¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

¿Por qué los rusos son indiferentes al conflicto sirio?

El arte callejero en la Asamblea General de las Naciones Unidas, septiembre 2013, retrata a refugiados sirios que observan a los presidentes Putin y Obama sentados a la mesa con un mapa de Siria. Obra de Eduardo Relero. Fotografía de Oxfam. CC BY-NC-ND 2.0

Sergei Davidis es un político opositor ruso y defensor de derechos. Es miembro del consejo del Memorial Human Rights Center y miembro del Consejo para la Coordinación Federal del partido Cinco de Diciembre.

SyriaUntold se reunió con él para entender cuál es la postura de la sociedad civil de Rusia con respecto al conflicto en Siria. Este diálogo es el resultado de una asociación entre SyriaUntold y openDemocracy Russia (oDR), y se publica en este espacio como parte de un alianza propia entre Global Voices y SyriaUntold.

SyriaUntold: Los civiles sirios han sido sometidos a una violencia sin precedentes por más de seis años. ¿Por qué la sociedad civil rusa no se pronuncia al respecto? ¿Existen iniciativas de solidaridad que no se hayan divulgado?

Davidis: I don’t think there are any particularly significant solidarity initiatives that the world doesn’t know about. Sometimes there are solitary pickets, sometimes there are slogans of solidarity at general opposition demonstrations — particularly those regarding Ukraine.

After the Kremlin decided to deploy troops in Syria [in 2015], there was a demonstration against it [in Moscow], two to three thousand people attended. There was an attempt to hold a solidarity demonstration at the height of the storm of Aleppo in November 2016 — this had a certain resonance in society, but the city authorities didn’t allow it to go ahead. Back then, there were some protest actions in a few Russian cities, although they didn’t get much in the way of numbers. There’s some solidarity with the Syrian people on Russian social networks, but it’s quite quiet.

The reasons why Russian society is silent on this issue are complex, and probably can’t be explained exhaustively. I suspect that the following factors are at play:

– the coverage of the situation in Syria by media outlets under state control. If this coverage mentions violence against civilians, then it will be acts of violence committed by IS [also known as ISIS, Islamic State, or Daesh] or the [US-led] Coalition. Russia is presented as the defender of the civilian population;

– the conflict in Syria doesn’t fit into the dichotomy of the battle between the democratic west and the autocratic Putin regime;

– the general lack of information on the situation in Syria, and the complexity of this situation for Russian citizens — to figure out what is going on, especially on the basis of fragmentary and unbalanced information, and therefore understand who should be supported and why, is very difficult;

– the Syrian context itself is culturally alien and incomprehensible for Russian citizens (in contrast to Ukraine), and the level of empathy for the Syrian people is low;

– the threat of Islamic terrorism and, in first place, Islamic State, is seen as real, and the Russian public finds it hard to distinguish the fight against IS and other military conflicts in Syria.

Davidis: No creo que exista alguna iniciativa de solidaridad particularmente significativa de la cual el mundo no se haya enterado. A veces hay piquetes solitarios, en otras ocasiones hay lemas de solidaridad en las manifestaciones generales de la oposición – en especial las que conciernen a Ucrania.

Después de que el Kremlin decidió desplegar las tropas en Siria [en 2015], hubo una manifestación en contra [en Moscú], asistieron de dos a tres mil personas. Hubo un intento de realizar una protesta de solidaridad en pleno apogeo de la tormenta de Aleppo, en noviembre de 2016 –tuvo cierta resonancia en la sociedad, pero las autoridades de la ciudad no permitieron que se llevara a cabo. En ese entonces, hubo algunas acciones de protesta en algunas ciudades rusas, aunque no obtuvieron una gran participación. Existe algo de solidaridad hacia el pueblo sirio en las redes sociales rusas, pero es bastante discreto.

El porqué la sociedad rusa no se pronuncia respecto a este problema es complejo y probablemente no se puede explicar de manera exhaustiva. Sospecho que los factores siguientes juegan un papel en esto:

- los medios de comunicación, que están bajo el control del Estado, informan sobre la situación en Siria. Si mencionan violencia contra los civiles, entonces, estos serán actos de violencia cometidos por EI [también conocido como ISIS, el estado islámico o Daesh] o por la Coalición [encabezada por Estados Unidos]. Rusia es presentado como el defensor de la población civil;

- el conflicto en Siria no es compatible con la dicotomía de la batalla entre occidente democrático y el régimen autocrático de Putin;

- la falta general de información sobre la situación en Siria y la complejidad que esta situación representa para los ciudadanos rusos –es muy difícil descubrir qué es lo que sucede, sobre todo desde la información fragmentada y desequilibrada, y entender quién debería ser apoyado y por qué;

- el mismo contexto sirio es ajeno desde el punto de vista cultural e incomprensible para los ciudadanos rusos (a diferencia de Ucrania), por lo que el nivel de empatía hacia el pueblo sirio es bajo;

- la amenaza del terrorismo islámico y, en primer lugar, ISIS, es considerada real y, al público ruso se le dificulta distinguir la pelea en contra del ISIS y demás conflictos militares en Siria.

Sergei Davidis. Fotografía del partido Cinco de Diciembre.

SyriaUntold: ¿Qué piensas sobre la oposición rusa a la administración actual? ¿Cuál es su posición con respecto al conflicto sirio?

Davidis: The real opposition to the Russian authorities — the non-system opposition — views Putin’s war in Syria negatively. This concerns the so-called “liberal” opposition too, as well as a considerable section of the Russian nationalist opposition and the Russian left. But the main theses of Russian opposition groups are pragmatic rather than humane — Russia is using funds for a distant and unnecessary war, funds that are needed to solve the numerous internal problems at home.

Nevertheless, the idea that the Putin regime is waging war in Syria to support Bashar Al-Asad, to oppose the west and satisfy his own geopolitical ambitions, rather than really confronting IS and other terrorist groups, is seen as more or less self-evident by the opposition.

Davidis: La verdadera oposición a las autoridades rusas –la oposición al no sistema– considera negativa la guerra de Putin en Siria. Esto concierne también a la supuesta oposición “liberal”, asimismo a una sección considerable de la oposición nacionalista rusa y a la izquierda. Mas las tesis principales de los grupos opositores rusos son pragmáticas en vez de ser humanas –Rusia utiliza fondos para una guerra distante e innecesaria, que son necesarios para resolver los numerosos problemas internos en casa.

No obstante, la oposición ve como más o menos la idea de que el régimen de Putin esté librando una guerra en Siria para apoyar a Bashar Al-Asad, oponerse a Occidente y satisfacer sus propias ambiciones geopolíticas, en vez de enfrentar realmente a ISIS y los demás grupos terroristas.

SyriaUntold: ¿La indiferencia hacia Siria está de alguna manera relacionada con el estado deplorable de las libertades civiles en la Rusia actual?

Davidis: It’s difficult to judge the connection between the two exactly. But there’s definitely something. At a minimum, the numerous problems with rights and freedoms in Russia suck up a lot of time from the section of Russian society that is, in principle, ready to express its concern with these domestic issues, which doesn’t leave energy for problems taking place far from Russia. Moreover, the constant limitations on freedom of assembly and expression make getting your position across to the rest of society all the more difficult.

Davidis: Es difícil juzgar con exactitud la conexión entre las dos. Pero en definitiva existe algo. Como mínimo, los muchos problemas de derechos y libertades en Rusia absorben mucho tiempo de la sección de la sociedad rusa que, en principio, está lista para expresar sus preocupaciones con esos problemas internos, que no deja energía para los problemas que se suscitan fuera del territorio. Además, las limitaciones constantes sobre la libertad de asamblea y de expresión hacen que expresar su postura al resto de la sociedad sea aún más difícil.

SyriaUntold: ¿Cuánta de la apatía hacia la causa siria puede atribuirse a la indiferencia general a los conflictos remotos y, cuánto es una señal de apoyo generalizado a las políticas del gobierno ruso en Siria?

Davidis: Both factors are present here, but to understand their contribution, a comparison with the annexation of Crimea and aggression towards Ukraine is telling. According to polls, these actions by the Russian authorities had far more support from society. However, the protest against state aggression and solidarity with the Ukrainian people was significantly more noticeable in Russian society. So, in terms of Syria, support for the Russian authorities’ actions is extremely passive. Indeed, it is precisely indifference to a distant, foreign and incredibly complex conflict that is key here.

Davidis: Ambos factores están presentes, pero para entender su contribución, se necesita establecer una comparación de la anexión de Crimea y la agresión a Ucrania. Según las encuestas, las acciones tomadas por las autoridades rusas tuvieron un mayor apoyo de parte de la sociedad. No obstante, la protesta contra la agresión de Estado y la solidaridad con el pueblo ucraniano fue significativamente más considerable en la sociedad rusa. En cuanto a Siria, el apoyo a las acciones tomadas por las autoridades rusas es extremadamente pasivo. En efecto, es precisamente indiferente a un conflicto distante, extranjero e increíblemente complejo que es clave aquí.

SyriaUntold: ¿Cuántas fuentes de información confiables y diversificadas sobre Siria están disponibles en ruso en el país? ¿Cuál es la percepción general sobre la cobertura de Siria que realizan los medios de comunicación rusos? ¿Qué piensas sobre la opinión actual de cómo los medios occidentales brindan cobertura del conflicto?

Davidis: It’s hard to say, at least in Russia, what sources of information about events in Syria are absolutely reliable. But of course, it’s impossible to talk about diversification of information resources in Russia. In official media, which are more or less the main source of information for the majority of Russian citizens, the coverage is purely propagandistic and prejudiced. In the few oppositional media and the internet, diversification comes down to refuting official information, drawing attention to the Russian casualties, expenditure of funds on the war, foreign policy and military failures of Putin and Assad, rather than an attempt to paint a real, holistic picture of what’s going on in Syria.

The picture of the Syrian conflict, which you can see in the mainstream western press, is practically inaccessible to the Russian viewer — the kind of information paradigm (not only in its relationship to Syria, but in terms of attention paid) isn’t available in Russian, including in opposition media. The picture you see in Russia’s official and pro-government media is principally different, opposite, from its western counterpart — and it’s the same in the alternative press.

Davidis: Es difícil de decir, al menos en Rusia, qué fuentes de información sobre los acontecimientos en Siria son absolutamente confiables. Por supuesto, es imposible hablar sobre la diversificación de las fuentes de información en el país. En los medios oficiales, que son más o menos la fuente principal de información para la mayoría, la cobertura es puramente propagandista y llena de prejuicios. En los pocos medios opositores y en internet, la diversificación se resume en refutar la información oficial, dirigir la atención hacia las víctimas rusas, el gasto de fondos en la guerra, la política exterior y los fracasos militares de Putin y Assad, en lugar de intentar describir una imagen real y holística de lo que realmente está sucediendo en Siria.

La imagen del conflicto sirio, que puedes observar en la prensa occidental más importante, es prácticamente inaccesible para el espectador ruso –el tipo de paradigma de información (no solo en su relación con Siria, sino también en términos de atención prestada) no está disponible en ruso, y esto incluye a los medios opositores. La imagen que observas en los medios oficiales y a favor del Gobierno de Rusia es en gran parte diferente, lo opuesto, a la de su equivalente occidental –y lo mismo pasa con la prensa alternativa.

SyriaUntold: ¿Hay algún actor civil, intelectual o artista sirio que ha logrado contactar a la audiencia rusa? Debido a las relaciones históricas entre el régimen de Assad y la antigua Unión Soviética-Rusia, un número significativo de sirios han vivido en Rusia y, algunos inclusive habla ruso fluidamente. ¿Cuál es el papel que tiene esta comunidad siria rusoparlante en el país y en extranjero? ¿Tiene algún efecto en la manera en que se moldea la narrativa sobre Siria en el país?

Davidis: I can’t think of any successful examples where Syrians have appealed to the Russian public, or any role played by Russian-speaking Syrians. The only instance I can think of is, perhaps, the statements made by Muhammed Fares, the first Syrian cosmonaut. Fares, who conducted a mission on the Mir space station in 1987, joined the opposition in 2012 and eventually fled to Turkey. In November 2015, Fares called on the Russian people to support the fight against Assad — and this had a certain resonance in society.

Davidis: No puedo pensar en ningún ejemplo exitoso en donde los sirios hayan apelado al público ruso o algún papel que hayan tenido los sirios rusoparlantes. El único ejemplo que viene a mi mente es, quizá, las declaraciones hechas por Muhammed Fares, el primer cosmonauta sirio. Fares, quien dirigió una misión en la estación especial Mir en 1987, se unió a la oposición en 2012 y con el tiempo huyó a Turquía. En noviembre de 2015, instó a que el pueblo ruso apoyara la lucha en contra de Assad –y esto tuvo cierta resonancia en la sociedad.

SyriaUntold: Algunos han argumentado que la islamofobia ha jugado un papel en el descenso de empatía a la causa siria (en particular, cuando se compara con la ucraniana). De ser así, ¿los rusos ven a Siria de la misma forma en que ven a Chechenia, por lo tanto, comparten los mismos prejuicios sobre una causa presuntamente islámica? ¿Qué hay de los musulmanes rusos? ¿Son elocuentes sobre Siria o la movilización se limita a los partidarios islamistas de línea dura?

Davidis: I don’t think that Islamophobia is crucial to understanding the indifference of Russian citizens to Syria. It plays a certain role. Society doesn’t want to understand the internal confrontations or waste energy on distinguishing IS terrorists and other groups fighting in Syria, thereby risking the possibility of being wrong.

But a comparison with Chechnya shows that Islamophobia isn’t key. The level of empathy for the Chechen people during the first and even second Chechen wars was far higher. This was probably connected to the geographical, cultural and historical closeness of Chechnya (and the casualties, terror attacks, mass involvement in military actions from across Russia, and because the war was so physically close).

I’m not well informed enough about how Russian Muslims feel about this situation, but what I do know tells me that their positions are defined by their relationship to the Russian authorities. Supporters of the regime tend to support its position, including Syria, whereas opponents are more likely to sympathize with IS. But as far as I know, there’s been no actions in support of Syrian civilians, actions against Asad or Russia’s role in the war, by Russian Muslims.

Davidis: No considero que la islamofobia sea crucial para entender la indiferencia de parte de los ciudadanos rusos hacia Siria. Sí tiene influencia. La sociedad no quiere entender los conflictos internos o perder energía en distinguir a los terroristas del ISIS y los demás grupos que combaten en Siria, así se arriesgan a la posibilidad de estar equivocados.

Pero al compararlo con Chechenia, se muestra que la islamofobia no es clave. El nivel de empatía hacia el pueblo checheno durante la primera, e incluso, la segunda guerra fue más alto. Esto estuvo probablemente conectado a la cercanía geográfica, cultural e histórica con ese país (y las víctimas, los ataques terroristas, la participación masiva en las acciones militares a lo largo de Rusia, y porque la guerra fue físicamente cercana).

No estoy lo suficientemente informado para saber cómo se sienten los musulmanes rusos con esta situación, pero de lo que sé, me indica que sus posturas están definidas por sus relaciones con las autoridades rusas. Los simpatizantes del régimen tienden a apoyar su posición, incluida Siria, en cambio sus adversarios lo más probable es que simpaticen con ISIS. Pero hasta donde sé, no ha habido ninguna acción de apoyo hacia los civiles sirios, contra Asad o al papel de Rusia en la guerra por parte de los musulmanes rusos.

SyriaUntold: En Europa, estar del lado del régimen sirio se ha convertido en una tendencia común entre amplios segmentos de la izquierda tradicional (bajo el disfraz de “antiimperalismo”) y la extrema derecha (por las razones islamofóbicas y la esperanza de reducir las indeseables olas de refugiados a través de dictaduras “seculares” estables). Un creciente número de personas que toman decisiones están rehabilitando también al régimen de Assad con el pretexto de que, en su opinión, es el menor de dos males (el último, el yijadismo sunita), por lo que su colaboración es beneficiosa para restablecer la seguridad mundial. ¿Existe alguna similitud con el panorama político ruso y, si no, en qué se diferencia de Europa con respecto a Siria?

Davidis: The Russian authorities, and the “experts” and media who support them, use elements of similar rhetoric. But with the absence of public politics and public discussion in the western understanding, these arguments remain instruments of building support for the authorities’ actions, rather than a subject of substantive political and civic debate.

The support for the Assad regime and the military operation in Syria is based on the public position of the Russian authorities, which is passively shared by a significant section of Russian society. This position can be explained as follows:

– This support is the most effective and natural means of fighting IS and terrorist groups like it, and a chance to stop them far from Russia’s borders;

– The Assad regime, which is a legal, democratically elected regime that is realizing Syria’s sovereignty, defending it against external aggression, international terrorism and color revolutions from outside, is legally and morally justified;

– Participation in the military operation in Syria, the support and maintenance of a friendly regime in the Middle East allows Russia to oppose its geopolitical enemy — the west, and, in particular, the US, as well as to show the might and importance of Russia, test new military equipment, and give practical military experience to the Russian army.

Davidis: Las autoridades rusas, los “expertos” y los medios que les apoyan, utilizan elementos retóricos similares. Pero con la ausencia de políticas públicas y discusión pública sobre el entendimiento occidental, esos argumentos continúan siendo instrumentos que desarrollan apoyo a las acciones de las autoridades, en lugar de ser un tema de debate cívico y político substancial.

El apoyo al régimen de Assad y la operación militar en Siria se basa en la postura pública de las autoridades rusas, que es comparte pasivamente una sección significativa de la sociedad rusa. Esta se puede explicar de la manera siguiente:

- Este apoyo es el medio más efectivo y natural de combatir al ISIS y los grupos terroristas como este, y una oportunidad para detenerles lejos de las fronteras de Rusia;

- El régimen de Assad, que es un régimen legal y electo democráticamente y que cumple la soberanía de Siria, que lo defiende contra la agresión externa, el terrorismo internacional y las revoluciones de colores del exterior, se justifica legal y moralmente;

- La participación en la operación militar en Siria, el apoyo y el mantenimiento de un régimen amistoso en Oriente Medio le permite a Rusia oponerse a su enemigo geopolítico –Occidente, y, en particular, a Estados Unidos, asimismo demostrar su poderío e importancia, poner a prueba nuevo armamento y brindar experiencia militar práctica al ejército ruso.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.