La misión de los laz para salvar a su lengua de la extinción

Estatua de hombre y mujer laz en Artvin, Turquía. Captura de pantalla de https://www.youtube.com/watch?v=feXQb1HV024.

Hace cientos de años, había un reino que se extendía desde el oeste de la actual Georgia hasta Sochi en Rusia y Rize en Turquía.

El reino cólquida, establecido por las primeras tribus cólquidas, floreció en estas tierras que tambvién se conocían como Lazistán. A lo largo de su turbulenta historia, el reino cólquida cambió de nombre muchas veces. Después de la conquista romana de los cólquidas, alrededor de 65 DC, pasó a ser una provincia romana llamada Lazicum. Cuando los otomanos reclamaron la región en 1461, pasó a ser un sanjak, subdivisión de la estructura administrativa central gobernado por el sultán, con su gobernador en Rize.

Después de la fundación de la República Turca en 1923, la historia de Lazistán quedó casi olvidada. Pero los descendientes de los cólquidas, los modernos laz, aún viven Rize, y muchos hablan la lengua laz, lazuri, lengua del sur del Caucaso. Según diferentes fuentes, podría haber entre 30 000 y 200 000 hablantes de esta lengua actualmente.

En 1982, quedó prohibida la enseñanza de todas las lenguas minoritarias en las escuelas turcas. En 2009, UNESCO informó que el lazuri era una de 15 lenguas de Turquía en peligro de extinción.

En 2010, Anita McNaught visitó aldeas de Rize y señaló que el lazuri lo hablaban mayormente ancianos y casi no se usaba en forma escrita.

También en 2010, el académico laz İsmail Bucaklişi, coautor del primer diccionario lazuli, dijo a Al Jazeera que el deterioro del laz se vinculaba a cómo la gente ve al propio idioma. “El turco de percibe como una lengua de modernidad y éxito comercial”, dijo.

Ciertamente, UNESCO señala que la falta de transmisión de la lengua intergeneracional y las actitudes de los miembros de la comunidad hacia su lengua son factores claves para la extinción de la lengua. La falta de documentación o de uso en los medios, y actitudes de un Gobierno que no apoya, también tienen un papel decisivo.

Pero el lazuri ha tenido un lento resurgir desde 1999, cuando Turquía comenzó conversaciones para acceder a la Unión Europea, proceso que requiere implementar protecciones para minorías étnicas.

Como resultado, se ha aprobado un una series de reformas,  incluidas reformas educativas. En 2002, la Ley en Enseñanza y Educación de Lenguas Extranjeras fue reformada para permitir el “aprendizaje de diferentes lenguas y dilectos tradicionalmente usados por los turcos en su vida diaria”.

Independientemente de cambios de políticas en las últimas décadas, ha habido diversas iniciativas locales y personas entusiastas que han luchado para preservar la cultura y lengua laz. A continuación, enumeramos algunas.

Revistas, novelas y un instituto

En 1993, un grupo en el que estaba Bucaklisi empezó la primera revista en lazuri, Ogni-Skani Nena (“Escucha tu lengua”). En el primer ejemplar, el Gobierno turco calificó la revista como “propaganda separatista” por los artículos sobre el nacionalismo laz. Las autoridades tomaron acciones legales contra la publicación y confiscaron los ejemplares de los puestos de venta.

A pesar de una decisión judicial a favor de la revista, hubo desacuerdos internos que evitaron que la publicación continuara, según la entrada de Wikipedia sobre Ogni.

En 2000, parte del exequipo editorial de Ogni publicó la revista Mjora (“Sol”), pero tampoco duró mucho.

En 2011, Murat Ercan Murğulişi, ahora de 38 años, fue el primer autor con la primera novela en lazuri publicada. “Daçxuri”, que significa “fuego”, sigue la vida de un niño de siete años después de la muerte de sus padres en un accidente de auto.

Murğulişi es natral de Rize y empezó a escribir en lazuri cuando estaba en la universidad. En una entrevista con el diario Sabah en 2011, sostuvo que el lazuri “también era una lengua literaria, con su vocabulario y gramática única”.

Una iniciativa más reciente fue la creación, en 2013, del Instituto Laz en Estambul, con 37 fundadores y muchos financistas y voluntarios. En la ceremonia de inauguración del instituto, su cofundador, profesor Mehmet Bekaroğlu, explicó lo que tenía reservado:

We will collect all cultural activities under one umbrella. We will work on the Lazuri language and will be preparing school books. We are planning to contact universities to educate Laz teachers. Besides, we would like to organize a Lazuri Congress. The Latin alphabet is not enough, we need two alphabets. Also, we are planning to contact Ankara for a Lazuri TV station.

Reuniremos todas las actividades cultural es en un solo lugar. Trabajaremos en el lazuri y prepararemos textos escolares. Estamos planeando contactar con universidades para educar a maestros de laz. Además, nos gustaría organizar un Congreso de Lazuri. El alfabeto latino no basta, necesitamos dos alfabetos. Además, estamos planeando contactar con Ankara para una cadena de televisión lazuri.

En 2014, el instituto cooperó con el Ministerio de Educación para crear un sílabo adecuado para enseñar lazuri en escuelas de secundaria además de textos escolares para los primeros años de secundaria. Turquía presentó las lenguas minoritarias como asignaturas electivas en escuelas públicas en 2012, y ahora el lazuri también está disponible.

Las primeras escuela en enseñar lazuri están en Vitze (Fındıklı), distrito en Rize, y Arkabi (Artvin), en la costa del mar Negro. Las clases de E}estas dos escuelas públicas empezaron con 65 estudiantes y llegaron a 214 con el tiempo.

En 2018, el instituto también creó un programa de enseñanza en lazuri, que ya tiene 19 maestro certificados.

Los estudiantes en todo Turquía pueden solicitar tener clases de lazuri en su escuela que, en teoría estaría obligada a dar las clases. Sin embargo, hay pocos maestros de lazuri, y muchos escuelas desalientan a los estudiantes a seguir materias en esta lengua.

Un artículo académico publicado en 2018 dijo:

When students choose an elective course in Laz, the administration in many schools tries to persuade them to change their minds by claiming that the school cannot find a teacher or that an insufficient number of students will enroll the course. As one Non-Governmental Organization working on the subject of the Laz language has noted, “local education authorities advise students and their families not to choose the Living Languages and Dialects elective language courses.”

Cuando los estudiantes optan por una materia electiva en laz, la administración en muchas escuelas trata de persuadirlos para que cambien de idea pues les dice que no pueden encontrar un profesor o que no hay suficientes estudiantes matriculados. Como señaló una ONG que aborda ele laz, “las autoridades locales de educación aconsejan a estudiantes y sus familias que no elijan las materias electivas de lenguas y dialectos vivos”.

En 2020, Instituto Laz empezó el proyecto Red de Laz y Sociedades Civiles Circasianas, con financiación de la Unión Europea. Eylem Bostanci, coordinadora del proyecto, dijo a Global Voices en una entrevista que el instituto “producirá variados podcasts, videos y materiales de aprendizaje prácticos, innovadores y de fácil acceso, enriquecidos con gráficos y música para que niños y jóvenes pueden aprender su idioma materno”.

Unos de los músicos más famosos en Turquía y partidario de la preservación del Lazuri fue el cantante Kazım Koyuncu, que murió en 2005. Su banda de rock Zuğaşi Berepe cantó en lazuri, y durante su carrera en solitario, siguió cantando en ambos idiomas cantando en turco y lazuri.

Sus cancones siguen en los corazón de muchos, laz y turcos. La belleza del laz se puede oír en su canción “Didou Nena”, sobre una amante de dejó.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.

¿Te gusta leer Global Voices?

Ayúdanos a conocer mejor a nuestra audiencia completando esta breve encuesta »

Close