional para la Democracia (LND) derrotó abrumadoramente al partido respaldado por el ejército en las elecciones de 2015, muchos esperaban que esto condujera a una nueva era de reformas democráticas en Myanmar. En efecto, la nueva gestión dejó en libertad a cientos de prisioneros políticos y reanimó el proceso de paz con los grupos armados étnicos. No obstante, muchas de las leyes aprobadas durante la era de la junta permanecieron vigentes, entre estas la ley de telecomunicaciones.

Desde 2016, cuando el nuevo gobierno asumió el poder, se han presentado 61 casos por difamación según la sección 66(d). De los 61 casos, 14 involucran a periodistas que han sido acusados y están en espera de un juicio. Para sorpresa de muchos, los funcionarios de LND estuvieron entre los que respaldaron el uso de la sección 66(d) en contra de los detractores en línea.

El arresto más reciente relacionado con una supuesta violación de la ley involucra a un editor y a un escritor satírico que se burlaron de los esfuerzos de paz del Ejército.

Preocupados por el aumento continuo de casos relacionados con esta sección, los cien periodistas que se reunieron en Rangún crearon el ‘Comité para la Protección de los Periodistas’ y eligieron a 21 miembros, que dirigirán la campaña para enmendar la ley de telecomunicaciones. Este comité tiene tres objetivos:

a) To amend and abolish the laws that oppressed media freedom, such as article 66(d) and other unjust laws;
b) Government, military and other institutions must drop immediately the charges under 66(d);
c) To achieve these demands, the committee will work hand-in-hand with civil society groups, and citizens.

a) Enmendar y abolir las leyes que reprimieron la libertad de los medios, como el artículo 66(d) y demás legislación injusta;
b) El Gobierno, el Ejército y demás instituciones deben retirar inmediatamente los cargos concernientes al artículo 66(d);
c) Para alcanzar esas demandas, el comité trabajará mano a mano con grupos de la sociedad civil y ciudadanos.

El grupo ha iniciado una campaña con la que instan a los periodistas a utilizar un brazalete de color blanco, que lleva un mensaje impreso “Libertad de prensa”, durante la audiencia de los periodistas acusados de difamación.

Algunos de los periodistas que fundaron el Comité para la protección de los periodistas en Myanmar. Fuente: Facebook.

En una carta pública, Kyaw Zwa Moe, editor del sitio informativo The Irrawaddy, edición en inglés, preguntó a la consejera de Estado y líder de LND, Aung San Suu Kyi, sobre la pasividad del Gobierno a la solicitud de eliminar la sección 66(d):

Many people believe that the previous government, run by ex-generals, created such a legal mechanism to be able to sue those who stood against their administration.

What surprises me is why the NLD government or its Parliaments have let its members and supporters apply this controversial law created by the previous government against individuals today. Even high-ranking officials of the NLD administration and the party have turned to 66(d), rather than more standard defamation charges described in penal codes.

Muchas personas creen que el gobierno anterior, dirigido por exgenerales, creó ese mecanismo legal para poder demandar a todo el que se opusiera a su administración.

Lo que me sorprende es por qué el gobierno de LND o su Parlamento han permitido que sus miembros y simpatizantes apliquen esta ley controversial, creada por la administración anterior en personas, en la actualidad. Incluso los funcionarios gubernamentales de rango alto del LND y el partido han acudido a la sección 66(d), en lugar de recurrir a los cargos estándares de difamación descritos en los códigos penales.

El director de la Organización para el Desarrollo de la Información de Myanmar, Htike Htike Aung, señaló que están abusando de la ley, por lo tanto es necesario su modificación:

The main objective of this law is to promote development of the country and the upgrading of technology and also to protect the customers. But we have not seen yet any tangible protection given to the people so far. So in this Telecommunication Law we need to review the entire law, not only the section 66(d).

El objetivo principal de esta ley es promover el desarrollo del país y renovar la tecnología, asimismo, proteger a los usuarios. No obstante, aún no hemos visto ninguna protección tangible que haya sido otorgada a las personas hasta el momento. Así que, necesitamos modificar la ley de telecomunicaciones en su totalidad, no solo la sección 66(d).

El Gobierno de Myanmar aún tiene que emitir una respuesta a la demanda de los periodistas.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.