¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Túnez: Implacable campaña contra Slim Boukhdhir, blogger encarcelado y periodista

En las últimas semanas se ha informado que Slim Boukhdhir, blogger y periodista de 39 años que está preso, ha sido víctima de un nivel anormal de acoso por parte de las autoridades de la prisión Sfax, donde cumple sentencia de un año impuesta por una corte tunecina el 4 de diciembre del 2007. A Boukdhir se le acusó de “agresión contra un empleado público” y “ofensa a la decencia pública”.

Su esposa, Dalenda Boukhdhir, le dijo a Global Voices que las autoridades de la cárcel pusieron a Slim en una “celda seca” por tres días, del 20 al 23 de marzo del 2008, en que le cerraron el agua en su celda para que no pudiera lavarse. Estas medidas han agravado aún más la seria condición de salud de su esposo, contó. La señora Boukdhir se ha quejado ante la Cruz Roja sobre las condiciones de la prisión y espera que el personal de la Cruz Roja pueda visitar a Slim en la prisión.

Slim Boukhdhir ha organizado varias huelgas de hambre para protestar por las condiciones inhumanas en las está detenido. Su más reciente huelga de hambre fue suspendida el 2 de febrero del 2008, a pedido de su esposa.

“Evitar que un preso vea a su familia o que tenga una celda limpia es una flagrante violación de los derechos humanos”, dijo Reporteros sin Fronteras, “la injusticia de sentenciar a este periodista a un año de prisión se ha agravado por las condiciones de su detención y realizar una huelga de hambre se ha convertido en la única manera de hacerse escuchar.”

Debajo incluimos una alerta de Luiza Toscane, activista de Derechos Humanos, publicada en la sección del foro del sitio web tunecino Nawaat. (la traducción al inglés la hizo Jennifer Brea, editora de francés de Global Voices):

En la visita que le hizo el jueves 13 de marzo a su esposo, Slim Boukhdhir, periodista encarcelado en la prisión Sfax, Dalenda Boukhdhir pudo constatar que el ensañamiento de las autoridades penitenciarias alrededor de su marido no tiene respiro: él no solamente ha dicho que siempre vive dentro de su celda pestilente y estrecha, sino que tampoco había tenido acceso a una sola gota de agua por tres días. Las autoridades penitenciarias mandaron cortar el agua, y a diferencia de sus compañeros de prisón, él no puede salir a lavarse a otra parte.

Entonces, Slim Boukhdhir planeó una nueva huelga de hambre para protestar contrar este nuevo atentado contra sus derechos elementales, proyecto que sus seres queridos le propusieron abandonar. Y hoy, el envase con el alimento que su madre le llevó fue aceptado por la administración penitenciaria, signo de que el detenido habría consentido en renunciar a su huelga, signo también de que Slim Boukhdhir está devolviendo la pelota al campo de los defensores de los derechos humanos: a nosotros, para exigir que se ponga fin a las condiciones infrahumanas de su encarcelamiento, a todos para poner manos a la obra para su liberación.

A Slim Boukhdir lo arrestaron el 26 de noviembre del 2007, y lo acusaron de “agresión contra un empleado público” y “ofensa a la decencia pública”. Él comenzó a bloguear en el Servicio de Blogs Árabes, Maktoob Blogs, después de perder su empleo como periodista en el periódico tunecino Akhbar Al-Joumhurya” (Noticias de la República) en agosto del 2004. En julio del 2007, hackearon y borraron su blog. Hasta su arresto el 26 de noviembre del 2007, Slim Boukhdhir siguió con su trabajo como corresponsal de sitio web de la televisora Al-Arabiya , el diario pan-árabe con base en Londres Al Quds Al Arabi y el portal web alemán Qantara.

1 Comentario

Únase a la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.