Conversación con Nneka Jones, artista trinitense que creó una poderosa imagen de la bandera estadunidense para la revista TIME (primera parte)

Obra de arte terminada de Nneka Jones para la revista TIME, la bandera estadounidense bordada a mano en un lienzo. Foto cortesía de @artyouhungry, utilizada con autorización.

Las portadas de la revista TIME suelen abordar los temas urgentes con imágenes simples y poderosas que abordan el panorama general y también los matices de cualquier situación.

Sin embargo, la portada de su número del 31 de agosto al 7 de septiembre, fue especialmente conmovedora. Titulada “La nueva revolución americana”, una imagen ardiente de la bandera de Estados Unidos se integra en el espacio negativo, aun cuando mantiene ese espacio para facilitar el debate sobre la creación de un futuro para los estadounidenses negros que esté a la altura de las promesas de justicia y equidad establecidas en la Constitución del país.

La artista responsable de la imagen es Nneka Jones, trinitense de 23 años, cuya increíble pintura de George Floyd, que publicó en Instagram, capturó la atención del director artístico del TIME, Victor Williams. El resto, come dicen, es historia:

Mantuve esto en secreto, pero es hora de que cuenta la oportunidad que se me presentó de crear una pieza exclusiva bordada a mano para la portada del último número de la revista TIME “La nueva revolución americana” organizada por Pharrel Williams.

SÍ, DIJE LA REVISTA 😭🙏🏾

Muy muy agradecida por esta oportunidad. Gracias a todos en TIME (sobre todo a Victor).

Jones dejó Trinidad y Tobago y se fue a Estados Unidos para obtener su título de licenciada en Bellas Artes. Se graduó en la Universidad de Tampa en mayo de 2020, el mismo mes en que mataron a Floyd y explotó el movimiento Black Lives Matter en Estados Unidos y en todo el mundo. Fue una convergencia  de acontecimientos que solidificaron su trabajo como el de una “artista-activista”.

Jones eligió trabajar con bordado sobre lienzo, como explicó Victor Williams:

Every time she pushes the needle through the canvas, it’s an act of intention that mirrors the marching, the protests, the push to form a more perfect union. It’s deliberate. It’s painstaking. It’s long. It’s hard. Each one of those stitches is a single person’s story, a single person’s travails. That’s why we wanted to make the stitches visible.

Cada vez que empuja la aguja a través del lienzo es un acto de intención que refleja la marcha, las protestas, el empuje para formar una unión aún más perfecta. Es deliberado. Es meticuloso. Es largo. Es difícil. Cada uno de esos puntos es la historia de una persona, la angustia de una persona. Por eso queríamos que los puntos fueran visibles.

Hasta el el proceso de hacer el arte –los dedos de Jones tenían cortes y llagas por trabajar tan de prisa– fue un proceso de solidaridad con los que sangran por las injusticias cotidianas como consecuencia de ser negro en Estados Unidos.

Hablé con Jones de su arte. En este artículo, la primera parte de la entrevista, comparte su visión de cómo el arte y el activismo pueden cambiar el mundo.

Artist Nneka Jones, autorretrato bordado a mano sobre lienzo. Imagen cortesía de @artyouhungry, utilizada con autorización.

Janine Mendes-Franco (JMF): Felicidades por tu portada de la revista TIME. Bordar sobre un lienzo es un medio tan único. ¿Cómo te acercaste a la técnica?

Nneka Jones (NJ): Thank you! My discovery of embroidery came about through an experimental painting class at the University of Tampa. The class invited the students to create a painting without using paint as the main material on the canvas. It therefore forced my classmates and I to reflect on every day and non-traditional materials that could be used. Once I had decided that I would use thread, after seeing many other embroidery artists, I was able to complete my first hand embroidered self-portrait.

Nneka Jones (NJ): ¡Gracias! Descubrí el bordado durante una clase de pintura experimental en la Universidad de Tampa, nos invitaron a crear una pintura sin utilizar el tinte como material principal en el lienzo. Esto nos obligó a reflexionar sobre los materiales recurrentes y no tradicionales que podríamos utilizar. Una vez que decidí que usaría hilo, después de ver a muchos otros artistas del bordado, pude completar mi primer autorretrato bordado a mano.

JMF: Es claramente un proceso preciso y meticuloso. ¿Qué intervino en esa portada de TIME, desde el concepto hasta la realización?

NJ: Victor Williams reached out to me […] He was automatically drawn to my hand-embroidered work and offered for me to produce cover art for the […] issue curated by Pharrell Williams. We had decided that using the American flag would be the perfect symbolism as it is a reflection of everything happening in the nation currently.

After having only 24 hours to complete the hand-embroidered work, I was able to stencil out the flag and have the agreed upon image completed by the deadline. The incomplete ‘finish’ contributed toward the meaning of the piece, as it is symbolic of the work in progress toward a more inclusive future.

NJ: Victor Williams se acercó a mí […]. Automáticamente se sintió atraído por mi trabajo bordado a mano y me ofreció realizar la portada para […] el número organizado por Pharrell Williams. Decidimos que utilizar la bandera de Estados Unidos sería el simbolismo perfecto ya que es un reflejo de todo lo que está pasando actualmente en la nación.

Después de tener solo 24 horas para completar el trabajo de bordado a mano, pude hacer un patrón de la bandera y tener la imagen acordada completada en la fecha límite. El “acabado” incompleto contribuyó al significado de la pieza, ya que es simbólico del trabajo en curso hacia un futuro más inclusivo.

JMF: El activismo está profundamente entrelazado en tu arte. ¿Cómo ha sido la experiencia de venir de la multiétnica Trinidad y Tobago a un Estados Unidos dividido racialmente? ¿Qué perspectiva ha aportado tu arte a los temas que se deben abordar?

NJ: Racism is something that exists on a global scale and every country has issues relating to some social injustices. These issues were not foreign to me before leaving Trinidad but of course, coming to a nation that is more largely populated and even more of a melting pot, they seemed to be more obvious.

As an activist-artist, I use my artwork as a tool to bring awareness to these injustices and evoke change within society. It is harder for us as humans to have these conversations without having a prompt or ‘push.’ The artwork then, is almost like a stepping stone, forcing viewers to look within themselves — but also amongst themselves — and have these conversations.

NJ: El racismo es algo que existe a escala mundial y cada país tiene problemas relacionados con algunas injusticias sociales. Estas cuestiones no me eran ajenas antes de dejar Trinidad pero, por supuesto, al llegar a una nación con una población mucho mayor y que es aún más un crisol, parecían ser más obvias.

Como artista-activista, utilizo mi arte como herramienta para sensibilizar sobre esas injusticias y pedir cambios en la sociedad. Es muy difícil para nosotros como humanos tener esta conversación sin tener un incentivo o un “empuje”. Entonces el arte es algo como un trampolín que obliga a los espectadores a mirar en su propio interior –y también de unos a otros– y tener estas conversaciones.

Retrato de George Floyd por Nneka Jones. Imagen cortesía de @artyouhungry, utilizada con autorización.

JMF: Tu retrato de George Floyd fue delicado y potente al mismo tiempo. ¿Cómo te sentiste al hacerlo, qué mensaje querías enviar y porqué su fotorrealismo era tan importante para ti?  

NJ: The painting of George Floyd was all very in the moment. It contradicted all my other pieces as I usually take time to plan out the content and composition of my pieces and also spend a while completing it. However, this painting was different; I wanted to capture the essence of Floyd right then and there and bring some kind of peace to the chaos that was happening in America at that time. This meant that I had to do my best to capture him as his daughter, family and friends saw him before his passing.

NJ: La pintura de George Floyd fue toda en el momento. Se contradecía con todas mis otras piezas ya que normalmente me tomo tiempo para planear el contenido y la composición, y también me toma un tiempo completarlas. Sin embargo, esta pintura fue distinta: quería capturar la esencia de Floyd en ese momento y traer algo de paz al caos que estaba ocurriendo en Estados Unidos en ese momento. Esto significaba que tenía que hacer mi mejor esfuerzo para capturarlo tal como lo vieron su hija, familia y amigos antes de su muerte.

JMF: Cuando las protestas BLM estallaron en todo el mundo, muchos usuarios caribeños de redes sociales fueron criticados por apoyar la causa de Estados Unidos, pero la realidad es que cada sociedad tiene su propio tipo de racismo con el que lidiar. ¿Qué papel juega tu arte en estos movimientos y en las conversaciones resultantes?

NJ: Not many of us realize that although we come from different backgrounds, ethnicities, countries and social groups, a lot of the issues that we face are very similar and are related to overarching issues of racism, inequality and discrimination.

This is something that we can all relate to in some way and if my work is to be seen on a global scale, people would be able to identify the specific issue I am highlighting without even speaking the same language I speak. Art in itself offers a universal language and that allows me to create work that speaks out against the injustices and calls for change in all parts of the world, not just Trinidad and not just America.

NJ: No todos nos damos cuenta de que, aunque procedemos de diferentes orígenes, etnias, países y grupos sociales, muchos de los problemas a los que nos enfrentamos son muy similares y están relacionados con problemas más generales de racismo, desigualdad y discriminación.

Esto es algo con lo que todos podemos relacionarnos de alguna manera y, si mi trabajo se viera a escala mundial, la gente podría identificar el tema específico que estoy destacando sin siquiera hablar el mismo idioma. El propio arte ofrece un idioma universal, y eso me permite crear una obra que habla contra las injusticias y pide un cambio en todas partes del mundo, no solo en Trinidad y no solo en Estados unidos.

En la segunda parte de esta entrevista, Nneka discute el optimismo relacionado a su obra y cómo las redes sociales han ayudado a impulsar la conciencia de su arte.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.