¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Corte de Trinidad y Tobago determina que sueños de gimnasta fueron aplastados por federación “sesgada”

Captura de pantalla de un video de YouTube que muestra a la gimnasta trinitense Thema Williams al inicio de su rutina de piso en el Campeonato Mundial de Gimnasia Artística 2015.

Cuando se habla de deportes en Trinidad y Tobago, el fútbol y el críquet suelen dominar la conversación —pero en febrero de 2016, de lo único de lo que se hablaba era de gimnasia. Los Juegos Olímpicos de Río 2016 se acercaban y la gimnasta Thema Williams, entonces de 20 años, estaba considerada como la mejor esperanza del país en su disciplina — hasta que las until things began to unravel.

Cuando Williams se preparaba para la última ronda calificatoria para los Juegos Olímpicos, una fotografía suya con el pecho desnudo en Instagram que ella misma publicó más de un año antes se volvió centro de atención de la Federación de Gimnasia de Trinidad y Tobago (TTGF). Y de un momento a otro, Marisa Dick, gimnasta nacida en Canadá de madre trinitense, competía por el único lugar de gimnasia artística femenina del país caribeño en las Olimpiadas de Río en vez de Williams.

Al final, la TTGF dejó de lado a Williams como representante del país con el argumento de desempeño debajo de los parámetros en sus entrenamientos.

Todo el asunto tuvo más giros y vueltas que una rutina gimnástica, pero muchos creen que el retiro forzado de Thema Williams fue ilegal y su abogado ha estado luchando para obtener justicia.

El 26 de noviembre de 2018, Williams fue reivindicada, su demanda contra la TTGF fue declarada fundada. El juez supremo Frank Seepersad determinó que la decisión de reemplazar a Williams en las Olimpiadas fue “sesgada” y “prematura”, y explicó que la TTGF no verificó las afirmaciones de que Williams estaba lesionada antes de enviar una sustituta.

Sin embargo, la compensación financiera de Williams fue significativamente menor a la solicitada, pues el juez falló que no había evidencia de pérdida de oportunidades promocionales y de becas que podrían haberse originado por las apariciones olímpicas de Williams. Recibió 150 000 dólares de Trinidad y Tobago (aproximadamente 22 250 dólaers estadounidenses) en daños punitivos por la pérdida de oportunidades de representar a su país en los Juegos Olímpicos y por la angustia que sintió como resultado de la controversia.

Es interesante destacar que, aunque el juez resolvió que el David Marquez, expresidente de la TTGF, su vicepresidente, Akil Wattley, y los directivos Ricardo y Donna Lue Shue estaban parcializados en contra de Williams, no los responsabilizó en sus calidades personales por falta de evidencia de una conspiración.

Aunque algunos usuarios de medios sociales se sintieron complacidos de que Williams ganara su batalla legal, hubo otros, como Janelle Barker, que en Facebook expresó que sentía la resolución como insignificante:

This rulings [sic] shows up the incompetence by so-called big lawyers. So they didn’t know they had to justify the compensation they asking for … that amount is lawyer fees only, waste the girl damn time. The population should sue the gymnastics federation for not sending the best person to represent us … I’m so upset.

Estas resoluciones muestran la incompetencia de los llamados grandes abogados. Así que no sabían que debían justificar la compensación que pedían … esa cantidad son solamente los honorarios de los abogados, le han hecho perder el tiempo a la muchacha. La población debería demandar a la federación de gimnasia por no enviar a la mejor persona representarnos … Estoy muy molesta.

Marcia Tinto estuvo de acuerdo, y adgregó en una publicación:

[…] the psychological wounds of this injustice will take quite some time to heal. I am skeptical to say congratulations but I will definitely send her blessings for peace and success as she continues to excel as the best T&T gymnast.

[…] tomará algún tiempo curar las heridas psicológicas de esta injusticia. Dudo en decir felicitaciones, pero definitivamente le haré llegar mi bendición [a Thema Williams] por la paz y el éxito mientras continúe destacando como la mejor gimnasta de Trinidad y Tobago.

Pero Keith Scotland, uno de los abogados de Williams, cree que se ha hecho justicia, y deja constancia de que la demanda “nunca fue sobre el dinero … fue siempre sobre el proceso y el principio”.

En un giro irónico, la TTGF mostró indiferencia por el proceso y el principio cuando los funcionarios mencionados en la demanda de Williams intentaron alegar que la gimnasta debía pagar sus facturas legales. El 3 de diciembre, el juez Seepersad descartó rápidamente su pedido.

La TTGF fue duramente criticzada en plataformas en línea, y muchos usuarios de Facebook repitió la declaración del juez:

The second to fifth defendants are rather fortunate that they were shielded from personal liability primarily because they acted in their capacity as bona fide members of the first defendant. However, their conduct was unacceptable and should be accompanied by a sense of shame.

Del segundo al quinto demandado son bastante afortunados de estar protegidos de responsabilidad personal, sobre todo porque actuaron en su capacidad como miembros de buena fe del primer demandado. Sin embargo, su conducta fue inaceptable y debería veinr acompañada de una sensación de vergüenza.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.