¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

#SOSNicaragua: Al menos 25 manifestantes, incluido un periodista, asesinados en Nicaragua, dicen grupos por los DDHH

Manifestantes asesinados en Nicaragua, confirmados por el sitio de noticias independiente Confidencial. Fotos individuales via diferentes canales de medios sociales.

En Nicaragua, lo que comenzó como manifestaciones contra la reforma del sistema de seguridad social se ha convertido en un clamor nacional contra la corrupción, la censura y la represión generalizada.

En apenas cinco días de protestas, el Gobierno ha desatado una violenta represión. Mientras que las fuentes del Estado informan de 10 muertes, los grupos de manifestantes y de derechos humanos estiman que al menos 25 personas han muerto en las protestas, con muchos más heridos, y docenas de detenidos o desaparecidos. Un periodista y un oficial de policía se cuentan entre los muertos.

Múltiples canales de televisión han sido bloqueados para evitar que grabaran las protestas. El acceso a Confidencial, sitio de noticias independiente que informa sobre el número de muertos entre los manifestantes, estaba fallando poco antes de la publicación de este artículo.

El 18 de abril, el Gobierno –liderado por el presidente, Daniel Ortega, y la primera dama, Rosario Murillo, que también es la vicepresidenta– adoptó de forma unilateral un decreto ejecutivo que reducía las pensiones en un 5 %, y aumentaba además la cuota que aportan a la seguridad social empleados y empleadores.

En respuesta, jubilados y estudiantes organizaron manifestaciones pacíficas para expresar su desacuerdo, pero fueron recibidos por las fuerzas policiales antidisturbios y miembros del grupo paraestatal conocido como Juventudes Sandinistas. Ahí comenzó el caos. Desde entonces, los enfrentamientos se volvieron violentos y algunos manifestantes informaron que la policía está usando munición real.

El camarógrafo Ángel Gahona murió de un tiro en la cabeza el 21 de abril mientras retransmitía en directo una protesta a través de Facebook Live.

El periodista nicaragüense Angel Eduardo Gahona pasó sus últimos cuatro minutos de vida cubriendo la protesta juvenil y la llegada de la policía antidisturbios esta noche en Bluefields. Esta retransmitiendo en vivo por facebook cuando le dispararon de muerte. Esta es su última retransmisión.

A otros periodistas los han atacado y agredido, y les han robado sus equipos. Al mismo tiempo, al menos tres canales de televisión fueron bloqueados para que no grabaran las protestas.

En un país donde la libertad de prensa es efímera, la censura no ha disuadido a los nicaragüenses, que están retransmitiendo en vivo, tuiteando y blogueando por video sobre la crisis sobre el terreno.

Etiquetas como #SOSNicaragua, #SOSINSS y #QueSeRindaTuMadre se han vuelto virales en Twitter y Facebook, y se están subiendo a Dropbox videos en bruto. A través del activismo en línea, los nicaragüenses piden apoyo internacional –aunque también piden específicamente que Estados Unidos no intervenga.

Manifestantes en Managua. Captura de pantalla de un video de Euronews.

Mientras estudiantes universitarios son la cara del movimiento, los nicaragüenses de todo el espectro político los apoyan activamente, desde los grupos feministas y campesinos, jubilados, y padres de los estudiantes. Esta es la razón por la que los manifestantes insiten en que no están ligados a un partido político en particular, sino que hacen sus demandas en nombre de los derechos humanos y la democracia en Nicaragua. Los manifestantes se llaman “pueblo autoconvocado”.

El periodista Wilfredo Mirando grabó una manifestación donde los protestantes gritaban de forma irónica “aquí esta la minoría”, en referencia a la creencia de la vicepresidenta Murillo de que la protesta sólo representa a una minoría de los nicaragüenses.

Como los estudiantes se han llevado la peor parte en la las muertes y agresiones por parte de la policía, los civiles están recolectando suministros y medicinas para los que se encuentran en las universidades y en la Catedral de Managua, dado que la Iglesia apoya la revuelta.

En un video publicado en Facebook por Franklin Leonel, se puede ver a estudiantes y médicos tratando a los heridos en los pasillos universitarios. En un pie de foto, escribe:

No son pandilleros!!! #SOSNicaragua masacran a nuestros estudiantes!!!

dsds

La postura oficial del Gobierno ha ido variando en sus declaraciones públicas, pero la violencia ejercida por el Estado parece continuar.

El presidente Ortega ignoró públicamente las protestas durante tres días, hasta que hizo una aparición el 21 de abril. Justo después, las tropas militares se multiplicaron en las calles. Más tarde, declaró que estaba abierto a un diálogo con el sector privado, que aceptó la invitación bajo ciertas condiciones, como que se invitase a la mesa a otros sectores de la sociedad. El presidente Ortega no contestó y, en cambio, retiró de lleno la reforma a la seguridad social el 22 de abril.

Sin embargo, las protestas ahora se han extendido más allá de la causa por la reforma de la seguridad social. Los manifestantes están pidiendo justicia para los muertos a manos de la policía y los tiroteos de los militares, y exigen el fin de la corrupción gubernamental. Algunos llaman a la disolución total del gobierno de Ortega.

En Facebook, Leonor Zúniga, que apoya las protestas, publicó un video explicando la situación:

…the people are tired. It’s been 11 years that we’ve been in a very authoritarian [state], where we've been constantly repressed, where state decisions are made in secret, where we’re never taken into account.

[…]

I think that [the social security reform] was the last straw.

… la gente está harta. Ya tenemos 11 años de estar con un gobierno sumamente autoritario, en el que nos han reprimido constantemente, en el que hay un secretismo absoluto sobre cualquier decisión que se toma en el Estado, en donde nunca nos toman en cuenta. […] Creo que esto [la reforma de la seguridad social] fue ya lo que rebasó el vaso.

La reforma a la seguridad social ya derogada era, como dice Zúniga, la última gota en el declive de la rendición de cuentas del Gobierno, las condiciones económicas, la degradación ambiental (incluidos los recientes incendios en la reserva natural Indio Maíz) y de las instituciones democráticas a gran escala.

Nicaragua, un país con seis millones de habitantes, vivió bajo el régimen autoritario de Anastasio Somoza hasta que la Revolución Sandinista derrocó al gobierno en 1979. En la década de 1980, se produjo una guerra civil entre el régimen sandinista y los “Contras“, combatientes de la oposición financiados y armados por el Gobierno estadounidense. Daniel Ortega, exguerrillero y miembro del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) fue elegido presidente en 1985. Permaneció en el cargo hasta que perdió la reelección en 1990, lo que llevó al cese de la guerra civil.

Ortega fue reelegido en 2007 y ha permanecido en el poder desde entonces. Su gobierno ha estado marcado por la abolición de los límites al mandato presidencial, una prensa cada vez más amordazada, acuerdos de negocios poco claros, y un control directo sobre la Policía, el Ejército y las ramas tanto judicial como legislativa del Gobierno.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.