- Global Voices en Español - https://es.globalvoices.org -

Historiadores orales y archivistas completan registro de la partición de India de 1947

Categorías: Asia del Sur, India, Pakistán, Etnicidad y raza, Historia, Medios ciudadanos, Migración e inmigración, Política, Relaciones internacionales
[1]

Captura de pantalla de la página web de 1947 Partition Archive.

Nadie supo qué conllevaría la emancipación de India [2] del régimen británico que se llevó a cabo en agosto de 1947, pero pocos hubiesen previsto que su legado sería una separación violenta [3] que desplazaría a 14 millones de personas y resultaría en décadas de rivalidad entre lo que se convertirían en dos estados nucleares.

Desde entonces cada agosto, tanto en India como en Pakistán, los estudiantes cantan himnos, los políticos dan discursos y el Ejército desfila para conmemorar la independencia de las dos naciones del Raj británico [4] y también su ‘separación [3]‘ el 14-15 de agosto de 1947.

La partición se realizó cuando el reino británico, que luchaba con un imperio costoso y sobreextendido tras la Segunda Guerra Mundial, anunció [5] que la región, cada vez más volátil con tensiones sectarias, se independizaría. Justo un año antes, los disturbios sectarios masivos ocurrieron entre hindúes, sijs y musulmanes en las calles de Calcuta [6] que asesinaron a 4000 personas en un periodo de 72 horas.

Un abogado británico [7] que llegó a India el 8 de julio de 1947 fue el encargado de delimitar las nuevas fronteras, en su primer viaje en la región. Completó la tarea en unas cuantas semanas. El resultado fue el nacimiento de Pakistán, con su partes este y oeste a cada lado de la recién emancipada India.

[8]

Mapa de la partición de India (1947). Haz clic sobre la imagen para ver una versión más grande. Imagen vía Wikipedia (CC BY-SA 4.0).

Para la confusión de muchos historiadores de la actualidad [9], estalló una violencia masiva inmediatamente cuando se inició un intercambio de población sin precedente a lo largo de las fronteras recién establecidas. Los hindués y los sijs se reubicaron en lo que hoy es India y los musulmanes en la recién creada nación de Pakistán.

Anchal Malhotra [10], historiadora del testimonio oral que vive en India y ha estudiado la partición de India desde 2013, afirma:

Many people didn't quite understand what was happening when the partition was happening. They didn't quite understand the reasons they migrated. For example, my own grandmother doesn't quite understand the intricacies of politics but she migrated all the way from the northwestern frontier [in modern-day Pakistan] province to Delhi.

I think it's interesting that an entire population can be forced to migrate to a place where they don't want without quite understanding what was happening.

Muchas personas no entendieron qué estaba sucediendo cuando ocurrió la partición. No entendieron bien las razones por las que migraron. Por ejemplo, mi propia abuela no comprendió completamente las complejidades de la política, pero migró de todas maneras de la provincia fronteriza de noroeste [actualmente Pakistán] hacia Delhi.

Considero que es interesante que se pueda obligar a una población entera migrar a un lugar que no quiere sin entender completamente lo que estaba ocurriendo.

[11]

Anchal Malhotra entrevistando a su abuela. Imagen usada con autorización.

La historia de la abuela de Malhotra [12] no es nada inusual:

My grandmother said once to me: ask me quickly before I forget. Otherwise it would die with me, she said. As if she was just waiting for me to ask her her story. And I'm glad that there are people that are brave enough to talk about what happened because partition continues to be a wound in so many people's minds and hearts.

Mi abuela en una ocasión me dijo: pregúntame rápido antes de que lo olvide. De lo contrario, morirá conmigo. Como si estuviese esperando a que yo le preguntara su historia. Y me alegra que existan personas que son lo suficientemente valientes para hablar sobre lo que sucedió, pues la partición continúa siendo una herida dentro de las mentes y los corazones de muchas personas.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) estima [13] que en el transcurso de dos meses de mediados de 1947, aproximadamente 14 millones de personas abandonaron sus hogares. También se estima que la cantidad de personas asesinadas durante ese periodo oscila entre 200 000 y dos millones.

Malhotra añade:

You know, people always say in interviews that there was a madness in the end. Nobody understood what was happening. One day you were in India and the next day it was called Pakistan, but you had to leave. I think that the sense of misinformation is quite staggering.

Las personas siempre dicen en las entrevistas que hubo una locura al final. Nadie entendió lo que estaba sucediendo. Un día estabas en India y al siguiente se llamó Pakistán, pero tenías que marcharte. Considero que el sentido de desinformación es completamente impactante.

No obstante, la magnitud de la violencia nunca se divulgó extensamente. De acuerdo con Faisal Choudhry, profesor de Pakistán que enseña historia de Asia del Sur, una posible razón fue que las versiones oficiales de los acontecimientos fueron escritos por los británicos:

They wanted to portray independence. . . as a victory for everyone and to show that the British, after 200 years of colonial rule, were departing on a positive note. Highlighting the bloodshed — and the intensity of it — would take away from that.

Quisieron retratar la independencia… como una victoria para todos y mostrar que los británicos, después de 200 años de régimen colonial, se retiraban de manera optimista. Resaltar el derramamiento de sangre –y su intensidad– los apartaría de eso.

Overcrowded train transferring refugees during the partition of India, 1947. This was considered to be the largest migration in human history. Image via Wikipedia. Public Domain [14]

Tren abarrotado de personas transfiere refugiados durante la partición de India, 1947. Se consideró como la mayor migración en la historia de la humanidad. Imagen vía Wikipedia. Dominio público.

Agrega que a nivel regional, también podría ser porque tanto India como Pakistán todavía no han resuelto cómo discutir esos horrores de modo que no cuestione la partición:

Both countries, as they are today, wouldn’t exist if the partition didn’t take place, which might be why their official history records don’t dwell too much on the horrors that took place. And as for the people who lived through it —and are still living through it — maybe recalling raises questions that nobody has the answers to. Why did madness take over completely suddenly?

Los dos países, como son en la actualidad, no existirían si no se hubiera llevado a cabo la partición, que podría ser la razón por la que sus registros históricos oficiales no indagan demasiado en los horrores que ocurrieron. Y en cuanto a las personas que los experimentaron –y aún continúan viviendo– tal vez hacerles recordar generaría preguntas que nadie puede responder. ¿Por qué la locura se apoderó de todo de manera repentina?

Los historiadores como Malhotra trabajan para obtener de los sobrevivientes de la partición el recuento de los sucesos para poder preservar sus historias.

Obviously, the academic history or the official histories that we learn in our textbooks are not as inclusive as we would like them to be, and I think at some point what they also do is to put every experience of partition under the blanket.

Evidentemente, la historia académica o las historias oficiales que aprendemos en nuestros libros de texto no son tan inclusivas como nos gustaría que fuesen, y pienso que hasta cierto punto lo que hacen es ocultar cada experiencia de la partición.

Los archivistas, profesionales y aficionados, están recabando testimonios orales y en video sobre los horrores que capturaron las profundidades que la historia académica ignoró.

Uno de los proyectos más grandes en curso es la compilación de historias orales que, cuando concluya, incluirá por lo menos 10 000 entrevistas de testigos sobrevivientes. Se realizaron más de 8000 entrevistas y se recabaron más de 30 000 documentos y fotografías digitales de los sobrevivientes de la partición en el transcurso de siete años.

[15]

“Un mapa del pasado, un mapa de felicidad, un mapa que pertenece solo a mi generación. Cierro los ojos y puedo verlo. Esta fue mi casa, esta fue mi ciudad, este fue mi estado”. Imagen proveniente de la cuenta de Instagram de Anchal Malhotra. Usada con autorización.

Las entrevistas –una parte de las cuales son accesibles en el repositorio digital de la biblioteca de la Universidad Stanford– forman parte de la colección de 1947 Partition Archive [1], que reúne historias orales recopiladas por la colaboración del público general a través de una plataforma en línea.

Priya Satia, historiadora en Stanford [16], afirma:

Preserving this history will help us understand why and how the largest mass migration in history happened, why it was so violent, and what its impact has been on the lives of those who lived through it and for the region as a whole. It also helps us capture the social and cultural world lost as a result of that migration. It helps us understand the formation of Pakistan, Bangladesh, and modern India, and the national and religious identities of those who live in these countries as well as the conflicts within and between them, including the struggle over Kashmir (and its nuclearization).

Preservar esta historia nos ayudará a entender por qué y cómo sucedió la mayor migración masiva en la historia, por qué fue tan violenta, y cuál es el impacto que ha tenido en las vidas de los que lo experimentaron y para la región en general. También nos ayuda a capturar el mundo social y cultural que se perdió como consecuencia de esa migración. Nos ayuda a comprender la creación de Pakistán, Bangladesh e India moderna, y las identidades nacionales y religiosas de los que viven en esos países, así también los conflictos dentro y entre ellos, incluida la lucha por Cachemira (y su nuclearización).

Aunque no es seguro si un análisis más matizado de la historia compartida de Pakistán e India pueda aportar una nueva perspectiva sobre las relaciones futuras entre los rivales, es comprensible que los archivistas tengan prisa por registrar las historias de los sobrevivientes de un suceso que ocurrió hace 72 años.

Nota: Las entrevistas que se incluyeron en esta historia se realizaron vía correo electrónico y teléfono.