¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Ecuador: Preocupación por la seguridad ciudadana

Babahoyo, Los Rios-Ecuador
Ciudadanos de Babahoyo (provincia de Los Rios, Ecuador) marchando en defensa de su propia seguridad. Foto usada bajo permiso de Juan Pi

Se dice que las dificultades económicas en Ecuador son una de las principales causas del crimen en dicho pais. Mucho del cual es debido a los desempleados, quienes deben encontrar alternativas para comer y sobrevivir y esto a menudo significa cometer un crimen o robar. Para el ciudadano común esto es muy diferente cuando su auto es robado. Cuando los coches pertenecen a un personaje importante dentro del mundo de la política, podrá ser recuperado inmediatamente sin duda. Sin embargo, si el mismo coche pertenece a una blogger como Fatima Quishpe, el coche se considerará perdido para siempre.

La preocupación con respecto a la seguridad llevó a la Cámara de Comercio de Babahoyo a organizar una marcha solicitando aumentar la seguridad en la ciudad. Juan Pi de Aguitmat Corp no pudo participar en la marcha, pero explica las razones que llevaron a la Cámara de Comercio a organizarla:

…Ya que los continuos asaltos ya son el pan de cada dia, y ya se que su majestad ha dicho que desde antes de su gobierno ha existido inseguridad y tiene razon, pero ahora los señores de lo ajeno son descarados, en plena luz del dia y con armas de grueso calibre amedrentando y agrediendo a los dueños de los locales comerciales y proceden a llevarse lo que mas puedan. Hasta ahora no nos ha pasado nada de eso a nosotros (aunque hace algunos años se metieron al almacen en la noche), pero a nuestros vecinos si los han asaltado en el dia.

Bajando hacia el sur de Ecuador llegamos a Cuenca. Esta ciudad también está en problemas debido a la “desigualdad social” que es la causante de que muchas personas cometan crímenes. Andres Martinez recomienda dos puntos para pelear por la seguridad ciudadana :

El primero se basa en eliminar las causas que llevan a los rufianes a delinquir, a través de una correcta aplicación de justicia social, que contemple que todos los ciudadanos tengan iguales oportunidades, así como lograr una correcta reintroducción de los sujetos de alto riesgo, a través de actividades productivas.

Y el segundo, sin duda es apropiarnos los cuencanos de nuestros espacios públicos, ya que toda plaza, parque, calle, son nuestras, y son para nuestro esparcimiento e integración. Así, cuando ciudadanos honestos y respetuosos logren llegar a ese nivel de apropiación, que conlleva un control implícito de esos espacios, al sentir cercanía, creará un efecto multiplicador donde los ciudadanos seamos los verdaderos guardianes de la ciudad, y de esta manera niños, jóvenes y adultos, podremos disfrutar a plenitud de una ciudad tan bella, aunque a veces insegura, como la Atenas del Ecuador.

Otro blogger también se queja con respecto a las preocupaciones de Fátima al inicio de esta publicación – como algunos oficiales reciben protección especial al punto de poder tener calles cerradas mientras comen, mientras que los civiles tienen que cuidar de si mismos. Narra una experiencia con respecto al Gobierno y el Ministro de la Policía, Fernando Bustamante y el Ministro de Seguridad Interna y Externa, Gustavo Larrea. El blogger Chucky escribe con respecto a este episodio:

Les propongo algo, que les parece si los ponemos a los dos paraditos en pleno centro de la ciudad (podría ser por el mercado central) tipo seis de la tarde, paraditos, sin que nadie los cuide, porque me contaron que el otro día que estuvo el payaso este de Bustamante comiendo en el “Restaurante Lo Nuestro” cerraron la calle, habían diez patrulleros, viente policías, mientras a Guayaquil los ladrones se los llevan en peso.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.