¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Bienvenido a casa, Alaa: Liberan al activista egipcio Alaa Abd El Fattah tras cinco años de prisión

Alaa Abd El Fattah y Manal Hassan. Foto de Lilian Wagdy desde Wikimedia Commons (CC BY 2.0).

El bloguero y activista egipcio Alaa Abd El Fattah fue liberado a última hora de la noche del 28 de marzo de 2019 tras cumplirse su sentencia de cinco años de prisión por contravenir una prohibición de protesta.

La noticia se conoció a través de Twitter cuando su hermana, la activista Mona Seif, escribió un simple “Alaa está libre”. Más tarde, dio en el gusto a amistades y aliados de su hermano con la publicación de una foto del reconocido activista revolucionario en la que jugaba con la mascota de la familia, Toka, a la que acababa de conocer:

Primer encuentro entre Alaa y Toka.
💓

Sus simpatizantes de todas partes del mundo empezaron a publicar fotos en Twitter con carteles que decían: “¡Bienvenido a casa, Alaa!”:

En mi nombre y en el de todos tus amigos de APC News: ¡Bienvenido a casa, querido Alaa!

La organización feminista “Si Jeunesse Savait” [‘Si los jóvenes supieran’] celebra la vuelta a casa de Alaa.

Luego de cinco años en la cárcel, el activista y defensor de los derechos digitales de Egipto está libre. Bienvenido a casa, Alaa, de tu familia de Global Voices y Advox.

Alaa fue una voz líder entre los blogueros y activistas tecnológicos egipcios de El Cairo antes y durante la Revolución Egipcia. Junto a su esposa, Manal Hassan, ayudó a desarrollar varios proyectos de tecnología y de activismo político en colaboración con activistas y blogueros de la región y de otros lugares, entre los que se incluyen numerosos miembros de la comunidad de Global Voices.

El activista de 37 años fue arrestado en la casa de su familia en noviembre de 2013. Más de un año después, en febrero de 2015, finalmente fue juzgado y sentenciado a cinco años de prisión por haber “organizado” una protesta, bajo una ley de protestas de 2013 que prohíbe las manifestaciones públicas no autorizadas. Aunque sí participó de una protesta contra los juicios militares para procesar civiles el 26 de noviembre de 2013, Alaa no tuvo ningún papel en su organización. Su sentencia fue ratificada por el Juzgado de Casaciones de Egipto en noviembre de 2017.

En sentido de las agujas del reloj: Sanaa (izquierda) y Mona; Alaa Abd El Fattah con su hijo Kahled y su esposa Manal Hassan, Alaa y Sanaa, y Sanaa con Mona. Foto del perfil de Facebook de Mona Seif.

Alaa proviene de una familia de destacados defensores de los derechos humanos, que incluyen a su padre, el abogado de derechos humanos Ahmed Seif El Islam, quien fue encarcelado en varias oportunidades bajo el régimen de Hosni Mubarak. Las hermanas de Abd El Fattah, Mona y Sanaa Seif, también son defensoras de derechos humanos que han dirigido importantes campañas contra los juicios militares para civiles en el país.

Alaa ha sido encarcelado o investigado por todos los gobiernos egipcios a lo largo de su vida. En 2006, fue arrestado por participar de una protesta pacífica. En 2011, estuvo dos meses en prisión y se perdió el nacimiento de su primer hijo, Khaled. En 2013, fue arrestado y retenido durante 115 días sin juicio.

A pesar de su liberación, Alaa deberá pasar todas las noches en la comisaría local durante los próximos cinco años.

Por ahora, no obstante, sus familiares, amigos y seguidores se sienten aliviados de saber que salió de prisión. Y también la comunidad de Global Voices.

Un viejo amigo de Global Voices y Advox, Alaa, salió de la cárcel en Egipto tras cinco largos años tras las rejas.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.