¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

Más de 100.000 melburnianos marchan por estabiildad laboral y mejores salarios

Change the Rules Melbourne Rally 9 May 2018

Manifestación “Change the Rules” en Melbourne el 9 de mayo – Imagen cedida por la cuenta de Twitter de @VanBadham.

El 9 de mayo de 2018, más de 100.000 trabajadores y sus simpatizanes marcharon en la ciudad de Melbourne (Australia) para conseguir un mayor número de trabajos seguros y sueldos más altos. La manifestación formaba parte de la campaña Change the Rules organizada por el Consejo Australiano de Sindicatos (ACTU).

La marcha fue tendencia en redes sociales y apareció en Twitter Moments.

La campaña surge en un contexto de empleo cada vez más inseguro, salarios estancados y ataques con salarios y condiciones de trabajo cada vez mayores. Esta campaña muestra además preocupación por la creciente desigualdad, el creciente poder de las grandes empresas y revelaciones de que un tercio de las grandes empresas no pagan impuestos.

El movimiento sindical también defiende que el sistema de relaciones laborales en Australia no funciona correctamente y necesita un gran cambio. Miembros del sindicato se han enfrentado en los últimos años a estrictas prohibiciones a la hora de ejercer su derecho de huelga.

Uno de los motivos de la manifestación ha sido la pérdida de las tasas de sanción dominical a los trabajadores de comercios al por menor, hostelería y similares. Las tasas de sanción son salarios más altos que se aplican cuando el trabajador trabaja fines de semana, fiestas nacionales u horas extra, entre otros. En 2017, esta tasa se vio recortada por la Comisión de Trabajo Justo, la autoridad responsable de las relaciones laborales.

La nueva voz de un fuerte liderazgo sindical en Australia

Sally McManus, conocida y controvertida líder que adoptó el cargo de Secretaria de la ACTU en marzo de 2017, ha obtenido gran parte del reconocimiento tras la campaña.

Cuando McManus afirmó que puede ser apropiado infringir una ley injusta, atrajo la atención de los medios de comunicación y ganó simpatizantes.

New jefa de ACTU, Sally McManus, se alegra que los trabajadores infrinjan “leyes injustas”.
———
SallyMcManus es digna de admiración por su sinceridad al decir que se debería infringir una ley si es injusta.
“Nunca podrá haber un Estado realmente libre e iluminado hasta que no reconozca al individuo como poder superior independiente del que derivan el que a él le cabe y su autoridad, y, en consecuencia, le dé el tratamiento correspondiente”.
Henry David Thoreau

Tow Wise, de Tasmania, habló de una caída en picado en el número de sindicalistas en Australia en las últimas décadas:

No wonder workers won't join unions now when Sally McManus says it's ok to break any law you don't like. ACTU is just one big bikie gang.
— twice (@tomwisetas) March 15, 2017

No es de extrañar que los trabajadores no se unan a los sindicatos cuando Sally McManus valida infringir leyes si no te gustan. ACTU es tan solo una gran pandilla de malos.

La reducción de la cantidad de obreros no se compara con el aumento de oficinistas y profesionales. Según el profesor Bradley Bowden:

Part of the problem in securing new members for unions is that professional recruitment is largely confined to one cohort: those employed in publicly-funded or regulated industries, such as education and health. In these areas, unions still represent around a third of the workforce.

Parte del problema al conseguir nuevos sindicalistas es que la contratación profesional se reduce a un grupo, a quienes tienen trabajos financiados con fondos públicos o a trabajos en industrias reguladas, tales como educación o sanidad. En estos campos, los sindicatos siguen representando aproximadamente un tercio de los trabajadores.

Ha habido un aumento en la cantidad de miembros desde McManus asumió el liderazgo. Páginas web progresistas han mostrado su apoyo al liderazgo de McCanus. En noviembre de 2017, el periódico Independent Australia comentó su papel tras el lanzamiento de la campaña:

McManus knows how to work the media when she needs it, but she also knows how to work a room. She speaks quietly, straightforwardly, with no high-flown rhetoric or manufactured passion.

McManus sabe cómo tratar con los medios cuando lo necesita, pero también sabe cómo ganarse al público. Habla de manera tranquila, honesta y sin una retórica exagerada y sin fingir.

Orgullo, opinión pública, política

El editor de The Pen, la voz de las personas comunes y corrientes que buscan un cambio, destacó las implicaciones políticas de la manifestación, especialmente para el Gobierno federal conservador.

A turnout of this size is a big blow to Malcolm Turnbull and his government. Nothing could make it clearer that public opinion is shifting decidedly against them, and this is likely to cast a shadow on any sympathy the government might have got from yesterday’s budget.

Una manifestación de esta magnitud supone un gran golpe para Malcolm Turnbull y para su gobierno. Es evidente que la opinión pública ahora está posicionada indudablemente contra ellos, y es probable que cualquier apoyo al Gobierno conseguido tras el presupuesto de ayer se vea afectado.

La etiqueta #ChangeTheRules [Cambiar las reglas] atrajo a muchas personas que están de acuerdo con esto.

El activista y comentarista Van Badham entrevistó a Sally McManus en la manifestación.

La increíble Van Badham entrevista en directo a la líder sindicalista australian Sally McManus en la manifestación “Change the Rules” de Melbourne, mientras más de 120.000 persona marchan con ellas.

McManus describió la sensación que se palpaba en el ambiente:

this wonderful feeling of togetherness. This is a feeling of union all around, you know, just all the people who feel the same, who want fairness, all prepared to fight for it.

Este sentimiento de compañerismo es maravilloso, un sentimiento de unión en todos los aspectos. Todas estas personas sienten lo mismo, quieren justicia y están preparadas para luchar por ella.

Los sindicalistas mostraron su orgullo en la manifestación a través de Twitter:

Proud to be part the rally with my @ASUnion workplace. As a part time worker as well as a freelancer I know the difference working in a unionised industry or not and I'm sick of getting ripped off #changetherules https://t.co/Dy3eH3FIgK

— Ruben (@backtofrontco) May 9, 2018

[Estoy] orgulloso de formar parte de esta manifestación con mi trabajo en el Sindicato de la Unión de Australia. Como trabajador de medio tiempo y autónomo, conozco la diferencia entre trabajar en un sector con sindicatos o no, y estoy harto de que me estafen.

I've been to rallies that felt like a funeral march. But this was powerful. Every one of the 120,000 ppl on Melbourne's streets today is fired up & ready to #ChangeTheRulespic.twitter.com/BKn0gaxXJV

— Pat Simons (@prrsimons) May 9, 2018

He participado en manifestaciones que parecían marchas fúnebres, pero esta rebosaba energía. Todos y cada uno de los 120.000 manifestantes en las calles de Melbourne estaban entusiasmados… ¡por cambiar las reglas!

Los actos de “Change the Rules” siguen teniendo lugar por todo el país.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.