¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

En Paraguay, tus datos de crédito y salud podrán ser usados en tu contra

Detalle de una de las ilustraciones de El Surtidor en su serie Pyrawebs. Reutilizada bajo licencia Creative Commons.

La siguiente es una adaptación de uno de los episodios de la serie “El retorno de los pyrawebs” hecha por El Surtidor en la que se analizan las limitaciones en la seguridad digital de los datos personales en Paraguay.  

Le negativa a la re-inscripción en uno de los colegios católicos privados de la capital paraguaya, Asunción, da una idea clara de lo que pasa cuando las compañías intercambian y comercian con datos personales. De acuerdo con los reportes de prensa, la familia cumplía puntualmente con los pagos del colegio, pero supieron luego que estaban en una lista negra de morosos por haber figurado como garantes de un crédito que no se cumplió.

Estos datos fueron almacenados por la empresa privada Inforcomf, en cuya base de datos están las informaciones de las actividades comerciales de la mitad de la población del país y que no tiene un mínimo de deuda para aparecer en la lista.

El Ministerio de Educación reconoció que este era un caso de discriminación, pero no hubo más consecuencias. Al parecer, las instituciones católicas se rigen por el arzobispado y no responden al Estado, aunque incurran en discriminación contra un menor de edad.

A esta información acceden no solamente los colegios privados o las agencias de créditos, sino también potenciales empleadores. Como resultado, y a pesar de una ley aprobada expresamente para evitar esta discriminación, a las personas con deudas se les dificulta aún más pagarlas por no conseguir empleo.

Los datos de salud también se usan para discriminar

En 2016 un joven denunció su casi expulsión de la Academia Militar por ser portador del VIH. Después de maltratos y humillaciones de parte de sus superiores fue obligado a presentar la renuncia.

Aunque esté prohibido desde el 2009, 27 empresas fueron denunciadas entre 2012 y 2016 por exigir pruebas de VIH a sus trabajadores. Algunas empresas incluso hicieron los análisis durante consultas médicas corporativas de rutina, sin permiso ni conocimiento de sus empleados.

En medio de este contexto, los estudios hechos por la ONG TEDIC, que defiende los derechos digitales en Paraguay, en conjunto con la Electronic Frontier Foundation en 2016, arrojan resultados preocupantes:

Entre varios problemas, uno de los principales que cita el informe es la carencia total de legislación que proteja los datos personales de la ciudadanía, lo que se considera una omisión grave en el cumplimiento de los estándares internacionales de derechos humanos. Además, los estándares locales para la intervención de las comunicaciones privadas no cumplen con los principios de necesidad y proporcionalidad ni con las garantías judiciales exigidas por la normativa internacional. Esta situación de vulnerabilidad se agrava ante una amplia concesión de ambiguas potestades a organismos como el Servicio Nacional de Inteligencia (SINAI), bajo el argumento de la “seguridad nacional”.

Con el manejo sin control de los datos personales se niegan oportunidades y se discrimina muy a pesar de las leyes de protección a poblaciones vulnerables.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.