Sentencian a tailandesa a 43 años de prisión por difundir audios que “difaman” a la monarquía

Anchan a la derecha. Fuente: iLaw / Prachatai

Una tailandesa de 63 años fue sentenciada a 87 años en prisión por difundir audios considerados insultantes para la monarquía. La sentencia se redujo a 43 años y seis meses después de que se declaró culpable de violar la sección 112 del Código Penal o lesa majestad (insulto contra la realeza). A pesar de la reducción de la pena, sigue siendo la mayor sentencia de prisión dictada a alguien condenada a faltar el respeto a la monarquía.

Anchan (seudónimo), vendedora de comida y exservidora civil, fue arrestada en 2015 por difundir 29 audios con contenido que supuestamente difamaban la monarquía.

Los videos los obtuvo de un canal de radio clandestino alojada por un activista llamado Hatsadin Uraipraiwan, conocido como Banpot. Anchan no creó los videos, solamente los difundió en medios sociales entre noviembre de 2014 y enero de 2015. Estuvo detenida más de tres años antes de que le dieran libertad bajo fianza.

Esperaba clemencia de la corte tras declararse culpable, considerando que ya había cumplido un tiempo en prisión. Antes de su condena el 19 de enero, Anchan habló con la organización sin fines de lucro iLaw sobre qué esperaba de su juicio:

My only hope is that the court has compassion for me. I was charged with 29 counts of violation of the law. I have been imprisoned for nearly 4 years. Even though all I did was share clips.

If I have to go back to prison, as a society, we have to ask, where is the standard of enforcing the law?

Mi única esperanza es que la corte tenga compasión de mí. Me acusaron de 29 delitos de violación de la ley. Estoy en prisión desde hace casi cuatro años. A pesar de que lo único que hice fue difundir los audios.

Si debo volver a prisión, como sociedad debemos preguntar: ¿dónde está la norma de aplicar la ley?

Pero la corte de decidió de otra manera:

¿Difundir audios es un delito que merece 87 años de prisión? En Tailandia, la corte parece pensar así, y sentenció a Anchan, de 63 años, a ese castigo, sostienen que violó [la sección] 112. Es la sentencia más larga, más dura y más cruel que JAMÁS se hay dictado según la sección 112

Su pedido de fianza también fue denegado al día siguiente. La corte citó el “trauma” causado por las acciones de Anchan cuando negó su solicitud:

¡URGENYE! La Corte de Apelaciones negó el pedido de fianza para Anchan por ofensas graves y de causar traumas a los leales a la monarquía.
———-
Tras la solicitud de fianza de Anchan, acusada en caso por el artículo 112 y en prisión por 29 años y 174 meses, fue enviada a la Corte de Apelaciones para decidir. Hoy la corte resolvió descartar la solicitud, por graves ofensas y causar trauma a los leales a la monarquía tailandesa.

El rechazo de la fianza generó críticas de los líderes de la sociedad civil:

🚨Corte de Apelaciones tailandesa negó fianza a Anchan, que ha sido sentenciada injustamente a 43 años de prisión por lesa majestad.
😡
¿Su vida entera es menos importante que los sentimientos de los leales que sostienen estar traumatizados? NO
❌ ES CRUEL
❌ Viola la libertad de expresión

La condena de Anchan y la larga sentencia que recibió alarmó a grupos de derechos humanos en Tailandia. Refleja el creciente uso de la ley de lesa majestad para silenciar a los críticos del gobierno apoyado por militares.

Manifestantes tailandeses contra el Gobierno, incluidas figuras claves como el activista político Parit Chiwarak ya enfrentan casi 20 acusaciones de lesa majestad, mientras Panusaya ya enfrenta al menos seis de esos 112 cargos. Estos nuevos cargos se relacionan con haber usado camisetas cortas en la protesta en Siam Paragon el mes pasado.
——————
Manifestantes tailandeses contra el Gobierno, incluidas figuras claves como el activista político Parit Chiwarak y Panusaya se presentan de nuevo a la policía en cumplimiento con el artículo 112 o cargos de lesa majestad. Esta ronda también incluye a otros menor, de 17 años, el tercer menor que enfrenta esta ley.

En 2020, protestas masivas movilizaron a jóvenes tailandeses que pedían la restauración de la democracia, incluida la necesidad de reformar la monarquía. El Gobierno usó medidas de decretos de emergencia y la ley de lesa majestad para amenazar con arresto a los activistas si seguían organizando protestas durante la pandemia.

Al 19 de enero, han acusado al menos a 54 personas o han recibido citaciones de la Policía por cargos de lesa majestad en el término de pocas semanas.

Recientemente, se presentó una queja de lesa majestad contra un líder opositor por cuestionar el programa de vacunación contra el COVID-19 del Gobierno. Supuestamente, una empresa relacionada con la distribución de vacunas tiene financiación de la monarquía.

En enero, la Policía arrestó a varios estudiantes, activistas y líderes de protesta por acusaciones de lesa majestad.

Oye, tú, ¿no tienes nada mejor que hacer que intimidar a un grupo de muchachos?
————-
¿Algo mejor que hacer que intimidar muchachos?

La Fundación Manushya criticó la “cruel” sentencia contra Anchan

Although her sentence was reduced to 43 years, it’s still too harsh & unnecessary cruel. Should a defamation case land someone several decades in jail? It's time for us to talk about #ม112 & urging for it to be repealed!

Aunque su sentencia se redujo a 43 años, sigue siendo demasiado dura e innecesariamente cruel. ¿Un caso de difamación puede llevar a alguien varias décadas a la cárcel? ¡Es momento de que hablemos sobre #ม112 y que instemos a que se revoque!

El periodista Pravit Rojanaphruk escribió que el caso de Anchan puede hacer que más tailandeses tomen acción:

When a law ceases to become just in the eyes of enough people, it loses its efficacy. It draws more criticism and not just against the law, but the government and the monarchy as well.

At that point, the use of an unjust law will in fact become counter-productive. (I think it’s already the case.)

Cuando una ley deja de ser justa ojos de suficientes personas, pierde su eficacia. Tiene más críticas y no solamente contra la ley, sino contra el Gobierno y la monarquía tambien.

En ese punto, el uso de una ley injusta se volverá contraproducente (creo que ese es el caso).

Este tuit de un periodista de la BBC resume la reacción de muchos observadores de políticas tailandesas:

Tras la solicitud de fianza de Anchan, acusada en caso por el artículo 112 y en prisión por 29 años y 174 meses, fue enviada a la Corte de Apelaciones para decidir. Hoy la corte resolvió descartar la solicitud, por graves ofensas y causar trauma a los leales a la monarquía tailandesa.
——————
Esto resume la locura de lesa majestad, y el deforme razonamiento que produce. ¿Cuántos leales han quedado ‘traumatizados’ por los audios que la señora publicó? ¿Cuántos [audios] escucharon? ¿El juez sabe? ¿Alguien ‘traumatizado’ simplemente por comentarios críticos sobre la monarquía?

Anchan espera el resultado de su apelación.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.