¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Tres generaciones de artistas textiles jamaicanas reflejan voces de mujeres fuertes

(De izquierda a derecha): Miriam Hinds-Smith, Margaret Stanley y Katrina Coombs en la inauguración de la exhibición “Tres generaciones en textiles y artes de la fibra” en la galería Grosvenor, Kingston, Jamaica, 24 de junio de 2017. Fotografía de Andrew P. Smith, usada con autorización.

Una exhibición inusual se llevó a cabo recientemente en las instalaciones de la galería Grosvenor, en Kingston: “Tres generaciones en textiles y artes de la fibra”, que reunió a las artistas, residentes de Kingston, Margaret Stanley, Katrina Coombs y Miriam Hinds-Smith para una expresión vibrante de sus aspiraciones personales y perspectivas de la sociedad.

Stanley, de 66 años, posee un título en moda y textiles de la Escuela de Arte Ravensbourne en Londres, Inglaterra. Impartió clases en la prestigiosa Escuela Edna Manley para las Artes Escénicas y Visuales de Jamaica (EMCVPA) entre 1989 y 2017 y ha expuesto ampliamente, tanto en el Reino Unido como en Jamaica. Coombs, de 31 años y originaria de Kingston, obtuvo grados académicos en textiles y el arte de la fibra y en estudio curatorial en EMCVPA. También posee un maestría de bellas artes (MFA) en práctica creativa de la Universidad de Plymouth en el Reino Unido, a través del Instituto Transart de Nueva York. Ha expuesto ampliamente desde2008 y fue presentada en la exhibición de Talento Joven 2015, en la Galería Nacional de Jamaica. Hinds-Smith, de 48 años, estudió también en EMCVPA y obtuvo una maestría en bellas artes de la Escuela de Arte Winchester de la Universidad de Southampton del Reino Unido.

Global Voices entrevistó a las tres artistas acerca del desarrollo de su trabajo individual, sensaciones sobre el arte de cada una y sus opiniones con respecto a una controversia nacional reciente relacionada con un “mantel”.

Global Voices (GV): ¡Felicitaciones por una exhibición fantástica! ¿Qué te motivó para iniciarte en el arte en textiles?, ¿fue un proceso? ¿Comenzaste en los textiles o en otras formas de arte?

Margaret Stanley posa junta a dos de sus piezas en la inauguración de la exhibición “Tres generaciones en textiles y artes de la fibra” en la galería Grosvenor, Kingston, Jamaica el 24 de junio de 2017. Fotografía cortesía de Galería Grosvenor, usada con autorización.

Margaret Stanley (MS): I originally wanted to be a fashion designer. My chosen course at college in the UK also offered textiles. I focused on making hand printed textiles for my fashion graduation show. Then I worked briefly in the fashion industry, but soon realised I wanted to make textiles. I did not know much about Textile ‘Art’, but fell into making large appliqué pictures, which over the years just developed into the work I do now.

Margaret Stanley (MS): Originalmente, quería ser diseñadora de modas. La carrera universitaria que elegí en el Reino Unido ofrecía también textiles. Me enfoqué en crear textiles impresos a mano para mi presentación de graduación en modas. Luego, trabajé brevemente en la industria de la moda, pero pronto me percaté de que quería crear textiles. No sabía mucho acerca de este ‘arte”, pero adopté el hábito de crear grandes imágenes con el bordado de aplicación, que con el transcurso de los años se convirtió en el trabajo que realizo ahora.

Katrina Coombs (KC): I first started textiles and fiber art in high school, when I was introduced to macramé. I immediately found a love for fibers, tying knots and creating pieces.

Katrina Coombs (KC): Me inicié en el arte de los textiles y las fibras en la secundaria, cuando conocí el macramé. De manera inmediata descubrí el amor por las fibras, por atar nudos y crear piezas.

Miriam Hinds-Smith (MHS): I am from a family of tailors and seamstresses. My mother sewed for us as children, and in my formative years, I had the fancy idea that I would become a fashion designer. This peaked in high school, where I made everything for myself. But I would say it was a gradual process. My initial decision to pursue a path in the arts was from a completely different angle. I wanted to become a graphic designer. But at the School of Visual Arts I had greater exposure to other art forms. I knew I wanted to do something far more expansive. It was a kind of returning to something I was innately responding to when I really fell in love with textiles. I loved every facet of it — designing, creating, imagining. There are cathartic aspects to working with this medium. It provided me with a voice that was quite poignant, quite auditable, unscripted, ephemeral yet tangible.

Miriam Hinds-Smith (MHS): Provengo de una familia de sastres y modistas. Mi madre cosía para nosotros cuando éramos niños y en mis años de formación, tuve la idea de que me convertiría en una diseñadora de modas. Este deseo incrementó en la secundaria, donde hacía todo por mi propia cuenta. Pero diría que sí fue un proceso gradual. Mi decisión inicial de seguir un camino en las artes provino de un ángulo completamente diferente. Quería convertirme en diseñadora gráfica. No obstante, en la Escuela de Artes Visuales tuve una mayor exposición a otras formas de arte. Sabía que quería realizar algo más amplio. Fue como regresar a algo a lo que reaccionaba de manera innata, cuando realmente me enamoré de los textiles. Me encantó cada faceta –diseñar, crear, imaginar. Existen aspectos catárticos cuando se trabaja con este medio. Me proporcionó una voz que era bastante conmovedora, perceptible, espontánea, efímera y también tangible.

GV: ¿Cuánto de tu trabajo refleja tu postura o situación personal –o lo percibes como un reflejo más general de la sociedad?

Katrina Coombs, con sus piezas en la inauguración de la exhibición “Tres generaciones en textiles y artes de la fibra” en la Galería Grosvenor, Kingston, Jamiaca el 24 de junio de 2017. Cortesía de la Galería Grosvenor, usada con autorización.

MS: My work mainly reflects my personal outlook. However, as I am part of Jamaican society, obviously it would also reflect my daily thoughts and observations.

MS: Mi obra refleja principalmente mi perspectiva personal. Sin embargo, como formo parte de la sociedad jamaicana, obviamente también refleja mis pensamientos diarios y observaciones.

KC: The works are generally a broader reflection of society as they deal with issues of ‘othering’ faced by all women at some point in their life. However, the first reference is the self and as such, the pieces are directly speaking to issues I have faced as a woman attempting to find my identity.

KC: Las obras por lo general son un reflejo más amplio de la sociedad, puesto que tratan de problemas de ‘otredad’ que afrontan todas las mujeres, en algún punto de sus vidas. No obstante, la primera referencia es el yo y como tal, las piezas hablan directamente de los problemas que he enfrentado como una mujer que intenta descubrir su identidad.

MHS: It is a mix of both, my personal references and what I know — what WE know — is happening in society. It is all in front of us. For some, it does not impact directly; it's a distant thing that you hear on the news. Truth be told, the effect is often closer to home — but we either sweep it under the rug or find ways of rationalising the situation away. Unresolved injustices are not acceptable. My work has moved from the very visceral and stridently literal. With this exhibition, I chose to focus on creating a space for healing, of sanctuaries for those to whom justice has been unrequited.

MHS: Es una mezcla de ambos, mis referencias personales y de lo que sé –lo que NOSOTROS sabemos– que sucede en la sociedad. Todo está enfrente de nosotros. Para algunos, no tiene un impacto directo; es una cosa distante de la que te enteras a través de las noticias. A decir verdad, el efecto frecuentemente es más cercano –pero lo ocultamos debajo de la alfombra o encontramos maneras de racionalizar la situación. Las injusticias no resueltas son inaceptables. Mi trabajo ha dejado de ser bastante intenso y enérgicamente literal. Con esta exhibición, decidí enfocarme en crear un espacio para la sanación, de santuarios para aquellos a quienes la justicia no les ha correspondido.

GV: ¿Crees que el medio de los textiles realza la expresión artística?

Miriam Hinds-Smith posa junto a sus piezas en la inauguración de la exhibición “Tres generaciones en textiles y artes de la fibra” en la Galería Grosvenor, Kingston, Jamaica el 24 de junio de 2017. Cortesía de Galería Grosvenor, usada con autorización.

MS: Textiles are important in all our lives, from birth to death. Special garments and fabrics in all societies have historical, cultural and emotional significance. Although I use many traditional techniques in my work, mostly in non-traditional ways, the layering of fabrics of differing colours, patterns and textures is an important inspiration.

MS: los textiles son importantes en nuestras vidas, desde el nacimiento hasta la muerte. Las prendas especiales y las telas en todas las sociedades tienen una trascendencia histórica, cultural y emocional. Aunque utilizo muchas técnicas tradicionales en mi trabajo, la mayoría en formas no tradicionales, la capa de telas de colores diferentes, patrones y texturas es una inspiración importante.

KC: Textiles and fiber are used by artists as any other medium. One must first understand the material for all its characteristics — and through that understanding, be able to express oneself artistically.

KC: Los artistas utilizan los textiles y la fibra como en cualquier otro medio. Primero se debe entender el material por todas sus características –y a través de ese entendimiento, puedes expresarte de manera artística.

MHS: The medium of textiles is canonised by Western culture as residing in a feminine domain — a specifically feminine expressive media. This is in stark contrast to other cultures where the medium (or interactions with textiles) resides in the male domain. I find textiles a pliable and eloquently responsive medium that communicates immediately. It has many nuances that allow for a multi-layered conversation.

MHS: La cultura occidental canoniza el medio de los textiles, pues reside en el dominio femenino –un medio de expresión de ese género en específico. Este es un contraste marcado para otras culturas donde el medio (o interacciones con los textiles) reside en el dominio masculino. Pienso que estos son un medio elocuentemente receptivo y maleable, que comunica de manera inmediata. Posee muchos matices que permiten una conversación en niveles múltiples.

GV: ¿Consideras que el arte textil/fibra recibe el reconocimiento que merece en Jamaica?

MS: Skills in traditional textile techniques like embroidery are still appreciated by the older generation. Textile Art? Not so much! However, with exposure from foreign experience and the Internet, more fine artists are using textile techniques in their work. This has led to more acceptance. The average Jamaican, however, is still more comfortable with painting!

MS: Las habilidades en las técnicas textiles tradicionales, como el bordado, aún son valoradas por las generaciones mayores. ¿El arte textil? ¡No tanto! No obstante, con la exposición a la experiencia extranjera e internet, más buenos artistas están utilizando estas técnicas en sus obras. Por consiguiente, esto ha dado como resultado en una mayor aceptación. ¡El jamaicano promedio, sin embargo, se siente más cómodo con la pintura!

KC: Recently, textiles and fiber have been put in the forefront of some exhibitions by some artists. This has been a slow process; however, it is beginning to get the recognition it deserves. With more artists exhibiting textile and fiber art-based works […] there will be more recognition.

KC: De manera reciente, algunos artistas han colocado textiles y fibras en la vanguardia de algunas exhibiciones. Esto ha sido un proceso lento; no obstante, está comenzando a obtener el reconocimiento que merece. En la medida que más artistas expongan obras basadas en el arte textil y de fibras […], habrá más reconocimiento.

MHS: Good Lord, no! I recall having a conversation with someone who considers himself an ‘art connoisseur’. He was concerned with the resale value of fiber-based art work. My preoccupation is to have works of art that speak to the issues, in places that will stir further conversations and awareness. Not the sale and ‘art as object’ scenario.

MHS: ¡Por Dios, no! Recuerdo haber conversado con alguien que se consideraba “conocedor de arte”. A él le preocupaba el valor de reventa de la obra de arte basado en fibras. Mi preocupación es tener obras de arte que hablen de los problemas, en lugares donde provocarán más conversaciones y concientización. No la venta ni el escenario “arte como objeto”.

GV: ¿Qué piensas acerca del trabajo de las otras dos artistas en la exhibición? ¿En dónde ves los contrastes y las similitudes en tu trabajo intergeneracional?

MS: I feel Katrina’s pieces work on many levels. Her concept is not necessarily what the viewer might take away. The visual experience is strong. Miriam’s work, to me, seems more cerebral and needs closer examination. Both artists use textiles, threads and fabrics in very creative ways.

MS: Creo que las piezas de Katrina funcionan en muchos niveles. Su concepto puede que no sea necesariamente el que el observador sustrae. La experiencia visual es fuerte. El trabajo de Miriam, para mí, parece más intelectual y necesita una evaluación más exhaustiva. Ambas artistas utilizan textiles, hilos y telas en formas muy creativas.

KC: There are three powerful voices speaking through the works, which highlight very personal issues for all three of us. The works themselves reflect our identities as women and the different stages we are at in the process of our development — as well as our different generations. I have always admired Margaret and Miriam for the works they produce, the energies that flow through them and into their works. From being trained by them both, it was an honour being able to exhibit alongside them.

KC: Hay tres voces poderosas que hablan a través de las obras, que resaltan problemas muy personales, en todas. Las obras, por sí mismas, reflejan nuestras identidades como mujeres y las diferentes etapas en las que nos encontramos en el proceso de nuestro desarrollo –así también nuestras generaciones diferentes. Siempre he admirado a Margaret y a Miriam por el trabajo que producen, las energías que fluyen a través de ellas y en sus obras. Como una estudiante de ambas, fue un honor poder exhibir a su lado.

MHS: …The contextual synergy of the exhibition is interesting, considering we really had no prior discussion of theme, any concerns of the sort or any other area that would create forms of alignment. There are similarities across our work from a purely generic frame, being all textile-based. However, Katrina’s poignant fiber-based constructs are very powerful and allude to the tenuous yet robust feminine quality of her concerns. Yet, they are carefully positioned in a very contemporary context, speaking to issues that need to be confronted. I enjoy Margaret’s work, as she employs traditional techniques — but her approach is mixed, creating her unique play with these mediums. Her work is whimsical yet stoutly satirical; a reflective commentary on the every day and the celebratory nature of accepting self, our independence to change, and the cadence of our evolution as women.

MHS: La sinergia contextual de la exhibición es interesante, considerando que no tuvimos realmente ninguna discusión previa sobre el tema, ni inquietudes u otra área que creara formas de alineamiento. Existen similitudes en nuestro trabajo que provienen de un marco puramente genérico, pues todo está basado en textiles. No obstante, las conmovedoras creaciones basadas en fibras de Katrina son muy poderosas y aluden a la calidad femenina delicada y robusta de sus inquietudes. Aunque, las coloca cuidadosamente en un contexto muy contemporáneo y hablan de problemas que se necesitan afrontar. Disfruto del trabajo de Margaret, ya que utiliza técnicas tradicionales –pero su enfoque es mezclado, y crea así un juego único con esos medios. Su trabajo es enigmático, además de tenazmente satírico; un comentario de reflexión sobre lo cotidiano y la naturaleza festiva de aceptarse a uno mismo, nuestra independencia al cambio y la cadencia de nuestra evolución como mujeres.

GV: Por último, ¿cuál es tu opinión sobre la reciente controversia de la tela bandana de Jamaica? (una estrella del estilo de música jamaicana dancehall provocó recientemente una controversia cuando llamó despectivamente a la bandana jamaicana un “mantel”).

MS: Bandana is just one colour combination of a traditional woven Indian Madras fabric called Cotton Madras. It has a link with colonialism but has become a symbol of the Jamaican culture. It is similarly used in other Caribbean islands. It is a wonderful, very useful fabric.

MS: La bandana o pañuelo es simplemente una combinación de colores de una tela tejida de manera tradicional proveniente de Madrás, India, denominada madrás de algodón. Tiene un vínculo con el colonialismo pero se ha convertido en un símbolo de la cultura jamaicana. Se utiliza de manera similar en otras islas caribeñas. Es una tela fantástica y muy útil.

KC: This relates back to the issue of textile and fiber being recognised. Firstly, the bandana is a plaid printed cloth. It was originally woven, but due to manufacturing processes it is now easily found in print. It is labeled as our national dress; however, it is hardly ever used in any of Jamaica's ‘branding’. I think the controversy has brought some needed dialogue and recognition to the material and its values for our country.

KC: Esto tiene relación con el problema del reconocimiento de los textiles y la fibra. En primer lugar, es una tela con cuadros escoceses impresos. Originalmente era tejida, pero debido a los procesos de manufactura ahora se puede encontrar fácilmente impresa. La etiquetaron como nuestro vestido nacional; no obstante, casi nunca se utiliza en ninguna de las marcas de Jamaica. Pienso que la controversia ha acarreado diálogo necesario y reconocimiento al material y sus valores para nuestro país.

MHS: “…My concern [is] that as an independent nation, as a signifier of our national identity, we still utilise, like all the other islands, one of the remnants of colonial domination — the ‘Madras’ cloth. It comes from Chennai which was renamed Madras by the British during the mid-19th century. Now Jamaica, an independent country celebrating 55 years of nationhood, still struggles with issues of identity and who we are as a people.

I did not hear the unfortunate ‘tablecloth’ incident first-hand [the comment was made on an Instagram post] but this singer referred to ‘not wearing a tablecloth like Miss Lou’. I don’t believe she meant to disrespect Miss Lou personally. In her own way, though, she was speaking out against the cloth forced on us as a label.

The Madras identified us as property of the colonial empire. Back then, each island was assigned a specific pattern. Now let us look at Miss Lou: an iconic stalwart, a defender of our spoken language patois, dressed in this Madras costume, reciting ‘Colonisation in Reverse’ (one of my faves!). To me, this is an ironic satire of her redefining who we are through wearing this costume. Miss Lou is saying the labeled slave now speaks with a voice that stands strong, resolute and independent — not celebrating the cloth, but what the wearer of the cloth has become.

MHS: “…mi preocupación [es] que siendo una nación independiente, siendo un significante de nuestra identidad nacional, todavía utilicemos, al igual que todas las demás islas, uno de los vestigios de la dominación colonial –la tela madrás. Esta proviene de Chennai, fue renombrada Madrás por los británicos a mediados del siglo XIX. Ahora Jamaica, un país independiente que celebra 55 años de soberanía, aún lucha con los problemas de identidad y quiénes somos como pueblo.

No escuché de fuente primaria el lamentable incidente del “mantel” [el comentario se suscitó en una publicación de Instagram] pero esta cantante se refirió a ‘no usar un mantel como el de Miss Lou. Personalmente, no creo que haya querido faltarle el respeto a Miss Lou. En su propia manera, estaba hablando en contra de que la tela nos fuerza como una etiqueta.

El madrás nos identificaba como propiedad del imperio colonial. En ese entonces, a cada isla se le asignó un patrón específico. Ahora veamos a Miss Lou: una leal icónica, una defensora de nuestra lengua hablada, el patois, vestida en este traje de madrás, recitando “Colinisation in Reverse‘ (una de mis favoritas). Para mí, esto es una sátira irónica de su redefinición de lo que somos a través de vestir este traje. Miss Lou afirma que el esclavo etiquetado ahora habla con una voz que permanece fuerte, resuelta e independiente –no celebra una tela, sino en que se ha convertido el portador de la tela.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.