Everton Weekes, último de las “tres W” del críquet caribeño, murió a los 95 años

Pelota de críquet. Foto de Luke Hayfield en Flickr (CC BY 2.0).

Sir Everton Weekes, muy querido jugador de críquet, falleció en su casa en Christ Church, Barbados, el 1 de julio tras sufrir un ataque al corazón en junio. Era el ultimo sobrevivente de las “Tres W” del criquet de las Indias Occidentales, junto a los grandes sir Clyde Walcott y sir Frank Worrell. Este formidable trío, todos barbadenses, eran contemporáneos y los nombraron caballeros por su contribución al deporte.

Weekes, bateador diestro de golpe contundente, hizo su debut en la prueba varias semanas después de Walcott y Warrell en 1948. Juntos formaron parte del primer equipo de Indias Occidentales que ganó un partido de prueba en Inglaterra en 1950. Fue un importante hito para los seguidores del críquet de la región y provocó alegres celebraciones de victoria entre la relativamente pequeña población antillana de Londres.

El equipo Cricket West Indies tuiteó su pésame por el fallecimiento de sir Everton:

Nos duele el corazón, lloramos la pérdida de un ícono. Una leyenda, nuestro héroe, sir Everton Weekes. Nuestro pésame a su familia, amigos y a los muchos aficionados en todo el mundo. Que descanse en paz. 🙏🏽

La Asociación de Jugadores de las Indias Occidentales también lloró su muerte:

La WIPA expresa su más sincero pésame por el fallecimiento de sir Everton Weekes. Nos despedimos de un gran ícono de las Indias Occidentales; sir Everton dio una invalorable contribución al deporte, a su país y a la región. Fuimos bendecidos por tenerlo entre nosotros, que su alma descanse en paz.

La primera ministra de Barbados, Mia Mottley, llamó a Weekes una “leyenda del juego […] que hizo del críquet un deporte para caballeros” y un “ciudadano del mundo con raíces bahameñas”. En una nota personal añadió “para mí, fue uno de los hombres más brillantes, con expresiones y sentido del humor inigualables”.

Con su espíritu del “se puede hacer”, Weekes fue una gran inspiración en Barbados y en toda la región. Nació el 26 febrero de 1925 en una familia pobre de Bridgetown, Barbados. Su casa estaba en Pickwick Gap, cerca de lo que ahora es el campo de críquet Kensigton Oval.

Dejó la escuela a los 14 años y sirvió en la Fuerza de Defensa de Barbados de 1943 hasta 1947, y tuvo la oportunidad de jugar a críqueet a nivel de club. Con 22 años fue seleccionado para jugar con el club West Indies contra un equipo visitante de Inglaterra. Este partido fue el comienzo de su extraordinaria carrera: no solo anotó cien carreras en este partido sino que llegó a golpear cuatro centenas consecutivas más en partidos en Delhi, Bombay y Calcuta, India ese mismo año.

La marca de Weekes de cinco centenas consecutivas sigue intacto hasta la fecha.

Un blog de deporte australiano señaló que Weekes alcanzó esa excelencia a pesar de los retos que enfrentan los jugadores de críquet negros durante las décadas de 1940 y 1950:

Due to the era in which he played, his career was affected by a racial controversy. Weekes, despite his greatness as a cricketer and man, never captained West Indies. [George] Headley became the team's first black captain for one test in 1948 but it was not until Worrell in 1960 that West Indies appointed their second non-white skipper; after Weekes’ career had ended. Sir Everton bore the injustice with typical good grace.

Debido a la época en la que jugó, su carrera se vio afectada por la controversia racial. Weekes, a pesar de su grandeza como jugador de críquet y como persona, nunca capitaneó el West Indies. [George] Handley se convirtió en el primer capitán negro del equipo en una prueba en 1948, pero recién fue en 1960, cuando Worrell nombró a su segundo capitán no blanco, después de que la carrera de Weekes terminó. Sir Everton soportó la injusticia con su típica buena voluntad.

Once años después de su sensacional marca de centenas de 1947, Weekes se retiró por una lesión al muslo pero siguió jugando en críquet de primera clase hasta 1964. Se convirtió en un excelente entrenador en Barbados y entrenó el equipo canadiense en la Copa del Mundo de 1979 mientras ejercía como ejecutivo de la Asociación de Críquet de Barbados. En 1994 fue nombrado como un referente por el Consejo Internacional de Críquet (ICC en inglés) y en 2008 fue incluido en el Salón de la Fama del Críquet de la ICC. Fue nombrado caballero en 1995, cuando también fue galardonado con la Corona del Mérito de Oro de Barbados y recibió el mayor honor del país, Caballero de la Orden de San Miguel y San Jorge (KCMG en inglés).

El excapitán australiano de críquet Ian Chappell recordó a Weekes (que luego se convirtió en campeón de bridge) y su “peculiar sentido del humor”:

It was sad to hear of Everton's passing at age 95, but he wouldn't abide any long faces. Everton Weekes was a great Barbados champion who epitomised living life to the full.

Fue triste saber del fallecimiento de Everton a los 95 años, pero no soportaba las caras largas. Everton Weekes fue un gran campeón de Barbados que personificó la vida al máximo.

El blog de críquet ReadScoops también le rindió homenaje:

It’s been a tough time for cricket fans across the world because you know that there hasn’t been any sporting action taking place. To make matters worse […] one of the legends of the game of cricket is no longer with us […] Caribbean iconic cricketer, Sir Everton Weekes.

48 test matches for West Indies saw him scoring 4,000+ test runs at the highest level which included 15 centuries and of course, 1 international wicket as well. His international career was a long one which spanned between Jan 1948 to March 1958, inspiring thousands and contributing much to the rise of cricket in the West Indies.

Ha sido un momento difícil para los aficionados del críquet en todo el mundo ya que no se ha podido celebrar ninguna actividad deportiva. Para empeorar las cosas […] una de las leyendas del críquet ya no está con nosotros […] el ícono caribeño del críquet, sir Everton Weekes.

En 48 partidos de prueba con el West Indies, anotó más de 4000 carreras de prueba al más alto nivel que incluyeron 15 centenas y, también un wicket internacional. Su carrera internacional fue larga y se extendió entre enero de 1948 y marzo de 1958, inspiró a miles de personas y contribuyó en gran medida al auge del críquet en las Indias Occidentales.

Abundaron los tributos en línea de países en los que se juega críquet. Un bloguero de Nueva Delhi tuiteó:

El mundo del críquet ha perdido un icono y el West Indies un verdadero campeón. Larga vida a la leyenda de sir Everton Weekes.

Otro bloguero indio de críquet afirmó que el fallecimiento de Weekes es el fin de una época:

FIN DE UNA ÉPOCA
Everton Weekes, el primero y único bateador en conseguir cinco centenas de prueba en cinco entradas consecutivas, falleció a los 95 años.

141 contra Inglaterra, Kingston 1948
128 contra India, Delhi 1948
194 contra India, Bombay 1948
162 y 101 contra India, Calcuta 1949
Everton Weekes. Críquet.

Weekes jugó por Bacup en la Liga Lancashire de Gran Bretaña durante siete temporadas, desde en 1949. En su página oficial, la Liga publicó:

Sir Everton was regarded as the finest batsman to play in the Lancashire League. Speaking to Paul Yates in 2010, the late Ken Barnes recalled playing against Sir Everton:
‘He was the typical swashbuckling West Indian batsman. Allow him to get his eye in and the match was over. But he was so entertaining and such a gifted crowd pleaser that he would always give you a chance of taking his wicket due to his aggression and risk taking.’

Sir Everton era considerado el mejor bateador de la Liga de Lancashire. En conversación con Paul Yates en 2010, el difunto Ken Barnes recordó haber jugado contra sir Everton:
“Era el típico bateador de las Indias Occidentales. Le permití participar y el partido terminó. Pero era tan entretenido y tan dotado para complacer a la multitud que siempre te daba la oportunidad de tomar su wicket por su agresividad y por asumir riesgos”.

Mientras tanto, la Universidad de Sheffield conmemoró a Weekes con una fotografía de la estatua de las “Tres W”:

Everton Weekes, QEPD. Uno de los mejores bateadores del West Indies. Aquí con los otros dos W, Clyde Walcott y Frank Worrell.

La estatua está en el parque frente al 3W Oval, el campo de críquet dedicado al trío, en el campus Cave Hill de la Universidad de las Indias Occidentales en Barbados. Aquí es donde Worrell y Walcott están enterrados. En una entrevista con el periódico inglés Telegraph, Weekes bromeó:

I’m the only person on Earth who knows, to an inch, where he is going to be buried.

Soy la única persona en la Tierra que sabe dónde lo van enterrar.

La red de críquet australiana publicó en Facebook:

Worrell and Walcott are buried alongside each other at the Three Ws Oval in Barbados and while there is no confirmation yet about Weekes’ final resting place, there is a vacant plot for the third member of the trio, should his family wish.

Worrell y Walcott están enterrando juntos en el Three Ws Oval en Barbados y, aunque todavía no hay confirmación sobre el lugar de eterno reposo de Weekes, hay un sitio vacío para el tercer miembro del trío, si su familia lo desea.

En su obituario, la ICC mencionó el difunto comentarista de críquet Tony Cozier sobre el legado de las “Tres W”:

In the fading days of British colonialism, all three broke the long-standing racial barrier of a sport always held as a badge of excellence by the islands of the cricketing Caribbean.

En los últimos días del colonialismo británico, los tres rompieron la antigua barrera racial de un deporte que las islas del Caribe del críquet siempre han considerado como una insignia de excelencia.

Muy apropiadamente, cuando el equipo de críquet de las Indias Occidentales juegue tres partidos en Inglaterra en julio, el equipo, con el barbadense Jason Holder como capitán, llevará logotipos de Black Lives Matter en su camiseta de juego.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.