¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

Diarios de COVID-19 de Wuhan: “No aislaron solo una ciudad, sino también nuestras voces”

Personas hacen fila en una farmacia de Wuhan. Foto: Guo Jing.

La ciudad china de Wuhan, epicentro y origen del nuevo coronavirus, se encuentra aislada por decisión del Gobierno desde el 23 de enero de 2020. Esta ciudad cuenta con 11 millones de personas y, durante el brote, se puso a unas seis millones de personas en cuarentena, mientras que los cinco millones restantes dejaron la ciudad durante un periodo de vacaciones.

Muchos habitantes de Wuhan empezaron a escribir sus diarios personales durante el aislamiento. Existe una imagen negativa de la vida cotidiana de esta ciudad a causa de las censuras impuestas en Weibo, la red social más popular de China. En WeChat, otra red social popular en China, los diarios circulaban sobre todo entre amigos.

A pesar de todo, Ai Xiaoming, cineasta independiente y universitaria feminista, y la activista feminista Guo Jing publicaron sus diarios en la página Matters News. Sus relatos reflejan de manera auténtica las emociones de la gente común y corriente durante este repentino aislamiento.

Tanto las autoridades chinas como la Organización Mundial de la Salud calificaron el control de la pandemia en China como una “victoria” o un “éxito”, pero no hay que ignorar las medidas de vigilancia que se implementaron y el control absoluto que se ejerció sobre la vida de la gente común: cómo se aisló a la gente en una estrategia de dominio colectivo, tal y como lo describe Guo Jing en su diario.

Desde el primer caso confirmado el 8 de diciembre, las autoridades chinas insistían en que el brote epidémico estaba bajo control. Para el 20 de enero, admitieron que el virus se transmitía a través del contacto entre las personas. Los diarios de Ai y Guo expresan el abandono que sufrieron los residentes de Wuhan y cuán poco preparados se encontraban para semejante situación cuando el Gobierno decretó el aislamiento de la ciudad.

Global Voices publicará una serie de artículos con los diarios de Ai y Guo.

Guo Jing: 23 de enero de 2020

我算是一个遇事冷静和淡定的人,直到1月20日武汉新增病例过百,别的省市出现病例,我开始感到不知所措。此前公布的消息显然存在瞒报的情况。也是从那天起,武汉街头戴口罩的人突增,好多药店的医用口罩都卖光了,还有很多人在买防治感冒的药。

这几天我一直处于焦虑中,从各地更新的消息来看,大部分确诊的都是在15日前过武汉的。武汉是全球大学生人数最多的城市,而1月中旬是大学放假的时间。现在又正值春运,车站人流量必然很大。然而,武汉火车站也并没有严格的监管。我春节本来就不回家,留在原地是最安全的。今天一早醒来看到封城的消息就不知所措,无法预料这意味着什么,会封多久,要做什么准备。

朋友们让我赶快囤点东西,我本不想出门,看到X了吗还在接单就先下了单,但又担心外卖也随时会停。我也抱着看看外面的情况的心情出了门,外面基本上都是中老年人,年轻人比较少。到了附近的超市,很多人都在排队结帐,米面这些保命的食物已经所剩无几啦,慌乱之中我随便拿了一些。有个男的卖了很多盐,有人说你买那么多盐干啥,他说万一封个一年呢.

屯完食物后,我依然处于震惊中。今天路上的车辆和行人越来越少,一个城市就这样一下子停了下来。它什么时候再活过来?

Soy una persona tranquila, pero empecé a sentir pánico el 20 de enero cuando se registraron más de cien casos confirmados en Wuhan y el virus seguía propagándose a otras ciudades y provincias. Es obvio que se estaba encubriendo la transmisión de esta enfermedad. El número de personas con mascarillas aumentó drásticamente desde aquel día y las mascarillas se agotaron. Ahora mucha gente también está comprando medicamentos para el resfrío.

Estoy ansiosa desde hace varios días. Según las estadísticas, la mayoría de los casos confirmados en otros lugares son de personas que visitaron Wuhan antes del 15 de enero. Wuhan es la ciudad con más estudiantes universitarios del mundo, y las vacaciones universitarias comenzaron a mediados de enero. Últimamente, muchos vuelven a casa para pasar el Año Nuevo chino con su familia, así que debe haber mucha gente en las estaciones de trenes. Sin embargo, no se están haciendo controles exhaustivos en la estación de tren de Wuhan. Yo no pensaba volver a casa para el Año Nuevo chino. Lo más seguro es quedarme donde estoy. Esta mañana, cuando se anunció el aislamiento de la ciudad, sentí pánico. No sé cuáles serán las consecuencias del aislamiento ni cuánto durará y no sé cómo me tengo que preparar.

Mis amigos me dijeron que compre bastantes productos de primera necesidad. Al principio compré artículos por internet porque no quería salir de mi casa. Pero al mismo tiempo me preocupaba que en algún momento se interrumpieran las entregas a domicilio. También quería enterarme de lo que pasaba afuera, por eso terminé saliendo. Había muy pocos jóvenes, sobre todo personas de mediana edad o gente mayor. Cuando fui al supermercado más cercano, me encontré con una larga fila de personas esperando para pagar. No quedaban muchos alimentos vitales, como arroz o pastas. Eso me impactó, así que me apuré y agarré algunos. Un hombre compró mucha sal. Alguien le preguntó para qué quería semejante cantidad de sal. Simplemente respondió que era en caso de que nos tuvieran aislados durante un año.

Después de comprar algo de comida, seguía muy impactada. Hay cada vez menos autos y peatones en las calles. De repente, vivimos en una ciudad fantasma. ¿Cuándo volverá todo a la normalidad?

Ai Xioming: 24 de enero de 2020

今夜除夕,武汉空前冷寂。这本是团年的日子,无数家庭的年夜饭取消了。昨天看到封城的照片,一边是铁面军人和武警,一边是无奈的旅客。画外音是武汉口音,说:看啊,汉口站,百年以来第一次关闭了。听得人不禁心头一紧,仿佛历史在此敲了一个响点。

我住在江夏区,离汉口站大约四十公里…我能想象到年前无法返乡的旅客内心的焦虑,他们怎么办呢?政府一夜之间决定封城,他们去哪里居住,怎么过年?

我觉得那些握有权力的人有种好消息综合症,就是无论如何,不管真实与否,只听好消息,没有也要编一个。你要说那不是真的,他能跟你拼命。

你们知道我说的是什么,那只小小的蝙蝠,汤菜卤煮,照片视频到处在传;但是房间里的大象,悠游晃荡,那是不能说破的魔障。

Estamos en vísperas del Año Nuevo chino. La ciudad nunca estuvo tan tranquila. Se supone que hoy es el día en que las familias se reúnen. Se cancelaron muchas cenas familiares. Vi imágenes de cuando aislaban la ciudad ayer: Ejército y Policía de un lado, y del otro gente frustrada por no poder viajar. Fuera de cámara, alguien dice con acento de Wuhan: “Mira, cerraron la estación de tren de Hankou por primera vez en siglos”. De pronto sentí como si algo me oprimiera el pecho, como si me hubiera dado cuenta de que estamos atravesando un momento histórico.

Vivo en el distrito de Jiangxia, a unos 40 kilómetros de la estación de Hankou… Me puedo imaginar el nivel de ansiedad de quienes no pueden volver a casa para pasar el Año Nuevo chino. ¿Qué deberían hacer? El Gobierno cerró la ciudad anoche. ¿Dónde van a quedarse? ¿Qué pueden hacer para el Año Nuevo chino?

Para mí, la gente poderosa tiene el “síndrome de las buenas noticias”: pase lo que pase, solo quieren oír buenas noticias, y no les importa si se trata de información real o falsa. Y si no hay ninguna, se la inventan. Si les dices que algo no es verdad, te contradicen a muerte.

Saben a qué me refiero. Ese murciélago, el de la sopa. Hay fotos y videos que se difundieron por todos lados. Sin embargo, el verdadero problema está dando vueltas a nuestro alrededor. Lo peor es que nadie se atreve a asumirlo.

Poco después del aislamiento de Wuhan, un video se hizo viral en las redes sociales chinas. Muchos medios de comunicación chinos sugirieron que el problema fue causado por la tradición de comer murciélagos. Sin embargo, comer murciélagos no es para nada tradicional en Wuhan. Más tarde se reveló que el video fue filmado en una isla del Pacífico.

Captura de imagen de un video sobre la sopa de murciélago que se hizo viral, que sugiere que la culpa de la epidemia es de quienes comen murciélagos.

Guo Jing: 24 de enero de 2020

世界安静得可怕。

我是独居,偶尔听到楼道里的声音才能确定还有其他人在。

我有很多时间思考我怎么活着下。我没有任何体制内的资源和人脉,如果我生病,必然跟很多普通人一样无法得到救治。因此,我的目标之一是尽量不让自己生病,我要坚持锻炼。

目前,政府没有说要封城多久,也没有告诉我们封城后怎么保证城市的运转。而有人根据目前干扰的人数预测过可能封城到5月。

这场战争里,大多个体都只能靠自己,没有体制的保障。我相对年轻,很难想象那些独居老人、残障人士等更弱势的个体要怎么打赢这场仗。

El mundo está increíblemente tranquilo.

Vivo sola. Solo percibo que hay más personas en este mundo cuando escucho ruidos de los vecinos del edificio.

Tengo mucho tiempo para pensar en cómo sobrevivir. No tengo recursos ni cuenta en redes sociales del sistema organizado. Si me enfermara, sería como quienes no pueden recibir asistencia médica. Por eso, uno de mis objetivos es mantenerme sana. Tengo que seguir haciendo ejercicio.

El Gobierno todavía no anunció exactamente cuánto durará el aislamiento ni tampoco nos explicó cómo va a seguir funcionando la ciudad en cuanto volvamos a la normalidad. Algunos dicen que el aislamiento podría durar hasta mayo, de acuerdo al número actual de infectados.

En esta guerra, la mayoría depende de sí misma. El sistema no nos protege en absoluto. Soy relativamente joven. Me resulta difícil imaginar de qué manera pueden sobrevivir a esta guerra las personas en situaciones desfavorables, como la gente mayor o con discapacidades.

Guo Jing: 25 de enero de 2020

这两天做饭的时候我已经开始控制菜量,每顿炒菜的菜量是平时的一半,希望不要那么快过只吃咸菜的生活。

吃饭的时候跟一些朋友视频,我们无法逃过肺炎的话题,其实各地的人都多多少少受到一些影响。

疑病可能是现在最大的心理障碍。我早上擤鼻涕的时候看到有血丝,着实吓了一跳。丢掉纸巾后对生病的担忧就在脑子里挥之不去。

Empecé a controlar la cantidad de verduras que uso al cocinar durante estos últimos dos días. En este momento estoy cocinando con la mitad de verduras que lo que suelo utilizar. Por ahora, por suerte no tengo que comer verduras en conserva.

Compartí la comida con unos amigos a través de una videollamada. Fue inevitable que abordáramos el tema de la neumonía de Wuhan. En realidad, en China, prácticamente todo el mundo habla de lo mismo.

Probablemente lo que más me estresa en este momento es el riesgo de contraer la enfermedad. Quedé paralizada cuando estornudé esta mañana y vi que había algo de sangre en los mocos. Después de tirar mi pañuelo, no podía sacarme de la cabeza la idea de que me estuviera enfermando.

Guo Jing: 26 de enero de 2020

正在被封锁的不只是一个个城市,还有人们的声音。

我第一天把笔记发微博的时候图片就上传不了,文字也发不出去,我只得把文字转成图片发。昨天,我把文字转成图片也无法在朋友圈发,微博发出来之后明显被限流。1月24日的微博有近5000人转发,而昨天的微博只有45人转发。有一瞬间我还怀疑是不是我写得不好。互联网的审查和限制不是现在才有,可在这个时候却显得更加残忍。很多封城的人被困在家里,大家靠互联网获取信息,保持和家人朋友的联系,让我们不用真的是孤岛。

No aislaron solo una ciudad, sino también nuestras voces.

No pude publicar fotos a Weibo (red social china) cuando intenté poner en línea mi crónica del Día 1. Tampoco pude subir texto. Tengo que poner el texto en fotos para publicarlo. Ayer no pude mandar esas fotos con texto a mi círculo de amigos. Cuando pude publicar mi crónica en Weibo, es obvio que restringieron la cantidad de visualizaciones. El 24 de enero, mi primer artículo fue compartido por casi 5000 personas en Weibo, pero el de ayer lo compartieron solo 45 personas. En un momento pensé que tal vez no estaba bien escrito. No es la primera vez que controlan y restringen internet, pero estas medidas son mucho más crueles en un momento como este. Muchas personas están confinadas en sus casas, y necesitamos internet para informarnos y mantenernos conectados con nuestras familias y nuestros amigos. De lo contrario, vamos a ser como un isla aislada y desconectada del mundo.

Wuhanstreet

Algún lugar de Wuhan durante la cuarentena. Foto de Guo Jing.

Guo Jing: 28 de enero de 2020

整个城市都被沉重的氛围笼罩着,身处其中,我不自觉地小心翼翼起来,不敢随意去和人沟通。封锁让人们的生活进入原子化的状态,失去和他人的联系。

然而人们并不甘于现状。昨晚八点左右,窗外响起呼喊声,大家一起开窗喊“武汉加油”。这个集体的呐喊是一种自我赋权,人们从中寻找联结,从中获取力量。

Había un clima de tensión en toda la ciudad. No puedo evitar tomar cada vez más precauciones. No me animo a hablar con otras personas. El aislamiento nos condena a vivir separados, sin conexión con los demás. Pero la gente no está dispuesta a resignarse ante semejante situación. Ayer a eso de las 8 de la noche, había personas gritando desde sus ventanas. Muchas personas abrieron sus ventanas y gritaron “¡Fuerza, Wuhan!”. Fue una especie de acto de empoderamiento. La gente intenta conectarse con los demás y fortalecerse gritando juntos.

Desde el 27 de enero, alrededor de las 8 de la noche, los residentes de Wuhan gritan  “Wuhan, jia you!”, expresión utilizada para darse fuerza que puede traducirse como “¡Fuerza, Wuhan!”. Sucedió algo similar en 2019 durante las protestas contra la extradición en Hong Kong, donde los manifestantes gritaban “Hong Kong, jia you!” cada día a las 10 de la noche.

Este es un video de South China Morning Post con ciudadanos de Wuhan gritando de noche:

Wuhan, ciudad de 11 millones de habitantes, está cerrada por el brote de coronavirus. Pero sus habitantes han encontrado la manera de animarse entre todos. Gritan por la ventana para darse ánimos. También están cantando canciones patrióticas. Los videos se han vuelto virales en medios sociales chinos. Pero las autoridades han pedido a la gente que “dejen de cantar con la ventana abierta”. Advirtieron que puede aumentar el riesgo de contagio. La noticia generó reacciones diversas de los usuarios de internet.
“Es extremadamente peligroso”.
“No aumentará [el riesgo]. Puede ayudar a expresar emociones, alentar la moral y reforzar el sistema inmunológico”.
“En mi barrio cantamos con la mascarilla puesta”.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.