Negaron entrada a corresponsales extranjeros a conferencia de prensa de Putin en Budapest

Putin in Hungary

Péter Szijjártó, ministro de Asuntos Exteriores y Comercio de Hungría, saluda al presidente ruso, Vladimir Putin, en Budapest el 30 de octubre de 2019. Foto del Ministerio de Asuntos Exteriores y Comercio de Hungría, cortesía de kormany.hu.

Esta historia se publicó en Atlatszo, entidad sin fines de lucro de periodismo de investigación húngara. Una versión editada se publica como parte de una asociación con Global Voices.

Al igual los periodistas húngaros que critican al Gobierno, ahora los periodistas extranjeros que trabajan en el país enfrentan un bloqueo de información. La conferencia de prensa internacional que se llevó a cabo durante la visita del presidente ruso, Vladimir Putin, a Budapest el 30 de octubre, no se anunció con anticipación, el proceso de registro no fue claro y varios periodistas extranjeros ni siquiera sabían el día anterior si la oficina del primer ministro entregó su solicitud para participar. Luego, algunos corresponsales recibieron una respuesta en el sentido de que no había más espacio debido al gran interés de periodistas rusos y húngaros en la conferencia de prensa.

En la semana previa a la visita de Putin, hubo un frecuente intercambio de mensajes en la lista de mensajería de periodistas extranjeros que trabajan en Hungría sobre cuándo y dónde se iba a llevar a cabo la prensa de conferencia oficial, y cómo solicitar entrar a la conferencia, pues la Asociación de Prensa Internacional Húngara (HIPA) como asociación no había recibido invitación alguna. Tampoco tenían invitación una parte significativa de los corresponsales extranjeros acreditados en Hungría.

A pesar de esto, varias importantes agencias de noticias internacionales, como dijeron, ”lograron al final, aunque no facilmente”, registrarse para la conferencia de prensa internacional. Sin embargo, otros dicen que no es la primera vez que tienen problemas para asistir a una conferencia de prensa organizada por el Gobierno húngaro. Sostienen que se les informa con frecuencia de estas conferencias a último minuto o hasta después, como si el Gobierno intentara mantenerlos alejados deliberadamente.

El corresponsal de los medios de comunicación del servicio público alemán detalló en una publicación de blog cómo intentaron entrar a la conferencia de prensa por la visita de Putin. La excusa que le dieron para el rechazo de su solicitud fue “falta de espacio”:

I called the Prime Minister’s Office about a week ago to find out about the visit. Nothing – was the answer. Whatever important events have taken place in recent years, they usually sent out the notice only the day before the deadline for sending the data needed to participate. So, I was not too worried about missing out on something. It turned out I was wrong. To be sure, I sent an email to the Prime Minister’s Office (international press office) on Tuesday morning, and because no reply came, an hour and a half later I also asked the Deputy Secretary of State, Bertalan Havasi by email if there would be accreditation for the event. Shortly afterwards, a lovely lady from the Prime Minister’s office called me to say they had received my letter, but unfortunately they are no longer able to receive registration requests because they had reached the maximum capacity of the venue of the event. I asked how it was possible, since it had not been advertised anywhere, no invitation was received, there was nothing on the event in the official calendar at kormany.gov.hu. I got the answer that the Hungarian and Russian journalists had just registered on their own initiative and there was no more room left.

Llamé a la oficina del primer ministro hace cerca de una semana para averiguar sobre la visita. Nada – fue la respuesta. Sin importr acontecimientos importantes ocurridos en años recientes, suelen enviar los avisos el día anterior para enviar los datos necesarios para participar. Por eso, no me preocupé mucho por perderme algo. Resultó que estaba equivocado. Para estar seguro, envié un correo electrónico a la oficina del primer ministro (oficina de prensa internacional) la mañana del martes, y como no hubo respuesta, una hora y media más tarde también pregunté al subsecretario de Estado, Bertalan Havasim, por correo electrónico si habría alguna acreditación para la conferencia. Poco despues. me llamó una encantadora dama de la oficina del primer ministro para decir que habían recibido mi carta, pero lamentablemente ya no podían recibir solicitudes de registro porque habían alcanzado la máxima capacidad del recinto de la conferencia. Pregunté cómo era posible, pues no se anunció de otra manera ni había nada sobre la conferencia en el calendario oficial de kormany.gov.hu. Me respondieron que los periodistas húngaros y rusos se habían registrado por su propia iniciativa y ya no quedaba espacio.

En la lista de correspondencia, otro corresponsal describió cómo lo excluyeron de la conferencia de prensa:

First no emails, then no accreditation invites even from Kovacs’s office (Zoltán Kovács, State Secretary for International Communication), now no posting on the calendar of events on the government’s website, nothing on MTI (the Hungarian News Agency). I guess we’re all expected to be mind readers.

Primero, no hubo invitaciones de acreditación de la oficina de Kovacs (Zoltán Kovács, secretario de Estado para la Comunicación Internacional), ahora no se publica en el calendario de actividades del sitio web del Gobierno, nada en (agencia de noticias húngara). Creo que se espera que leamos la mente.

La lista de correo también mencionó que si un Gobierno no informa a los corresponsales extranjeros o si no los incluye en actividades oficiales de prensa se contraviene la Declaración de Helsinki, conocida oficialmente como el Acta Final de Helsinki, resultado de la conferencia de 1975 sobre seguridad y cooperación en Europa que llevó a establecer la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE).

Otro periodista acreditado en Hungría resumió cómo intentó obtener una entrada para la conferencia de prensa de Putin:

I started e-mailing the International communications office about this event on the early morning of Oct 25, which already seemed late, but I had been expecting something from them by then and I decided to ask when I realised nothing would be coming. I received a response two minutes later, which said, “Thank you for your inquiry. We will inform you in due course about the details for the registration.” I expected them to keep their word. Yesterday I sent another message, which went unanswered. The message I sent this AM, which was “Since the event is tomorrow I just want to make sure I have been accredited. Can you please send the details?” received a response, which said only “Dear Mr XY, Press Office of the Prime Minister” [an email without contents, just a greeting and a signature]. My further e-mail asking for how to get in touch with them did not receive a response, nor did my emails to bertalan.havasi@mk.gov.hu and ktk@mk.gov.hu asking for accreditation.

Empecé a escribir a la oficina internacional de comunicaciones sobre esta conferencia temprano en la mañana del 25 de octubre, lo que ya parecía tarde, pero estuve esperando su respuesta y decidí preguntar cuando me di cuenta de que no recibiría nada. Recibí una respuesta dos minutos después, que decía, “Gracias por su consulta. Le informamos debidamente sobre los detalles para el registro”. Esperaba que cumplieran su palabra. Ayer envié otro mensaje, que quedó sin respuesta. El mensaje de esta mañana, que decía “Como la conferencia es mañana, solamente quería asegurarme de estar acreditado. ¿Podrían enviarme los detalles, por favor?”, recibió respuesta, que solamente decía “Estimado señor XY, oficina de prensa del primer ministro” [mensaje sin contenido, solamento un saludo y una firma]. Mi siguiente mensaje para preguntar cómo ponerme en contacto con ellos no obtuvo respuesta, ni mis mensajes a bertalan.havasi@mk.gov.hu y ktk@mk.gov.hu para pedir una acreditación.

Bertalan Havasi es el jefe de la oficina de prensa del Gobierno húngaro, y ktk@mk.gov.hu es el correo oficial para registro de periodistas en actividades de medios gubernamentales.

“Este caso no es único, la comunicación entre el Gobierno húngaro y corresponsales extranjeros que trabajan en el país se ha vuelto mucho más difícil últimamente” – declaró a Atlatszo el periodista holandés Runa Hellinga. Integra la organización húngara de periodistas extranjeros (y la presidió hasta 2018) desde hace 20 años.

It is obvious that HIPA has been hindered in its work since many years. The first years of the Orbán government, they still were willing to send a minister once a while, but nowadays, it has become almost impossible to organize meetings with ministers or government agencies. All applications have to go through Mr. Kovács, who has made it very clear that according to him, HIPA is useless. My personal experience with Kovacs as a spokesman is also a bit awkward to be honest. I once organised an interview with him for a Dutch TV crew. First he simply didn’t turn up, the second time, he had five very impatient minutes for us.

Es obvio que a la organización húngara de periodistas extranjeros le han obstaculizado el trabajo desde hace años. Los primeros años del régimen de Orbán, seguían dispuestos a enviar a un ministro de vez en cuando, pero ahora se ha vuelto casi imposible organizar reuniones con ministros o agencias gubernamentales. Todas las solicitudes deben ir a través del señor Kovács, que ha dejado muy en claro, que, según él, la organización húngara de periodistas extranjeros es inútil. Mi experiencia personal con Kovacs como portavoz es también un poco rara, para ser honesto. Una vez organicé una entrevista con él para un equipo de la televisión holandesa. Primero, simplemente no apareció. La segunda vez, tuvo cinco muy impacientes minutos para nosotros.

El actual presidente de la organización húngara de periodistas extranjeros, Kester Eddy, lo confirmó en una declaración para Atlatszo:

Since about 2012, and especially since 2014, the Hungarian government has kept the foreign correspondents’ organization at arm’s length as a body. Despite regular invitations, not only does PM Orban not speak to HIPA, but Zoltan Kovács has also rebuffed offers to speak. Also after 2014 until about 2016, the government started some “background” talks for foreign journalists in selected small groups. I don’t know if these are still done. On a personal basis, Zoltan Kovacs’s office have normally answered questions and requests (sent in time) for interviews.

Desde 2012 más o menos, y sobre todo desde 2014, el Gobierno húngaro ha mantenido a la organización de corresponsales extranjeros a distancia. A pesar de las frecuentes invitaciones, no solamente el primer ministro Orban no habla con la asociación, Zoltan Kovács también desaira las ofertas para hablar. También después de 2014 hasta casi 2016, el Gobierno inició conversaciones de “antecedentes” para periodistas extranjeros en grupitos selectos. No sé si se sigue haciendo. En lo personal, la oficina de Zoltan Kovacs ha respondido normalmente preguntas y solicitudes (enviadas a tiempo) para entrevistas.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.