- Global Voices en Español - https://es.globalvoices.org -

Influencia rusa en Macedonia del Norte está especialmente presente en torno a acontecimientos políticos claves, según investigador de desinformación

Categorías: Europa Central y del Este, Macedonia, Rusia, Ucrania, Guerra y conflicto, Medios ciudadanos, Periodismo y medios, Política, Relaciones internacionales
[1]

Rosana Aleksoska. Foto de cortesía y usada con su apotirzación.

Esta entrevista de Ana Anastasovska se publicó originalmente [2] Truthmeter.mk. Una versión editada se reproduce aquí en virtud de un acuerdo de intercambio de contenidos entre Global Voices y la Fundación Metamorfosis.

La ONG MOST de Skopie, Macedonia del Norte, ha publicado recientemente el estudio «Desinformación y distorsión de la información en Macedonia del Norte [3]«, en el que se analizan las narrativas dominantes en 2020 en una muestra de 2658 artículos de 211 portales, y páginas y grupos de Facebook. El servicio de verificación de hechos Truthmeter.mk habló con Rosana Aleksoska, una de las autoras del estudio, sobre las principales propiedades de las actuales campañas de desinformación que socavan la democracia.

Truthmeter: ¿Cuáles son las cinco técnicas generales o 5D de desinformación?

Rosana Aleksoska (RA): The Five Disinformation Techniques is a concept that originally included four elements: Dismiss, Distort, Distract, and Dismay. With the addition of the fifth element, Divide, the initial concept evolved into the 5D of misinformation [4].

Dismiss: if someone does not like criticism then, instead of facts and arguments, they attack with insults. Women in politics, marginalized groups or smaller ethnic communities are often the targets of such insults.

Distort: twisting the facts to produce a half-truth, which is more dangerous than a completely fabricated lie. One example is distortion in the reporting [5] about the July 2021 Black Sea Incident [6] involving British warship HMS Defender and Russian navy. Over 70 percent of articles about the event in North Macedonia contained only the Russian side of the story. Only 19 percent used information from British sources, often manipulated in favor of the Russian narrative.

Distract: defocusing the public attention from certain key events, or historical achievements, like the flood of disinformation about the harmfulness of the 5G network in North Macedonia around March 27, 2020, the day it became a member of NATO.

Dismay: when a country pursues a policy and chooses a course that is supported by the majority of citizens, as North Macedonia has chosen Euro-Atlantic integration, and then dismay happens by third countries that dislike the chosen path.

Divide: it uses every opportunity to divide citizens along political party, ethnic and religious lines, as well as between countries.

[3]

Portada del estudio [3] del MOST «Desinformación y distorsión de la información en Macedonia del Norte», diciembre de 2021.

The use of these techniques is followed by the amplification of the disinformation via a number of known and anonymous pro-Russian and anti-Western portals, each tied to well-developed social media infrastructures.

The study, published by Fighting Fake News Narratives (F2N2) project [7] in December 2021, analyzed the information on the assistance provided to deal with COVID-19 from various countries and international entities. It noted that articles related to aid from China and Russia were largely amplified through the social media networks, resulting in a much higher number of Facebook posts about the aid from these countries than other countries and entities, disproportionate to their real contribution.

Rosana Aleksoska (RA): Las Cinco Técnicas de Desinformación es un concepto que originalmente incluía cuatro elementos: Desestimar, Distorsionar, Distraer y Desmentir. Con la adición del quinto elemento, Dividir, el concepto inicial evolucionó a las 5D de desinformación [4].

Desestimar: si a alguien no le gustan las críticas, entonces, en lugar de hechos y argumentos, ataca con insultos. Las mujeres en política, los grupos marginados o las comunidades étnicas más pequeñas suelen ser el blanco de estos insultos.

Distorsionar: tergiversar los hechos para producir una verdad a medias, que es más peligrosa que una mentira completamente fabricada. Un ejemplo es la distorsión en la información [5] sobre el incidente del mar Negro de julio de 202 [6]1 en el que se vieron involucrados el buque de guerra británico HMS Defender y la Armada rusa. Más del 70 % de los artículos sobre el suceso en Macedonia del Norte contenían solo la parte rusa de la historia. Solo el 19 % usó información de fuentes británicas, a menudo manipulada a favor de la narrativa rusa.

Distraer: desviar la atención del público de algunos acontecimientos claves, o de logros históricos, como la avalancha de desinformación sobre la nocividad de la red 5G en Macedonia del Norte en torno al 27 de marzo de 2020, día en que se convirtió en miembro de la OTAN.

Desaliento: cuando un país lleva a cabo una política y elige un camino que tiene el apoyo de la mayoría de los ciudadanos, como Macedonia del Norte ha elegido la integración euroatlántica, y entonces se produce el desaliento por parte de terceros países a los que no les gusta el camino elegido.

Dividir: se aprovecha cualquier oportunidad para dividir a los ciudadanos en función de partidos políticos, etnias y religiones, así como entre los países.

Al uso de estas técnicas le sigue la amplificación de la desinformación a través de una serie de portales conocidos y anónimos prorrusos y antioccidentales, cada uno vinculado a infraestructuras de medios sociales bien desarrolladas.

El estudio, publicado por el proyecto Fighting Fake News Narratives [7] (F2N2) en diciembre de 2021, analizó la información sobre la ayuda prestada para hacer frente al COVID-19 por parte de diversos países y entidades internacionales. Observó que los artículos relacionados con la ayuda de China y Rusia se amplificaron en gran medida a través de las redes sociales, lo que originó un número mucho mayor de publicaciones en Facebook sobre la ayuda de estos países que de otros países y entidades, desproporcionado con respecto a su contribución real.

Truthmeter: Según el Índice de Alfabetización Mediática 2021 [8], que evalúa el potencial de resistencia a las noticias falsas en 25 países europeos, Macedonia del Norte se encuentra en la parte inferior, posición que ocupa desde 2017. ¿Cuáles son las principales fuentes de desinformación en Macedonia del Norte y por qué ocupa el último lugar de la lista?

RA: Our report lists the reasons why North Macedonia is at the bottom. One of them is [the low quality of] education and, consequently, the high level of distrust in science.

In addition to media literacy, it is worth mentioning the GLOBSEC research [9] on the vulnerability [10] of Central European and Western Balkan countries to the influences of Russia and China, in which Macedonian society is in the middle of the ladder with a vulnerability index of 40 out of 100. Factors contributing to this situation include the fragmentation of society, political polarization, as well as [exploiting] ethnic and religious differences…

In terms of sources of disinformation, our study identified several groups of pro-Russian and anti-Western portals with a well-developed Facebook disinformation infrastructure.

RA: Nuestro informe enumera las razones por las que Macedonia del Norte está al final. Una es [la baja calidad de] la educación y, en consecuencia, el alto nivel de desconfianza en la ciencia.

Además de la alfabetización mediática, cabe mencionar la investigación de GLOBSEC [9] sobre la vulnerabilidad [10] de los países de Europa Central y los Balcanes Occidentales a las influencias de Rusia y China, en la que la sociedad macedonia se encuentra en la mitad de la escala con un índice de vulnerabilidad de 40 sobre cien. Los factores que contribuyen a esta situación son la fragmentación de la sociedad, la polarización política, así como [la explotación de] las diferencias étnicas y religiosas…

En cuanto a las fuentes de desinformación, nuestro estudio identificó varios grupos de portales prorrusos y antioccidentales con una infraestructura de desinformación en Facebook bien desarrollada.

Truthmeter: ¿Existe influencia extranjera en Macedonia del Norte y cómo se refleja?

RA: Of course, there is. What we have noticed is that this influence extends to key periods and events for the country, especially when it comes to Euro–Atlantic integration. At every key event in this process, disinformation campaigns or information operations have been reported to distract attention from these historic achievements, attacking the West, and discrediting various figures, including Western institutions.

What is important to note is that this harmful foreign influence comes from authoritarian and liberal countries and it can be characterized as «sharp power [11].» This means that, while these authoritarian regimes suppress freedom of speech and violate human rights in their countries, they also abuse open democratic societies by promoting and imposing illiberalism [12] and authoritarianism [13] abroad. This «sharp» authoritarian influence in the young and vulnerable democracies of the Western Balkans penetrates or perforates their information space, trying to influence citizens through manipulation and distortion of information.

This process takes place through multiple agents of influence and information operations, both foreign and domestic, who are positioned at different levels and with different roles. The primary focus [14] of disinformation narratives in North Macedonia, and in the Balkans, is to further polarize and divide.

RA: Por supuesto que sí. Lo que hemos observado es que esta influencia se extiende a períodos y acontecimientos claves para el país, especialmente en lo que se refiere a la integración euroatlántica. En cada acontecimiento clave de este proceso, se han registrado campañas de desinformación u operaciones de información para distraer la atención de estos logros históricos, atacando a Occidente y desacreditando a diversas figuras, incluidas las instituciones occidentales.

Lo que es importante señalar es que esta dañina influencia extranjera proviene de países autoritarios y liberales, y puede caracterizarse como «poder agudo [11]«. Esto significa que, aunque estos regímenes autoritarios suprimen la libertad de expresión y violan los derechos humanos en sus países, también abusan de las sociedades democráticas abiertas pues promueven e imponen el antiliberalismo [15] y el autoritarismo [16] en el extranjero. Esta influencia autoritaria «aguda» en las jóvenes y vulnerables democracias de los Balcanes Occidentales penetra o perfora su espacio informativo, trata de influir en los ciudadanos mediante la manipulación y la distorsión de la información.

Este proceso tiene lugar a través de múltiples agentes de influencia y operaciones de información, tanto extranjeros como nacionales, que se sitúan en diferentes niveles y con diferentes funciones. El objetivo principal [14] de las narrativas de desinformación en Macedonia del Norte, y en los Balcanes, es polarizar y dividir aún más.

Truthmeter: El estudio destaca especialmente la propaganda contra la Unión Europea y la OTAN en Macedonia del Norte. ¿Cómo lo has notado y cómo se sitúa en los medios macedonios?

RA: As I said, one of the disinformation techniques is a distraction, which was especially noticeable in our country during key achievements or events related to Euro–Atlantic integration, so we witnessed two disinformation campaigns directed against the EU and NATO, respectively.

The first, ironically titled «Blanket for You [17],» was part of the anti-EU narrative “EU does not help North Macedonia/the Balkans” and aimed to downplay EU assistance to North Macedonia in dealing with COVID-19.

It followed the announcement from the then EU Ambassador, Samuel Žbogar, that North Macedonia would receive assistance through the EU Civil Protection Mechanism [18], which included, among other things, 1,000 blankets. An immediate anti-EU narrative «Blanket for You» emerged in the form of campaign with ironic twist of the slogan «EU for you.» This can be interpreted as an attempt to cover up the information that North Macedonia received [19] 66 million Euros from the EU to deal with the new coronavirus, a fact willfully ignored by all actors involved in the campaign.

The second campaign was conducted around March 27, 2020, the day when North Macedonia joined NATO [20]. It was aimed at distracting the public from this historic achievement, which is a strategic goal of the country since its independence and has consistently high support from citizens. Unfortunately, this well organized and coordinated campaign [21] incited fear and panic by claiming that NATO is imposing the 5G network. Another Anti-NATO narrative further exploited the COVID-19 pandemic by attempting to discredit the Defender Europe 20 [22] military exercise [as a superspreader event], through disinformation that alleged arrival [23] of 70,000 US troops in Germany has caused panic across Europe.

These two examples show that the topics [24] used for disinformation are most often emotional, something to which people react, such as their health, or the health of children, security, identity issues, interethnic relations, etc.

RA: Como he dicho, una de las técnicas de desinformación es la distracción, que fue especialmente notable en nuestro país durante los logros o acontecimientos clave relacionados con la integración euroatlántica, por lo que fuimos testigos de dos campañas de desinformación dirigidas contra la Unión Europea y la OTAN, respectivamente.
La primera, irónicamente titulada «Manta para ti [17]«, formaba parte de la narrativa antieuropea «La Unión Europea no ayuda a Macedonia del Norte/los Balcanes» y pretendía restar importancia a la ayuda de la Unión Europea a Macedonia del Norte para enfrentar al COVID-19.

Se produjo tras el anuncio del entonces embajador de la Unión Europea, Samuel Žbogar, de que Macedonia del Norte recibiría ayuda a través del Mecanismo de Protección Civil de la Unión Europea [18], que incluía, entre otras cosas, mil mantas. Inmediatamente surgió una narrativa contra la Unión Europea, «Manta para ti», en forma de campaña con un giro irónico del lema «Unión Europea para ti». Esto puede interpretarse como un intento de encubrir la información de que Macedonia del Norte recibió [19] 66 millones de euros de la Unión Europea para enfrentar el nuevo coronavirus, un hecho voluntariamente ignorado por todos los actores involucrados en la campaña.

La segunda campaña se llevó a cabo en torno al 27 de marzo de 2020, el día en que Macedonia del Norte entró en la OTAN [20]. Su objetivo era distraer a la opinión pública de este logro histórico, que es un objetivo estratégico del país desde su independencia y que cuenta con el apoyo constante de los ciudadanos. Por desgracia, esta campaña [21] bien organizada y coordinada incitó al miedo y al pánico al afirmar que la OTAN está imponiendo la red 5G. Otra narrativa contra la OTAN explotó aún más la pandemia del COVID-19 al intentar desacreditar el ejercicio militar Defender Europe 20 [22] [como un evento de superdifusión], mediante la desinformación de que la supuesta llegada [23] de 70 000 tropas estadounidenses a Alemania ha causado pánico en toda Europa.

Estos dos ejemplos muestran que los temas [24] usados para la desinformación suelen ser emocionales, algo ante lo que la gente reacciona, como su salud, o la salud de los niños, la seguridad, las cuestiones de identidad, las relaciones interétnicas, etc.

Truthmeter: Actualmente, la situación con Rusia y Ucrania es noticia. ¿Existe una glorificación de Rusia en Macedonia del Norte? ¿Qué revelan las narrativas en el espacio público y mediático?

RA:  Most of the narratives directed against the West, the US, the EU or NATO, include direct or indirect promotion or glorification of Russia. A number of factors are (mis)used, such as the legacy of communism, Slavic origin and religion, and the openness of democratic societies.… These  disinformation and propaganda operations are often based on reinforcing existing misconceptions and biases.

Russian attempts to expand its “sphere of influence” to the region can't be reconciled with the fact that almost all Balkan countries have already become NATO members.

Russia applies similar strategies as against Ukraine. There, in addition to the hybrid war [25] waged since the occupation of Crimea in 2014, the Kremlin promotes narratives that a sovereign state should not to run its foreign policy according to the interests of its citizens, but according to Russian interests. All this, from the suffering of Ukrainian citizens, with more than 14,000 [26] lives lost, to violation of the territorial integrity and sovereignty of Ukraine, is contrary to the basic principles of international relations ensuring peace and security.

The glorification [27] of Russia, among other things, is carried out through interconnected networks of foreign and domestic agents of influence, that often act very subtly.

One of the latest examples is [belittling] reactions to the 24 January statements [28] by the Minister of Defense Slavjanka Petrovska that North Macedonia respects and supports the sovereignty and territorial integrity of Ukraine [29], and that, as part of NATO the Army [30] is considering troop deployment scenarios.

What was surprising is that certain structures in society still behave as if North Macedonia is not a member of NATO, although it will be almost two years since its accession to NATO. NATO is above all an alliance, which means that we have entered into a defense-security alliance with the other 29 member states and of course, we should take part in any defense operation that NATO is undertaking or plans to undertake.

RA: La mayoría de las narrativas dirigidas contra Occidente, Estados Unidos, la Unión Europea o la OTAN, incluyen la promoción o glorificación directa o indirecta de Rusia. Se usan (erróneamente) una serie de factores, como el legado del comunismo, el origen eslavo y la religión, y la apertura de las sociedades democráticas….. Estas operaciones de desinformación y propaganda se basan a menudo en el refuerzo de las ideas erróneas y los prejuicios existentes.

Los intentos rusos de ampliar su «esfera de influencia» a la región no pueden conciliarse con el hecho de que casi todos los países balcánicos se han convertido ya en miembros de la OTAN.

Rusia aplica estrategias similares a las aplicadas contra Ucrania. Allí, además de la guerra híbrida [25] emprendida desde la ocupación de Crimea en 2014, el Kremlin promueve la narrativa de que un Estado soberano no debe dirigir su política exterior según los intereses de sus ciudadanos, sino según los intereses rusos. Todo esto, desde el sufrimiento de los ciudadanos ucranianos, con más de 14 000 vidas perdidas, hasta la violación de la integridad territorial y la soberanía de Ucrania, es contrario a los principios básicos de las relaciones internacionales que garantizan la paz y la seguridad.

La glorificación [27] de Rusia, entre otras cosas, se lleva a cabo a través de redes interconectadas de agentes de influencia extranjeros y nacionales, que a menudo actúan de forma muy sutil.

Uno de los últimos ejemplos son las reacciones [de menosprecio] a las declaraciones del 24 de enero [28] de la ministra de Defensa, Slavjanka Petrovska, de que Macedonia del Norte respeta y apoya la soberanía y la integridad territorial de Ucrania [29], y de que, como parte de la OTAN, el Ejército [30] está considerando escenarios de despliegue de tropas.

Lo sorprendente es que ciertas estructuras de la sociedad siguen comportándose como si Macedonia del Norte no fuera miembro de la OTAN, a pesar de que van a cumplirse casi dos años de su adhesión a la misma. La OTAN es ante todo una alianza, lo que significa que hemos entrado en una alianza de defensa-seguridad con los otros 29 estados miembros y, por supuesto, debemos participar en cualquier operación de defensa que la OTAN esté llevando a cabo o planee llevar a cabo.