¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Conozcamos a Sahar Ghazi, editora general de Global Voices

jsk-sahar-ghazi-desk

Sahar Ghazi. Photo by Sam Stewart, used with permission. October 2013.

Llevar las riendas editoriales de Global Voices se ha convertido, luego de 10 años, en una tarea cada vez más complicada. De eso conocen muy bien las anteriores editoras generales, y ahora Sahar Habib Ghazi, pero a diferencia de las anteriormente nombradas, hasta ahora la comunidad de Global Voices sabe poco de ella. Así pues surgió la idea de conversar con ella para enterarnos de sus inquietudes, metas y demás con respecto a GV. Sin embargo pareció lo apropiado hacer esto en conjunto con toda la comunidad. Así pues, a través de un pequeño proceso de crowdsourcing surgieron varias preguntas de diversos miembros de la misma. Lamentablemente, por razones de extensión algunas preguntas no llegaron a la fase final, otras se fusionaron, pero bueno, sin más los dejo con Sahar.

Global Voices (GV): ¿Puedes decirnos quién eres y qué hacías antes de unirte al proyecto Global Voices?

Sahar Ghazi (SG): Soy Editora General (Managing editor) en Global Voices. Experimento con estrategias y pienso en formas de facilitar el trabajo y brindar apoyo a nuestra comunidad sin igual y sin fronteras, y a una sala de prensa completamente virtual. También colaboro con las políticas editoriales y de medios sociales, planeo las coberturas especiales, y gestiono las asociaciones. Antes de unirme a esta maravillosa comunidad en 2012, trabajé como periodista en Pakistán donde cubrí guerras, elecciones, terremotos, inundaciones, tráfico de personas y turismo para transplante de riñones, siempre buscando la esperanza en mis relatos. En 2006, colaboré en el lanzamiento de la primera estación de TV en inglés del país. Realicé mucho trabajo detrás de escena en DawnNews, últimas noticias y transmisiones en vivo. En 2009, produje una serie de TV acerca de las relaciones entre EE.UU. y Pakistán, llamada Disposable Ally (Aliado descartable). Fui becaria del programa de la Fundación Knight para periodistas en la Universidad de Stanford en 2011; allí exploré con la creación de contenido generado por los ciudadanos para los medios tradicionales en Pakistán a través de Hosh media.

Cuando no estoy sentada frente a mi portal de GV mirando la ciudad de San Francisco, estoy cocinando a unos pocos pies de distancia, corriendo en un sendero cercano a mi casa, jugando con mi hija de 2 años Nava en el parque.

GV: ¿Tu trabajo en GV hasta algunas semanas atrás ha estado en su mayoría oculto “detrás de las cortinas”, puedes contarnos un poco acerca de esto? 

SG: Cuando me preguntan cómo es Global Voices, les digo que es el lugar más amable del mundo. Me uní a esta maravillosa comunidad como Editora adjunta en junio de 2012, cuando tenía un embarazo de casi 8 meses. ¿Cuántas organizaciones conoces que contratan a alguien que está embarazada?

Mi primera interacción formal con la comunidad fue durante una entrevista con Georgia, Ivan y Solana vía Skype. Antes de que pudieran comenzar a hacer preguntas, les dije que les quería decir algo importante para lo que no encontré lugar en mi cv, mi embarazo. Les conté que si hubiera sido una entrevista en persona eso hubiera sido lo primero que notarían de mí, pero ya que este era un proceso virtual, me sentía obligada a hacerles saber que tenía 6 meses de embarazo. Ellos comenzaron a reír y me dijeron que ¡Solana también estaba embarazada! Luego de que me contrataron me dijeron que mi inmediata honestidad y preocupación acerca del tiempo que estaban invirtiendo en entrevistarme, fue una de las razones por las que pensaron que era una buena candidata para formar parte de la comunidad. 

Desde que me uní a GV he tratado de facilitar la tarea de nuestra comunidad de escritores y editores iniciando discusiones acerca de formas de reportar, manejo de fuentes, prácticas de escritura y he tratado de crear herramientas para ellos. Junto con nuestra editora de noticias Lauren Finch, he trabajado en el rediseño de nuestra Guía de Estilo y traté de redirigir el flujo de trabajo de nuestra sala de prensa hacia un mayor foco en la estructura de la historia y en los estándares de escritura de noticias.

Gracias al compromiso y participación de la comunidad, también he colaborado con la realización del primer código editorial de GV. Aunque nos ganamos un nombre por nosotros mismos como una fuente creíble de noticias hace muchos años, no tuvimos un código formal hasta 2013. Pensé que era importante tenerlo por escrito — por razones de transparencia y para que nuestros autores y editores puedan usarlo como referencia. Algunos miembros y autores de nuestra comunidad están en la primera línea de la lucha por la libertad de expresión, derechos de las minorías y movimientos por la libertad de Internet en sus países. Esto nos brinda un gran acceso a asuntos e historias que permanecen subinformados dentro de esas comunidades pero también puede generar algunos conflictos de interés. Por lo tanto, necesitábamos una forma de adaptar los códigos editoriales para nuestras circunstancias únicas. Redactarlo tomó algunos meses de idas y vueltas dentro de la comunidad y con los editores pero creo que alcanzamos un punto de equilibrio en el código que todos adoptamos en agosto.

Cuando me uní a GV, pronto comencé a manejar personalmente la mayoría de nuestras cuentas de medios sociales. Era emocionante ver el crecimiento de la cantidad de seguidores en los medios sociales y el tráfico, pero también era impactante. (Actualmente tenemos más de 74K de seguidores en Twitter y más de 61K en Facebook.) Entonces le pedí ayuda a la comunidad, elaboramos algunas pautas para el manejo de las cuentas y ahora tenemos un equipo fabuloso liderado por Asteris, Rami Al Hames, Rayna, Kevin Rennie, Mohamed Adel, Chris Moya entre otros a cargo de las cuentas de Twitter, Tumblr, Facebook, y Google +.

El año pasado, colaboré con el lanzamiento de una serie semanal de videos llamada GV Face. Usamos hang-outs en Google para explorar en profundidad temas con nuestros autores y editores de todo el mundo. Hemos cubierto docenas de historias con nuestros colaboradores en Brasil, Bahréin, Bulgaria, Egipto, Etiopía, Hong Kong, Filipinas, Pakistán, Serbia, Corea del sur, Siria, Arabia saudita, Sudán, Taiwán y Ucrania.

Sahar with the core team at our Essex meeting, April 2014. Photo credit: Jeremy Clarke

Sahar con el equipo central de GV en Essex, Massachusetts. Abril 2014. Foto: Jeremy Clarke

GV: ¿Qué pensabas que debía hacerse en GV cuando aceptaste el puesto de Editora general?

SG: Creo que una mayor participación y más conversaciones dentro de la comunidad son esenciales. Tenemos más de 1200 miembros en la lista interna de correo de la comunidad en este momento. Tener conversaciones participativas y comprometidas con la comunidad puede ser un desafío, pero quiero que los miembros de la comunidad sientan que estoy disponible para conversar con ellos en la lista y fuera de la lista. Quiero que nuestra comunidad sepa que sus opiniones y sentimientos me importan, y mi rol como editora general es antes que nada hacerles las cosas más fáciles, facilitar su trabajo y profundizar sus lazos con la misión de GV.

Nuestra forma de narrar historias y nuestro proceso editorial ha evolucionado de manera orgánica a lo largo de los años. Desde que me uní a la comunidad las palabras que he escuchado continuamente de editores y de miembros de la comunidad acerca de lo que es importante para ellos han sido: construir puentes, causar impacto, ser fieles a nuestra misión.

Para ese fin, he estado tratando de generar un diálogo dentro de la comunidad en los últimos meses acerca de cómo escribir con un propósito, con claridad y para provocar impacto. Probablemente has visto los correos referidos al tema en la lista o has escuchado nuestras discusiones en las sesiones de hangout.

Global Voices siempre ha sido una organización guiada por una misión. Todavía nuestro foco está en escribir acerca de las historias menos reportadas del mundo. Creo que salvo la parte “online” de nuestro nombre original, Global Voices Online ha sufrido una serie de transformaciones masivas en los últimos 10 años, y toda nuestra experimentación en lo editorial tiene que ver con eso. 

En 2014, es mucho más difícil encontrar blogs bien escritos y de confianza, existe mucha más propaganda en Internet y los cibernautas más confiables están usando los medios sociales para escribir, lo que puede convertirse en una cámara de resonancia polarizadora.

Además, los medios tradicionales han evolucionado. Muchas organizaciones de medios tradicionales que no comprendían la “red” 10 años atrás, ahora se han vuelto mucho más expertas en medios sociales e Internet. Sus voces son fuertes en Internet – a veces más que la nuestra. Tenemos una responsabilidad aún mayor de superar las agendas de noticias que tienen un solo foco de interés impuesto por los medios tradicionales en la mayoría de las regiones del mundo.

Por lo tanto en mi opinión, nuestro rol en este nuevo ecosistema en línea continúa siendo lograr que las voces menos escuchadas ocupen un lugar destacado, pero también debe tener que ver con corregir todas las injusticias que existen en la representación de las historias en los medios tradicionales. También debemos hablar por las voces “mal representadas”.

Debido a que los medios tradicionales han invadido Internet (!), es urgente que nosotros limpiemos el espacio de información en línea escribiendo con el objetivo de causar un impacto más profundo, y superar las agendas que ellos impulsan.

También queremos que más cantidad de personas lean nuestras historias, porque deseamos seguir construyendo puentes. Cuando observo el tráfico hacia nuestro sitio, sólo pienso en la cantidad de personas para las que estamos construyendo puentes. Si queremos que todo el mundo se parezca a GV, tenemos que construir puentes para ellos que los acerquen a nuestro lado, en una manera que puedan entender, por eso es que últimamente hemos estado ocupándonos de escribir con impacto, claridad y propósito.

jsk-sahar-ghazi

Sahar en un GV Face, nuestra serie semanal en Hangouts, octubre 2013. Foto de Sam Stewart.

Paula preguntó: ¿Cuáles son tus aspiraciones en términos de medios y portales de medios? ¿Cuáles son en tu opinión las últimas tendencias en la materia y cómo se comparan con Global Voices?

SG: Me inspira todo aquello que desafíe la narrativa existente de un país o un pueblo, o brinde una alternativa respecto a la visión dominante de noticias de una historia en particular. Hoy, todos pueden ser productores de noticias, pero no significa que surjan las voces más auténticas o menos empoderadas. Vivimos en una era de información errónea y desinformación. Las organizaciones tradicionales de noticias están moldeando cada vez más la narrativa en línea, e impulsan las agendas de noticias según sus propias líneas o las agendas de política extranjera de su país de origen. Los gobiernos cada vez más están corrompiendo el espacio en línea con su propaganda y trolls.

Sahar at a TV shoot in a village outside Islamabad, Pakistan. January 2008. Photo credit: Amber Rahim Shamsi.

Sahar en una grabación para la TV en un pueblo en las afueras de Islamabad, Pakistán. Enero 2008. Foto: Amber Shamsi.

Me inspiran todas las iniciativas que desafían el status quo o mantienen el espacio para la información en línea bajo control; ya sea que se trate de Vox.com o AJ-plus con su diseño moderno y comentaristas que desafían agendas, Radio Ambulante con su formato radial simple que se centra en relatar las principales historias latinoamericanas no contadas, Syria Deeply que aborda en profundidad las vidas de los habitantes de la Siria devastada por la guerra o los retratos que se viralizan de Brandon de Humans of New York, que ofrece miradas íntimas de humanidad ocultas detrás del último titular. En Global Voices tratamos de no reinventar la rueda e intentamos amplificar el trabajo bien hecho de organizaciones con ideas similares. A menudo citamos a Vox, AJ-plus, Radio Ambulante y tenemos un acuerdo de asociación para republicar contenidos con Syria Deeply.

Estefanía preguntó: ¿Ves innovaciones como aspectos multimedia y de periodismo de datos llegando a Global Voices en el futuro cercano?

SG: Me encantaría ver más aspectos de multimedia y de periodismo de datos en GV. La comunicación visual puede ser una manera rápida y efectiva de contar historias complejas que causen repercusión. El mes pasado el colaborador de GV Gilad Lotan que también es periodista de datos produjo un informe en profundidad “Israel, Gaza, Guerra y Datos – El arte de la propaganda personalizada“. Los datos fueron reveladores y este ángulo había permanecido subexplorado en una historia que a menudo es informada en exceso o mal informada. El post de Gilad funcionó extremadamente bien, atrajo muchos nuevos visitantes al sitio con un promedio de lectura de 8 minutos.

Sana preguntó: Puesto que existen miles de razones por las que un periodista puede sentirse deprimido, ¿qué es lo que en realidad te motiva?

SG: Para mí, la condición humana es inherentemente multifacética. Tiendo a cuestionarme todo y creo que nada en el mundo es blanco o negro. Entonces no pierdo motivación con las historias difíciles o desagradables sobre la guerra o la muerte, más bien me motivan a buscar más profundamente las zonas grises que están ausentes en la historia que me están contando. Aunque las malas noticias tienden a dominar los titulares, incluso en tiempos de guerra, siempre hay historias que pueden mostrarte las maravillas de la vida cotidiana y celebran la resiliencia de la gente. Los reporteros de guerra en el terreno tienden a ver eso y lo experimentan con mayor frecuencia.

En los medios masivos, como las historias recorren la cadena editorial, entre editores de copia y editores, las contradicciones y la complejidad de la vida en los tiempos más tristes se vuelven menos tangibles, pero creo que la clave está en tener más ojos y oídos en el terreno en esos puntos difíciles para capturar la historia detrás de la tristeza y de lo desagradable de la situación. Iniciativas como Syria Untold y Syria Deeply son cruciales. Este año hemos tratado de levantar el velo que cubría la vida en Aleppo, Siria, detrás del conflicto con un conmovedor relato de primera mano a cargo de Marcell Shehwaro. Las historias de Marcell provienen de una zona de guerra pero ella se presenta a sí misma como un ejemplo de resiliencia y esperanza.

Elizabeth preguntó: ¿Puedes enumerar los desafíos y oportunidades de conducir una sala de prensa con periodistas ciudadanos en comparación con los profesionales?

SG: La industria está cambiando rápidamente. Existe una gran cantidad de entrecruzamiento entre los medios tradicionales y los medios ciudadanos en cuanto a los métodos de reportaje, presentación de noticias y distribución. Las líneas se diluyen cada vez más. En mi opinión las oportunidades y desafíos son esencialmente los mismos.

Los desafíos de toda sala de redacción son contar con los datos correctos en relación a una noticia, vincularlos a fuentes confiables, cumplir los plazos de publicación, y escribir historias que mantengan a la gente informada.

Con GV tratamos de llevar esto un paso más allá, escribimos historias con una misión: queremos un mundo más equitativo, queremos construir puentes entre las personas, y queremos que nuestros lectores reflexionen y desarrollen sentimientos acerca de personas y lugares sobre los cuales los medios tradicionales no les hablan.

Y ahí es donde creo que reside nuestra mayor oportunidad: trabajando con un equipo de voluntarios dedicados, confiables y preocupados que están particularmente motivados para hacer de este mundo un lugar mejor contando las historias de sus comunidades de manera auténtica, desde un ángulo que a menudo no ha sido suficientemente explorado o que permanece desconocido.

Dicho esto, creo que la sala de redacción de GV trata el proceso de edición como un medio de facilitación. Nuestro objetivo es apoyar y estar al servicio de nuestros voluntarios, gracias a quienes nuestra comunidad global tiene variedad de perspectivas, destrezas, y disponibilidad. Comenzamos nuestro apoyo editorial bajo la premisa de que necesitamos ser sensibles a estas dinámicas, y que estamos aquí para servir a la comunidad, más que para dirigirla.

Elizabeth: ¿Qué pueden aprender los medios masivos de Global Voices?

SG: En Global Voices hemos invertido mucho tiempo en pensar acerca de los marcos de noticias existentes y el impacto de nuestros reportes en la narrativa de una región o pueblo en particular. La verdad es que los medios masivos son culpables de reducir muchos, países diferentes y complejos, y de convertirlos en un único ángulo contaminado. Existen tantos países a los que a causa de los medios masivos nos hemos acostumbrado a verlos sólo a través de los lentes del terrorismo, guerra, drogas o mujeres privadas de sus derechos. En Global Voices, nos centramos precisamente en el enfoque opuesto, si un país es conocido por las drogas o las violaciones, tratamos de destacar a las voces que cuentan una historia diferente. Porque siempre existe una historia diferente.

En los últimos diez años, los medios masivos ya han aprendido mucho de Global Voices y de otras organizaciones impulsadas por la comunidad como la nuestra. Han aprendido cómo actuar como curadores de los medios sociales y de los blogs y usarlos como fuente para sus noticias periodísticas. También hemos cumplido un rol en modificar la comprensión de la industria de las noticias acerca de que no es necesario que exista un muro de concreto entre los productores de noticias y la audiencia; cuando hay participación suceden cosas hermosas, voces e historias importantes se convierten en noticias. De hecho, si observas la parte superior de la mayoría de los medios masivos ahora, tienen editores senior ocupándose de los niveles de participación y de audiencia.

Funny GVer preguntó: ¿Qué diferencia a GV de los portales de noticias de los medios tradicionales, ya que ahora también nosotros asociamos el éxito de un reporte con la cantidad de clicks y de visitas?

SG: Nuestro objetivo es empoderar a las personas que valoran la justicia, la igualdad y la empatía alrededor del mundo con herramientas que les permitan contar sus historias. Queremos que más personas lean estas historias, porque construir puentes para promover el entendimiento a nivel global es central para nuestra misión. La comunidad a la que empoderamos, la motivación detrás de su empoderamiento, es lo que nos hace diferentes.

Cada vez que observo el tráfico hacia nuestro sitio, miro el tiempo que permanecen en el sitio. ¿1000 lectores pasaron 3 minutos leyendo una historia de 800 palabras? Si lo hicieron, para mí eso es un éxito, porque esa métrica es un indicador de las personas con las que nos hemos conectado, de las personas a las que les hemos ofrecido una perspectiva distinta, de las personas para las que estamos construyendo puentes.

Dicho esto, que no es nada nuevo, hemos estado prestando atención al tráfico como medida de nuestro impacto desde 2007. Nos importa porque el objetivo de Global Voices es amplificar las voces e historias alternativas. Medir la cantidad de visitas es una manera de entender nuestro éxito en la amplificación. Lo único que ha cambiado es un esfuerzo mayor para demostrar que nuestro contenido es interesante y útil – para honrar tanto nuestra misión cuanto nuestros colaboradores – pero ese cambio tuvo lugar como resultado de las conversaciones de la Cumbre de Nairobi.

Finalmente, a pesar de lo mucho que nos gusta criticar a los medios masivos, es importante recordar que la mayoría de los sitios de periodismo tradicional no producen contenido sólo para atraer tráfico. Es cierto para algunas publicaciones que primero están en línea, pero es raramente el único valor para los medios tradicionales.

Sahar with her family, Mo, the monkey, her husband Tabriz, and Nava on Eid at their home in California. October 2014.

Sahar con su familia, Mo, el mono, su esposo Tabriz, y Nava, para la festividad de Eid en su casa en California. Octubre 2014.

Funny GVer: ¿Cuál es el futuro de GV? ¿La ves convirtiéndose en una organización tradicional de noticias?

SG: No, pero espero que suceda exactamente lo contrario. Creo que una organización de noticias sin fines de lucro, impulsada por la comunidad con la misión de incrementar la comprensión global — como Global Voices, debe ser el modelo aspiracional para toda la industria de los medios. Me gustaría vivir en un mundo donde todos fueran GVers.

Muchas gracias por tu tiempo Sahar.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.