¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Chhaupadi, la tradición nepalí en vías de extinción que vuelve parias a las mujeres durante el período menstrual

Nyaya Health: Mass Community Health Teaching - street theater on menstrual hygiene and the practice of Chhaupadi. Image from Flickr by Possible. CC By 2.0

La Sanidad en Nyaya. La enseñanza sobre la salud en forma masiva a la comunidad. Taller en la calle sobre la higiene mestrual y la práctica del Chhaupadi. Imagen de Flickr, tomada por Possible. CC. by 2.0.

Mientras que Nepal ha logrado “razonables” progresos para promover la igualdad de género y emponderar a las mujeres de acuerdo al programa de desarrollo de las Naciones Unidas, las noticias del ‘chhaupadi’ que aparecen en los medios convencionales están en evidente contraste con los logros del país.

Hace muy poco tiempo Setopati, un popular portal de internet, publicó con orgullo un informe que anunciaba que un pueblo en el districto de Jumbla estaba liberado del chhaupadi.

Desde ahora no habrá chhaupadi en Dhimkot

Por lo tanto, ¿Qué es el “chhaupadi” en realidad?

En las regiones lejanas del centro occidental de Nepal que siguen una vieja tradición que lleva siglos, las chicas y mujeres que están con el período menstrual son rechazadas y obligadas a permanecer afuera, en establos o pequeñas chozas, para evitar que los miembros de sus familias sean “contaminados”.

Razen Manandhar, un experiodista del diario “The Himalayan Times”, escribe sobre el chhaupadi en su blog:

[…] They strongly believe that women become impure during those 4/5 days every month and their gods – “Mate”, as they call him – don't like to see women coming to them at this period of time. So, the men force women in their periods to confine themselves in small, narrow huts/sheds without any window or door. […]

[…] Men believe that if women in periods remain in their houses, tigers would come attack them or their cattle. Or the god will be angry at them and they will fall sick. They care more of the invisible god than their own family members. […]

[…] Ellos creen firmemente que las mujeres se convierten en impuras durante esos 4/5 días cada mes y que a sus dioses -“Mate”, como les llaman, no les gusta ver que las mujeres se aproximen a ellos durante este período de tiempo. En consecuencia los hombres obligan a las mujeres a encerrarse en chozas o establos pequeños y angostos, sin ninguna ventana o puerta […]

[…] Los hombres creen que si las mujeres durante sus períodos permanecen en las casas, los tigres vendrían a atacarlos a ellos o a su ganado; o que el dios se enojará y ellos enfermarán. Les importa más el dios invisible que los miembros de su propias familias.

Cecile Shertha, directora adjunta del programa de desarrollo para acceso al agua de la ONG WaterAid America, explica la tradición a través de una serie de tuits:

Este es un típico “goth” o cobertizo, en el oeste de Nepal dónde las chicas duermen durante la mestruación. Abierto y expuesto

Seis chicas estaban planeando compartir el cobertizo de atrás, la noche en que las encontramos. “Tengo miedo de las serpientes y del clima”.

Kamala de 14 años. Detrás de ella está su cobertizo, dónde ha estado durmiendo mientras menstrúa desde que tenía 11 años, con lluvia o con sol.

“Yo les digo que es una práctica obsoleta pero se enojan”. Anjana, de 16 años continúa durmiendo afuera durante su período.

Tres generaciones de mujeres. “Esto enojará a los dioses”. Porqué se le prohibe a las mujeres entrar al hogar durante el período menstrual.

La tradición también significa que a las chicas no se les permite tocar los libros o ir a la escuela y se les impide llevar ropa de abrigo y frazadas a los cobertizos. Existe siempre el temor a los animales salvajes y a las serpientes y sin mencionar a los crueles atacantes masculinos.

Ni siquiera se les permite llevar comida nutritiva y leche, por temor a que el animal contraiga una enfermedad o se detenga el ordeño.

La tradición se mantiene principalmente en los districtos montañosos del oeste: Doti, Dadeldhura, Achham, Bajhang, Bajura, Darchula, Baitadi, Jumla, Huma, Mugu, Dolpa, Kalikot, Dailekh, y Jarjakot, como fue informado por Rajdhani daily.

Aunque la Corte Suprema prohibió el chhaupadi en Nepal  en 2005, todavía esta arraigado en forma firme en muchos pueblos lejanos de la montaña.

Aún las mujeres líderes y activistas se ven obligadas a seguir la tradición. The Himalayan Times citó a Binita BK, tesorera del districto de Bajura del Partido Comunista Unido de los maoístas de Nepal:

It is obvious that it is a widespread social evil. It is an outcome of conservative mindset. But what to do, we don’t have any other option but to stay separately, away from our house during our periods, when we are in the village.

Es obvio que es un mal social generalizado.  Es el resultado de una mentalidad conservadora. Pero qué podemos hacer, no tenemos ninguna otra opción, sino permanecer apartadas fuera de nuestros hogares durante nuestros períodos, cuando estamos en el pueblo.

Aunque muchos chhau (cobertizos) se destruyeron y se continuó con campañas de concientización llevadas a cabo por organizaciones no gubernamentales en cordinación con instituciones gubernamentales, en algunos lugares se han reconstruido para mantener viva la tradición.

No obstante, las chicas jóvenes y las mujeres rechazan la tradición que las transforma en parias por unos pocos días al mes. Gracias a la concientización planteada por las ONG y la preocupación de los cuerpos gubernamentales, se están destruyendo los cobertizos y cada vez más pueblos se están liberando del chhaupadi.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.